BASES PARA EL MANEJO INTEGRADO DEL BOSQUE DE MANGLES ASOCIADO AL HUMEDAL DE SAN MIGUEL DE PARADA, SANTIAGO DE CUBA

Roberto García Pozo
robertog21@correodecuba.cu

III.6 Identificación de los principales problemas existentes.     

Según lo que se aprecia en la caracterización de los usos de la zona de manejo, del estado actual de los recursos y de los conflictos e interacciones que existen entre usos y recursos, se puede concluir que en el área de estudio confluyen un gran número de problemáticas que están incidiendo en la degradación de los recursos naturales de la zona, y se pone de manifiesto de forma clara que ante la presencia de los valores que encierra está área, no se realizó un adecuado estudio de impacto (en el caso de las construcciones más recientes) y de factibilidad en el momento en que se proyectó la ejecución de las diferentes infraestructuras económicas que se encuentran en zonas aledañas a la zona de estudio. A continuación se describen los principales problemas del área:

Vertimiento de residuales químicos contaminantes por parte de industrias cercanas.
El vertimiento de residuales líquidos y sólidos es uno de los problemas que más está incidiendo en la degradación de los recursos del área, debido al inadecuado funcionamiento de las industrias aledañas a la zona en relación con la disposición final de sus residuales contaminantes, fundamentalmente los que proceden de la Refinería de Petróleo Hermanos Días, la Procesadora de Soya (PdS) y la Refinadora de Aceite EraSol, en el caso de esta última la totalidad de sus desechos llegan hasta zonas del humedal, la causa está dada fundamentalmente por la acción inescrupulosa de personas ajenas al área, que provocan roturas en la tubería de evacuación de los residuales con el fin de extraer estos desechos para la fabricación artesanal de jabón. Esta situación está trayendo consigo la muerte de poblaciones de mangle, deterioro de la calidad de agua de la bahía de Miradero y de los ríos que desembocan en la zona; otra de las posibles causas de vertimiento es debido a que la ensenada de Miradero estratégicamente es una zona de refugio de embarcaciones de poco calado ante amenazas de fenómenos meteorológicos extremos, y esto puede traer problemas de derrames de hidrocarburos u otros combustibles. A continuación se hace una breve descripción de la caracterización del residual de los mayores emisores de contaminantes.

En el Anexo 6 se hace una descripción del residual líquido de la fábrica de aceite EraSol, por ser la mayor emisora de desechos y por ende uno de los contribuyentes en la degradación del manglar, y donde se puede apreciar los altos niveles de concentración de sustancias tóxicas presentes, estos compuestos en la mayoría de los casos están por encima de los valores admisibles por las Normas Cubanas 372:2004 (Abalos, 2005).

Otras de las principales emisoras de residuales (aunque no con la magnitud del anterior), que contribuyen a la degradación del manglar son las fábricas de Soya y la Refinería de Petróleo. En el caso de la procesadora de soya, aunque en menor cantidad también genera una serie de residuales que van a parar a estas zonas. Según datos obtenidos de información brindada por la Unidad de Medio Ambiente del territorio los residuales líquidos que emite esta industria es de 74.4 m3 / día provenientes del proceso industrial, como es la lecitina este es un subproducto que a pesar de ser usado en las industrias alimentaria y farmacéutica es vertido como desecho, así como el consumo social y limpieza de pisos. Estos residuales tienen las siguientes características: pH= 6,5- 8; BOD= 1000 ppm, COD= 2000ppm, hidrocarburo = 10ppm, sólidos suspendidos = 500 ppm, material graso = 100 ppm.

En cuanto a la Refinería de petróleo, se da el caso de que en ocasiones hay vertimientos de hidrocarburos que llegan hasta zonas de manglar (comunicación personal), aunque el daño que este provoca al manglar no es tan marcado y tan directo sobre este, debido a que las cantidades son pocas y no con mucha frecuencia, si ha ocasionado muerte de plantas de mangle debido a la agresividad de este compuesto.

Como se aprecia en lo antes descrito, las concentraciones de compuestos químicos agresivos que están presentes en estos residuales, es bastante elevada en comparación con los valores permisibles por la NC 372: 2004 para el vertido de aguas residuales (Abalos, 2005), por lo que se deduce que parte de los impactos que manifiesta el manglar  puedan estar influenciados por estas causas. 

