LOS HUERTOS FAMILIARES EN UNA PROVINCIA DEL SUBTROPICO MEXICANO

José Isabel Juan Pérez

La vivienda y espacialidad de los huertos familiares

Tomando como punto de referencia a la vivienda, los huertos familiares se encuentran establecidos en diferentes puntos. Las observaciones realizadas directamente en el campo, permitieron identificar que la ubicación espacial de estos agroecosistemas es diferente, tanto en el medio rural como en el medio urbano, pero todos se ubican en el espacio que forma parte de la vivienda. Así mismo, en las comunidades,  los usos de las plantas de los huertos también son diferentes. En el entorno rural, 65 huertos (32.5%)  se localizan en la parte posterior de la vivienda, con diversas especies de plantas, que en orden de importancia corresponden al estrato herbáceo, arbóreo y arbustivo, 77 huertos (38.5%) están ubicados en la parte frontal, predominando también las plantas herbáceas, los árboles frutales y ornamentales, y 35 huertos (17.5%) se encuentran en las partes laterales de la vivienda, en donde predominan especies arbóreas que en su mayoría son utilizadas como cercos de protección y delimitación de terrenos y viviendas.

También en el medio rural fueron identificados 23 huertos (11.5%), alrededor de las viviendas, o sea, la vivienda está en el centro del huerto. De acuerdo a esta condición espacial de las viviendas, la parte frontal de éstas, tienen un pasillo o corredor, inmediatamente un patio delimitado con especies vegetales que se encuentran en recipientes de plástico, peltre o arcilla (macetas), después de éstas, hay amplia diversidad de especies intercaladas entre los estratos herbáceo, arbustivo y arbóreo, todas  compartiendo el mismo espacio. En este entorno rural, abundan especies frutales, medicinales, silvestres, rituales y ornamentales. Esta condición fue observada en comunidades de los Municipios de Luvianos, Tejupilco, Zacazonapan, Otzoloapan, Valle de Bravo, Amatepec, Tlatlaya y Temascaltepec.

Considerando que los huertos son agroecosistemas multifuncionales, entonces, uno de los componentes importantes es la fauna, tanto silvestre como doméstica. En 15 huertos (7.5%) del ambiente rural se observaron animales domésticos atados a los tallos de los árboles (principalmente cerdos y cabras), otros permanecen libres, como es el caso de aves (pollos, gallinas, patos y guajolotes).

La presencia de animales en el entorno de estos agroecosistemas favorece las condiciones del suelo, esto en virtud de aportar materia orgánica.

En el caso de las viviendas localizadas en espacios urbanos, los huertos se localizan en la parte posterior y en las partes laterales de éstas. Al comparar la distribución espacial de los huertos con referencia a la vivienda, entonces, las viviendas de la zona urbana, en la parte frontal no poseen pasillo o corredor; éste se encuentra en la parte posterior. Sobre el muro que delimita el pasillo, están colocados algunos recipientes de plástico, arcilla o metal, los cuales contienen plantas de especies ornamentales y medicinales, inmediatamente, después de este muro, está ubicado el huerto.

Desde un punto de vista espacial, biológico y cuantitativo, los huertos de las comunidades rurales son diferentes a los huertos de ambientes urbanos. Cuatro diferencias son notorias: la primera, es la presencia y ubicación del pasillo o corredor en las viviendas rurales; la segunda, es la presencia de animales domésticos, también en los huertos rurales; la tercera, en las zonas rurales hay algunas especies ornamentales y frutales en la parte frontal de la vivienda, las cuales son utilizadas para generar sombra y ambientes agradables a sus propietarios; y la cuarta diferencia está asociada con un mayor número de plantas y mayor diversidad vegetal en los huertos rurales . Desde luego, esto obedece a razones de superficie disponible, el tamaño de la familia, seguridad, vigilancia y manejo de las plantas, y por supuesto a la disponibilidad de agua y recursos económcios de la familia.

Página anterior

Volver al índice

Página siguiente

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga