FACTORES CRÍTICOS QUE AFECTAN EL POSICIONAMIENTO COMPETITIVO DE LAS PRINCIPALES CADENAS AGROALIMENTARIAS DE LA PROVINCIA DE LA PAMPA

FACTORES CRÍTICOS QUE AFECTAN EL POSICIONAMIENTO COMPETITIVO DE LAS PRINCIPALES CADENAS AGROALIMENTARIAS DE LA PROVINCIA DE LA PAMPA

Gabriela Marina Iturrioz

Volver al índice

 

CAPITULO V. El posicionamiento competitivo como síntesis final

V.1. El posicionamiento competitivo final.

En este capítulo se presenta una visión comparativa del posicionamiento competitivo de las cadenas agroalimentarias bajo estudio. En una primera parte se analiza el efecto que producen los distintos factores críticos sobre cada una de ellas, observando de manera comparativa el posicionamiento obtenido por cada uno de sus eslabones. A continuación se efectúa una comparación entre cadenas, determinando el posicionamiento final que obtienen teniendo en cuenta los puntos críticos detectados a lo largo de la investigación.

Como se puede observar en el gráfico 41, la cadena de la carne bovina de la provincia de La Pampa presenta en líneas generales un buen posicionamiento competitivo en relación a otras provincias del país.

El eslabón de la producción primaria obtiene mejores resultados (con valores positivos para todos los factores críticos) en relación a la industria frigorífica provincial. Posee un mejor posicionamiento en cuanto a la estructura productiva/empresarial, influido por el tamaño medio de las explotaciones. El espacio geográfico que ocupa esta actividad dentro del territorio es otro aspecto positivo, determinado fundamentalmente por el incremento de la misma, cuando en otras provincias se observa una tendencia inversa, de reducción constante, a favor de otras opciones productivas más rentables como la agricultura.

La capacidad productiva y tecnológica de la actividad primaria en La Pampa, presenta un posicionamiento levemente positivo, favorecido por la alta especialización productiva como “proveedora de animales para faena” y el nivel de adopción tecnológica que presenta en términos comparativos con otras zonas ganaderas.

La industria procesadora presenta un único factor crítico favorable a su posicionamiento competitivo: la localización geográfica. La mayor parte de sus productos elaborados son destinados fuera de la provincia. Así, los frigoríficos han desarrollado una estrategia comercial que abre mercados con déficit de producción (Región de Cuyo y Patagonia), obligados a importar carne de otras regiones para satisfacer su mercado interno.

El resto de aspectos que afectan el posicionamiento competitivo del eslabón secundario, presentan valores negativos, en mayor o menor medida. Cabe resaltar, la baja capacidad instalada de la industria local, lo que va asociado a una reducida participación en el procesamiento de carne a nivel nacional. Otros aspectos de menor incidencia, son el nivel de capacitación en los cargos de mando y la escasa presencia en el mercado exportador.

En la cadena provincial de la leche (gráfico 42), se puede ver una situación más desfavorable que la anterior. En este caso la producción primaria es poco competitiva comparada con las principales cuencas lecheras del país, ya que la mayor parte de los factores críticos que inciden en su posicionamiento presentan valores negativos. La industria por su parte, se encuentra dividida de acuerdo al aspecto que se considere, equilibrando la balanza entre factores favorables y desfavorables.

La estructura productiva/empresarial de la actividad tambera es muy desfavorable, determinada en mayor medida por el pequeño tamaño productivo de las explotaciones, unido a la escasa participación de la provincia en la producción de leche a nivel nacional.

En cuanto a la capacidad productiva y tecnológica, a diferencia de la carne, obtiene valores negativos debido a la escasa adopción tecnológica por parte del productor tambero, lo que se ve reflejado en los bajos índices productivos expuestos para la actividad. Finalmente, la localización geográfica con efecto positivo, es determinada por la buena dinámica que presenta la actividad dentro del territorio provincial, en aumento de cantidad de vacas en ordeñe y de la participación en la producción nacional de leche.

Por su parte, la industria láctea obtiene un buen posicionamiento en cuanto a empleo generado en el sector y nivel de capacitación de los cargos gerenciales, así como la localización de sus productos en el mercado patagónico generado un “nicho de mercado” para los mismos. En cuando a aspectos desfavorables para el posicionamiento competitivo, deben mencionarse la escasa capacidad de planta que en líneas generales presenta la actividad (lo que influye en el reducido aporte al procesamiento nacional de leche y productos lácteos), la nula participación en el mercado exportador y la alta capacidad ociosa de la industria de 1º transformación.

Finalmente, la cadena provincial del trigo, es de las tres la de menor posicionamiento en términos competitivos (gráfico 43). Los dos eslabones que componen su análisis presentan todos sus factores críticos con efecto desfavorable sobre la cadena. La producción primaria triguera presenta el mayor valor negativo del análisis en capacidad productiva y tecnológica, determinado principalmente por la evolución negativa del rendimiento productivo en La Pampa. El bajo riesgo de contaminación por micotoxinas, genera uno de los pocos aspectos favorables del estudio en esta cadena.

Otros indicadores que inciden negativamente en el nivel de competitividad de la producción primaria fueron: la escasa adopción tecnológica del productor triguero, la variabilidad en el rendimiento del cultivo y la mayor reducción de la superficie triguera en relación a la superficie total, todos ellos determinantes de la baja participación de la provincia en la producción nacional de trigo.

La industria molinera tiene dos factores con un menor posicionamiento relativo: la estructura productiva/empresarial y la capacidad productiva y tecnológica. La alta capacidad ociosa de la industria molinera, la falta de presencia en el mercado exportador y la escala productiva determinan este resultado desfavorable en su análisis.

Como conclusión, se puede observar que el posicionamiento competitivo de la cadena de la carne bovina en la Provincia de La Pampa es más favorable que el de la leche y el trigo (gráfico 44). Este último es el que obtiene el posicionamiento más crítico de las tres cadenas analizadas, obteniendo un valor “muy desfavorable” (-1 a -2) en ambos eslabones.

La carne bovina presenta un mejor resultado positivo en producción primaria (con un valor de 0,53) que en la industria frigorífica donde es más desfavorable, determinado en mayor medida por su estructura empresarial/productiva.

Las otras dos obtienen valores negativos para ambos eslabones, en mayor medida en trigo que en leche. Esta última obtiene un posicionamiento más crítico en la producción primaria que en la industria, debido en gran medida por el efecto favorable que produce la localización geográfica y los recursos humanos sobre el segundo eslabón.

La cadena de trigo en su conjunto se sitúa en una zona “muy desfavorable” (-1 a -2). Este aspecto se ve reforzado por la pequeña escala y la baja capacidad productiva y tecnológica de los molinos provinciales.