GUIA DE ORIENTACIONES PARA LA EVALUACIÓN Y SEGUIMIENTO DE PROYECTOS DE DESARROLLO

GUIA DE ORIENTACIONES PARA LA EVALUACIÓN Y SEGUIMIENTO DE PROYECTOS DE DESARROLLO

Francisco José Calderón Vázquez

Volver al índice

 

 

 

 

3.- Las raíces del Marco Lógico

Los primeros antecedentes del Marco Lógico (Logframe) como tal metodología, podemos encontrarlos en los prototipos de pensamiento sistemático desarrollados originalmente por el Departamento de Defensa de los Estados Unidos, donde se establece la terminología actualmente en uso y la utilización de vinculaciones secuenciales tan características del método.

Sin embargo los orígenes del marco lógico como tal instrumento de planificación se localizarían en el cuerpo doctrinal del Management, es decir de las teorías de la Administración y la Gestión Empresarial. Más específicamente pueden rastrearse en los esquemas y teorías de la planificación empresarial estratégica (Strategic Planning) y en las coordenadas de la administración o gestión por objetivos (Management by objectives) de gran difusión en medios empresariales estadounidenses y anglosajones en general durante los 60.

3.1.- La Planificación Empresarial

Es evidente el paralelismo entre los planteamientos doctrinales y la filosofía del marco lógico, con los propios del Planning, es decir de la planificación previa de las actividades de la empresa y de los medios necesarios para realizarla con la máxima economía y eficacia. También se entiende por planning el conjunto de técnicas para conseguir el uso óptimo de los medios de producción de que dispone una empresa .

La planificación empresarial es el resultado de realizar un análisis de la información relevante pasada y presente, junto con una previsión de la posible o probable evolución futura en vista de lo cual puede establecerse un curso de acción (plan) que conduzca a la empresa a lograr sus fines a través del logro de un conjunto de objetivos establecidos. (Sisk, 1969).

Por tanto, planificar es decidir con antelación qué se desea conseguir, qué debe hacerse para lograrlo, cómo, dónde, quién y cuándo se hará. La planificación empresarial pretende establecer un puente entre la situación actual y otra situación futura deseable. Por ello, la planificación implica decidir con antelación los objetivos que se desean lograr y las acciones a llevar a cabo para lograrlos, indicando los responsables de cada una de las acciones necesarias, teniendo en cuenta las contingencias que puedan plantearse (Aguirre, Castillo y Tous, 1990).

La planificación se concreta en planes que constituyen esquemas o métodos para la acción. Los planes proporcionan un marco racional o lógico para lograr los objetivos predeterminados. Sin este soporte o marco que proporciona el plan sería más improbable conseguir. El soporte proporcionado por la planificación para el desarrollo de las actividades empresariales permite el adecuado desenvolvimiento de las demás funciones administrativas como la organización, la dirección y sobre todo el control de las posibles desviaciones, para ello deben haberse establecido previamente unos patrones de referencia.

Donde el paralelismo es más evidente es en los elementos y variables de la planificación, así en la definición de objetivos encontramos muchas de las claves de su posterior aplicación en el campo del desarrollo. Koontz, O’Donnell y Weihrich, (1985) definen a los objetivos como fines concretos generalmente cuantificables y con un horizonte temporal determinado hacia los cuales se dirige la actividad de la organización. Los objetivos han de ser congruentes y consecuentes con la finalidad de la empresa y por tanto subordinados a la misión o propósito de la empresa.

Luego, la definición de Objetivos es propiamente la primera etapa del proceso planificador, aunque Koontz, O’Donnell y Weihrich (1985) consideren que la primera fase sea la Toma de conciencia del problema, de una oportunidad, de un riesgo, una amenaza para la empresa en cuestión, y la necesidad de actuar que de ella se deriva. Al establecer los objetivos, se está definiendo la situación futura a la que pretendemos aproximarnos. Se pueden definir como situaciones concretas que la empresa pretende alcanzar dentro de un determinado periodo de planificación.

Los objetivos deben determinar qué se pretende lograr y cuándo, por tanto deben ser explicitados y definidos, posiblemente en términos cuantitativos, ser cuantificables y estar fechados para que sean mínimamente operativos. Primero se establecen los Objetivos Globales, que se desglosan en Subobjetivos o Metas secuenciales específicas para cada área funcional y nivel organizativo. Los Subobjetivos concretizan los objetivos para cada unidad de la empresa con la finalidad de poder desarrollar en la práctica la actividad necesaria para el logro de los mismos.

Igualmente en el Análisis de Contingencias ya se observan claros precedentes de las hipótesis y premisas de Obligado cumplimiento.

3.2.- La Gestión por Objetivos

Inspirada en las tesis de Drucker, éste la concibe como un método de planificación y control administrativo fundamentado en el principio de que para obtener resultados la organización necesita previamente definir en que negocio está actuando y a donde pretende llegar mediante la fijación de objetivos anuales, formulados sobre la base de un plan de objetivos a largo plazo y la fijación de los objetivos de cada departamento o gerente sobre la base de los objetivos anuales.

Por tanto, sobre la base de los objetivos generales de la empresa el responsable de una unidad organizativa (división, empresa, sucursal, departamento) percibe y establece las metas más importantes de dicha unidad, denominada por Drucker como “área clave de resultados” De tales áreas surgen por tanto unos objetivos concretos, cuantificables y temporalizables. Del contraste entre los objetivos propuestos por el superior y los propuestos por el subordinado se llega a un acuerdo sobre los objetivos definitivos, lo que unido al desempeño actual del subordinado sirven de base para establecer un plan de desempeño futuro. De este modo se casan los objetivos de la organización con los del individuo.