EL OCASO DEL NEOLIBERALISMO EN MÉXICO (SÍNTOMAS, SUPERVIVENCIAS Y RENACIMIENTOS)

Jorge Isauro Rionda Ramírez

DILEMA DE POLÍTICA ECONÓMICA

En 1983 se tiene que el crecimiento demográfico daba por resultado la necesidad de crear alrededor de 1 millón 200 mil empleos, para lo cual es necesario el PIB crezca anualmente en 6%. Tasas que la economía nacional presenta durante el llamado periodo endogenista o desarrollismo (1940 – 1976), pero que desde la crisis del ’76 no se sostienen.

El entonces partido oficial, PRI, implementa una política de sostener el empleo (con base a las tesis keynesianas), inyectando dinero a la economía. Este nuevo dinero se obtiene bien mediante deuda externa, o se sostiene mediante devaluaciones continuas del peso ante el dólar. La solución se basa en que todos tengan empleo, aunque este sea cada vez más mal pagado (ante la caída del poder adquisitivo del salario real como efecto de la inflación nominal).

El problema de esta política es que la inflación trae consigo otros problemas que agravan la situación:

1. Los perceptores de rentas fijas ven caer sus ingresos reales.

2. Se polariza la distribución social del ingreso.

3. Aumenta la desigualdad social.

4. Hay desaceleración en el crecimiento económico, incluso estancamiento y retroceso.

5. Se presenta el fenómeno de la estanflación.

6. Se perjudica los términos de intercambio en el comercio internacional.

7. La sobrevaluación cambiaria resta competitividad a las exportaciones mexicanas.

8. Se pierde certidumbre y estabilidad y viene como efecto la pérdida de crecimiento.

Por citar las principales.

Por ello, en el 2000 el nuevo partido oficial, el PAN, sustituye este corte de política económica, de crecimiento con inflación, por las de estabilidad, con bajo crecimiento pero con muy poca inflación.

El nuevo corte de política económica significa que para quienes tienen trabajo, cada día les es más próspero. Contrario, para quienes no tienen trabajo, no existe oportunidad alguna. La migración creció significativamente del año 2000 al 2006 de forma tan significativa que su reflejo, las remesas repuntaron incluso a ser la principal fuente de divisas del país, desplazando al petróleo y al turismo. Era entonces necesario que el país conviniera con su principal socio comercial, los Estado Unidos de América un tratado binacional migratorio, acorde al TLCAN, y como respaldo norteamericano en las medidas económicas necesarias que dan el clima amigable a sus inversiones en el país.

George Busch W. Bush ofreció al entonces presidente de la República mexicana, Vicente Fox Quezada, el tratado migratorio a cambio de implementar las políticas de estabilización que son especialmente de su interés para la IED estadounidense residente en el territorio nacional. Lamentablemente el suceso del 11 de septiembre de 2001 postergó, si no es que más bien cancela tal compromiso. Pero para entonces ya la administración fosxista ha echado a andar las políticas de estabilización. El resultado: un enorme éxodo de mexicanos a la Unión Americana en calidad de inmigración indocumentada.

La estabilidad es benéfica para quienes tienen trabajo, causa de inicio leve crecimiento económico, en lo que se gana la confianza de los empresarios, pero a mediano plazo va causando un crecimiento económico de mayor nivel. Si se observa el periodo del año 2000 al 2006, los primeros dos años del sexenio foxista en crecimiento fue nulo o de un 1%. Los siguientes dos años repuntan a 3.5% y 4.5%. El quinto año se mantiene la expectativa en 4.5% pero en el 2006 se retrae a 3.5%. El primer año de gobierno de Felipe Calderón Hinojosa el crecimiento económico se mantiene en 3.5%, es desde el 2008, y por efecto de la crisis subprime que este indicador vuelve a caer a 1.5%, en el 2009 a 3% y se espera que para el 2010 el indicador sea de 3.5%.

Concluyendo, de 1976 a 2000 el PRI sostiene el empleo con inflación, del 2000 a la actualidad el PAN sostiene la estabilidad a costa del empleo. No hay inflación cierto, tampoco empleo, aunque quien tiene empleo prospera, pero quien no lo tienen esta extra en el país. No le queda más que migrar. El dilema radica en evaluar si vale la pena empleos más mal pagados a cambio de que todos tengamos empleo, o que quienes tengamos empleo prosperemos a costa de quienes no tienen empleo y no les queda más que irse del país por que el sistema no les considera. Desde luego los llamados “extra” o población de sobra son el grupo más humilde del país. Buena forma de combatir la pobreza.

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

17 al 31 de enero
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

15 al 28 de febrero
III Congreso Virtual Internacional sobre

Desafíos de las empresas del siglo XXI

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga