LAS FLECHAS

La ley del rendimiento creciente de la información

LAS INFORMACIONES

La ley del rendimiento creciente de la información

Propuesta: 
La productividad marginal de la información es siempre creciente.

Podemos extraer ahora una consecuencia importante y novedosa del cambio de enfoque que proponemos. La concepción clásica de los tres factores de producción, tierra, trabajo y capital, conduce inevitablemente a la lúgubre visión de un mundo estancado. Si aumentamos la cantidad aplicada de un solo factor en un proceso productivo manteniendo constantes los demás factores, su productividad decrecerá hasta desaparecer o incluso hacerse negativa. Desde Malthus hasta los actuales ecologistas del crecimiento cero, hemos tenido siempre teóricos dispuestos a extraer las consecuencias fatales de la ley de la productividad marginal decreciente. Como la cantidad del factor tierra (o de las energías fósiles) es fija, la sociedad humana tiende hacia un estado estacionario en el que no podrá haber aumento del producto y el nivel de vida será el de la supervivencia. La vuelta forzosa a la economía natural. La tozuda realidad sigue contradiciendo esas previsiones con el crecimiento del producto mundial y la calidad de vida de los seres humanos.

Con el enfoque alternativo que aquí se propone, al considerar la información como único factor originario de la producción, la conclusión es la contraria y permite comprender y predecir un crecimiento económico sin límite. Supongamos que disponemos de una cantidad de energía fósil fija que la utilizamos para mover vehículos. Si modificamos la tecnología incorporada en el vehículo de forma que utilice la energía de forma más eficiente el efecto será el mismo que si, manteniendo la misma tecnología aumentara la cantidad de energía existente. Por ejemplo, si los cambios en la tecnología de los vehículos permiten que recorran cien kilómetros con la mitad de gasolina, el efecto será el mismo que si las reservas de gasolina existentes se hubieran multiplicado por dos. En los años sesenta el turismo familiar medio requería veinte litros de gasolina para recorrer cien kilómetros. En el año 2.000 la media de consumo es de 5 litros por cada cien kilómetros y se han hecho demostraciones con algunos modelos que circulan por nuestras carreteras que prueban un consumo de solo dos litros de gasolina por cada cien kilómetros. Además, las reservas conocidas (la información que tenemos sobre las reservas existentes) de petróleo hoy son el triple de las que conocíamos en 1970. Además, en estos treinta años hemos aprendido a usar de forma muy eficiente otras formas de energía -eólica, fotovoltaica- que ya se han puesto en explotación.

Podemos reinterpretar el ejemplo diciendo que lo que mueve el vehículo no es la energía natural sino la tecnología, es decir, la información. De hecho el petróleo que hay en el fondo de un pozo no sirve para mover vehículos. El petróleo que hay en el fondo de un pozo no tiene ninguna utilidad ni ningún valor. Sólo servirá para mover vehículos cuando lo hayamos transformado incorporándole tecnología y logística convirtiéndolo en gasolina e introduciéndolo en el depósito del vehículo. Cuando se produce una crisis energética, la escasez no es de energía natural sino de conocimientos, tecnología y logística para utilizarla. No hay motivos para dudar de que el desarrollo de la información tecnológica y logística permitirá aumentar la productividad y eficacia de los vehículos, sea cual sea la energía natural que utilicemos en el futuro.

La ley del rendimiento creciente de la información permite predecir no solo que los vehículos serán cada vez más eficaces, sino que todo sistema productivo será cada vez más eficaz, que la capacidad productiva del ser humano será cada vez mayor. Aún más, la ley del rendimiento creciente de la información predice una tendencia a que la eficacia aumente de forma acelerada. Durante muchos períodos históricos (como el que vivimos actualmente) la cantidad de información y la eficacia económica han crecido efectivamente de forma acelerada. Sin embargo ese fenómeno no es constante porque la ley del rendimiento creciente de la información es contrarrestada por la entropía y la segunda ley de la termodinámica.

Volver al indice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

17 al 31 de enero
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

15 al 28 de febrero
III Congreso Virtual Internacional sobre

Desafíos de las empresas del siglo XXI

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga