EL SISTEMA MONETARIO-FINANCIERO INTERNACIONAL COMO OBSTÁCULO PARA EL DESARROLLO

Jhon Freddy Caicedo Caicedo

CAPITULO II: ESTADO DE LAS RELACIONES MONETARIO-FINANCIERO EN LA REGIÓN LATINO-CARIBEÑA Y LA NECESIDAD DE SU TRANSFORMACIÓN


2.1.- Relaciones de cooperación e integración: una visión general  


La interdependencia de la economía mundial dadas entre las naciones actúa como tendencia objetiva a la integración entre bloques económicos comerciales  adheridos a la economía mundial, por ello el “acercamiento económico de las naciones aparece con gran celeridad bajo el sistema capitalista en su fase imperialista. La cooperación económica entre los Estados, está dada desde un inicio por las diferentes formas de intercambio comercial y financiero; al mismo tiempo se desarrolla la fase monopolista del capitalismo, eleva el capital excedentario y es directamente proporcional al crecimiento de las tecnologías, el flujo de capitales y la movilidad de la fuerza de trabajo de país a país, deviene en uno de los rasgos típicos de la economía capitalista, el cual se denomina internacionalización de la vida económica”.
El desarrollo de la relaciones de cooperación económica tuvieron, al finalizar la  segunda guerra mundial, un nuevo momento de dinamismo, debido a la creación de órganos supranacionales como la ONU1 , el Banco Mundial y el FMI, dentro de muchos otros que se crearon con el objetivo de reforzar estas relaciones entre los países; en esos momentos se iniciaba un cambio tecnológico en el mundo, una nueva revolución científico-técnica, la cual  trajo como resultado un importante aumento de la brecha económica entre los países desarrollados y subdesarrollados; esto estaba condicionado por la aparición de nuevas tecnologías; ciertos cambios en la especialización de los países en la división internacional  del trabajo; la cada vez más evidente imposibilidad de los países para enfrentar de forma individual aspectos técnicos y financieros en la mayoría de los proyectos.
Todos estos cambios estuvieron relacionados, de una forma u otra, con las consecuencias de la segunda guerra mundial (SGM). Europa estaba  prácticamente devastada y los Estados Unidos emergía como el país de mayor desarrollo económico, incrementando significativamente los procesos de  concentración y centralización de la producción y del capital, logrando una  superioridad en el desarrollo científico-técnico (incremento de gastos en investigación-desarrollo) y en el número y poder de empresas trasnacionales. La contrapartida de esto estaba en la URSS, quien también empezó a desarrollarse como sistema económico de competencia al capitalismo.  
También hubo otros factores que influyeron en el nuevo panorama mundial, como el surgimiento y desarrollo de una conciencia económica internacional a favor de la cooperación; el sistema colonial del imperialismo en  ese periodo entra en crisis; otro factor fue la aparición del campo socialista y las relaciones económicas establecidas entre sus países miembros. Comienza un nuevo periodo en las relaciones económicas internacionales, marcadas por la tendencia a la colaboración y el multilateralismo.
Las relaciones de cooperación económicas internacionales, responden a procesos emanados del nivel alcanzado por la internacionalización de la actividad económica y la consiguiente interdependencia de las naciones. La continuidad y profundización de todos esos procesos, entre otros factores, determinaron la necesidad de un nuevo tipo de relaciones económicas internacionales más complejas: las relaciones de integración económica.2
De allí la importancia de la cooperación económica como vía inicial en los procesos de integración; su surgimiento tiene vida y acepción en el propio marco de las relaciones económicas capitalistas internacionales que dan génesis al surgimiento de organizaciones supranacionales dedicadas a incrementar y monitorear los procesos de concertación política y de integración, tanto en el ámbito intra-regional como inter-regional, dándose con mayor ímpetu y conducencia en Europa, a partir de la creación de la comunidad del carbón y el acero (CECA) en 1951 y posteriormente apareciendo la comunidad económica europea (CEE) en 1957-58 con el tratado de Roma y la comunidad europea de energía atómica (CEEA o Euratom) por Alemania, Italia, Francia, Bélgica, Holanda y Luxemburgo pasando a ser estas tres comunidades a constituir las llamadas “Comunidades Europeas”, unificándose mas tarde en los años 1960 bajo la dirección de un sistema único y centralizado. Que continuadamente se fue desarrollando mediante la ampliación de negociaciones y acuerdos comunitarios que fueron dando cavidad al largo desenvolvimiento de la integración europea, hasta llegar a lo que hoy es la Unión Europea. Por ello el proceso de integración en Europa representa hoy en día uno de los procesos integracionista más completo y maduro, superando así los tres grados iníciales de integración tales como; el área de libre comercio, unión aduanera y el mercado común y logrando avanzar el proceso de unión económica y marcando pauta no solo al interior de la comunidad, sino también a nivel internacional, bajo su influencia han ocurrido importantes transformaciones en el orden económico comercial, monetario-financiero e integracionista.
