Tesis doctorales de Economía


DISTRITO TURÍSTICO RURAL UN MODELO TEÓRICO DESDE LA PERSPECTIVA DE LA OFERTA. ESPECIAL REFERENCIA AL CASO ANDALUZ

Francisco José Calderón Vázquez

 

Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse la tesis completa en PDF comprimido ZIP (585 páginas, 2.06 Mb) pulsando aquí

 

 

 

II.3.- Efectos del Turismo Rural en el área territorial de referencia

La puesta en practica de actividades turísticas en el medio rural provoca la generación de una serie de impactos y efectos en el entorno de actuación, que de cara al desarrollo local de dicha zona pueden ser de gran importancia e interés. Podemos entender por Desarrollo Local, siguiendo a Del Castillo el proceso reactivador de la economía y dinamizador de la sociedad local que promueve el aprovechamiento eficiente de los recursos endógenos existentes en una determinada zona, proceso capaz de estimular el crecimiento económico, crear empleo y mejorar la calidad de vida de la sociedad (Solsona Monsonís,1999) Dichos efectos se generan partiendo desde la base, ascendiendo en sentido transversal, de ahí la virtualidad, y gran difusión del turismo rural en la actualidad como tal estrategia/instrumento de desarrollo, de general y aceptación.  

II.3.1.- Efectos genéricos: Encadenamientos y Enlaces Productivos

El turismo como actividad productiva presenta un nivel de generación de encadenamientos particularmente elevado, por lo que la inducción generada a nivel de creación de valor añadido y empleos generada por la actividad turística va mucho más allá de su propia actividad como segmento de actividades económicas, en otros términos una unidad de producción turística va a desencadenar con su actividad toda una serie de actividades económicas, a contrario una unidad de producción turística menos va a traer consigo la involución en toda una serie de actividades económicas.

Cuando se emplea el termino encadenamiento o “linkage” (Hirschaman, 1958) en realidad se están definiendo el conjunto de relaciones económico-productivas que una unidad productiva tiene con su entorno, una primera aproximación se centraría en el enlace insumo-producto, es decir la gran mayoría de las empresas presentan una serie de encadenamientos hacia atrás (backwards linkages) como demandantes de insumos o inputs para su proceso productivo, así la panadería necesita a las fabricas de harina, levadura, suministros de energía eléctrica, agua y gas para la realización de sus procesos productivos y la elaboración de sus productos o outputs. De igual manera las harineras necesitan a los productores de trigo. Una empresa de servicios, una asesoría necesita a la panadería y a la harinera como clientes, o sea como demandantes de sus productos, y así sucesivamente; en el caso de la asesoría estaríamos frente a un forward linkage, es decir frente a un encadenamiento hacia delante o, en otras palabras el comportamiento de un sector, segmento, o mera unidad productiva como oferente de insumos, es decir que la producción de una rama viene empleada es utilizada en el proceso productivo de las restantes.

Por tanto los encadenamientos hacen referencia a las relaciones que establecen las empresas turísticas rurales en nuestro caso, hacia atrás para conseguir insumos para su proceso productivo y hacia adelante para ofrecer servicios o consumo a otras empresas o particulares.

Como se ha visto en el Capitulo I, el turismo establece un amplio abanico de engarces con otros sectores de la economía lo que significa amplificar en gran medida el efecto multiplicador del consumo turístico inicial. Por ello dentro del conjunto de efectos generados por la actividad turística rural podría distinguirse entre efectos directos y efectos indirectos.

Como directos se consideran el conjunto de rentas obtenidas directamente por los primeros proveedores de la demanda turística (empresas y ramas propiamente dichas de actividad turística); como indirectos se entienden los derivados del segundo ciclo de transacciones, es decir el montante que supone el conjunto de ordenes de pedido de las empresas turísticas a sus proveedores quienes a su vez requerirán nuevos insumos a sus proveedores, de manera que estos efectos indirectos tenderán a repetirse si bien el ritmo de cada fase de transacciones decrecerá progresivamente hasta que tienda a desaparecer (Rey Graña,1998) Fuente: Elaboración propia, adaptado de Rey y Graña (1998)Más allá de tales impactos la actividad turística rural genera a través del conjunto de consumos turísticos un poderoso estimulo sobre el conjunto del sistema económico local puesto que los efectos citados provocan un incremento de los ingresos de las familias y empresas de la zona, secuelas por tanto de los anteriores y que van a considerarse como efectos inducidos, de complicada cuantificación.

La potencialidad de expansión del conjunto de impactos y corolarios, resultas del turismo rural, estará subordinada de forma directa a la intensidad de la demanda turística y a su capacidad de consumo, y de manera indirecta a la estructura productiva de la economía rural o local en cuestión, que podrá por sus características y circunstancias responder o no a tales acicates (SOPDE, 2001) Se ha de considerar asimismo que los efectos socioeconómicos del turismo rural se hacen mucho mas evidentes en su intensidad, capacidad de impacto y resonancia al producirse a una escala territorial reducida como es la local o comarcal, (OMT, 2002) en estos espacios reducidos la transversalidad del turismo y su capacidad inductora intersectorial se hacen particularmente visibles en la proliferación de encadenamientos y “linkages” productivos y en el efecto arrastre generado sobre la totalidad del espacio económico.

La anterior reflexión se hace palpable en la valoración realizada por SOPDE (2001) acerca de la cuantificación del multiplicador del turismo rural en los espacios rurales de la provincia de Málaga. Para la confección de dicha estimación se ha partido de los datos contenidos en las Tablas Imput-Output del Turismo Español (TIOT-92), donde se establece un valor para el multiplicador turístico del valor añadido de 1,69, lo que significa que un incremento en una unidad en la demanda final de la actividad turística genera 1,69 unidades de valor añadido. Si se considera el hecho de facto de que en las economías rurales la demanda de relaciones intersectoriales suele ser de mayor intensidad, el multiplicador de la actividad turística rural tenderá a ser más alto. En el caso malagueño la inferencia realizada indica que existe un aumento del 10% en el efecto multiplicador total del turismo rural, determinando por tanto que el multiplicador del turismo rural para la provincia de Málaga alcanza un valor total del 1,863. (SOPDE, 2001) En este contexto, el Turismo si podría ser concebido como un “sector clave” siguiendo la terminología de Hirschaman (1958) en la medida en que dispone de capacidad para inducir un crecimiento superior al promedio de la economía y de tracción o arrastre sobre otros sectores.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet