SANTA MARÍA JALAPA DEL MARQUÉS: 
PUEBLO SEPULTADO POR EL VASO DE LA PRESA ¿PRESIDENTE BENITO JUÁREZ¿

SANTA MARÍA JALAPA DEL MARQUÉS: PUEBLO SEPULTADO POR EL VASO DE LA PRESA ¿PRESIDENTE BENITO JUÁREZ¿

Pedro Maldonado Cruz y Rosa María Mendoza Marín

Volver al índice

 

1.8.2 Consecuencias Políticas:

Entre las organizaciones políticas predominaba la de los agraristas porque los campesinos se identificaban con ella; el sector popular y el sector obrero, en ese entonces correspondía a la estructura que tenía el Partido Revolucionario Institucional. Internamente en la comunidad existían leyes no escritas, en las cuales, las autoridades municipales y el comisariado de bienes comunales, se rotaban entre los grupos existentes lo cual permitía que no hubiera problemas pues llegaban a un acuerdo previo a las elecciones y se podría decir que esta era una forma de usos y costumbres del pueblo. Posteriormente, cuando se da el traslado al nuevo pueblo, empezaron a efectuarse cambios dentro de los grupos, provocados por el crecimiento de la población y el nivel de escolaridad principalmente de la gente joven.

Por la ubicación geográfica del municipio y ante las facilidades que se tiene para establecerse en el pueblo por la falta de control de parte de las autoridades, se ha dado un crecimiento poblacional elevado en comparación a la población originaria del lugar. Con la llegada de los avecindados, se generaron conflictos políticos por diferencias ideológicas, favoreciendo la aparición de partidos políticos que no concordaban con la ideología del Partido Revolucionario Institucional. Estas diferencias con el tiempo, se han ido acentuando solamente en lo político, porque en la forma de ejercer el poder, no ha habido cambios sustanciales.

1.8.3 Consecuencias Sociales y Culturales:

Las relaciones sociales se quebrantaron, ya que en el pueblo sepultado por las aguas, existían los barrios como base de organización social, las cuales se perdieron porque no quedaron las viviendas ubicadas de acuerdo a las relaciones vecinales que existían en el pueblo. Esto propició que se tuvieran que reorganizarse, para la continuación de sus fiestas, como fuerte lazo de unión por los grupos llamados “hermandad” que se encargaban de apoyar en la preparación de las fiestas, con los mayordomos de la imagen que se festejaba. En estas fiestas se aprovechaba para elegir al “juez de agua”, sin embargo, esta figura desapareció en la nueva estructura del suministro del agua para el riego de los terrenos de cultivo.

Se cambiaron la escala de valores, las relaciones familiares, la relación con el medio ambiente y el trato con los curanderos del lugar. Se perdieron si no en su totalidad, si en forma general, algunas costumbres, con la llegada y fortalecimiento de varios credos religiosos. Sigue predominando la religión católica que fortalece las mayordomías, desgraciadamente se ha propiciado también la división dentro de los católicos, al existir dos mayordomos para la misma festividad y fecha, como resultado de diferencias políticas provocando que se inmiscuyan asuntos religiosos con políticos. Cada festividad se ha vuelto una competencia entre mayordomos, al tratar cada uno de demostrar su fuerza, tanto económica, como política. Los grupos musicales se cotizan a precios elevados porque son los que amenizan las fiestas en las mayordomías y esta es también una manera demostrar el poder del mayordomo ante la sociedad.

Los cambios se han dado también en forma de realizar la semana santa y la fiesta de muertos. También es notoria la pérdida de respeto a los mayores y al medio ambiente.