Además del proceso de integración europea han existido otros esquemas de integración en otros continentes, pudiendo considerarse África y la llamada organización para la unidad africana (OUA) surgida en 1963, cuyo objetivo y propósito principal fue coordinar la integración política y económica de sus 53 países miembros, dicho proceso también ha estado evolucionando y a partir del 2002 surge la Unión Africana (UA), creando así una entidad supranacional llamada Estados Unidos de África. También surge en la década de los setenta la Comunidad Económica de los Estados de África Occidental (en inglés, Economic Community of West African States, ECOWAS), organización supranacional del ámbito africano occidental, cuyo objetivo nació para fomentar el desarrollo económico, social y cultural en dicha región. Fue fundada en 1975 por el Tratado de Lagos y comenzó su trabajo en 1977. Sus dieciséis estados miembros son: Benín, Burkina Faso, Cabo Verde, Costa de Marfil, Gambia, Ghana, Guinea, Guinea-Bissau, Liberia, Malí, Mauritania, Níger, Nigeria, Senegal, Sierra Leona y Togo.
Por otra parte en el continente asiático se presenta la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN), organización regional de estados del Sureste asiático, fundada en Bangkok en agosto de 1967, los principales objetivos de la ASEAN, establecidos en la Declaración de Bangkok (1967), eran acelerar el crecimiento económico, progreso social y desarrollo cultural; y fomentar la paz y la estabilidad regionales. Sus principios rectores son el respeto por la independencia, soberanía, igualdad, integridad territorial e identidad nacional de cada Estado, la no injerencia en los asuntos internos de los demás, la renuncia al uso de la fuerza y la solución pacífica de las controversias.
Actualmente este bloque se ha reconfigurado formándose el marco de la ASEAN + 3 (Asociación de Países del Sureste Asiático más China, Corea del Sur y Japón).
Este esquema ha permitido a la región incrementar de forma sustantiva un peso importante en la economía mundial, permitiendo articular e internacionalizar sus actividades a mayor escala en los diversos sectores del comercio internacional.
Hoy en día la cooperación económica en el ASEAN cubre el comercio, inversiones, industria, servicios, finanzas, agricultura, energía, transportes y comunicaciones, propiedad intelectual, pequeñas y medianas empresas y turismo.
Estos procesos de integración han asumido posiciones competitivas y defensivas, para enfrentar los efectos de las políticas financieras y comerciales restrictivas, dictadas por las instituciones financieras internacionales, por otra parte China ha fortalecido su estrategia de proyección hacia otras regiones subdesarrolladas a través de múltiples conclusiones de acuerdos comerciales de inversión extranjera y de cooperación.
También se destacan las potencialidades de integración en la región Sur-Sur que se desenvuelven en los llamados Acuerdos de Cooperación y Unión de América Latina y el Caribe, la cual ha transitado por diferentes etapas empezando en 1960 con la firma el Tratado de Managua, que creó el Mercado Común Centroamericano (MCCA), y el tratado de Montevideo  que da origen a la Asociación Latinoamericana de Libre Comercio (ALALC) convertida en 1980 en la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI). En 1969 se firma el Acuerdo de Cartagena que crea el Pacto Andino. A partir de estos esquemas siguieron el CARICOM, el MERCOSUR, el Grupo de los 3, el Tratado de Libre Comercio de América del Norte y la fallida ALCA en el marco de la Cumbre de las Américas; además en este nuevo siglo se observa en proceso en construcción procesos políticos de integración regional como el ALBA, Alianza Bolivariana para los pueblos de nuestra América (2004). Este se encuentra con una red de acuerdos y mecanismos económicos, financieros comerciales, y de ayuda y asistencia mutua fundamentada en un nuevo esquema político de integración económica y social que rompe los viejos paradigmas y dogmas sobre integración. Es de destacar la Unión de Naciones Sudamericanas (UNASUR) cuyo Tratado Constitutivo fue suscripto el 23 de mayo de 2008. Junto a los organismos más conocidos han proliferado durante las últimas décadas, un abanico de acuerdos, sistemas y foros de cooperación en los más variados campos como: el SELA y el Grupo de Río como mecanismo de concertación política, el Pacto Amazónico en el tema ambiental y el Programa Bolívar en el educativo, etc. Y “el último ejemplo es la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), creada en febrero de 2010 con todos los países de América excepto Estados Unidos y Canadá, un proyecto simbólicamente significativo y potencialmente importante” 3 en la actualidad.


1 Forman parte de la ONU un conjunto de organismos e instituciones como por ejemplo: UNICEF, PNUD, FAO, CEPAL etc.

2 Roberto Muñoz González: Los Procesos de Integración en la Región Latinocaribeña: Inserción de Cuba y sus perspectivas.http://intranet.fce.uclv.edu.cu/,  Santa Clara, Cuba, 2005.

3 Entrevista al intelectual estadounidense Noam Chomsky (31-12-2010) sobre el socialismo hoy, el cambio de América Latina y sus relaciones con Estados Unidos "La integración de Latinoamérica es el requisito previo para la independencia real", Fuente: http://www.elmalpensante.com/index.php?doc=display_contenido&id=1727

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

9 al 23 de octubre
VI Congreso Virtual Internacional sobre

Arte y Sociedad: Paradigmas digitales

16 al 30 de octubre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Migración y Desarrollo

1 al 15 de noviembre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Desigualdad Social, Económica y Educativa en el Siglo XXI

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga