PATRIMONIO CULTURAL INMATERIAL DE NAYARIT A TRAVÉS DE LA VISIÓN DE SUS PORTADORES

PATRIMONIO CULTURAL INMATERIAL DE NAYARIT A TRAVÉS DE LA VISIÓN DE SUS PORTADORES

Wendy Guadalupe Carvajal Hermosillo (CV)
Universidad Autónoma de Nayarit

Volver al índice

Danzas y Ritos

Danza de la conquista
En la danza de la Conquista se peleaban los españoles con los indios, para que los indios creyeran en la virgen de Guadalupe, en esta danza había dos malinches, una se le conocía como la Reyna Marina y la Reyna Isabel, ellas andaban bailando a los lados una del lado de la fila de los indios y otra al do de los españoles. Delante de los danzantes anda el monarca y los primeros personajes en la fila de los españoles son Hernán Cortez, Pedro de Alvarado, Nuño de Guzmán y otros, a cada uno de los danzantes les era asignado un nombre de algún personaje español, las dos filas tenían un estandarte que los representaba. Los españoles con una virgen en su estandarte y los indios con la bandera de México
Los indios no creían en nada y los españoles querían hacerlos creyentes en la virgen. El vestuario que se utilizaban los representantes de españoles era un calzón rabón a la rodilla, manga larga color azul, calceta larga y sombrero, o tejana. Los indios se vestían con calzón de manta, capa y corona de cartón elaborada. Las malinches vestían de color blanco con vestidos ampones como de novia. Un elemento indispensable en esta danza eran los machetes, pues en las coreografías que se hacían se figuraba un combate entre los españoles y los indios, sonaban los machetes unos con otros, cual si fueran espadas, esta danza no traía sonaja el ruido que hacían era con los machetes.
Esta danza ya se perdió se dejó de hacer hace treinta años, la encargada de esta danza era Francisca Estrada, la hermana del músico, el señor que toca el violín para las danzas. La gente perdió el interés de participar, la señora murió y nadie se ha encargado de revivir esta danza.
Danza de la corona grande
En la Danza de la corona son dos capitanes, el monarca y la malinche estos personajes son los más importantes. Las personas que deben manda acuden a casa de la señora Baudelia Figueroa para apuntarse en la lista de los danzantes. Los capitanes; capitán primero, capitán segundo y el monarca son los encargados de poner horarios para los ensayos y de igual forma encargados de enseñar los pasos a los nuevos participantes.
Los encargados de la danza se preguntan por qué la malinche se sienta en una silla mientras el monarca baila, enseguida el monarca se sienta y la malinche baila entre otras cosas que hacen durante la danza. Cada año se cambian los personajes principales, si es que hay quienes pidan los puestos, en el caso de la malinche todos los años hay una lista de espera de niñas que están al pendiente del turno para poder pagar la manda. Los personajes de la danza se entregan el día que se hace el cambio de mayordomo, en la casa del mayordomo que recibe el cargo se lee la lista de los cambios que se hicieron en las danzas así como también lo hace la familia de la virgen con los cambios que surgieron.
Danza la correlona
Para la danza se buscan los participantes con tiempo para ensayar los pasos y poder recibir a la virgen bailando, todos los años se ha ido a encontrar la virgen hasta antes de llegar al poblado de los Horcones y se acompaña hasta la iglesia, para que se le reciba con la misa, que ofrece el padre de la parroquia y demás sacerdotes invitados. La danza espera que se termine la misa para poderle bailar a la virgen en el atrio de la iglesias, otro día en el alba se le vuelve a bailar y en la misa de 12 que es celebrada en su honor.
En la danza la correlona cualquier persona puede participar, desde niños hasta adultos, solo con la precaución de que alcancen a dar el recorrido, que se hace desde donde se encuentra la virgen y el acompañamiento.
El vestuario se conforma por una corona con velo y adornos, nagua, capa y huaraches, estas prendas son adornadas con lentejuela, las figuras o diseño que se les agregue depende de la creatividad y paciencia de cada uno de los participantes, el danzante lleva en sus manos una sonaja para que acompañe el ritmo de sus pasos con el sonido que hará con la sonaja en las manos.
Esta danza tiene varios años, los trajes se cambian de color pero cada quien se encargaba de sus vestuarios, algunos años los mayordomos donaban los vestuarios y los danzantes solo se encargaban de las coronas, se ponen de acuerdo en los colores que se utilizaran, se adornan con espejos, con lluvias, papel, el velo y se busca que todos lleven la corona parecida del mismo estilo.
El adorno de las coronas se cree que vienen de anteriormente de cuando se iniciaron esas danzas, se cree que estas danzas tienen de 50 a 60 años. “Desde que yo recuerdo estas danzas ya existían”, menciona el señor Antonio García.
El organizador de esta danza le prometió a la virgen juntar danzantes y preparar la danza, dentro de los participantes hay algunos que piden mandas y en agradecimiento le bailan a la virgen, hay otros que salen por gusto.
El señor Antonio García pidió una manda a la virgen porque se enfermó y prometió que si se aliviaba formaría una danza para recibir a la virgen bailando, después de los años cumplidos como el compromiso de la banda, la gente de la comunidad le pidió el apoyo para organizar y encabezar la danza, la Correlona fue entonces cuando nació la voluntad de apoyar todos los años a la organización de esta danza, hoy en día el señor Antonio García a causa del pesar de los años, ya está dejando la responsabilidad a su hijo el señor Felipe de Jesús García Gutiérrez.
La danza baila con la música de un violín, los sones que se tocan son antiquísimos, con el sonido del violín los danzantes se guían para seguir los pasos de danza. Se cree que los sones provienen de “los naturales”, los antepasados originarios que habitaron estas tierras. La danza se conforma por dos líneas de hombres y mujeres, los pasos los saco el señor Antonio García, con pasos rápidos, redoblados, con diferentes ritmos musicales, esta danza se hizo con la única finalidad de bailarle a la virgen el 25 de Octubre, sin embargo se ha acompañado a San Antonio en el recorrido que se hace el 13 de Junio, también se ha acompañado a la virgen de Guadalupe para el 12 de diciembre y esta danza ha salido a bailar a los pueblos vecinos en el día del santo patrón de sus iglesias. Cuando son invitados a bailar a otras comunidades, solo se paga el gasto del trasporte. A los danzantes nuevos se les enseña a través del ejemplo y la práctica y sobre todo se les piden que escuchen la música del violín y encuentren el ritmo de los sones en sus pies se ensaya quince días antes y en ese tiempo es más que suficiente para que los participantes sean capaz de aprenderse los pasos.
La danza de la correlona es apoyada por los cofrados para cubrir los gastos del músico en los ensayos y en el día de fiesta. Otro de los apoyos que ha recibido esta danza es por parte de los mayordomos y donaciones que se hacen en los trajes se tiene memoria de que el señor Juan Meza fue uno de los que han donado trajes para todos los danzantes.
Según el encabezado de la danza la Correlona, no se tiene ningún riesgo de que se pierda esta danza, el único inconveniente que se ve es el apoyo del músico, porque no hay muchas personas que sepan tocar el violín, en la comunidad solo hay dos músicos y los dos son de edad avanzada aunque uno en mejores condiciones que otro se teme que se pierda la participación de ellos, por el hecho de que nadie más se ha enseñado a tocar los sones y como son músicos liricos, no se tiene nota alguna de la música.