Vertimiento de escombros.
En áreas próximas al manglar hay presencia de cúmulos de escombros provenientes de industrias cercanas al área, a esto se suman escombros procedentes de las comunidades, de otros centros enclavados en la zona y los restos de los escombros y basura que quedó acumulada en donde estuviera ubicado el antiguo basurero de la ciudad.

Aprovechamiento ilegal de los recursos forestales y de la fauna acuática.
En la zona esta incidiendo de forma negativa la tala de mangle y la extracción de corteza de mangle rojo por parte de personal ajeno al área y de comunitarios, en el caso de los últimos, una de las comunidades (Punta de Sal) está enclavada en una Zona Congelada, los cuales no reciben  servicio de gas y muchas veces, a pesar de estar prohibida la tala del mangle, lo cortan para  cocinar. Por otro lado algunos pobladores tienen hornos  en el área, para la fabricación de ladrillos y de carbón, por lo que ellos usan como materia prima el suelo y troncos de árboles de mangle.

Además de la tala está presente la caza y la pesca de la fauna acuática, por parte de pobladores cercanos, en la zona está bastante arraigada la pesca de especies de peces que habitan en estos ecosistemas, la caza de cangrejos y aunque se ha minimizado bastante desde que la Empresa de Flora y Fauna está administrando el área aún está presente la caza de aves acuáticas.

Pérdida de los valores paisajísticos y disminución de la biodiversidad asociada al manglar.
Como consecuencia de las acciones antes mencionadas, se han visto afectados los valores paisajísticos del área, la misma está formada por 10 fitocenosis de manglar, únicas de este ecosistema en las cuales se alberga un gran número de especies de aves acuáticas, algunas residentes y otras migratorias que utilizan este espacio como sitio de nidificación y reproducción (Reyes et al., 2000).

Extracción de suelo en zonas aledañas al humedal.
Un de los problemas más recientes que tiene lugar en el área, es la extracción de suelo por parte del MICONS, destinado a obras de la batalla de ideas, a pesar de que los decisores y las instituciones relacionadas con esta situación, conocen de las consecuencias que esto puede traer para un ecosistema tan vital como este, no se ve una cooperación por parte de los mismos; además de este organismo se realiza extracción de suelo por parte de pobladores que se dedican a la producción de ladrillos,  esto trae como consecuencia que se afecte la biodiversidad, aumenten los procesos de degradación y el régimen hídrico que es básico para el funcionamiento de los manglares.

 

Alteración del régimen hídrico del área por construcciones u otros elementos de causa natural.
Esto está dado fundamentalmente por la obstrucción de los arroyos ubicados en la zona de Caimán Chico, provocado por la remoción y extracción de suelos en zonas cercanas al manglar por parte del MICONS; por otro lado están las construcciones que se han realizado en la zona como la presa Parada, una carretera, una vía férrea, el centro de alevinaje, entre otras que aunque estas obras fueron realizadas hace muchos años y ya esto no tiene solución, si hay que analizar que esto ha influido en la disminución de los flujos de agua lluvia y en el aporte de sedimentos al manglar y con ello la afectación de las fitosenosis que viven en zonas de menor salinidad, ya que esto trae consigo que aumenten los niveles de salinización del suelo.

Alteración de la calidad de agua del río Cobre y de la ensenada de Miradero.
Aparte del represamiento a que fue sometido el río Cobre, también la calidad de sus aguas se ve afectada por el vertimiento de aguas albañales provenientes de comunidades cercanas, de hidrocarburos provenientes de la refinería de petróleo y por el vertimiento de metales pesados fundamentalmente los provenientes de la antigua mina del Cobre, y por ende también se ve afectada la calidad de agua de la bahía de Miradero.

Deforestación de las áreas circundantes y su conversión en zonas industriales.
A partir del desarrollo industrial que ha tenido lugar en las inmediaciones de la bahía santiaguera, parte de lo que fuera el bosque de manglar de Parada fue talado para la construcción de algunas industrias de interés nacional (BIOECO, 2004), lo que ha impedido la continuidad de este afectando su funcionamiento.

Coordinación insuficiente entre la administración del área e instituciones claves para toma de decisiones que puedan apoyar o afectar la conservación del manglar.
Insuficiente coordinación  entre la entidad a cargo del área (Flora y Fauna) y otras instituciones (Planificación Física, Poder Popular, Unidad de Medio Ambiente, etc.) cuyas decisiones o acciones pueden afectar o contribuir a la conservación y el adecuado manejo del manglar. Como son las autorizaciones para construcciones en los límites del área, construcción de almacenes cercanos a los límites que han provocado interrupción en el sistema hídrico, autorización para la extracción de suelo en zonas próximas al manglar; estos elementos  constituyen una seria problemática que induce a pensar en la necesidad  de una conciliación entre las instituciones imbricadas.


Insuficiente conocimiento de la composición de los contaminantes químicos que se esparcen por los límites del manglar y del impacto que pueda provocar.
Uno de los elementos que está amenazando la existencia del manglar es el vertido de residuales líquidos y a pesar de que se conoce esta situación (BIOECO, 2004), aún hay un vacío en su composición, proporción en la que estos residuos se esparcen por el área, el grado de concentración de los mismos en el suelo del manglar, así como del impacto real que pueda provocar a corto y largo plazo al ecosistema.

Falta de conocimiento sobre los valores del área, impactos producidos sobre los recursos de la zona, así como de las formas de prevenir o mitigar los daños.
Esta problemática específicamente se presenta en los pobladores de las comunidades aledañas al área. Unido a esto está la escasa educación ambiental de los trabajadores de las industrias cercanas y de algunos tomadores de decisión que tienen que ver con la gestión de los recursos costeros.

Riesgo de contaminación por el posible desarrollo de áreas de fondeaderos en zonas próximas al muelle de frigorífico de PESCASAN.
 Debido a las posibilidades reales del incremento del comercio de productos alimenticios y de otras índoles en un futuro cercano, la dirección del territorio tiene en proyecto la ejecución de áreas de fondeaderos en las proximidades del muelle del frigorífico de la pesca (según informaciones obtenidas de los talleres) lo cual constituirá un riesgo potencial ante posibles derrames de petróleo u otros residuales provenientes de esta actividad, influyendo directamente sobre el ecosistema.

Emisiones de humos y gases de la combustión de hidrocarburos, provenientes de las industrias cercanas y vehículos automotores.
El sistema de producción de las industrias cercanas, es emisor de gases contaminantes, que aunque las chimeneas tienen sistemas de filtro siempre hay emanaciones (Abalos, 2005), que de forma indirecta o a largo plazo pueden ejercer determinado impacto sobre el manglar, por otro lado en vías muy cercanas al manglar hay un buen nivel de trafico de vehículos, que también contribuyen a esta problemática.

Presencia de un muelle o espigón que es utilizado para descargar las mercancías del frigorífico de la pesca y de las fábricas de soya y de aceite.
Este muelle es uno de los posibles generadores de impactos del manglar debido a su cercanía con el mismo, en el se descargan mercancías que generan polvos los cuales se diseminan en la zona, esta actividad a su vez trae consigo movimientos de buques que en determinado momento pudieran tener averías y producirse derrames de petróleo que puedan llegar hasta zonas del manglar, afectando la biodiversidad que habita en él.

Presencia de una granja de la acuicultura en las proximidades del manglar.
Este es un centro dedicado a la recría de peces dulceacuícolas, específicamente tilapias y clarias, constituyendo esto un problema, debido a que la última  es una especie exótica considerada como un alto depredador, estas en ocasiones se escapan a través de los canales de vaciado de los estanques, los cuales tienen como destino final de sus aguas el humedal de Parada, trayendo consigo su dispersión en las lagunas que existen dentro del manglar; esto puede constituir una amenaza para la cadena trófica de otras especies que se encuentran interrelacionadas con este ecosistema. Por otro lado las aguas descargadas vienen acompañadas por sustancias químicas que son usadas en los tratamientos profilácticos de los peces y como fertilizantes, de las cuales no se conoce su efecto sobre el manglar.
En Anexo 7 se observan imágenes de algunos de los problemas o acciones presentes en la zona de estudio.

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga