Observatorio de la Economía y la Sociedad China
Número 8- septiembre 2008

LOS NUBARRONES DEL VUELO DEL GRAN DRAGÓN EN SU VISIÓN HACIA EL 2050

 

Fernando Hernández Contreras (CV)
fernando@uat.edu.mx

 

 

Resumen.

El Desarrollo económico de China y su potencial de futuro es el acontecimiento que más ha cambiado al mundo en los últimos años. La importancia de la economía de China se hace cada vez más evidente. En los últimos 25 años, China ha logrado resultados económicos que a Occidente le tomaron un siglo. Con una visión única del futuro y un enorme contraste entre tradición y modernidad se ha vuelto una de las experiencias de desarrollo económico más exitosas del mundo. Desde que Deng Xiaoping lanzó su política de “puertas abiertas” en 1978 nunca se había visto un crecimiento tan sostenido. China ha experimentado la etapa de creación de riqueza más rápida de la historia. Sin embargo todo ese cúmulo de destellos positivos, no pueden ocultar otros datos preocupantes que generó un acentuado cambio de atmósfera. Las cifras que ilustran los logros económicos notables de China, esconden enormes problemas pendientes, que si no se atienden pueden poner en riesgo esos mismos éxitos.

Palabras Clave: Crecimiento Económico, Inflación, Comercio Internacional. Medio Ambiente.

 

Para ver el artículo en su formato completo pulse aquí
 


Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato:

Hernández Contreras, F.: "Los Nubarrones del vuelo del Gran Dragón en su visión hacia el 2050" en Observatorio de la Economía y la Sociedad de China Nº 08, septiembre 2008. Accesible a texto completo en http://www.eumed.net/rev/china/



1. Introducción

El Desarrollo económico de China y su potencial de futuro es el acontecimiento que más ha cambiado al mundo en los últimos años. La importancia de la economía de China se hace cada vez más evidente. En los últimos 25 años China ha logrado resultados económicos que a Occidente le tomaron un siglo. Con una visión única del futuro y un enorme contraste entre tradición y modernidad se ha vuelto una de las experiencias de desarrollo económico más exitosas del mundo. Desde que Deng Xiaoping lanzó su política de “puertas abiertas” en 1978 nunca se había visto un crecimiento tan sostenido. China ha experimentado la etapa de creación de riqueza más rápida de la historia. Siempre se dijo que si todos sus habitantes saltaran a la vez la Tierra se vendría abajo. En el futuro próximo China está destinada a desempeñar una función clave en la Economía Mundial . China ha mantenido un crecimiento económico muy elevado, por un lapso muy prolongado, lo que la hace aparecer como una economía casi invencible.

En los últimos años, coincidiendo con el comienzo del siglo, China asistió a un periodo de florecimiento excepcional, caracterizado tanto por la visibilización del elevado crecimiento de la economía del país desde la adopción de la política de reforma y apertura. El concepto fundamental de la transformación económica de China, a partir de 1978, fue el paso a la economía de mercado socialista, que la llevó a ir hacia la integración con el resto de las economías mundiales y a incorporar en su seno a actividades y capitales extranjeros. Entonces, el salto que dio el desarrollo económico fue magnífico como por la intensificación de esa tendencia con índices de dos dígitos, el aumento exponencial de su comercio exterior (alentado por el ingreso en la OMC), de sus reservas de divisas (1,68 billones de dólares a finales de marzo de este año) y de su protagonismo internacional . Conviene recordar que hace poco más de una década tan sólo, la economía china se situaba detrás de España o de Brasil. En quince años ha logrado multiplicar su PIB en más de cinco veces. China se ha convertido en la fábrica de un mundo globalizado.

Desde 1979 ha ido dando los pasos necesarios para lograr la modernización de su economía y ha movilizado sus inmensos recursos de mano de obra. Desde ese año, su renta per cápita se ha doblado cada 10 años, a diferencia de EEUU o Reino Unido que han podido doblarla cada 50 años. Todos son indicadores claros de que nos hallamos ante una transformación verdaderamente asombrosa . Es evidente que China aún no ha finalizado su transformación y continúa reconvirtiendo su estructura económica y sus medios de producción.

Si China sigue creciendo se convertirá en la primera economía del mundo. La producción de China no solo está en camino de superar la de Estados Unidos al 2035, sino prácticamente duplicará la de América del Norte y la de Europa hacia el 2050 . Sin embargo todo ese cúmulo de destellos positivos, no pueden ocultar otros datos preocupantes como la secuencia de desastres naturales, las dificultades de la economía mundial, tensiones políticas internas, la inflación, el confuso cielo azul en el medio ambiente y la exacerbación de las críticas exteriores, generó un acentuado cambio de atmósfera, que aunque la tendencia de crecimiento de ese país se va a mantener alto la desaceleración empezará a notarse seguramente tras el punto máximo alcanzado en la curva de crecimiento del año pasado.

2. El Florecimiento de la Economía de China

Los antiguos chinos dijeron: El tiempo, la posición geográfica y las relaciones humanas ejercen su influencia en el desenlace de triunfo o fracaso de una guerra, en el destino de prosperidad o decadencia de un país (KE MA 2004). A través de una combinación de dinamismo económico, una hábil diplomacia el país de China está recuperando gran parte de su antigua supremacía en toda Asia. Según Hugh Baker de la Facultad de Estudios Orientales y Africanos China tiende a comportarse como alguien que se sabe poderoso y por lo tanto no necesita imponerse sobre los demás . El despertar de China como resultado de un proceso de reformas económicas y apertura es uno de los acontecimientos más relevantes de la actualidad. El fenómeno económico chino no tiene paralelo en la historia , la historia conoce pocas experiencias de desarrollo económico tan espectaculares como la de China , es la historia de un despertar económico a la transformación en potencia económica en pocos años, en la actualidad ha dado al mundo un mapa bastante claro de la dirección del desarrollo del país .

Desde fines de 1978 la República Popular de China ha presentado un espectacular desempeño en términos macroeconómicos, inversión extranjera directa (IED), tasas de ahorro y crecimiento del PIB, así como avances significativos en el ámbito social. En los años noventa, con los procesos de apertura comercial y su adhesión a la Organización Mundial de Comercio (OMC) en 2001, incrementando notablemente su participación en el comercio internacional, actualmente es una de las potencias más fuertes en el comercio mundial (FMI 2004). Al contrario del caso de la Unión Soviética, este proceso ha sido gradual y ha provocado una transformación en el país que probablemente muy pocos podían imaginar.

El crecimiento de este país desde 1979 a 2005, tan sostenido como vertiginoso ha sido posible por el genio político del sucesor de Mao, Deng Xiaoping, llamado el Arquitecto de la Reforma. Compañero del Gran Timonel desde la Larga Marcha y en la fundación de la República Popular, el Pequeño Timonel lanzó el desafío de reformar la Agricultura, Industria, Defensa y Ciencia y Tecnología. Nadie en el resto del mundo creyó que sería capaz de despertar de su letargo al inmenso dragón que guarda en su seno el Gran Imperio del Centro. Ese es el nombre de China en mandarín, Imperio del Centro, que mantuvo su poder durante milenios, mientras el resto de los pueblos apenas eran conocidos más allá de los límites de sus correrías.

China tras sus reformas creció al ritmo del 10.2% en 2005, el PIB aumentó en tasas interanuales, el 10.9% en el primer trimestre de 2006 y nada menos que el 11.3% en el último trimestre del 2007. Cifras tan altas no se alcanzaban desde mediados de los años noventa. Según todas las previsiones de expertos, en los próximos 10 ó 15 años China se convertirá en la mayor economía del mundo .

2.1. El Desafío del Mercado Laboral en China

Un informe enviado por el Asian Development Bank (ADB) revela que China está perdiendo la ventaja de la mano de obra, mientras que el país está enfrentando desafíos de una población envejecida y una escasez del trabajo especializado. El informe anual del ADB “Asian Development Outlook 2008” dice que China está enfrentando tres desafíos en su mercado laboral: creciendo hacia una sociedad vieja resulta en la minimización de una bonificación a la población ; la escasez de recursos de trabajo experimentado y medios de la calidad del proceso de fabricación industrial; y los efectos secundarios causados por los cambios estructurales económicos .

Según un nuevo informe de la Academia de Ciencias Sociales de China debido a las exitosas medidas para el control de la natalidad, habrá menos jóvenes para sostener el crecimiento económico y el envejecimiento de la sociedad dentro de 50 años. Cai Chiang, uno de los autores del Documento Verde sobre Población y Trabajo, dijo que como resultado de la política de planificación familiar, la tasa de crecimiento natural de China bajó a menos de 6 por 1.000 en el 2004. Mientras China en sólo 30 años controló la natalidad, los países desarrollados requirieron más de 100 años, uno de los efectos secundarios de esto es el envejecimiento de la sociedad. Actualmente China tiene 100.550.000 de personas de más de 65 años de edad, cifra que representa el 7,7 por ciento del total. Se pronosticó que la población de más edad llegará a los 170.000.000 en el 2010, ó 12,5 por ciento de la población y a 243.000.000 en el 2020, ó 17 por ciento del total, informó el Comité Nacional sobre Envejecimiento. "China será el único país del mundo que envejecerá antes de volverse rico" porque su fuerza laboral tardará en renovarse.

A finales de 2005, la estructura del empleo en China presentaba la siguiente radiografía: sector primario, 44.8%; secundario, 23.8%; terciario, 31.4%. En el sector secundario y terciario, que juntos suman el 55.2% de la economía nacional, a finales de 2005, del total de 658 millones de empleos, el secundario y terciario proporcionaban ocupación a 418 millones de trabajadores. De ellos, solamente 62,32 millones se correspondían a la economía pública, 7.690.000 a las empresas colectivas, y el resto, más de 200 millones, trabajan en la economía no pública, representando la economía individual y privada más de 110 millones (130 millones en 2006, según el Instituto de Investigación de la Economía Privada). La tasa de ocupación de la economía no pública ha pasado del 77,5% en 2000 al 84,1% en 2005. Su auge ha permitido que los puestos de trabajo de la economía no pública en las ciudades hayan aumentado del 65% en 2000 hasta el 75% en 2005. En el transcurso del X Plan Quinquenal, la economía no pública ha sido responsable de la creación de 70 millones de puestos de trabajo. La economía no pública y, más concretamente, la particular y la privada, juega un papel determinante en la solución del problema del empleo en China .

El Centro de Investigación sobre Población y Desarrollo de China dijo que la fuerza laboral crecerá hasta llegar a su punto máximo de 997.000.000 en el 2016, pero que después de eso empezará a declinar cada año. "La oferta de fuerza laboral, una de las ventajas básicas del desarrollo económico de China, no es optimista en el futuro". El Documento Verde indica que el problema ya surgió en algunas regiones como el delta del río Perla y el delta del río Yangttse, en donde la oferta de fuerza laboral no satisfizo la demanda desde el 2004 .

La situación de empleo de China resulta "muy dura" este año , aunque el país ha ofrecido 51 millones de puestos de trabajo en las zonas urbanas durante el último lustro, dijo hoy el ministro chino de Trabajo y Seguridad Social, Tian Chengping. Cada año unos 20 millones de personas entran en el mercado laboral del país, con lo que China contará con un gran contingente de fuerza laboral durante un largo tiempo, pero en las zonas urbanas se pueden crear solamente cerca de 12 millones de puestos de trabajo al año . En 2005, los ingresos medios de los residentes urbanos eran 3,2 veces mayor que el de los rurales. Pero la brecha crece al tener en cuenta la diferencia en cuanto a servicios públicos y seguridad social .

2.2. Las Nuevas Estrategias del Desarrollo laboral en las ciudades

En el mundo laboral, el desempleo, conforma un vocabulario preocupante. La masa de desempleados sigue creciendo, aunque las cifras varían mucho según las fuentes. El problema está asociado, fundamentalmente, a la reconversión de las empresas estatales, que acumulan un considerable excedente de mano de obra, pero cuya adaptación debe realizarse de forma paulatina a fin de no provocar un nivel de descontento social que no pueda ser gestionado por las autoridades. En las provincias donde el peso del sector estatal es importante, por ejemplo en las norteñas, el desempleo, según algunas fuentes, supera el 20%. Se estima que la cifra de desempleados urbanos ronda los 24 millones de personas y otros 75 millones procedentes del campo trabajan de forma esporádica y temporal en las grandes ciudades. Los subsidios son insuficientes en su cuantía y en su duración. Los servicios de reciclaje profesional se están poniendo en marcha, pero el cambio de modelo se desarrolla de forma lenta e insegura.

China sigue siendo el destino más popular para la inversión industrial extranjera del mundo, al atraer casi 83.000 millones de dólares el año pasado. Sin embargo, un número creciente de corporaciones multinacionales persigue una estrategia que compañías y analistas llaman “China más uno”, es decir, establecer o ampliar bases asiáticas fuera de China, particularmente en Vietnam. La tendencia está alimentada por una larga lista de preocupaciones con respecto a China: inflación, escasez de trabajadores y energéticos, una moneda cada vez más fuerte, políticas gubernamentales cambiantes, incluso la posibilidad de disturbios civiles.

Sin embargo, lo más importante es que los salarios se incrementan 25% anual en muchas industrias, en términos de dólares, y China ya no es una ganga. Cuando se eleva el costo de fabricar artículos en Asia, los consumidores mundiales inevitablemente lo resienten. Las compañías utilizan la estrategia “China más uno” para reducir los riesgos de la sobredependencia en las fábricas de un solo país. Las corporaciones multinacionales “piensan en todo el mundo y mantienen un equilibrio” entre China y otros países, apuntó Edward Kang, director ejecutivo de Ever-Glory International, fábrica de ropa deportiva en Nanjing, China. Ever-Glory, que le vende a Wal-Mart, la cual construye una fábrica en Vietnam.

Las compañías que permanecen en China buscan desesperadamente controlar costos. “Mantendremos nuestra capacidad en China, pero la haremos más automática y reduciremos el número de empleados”, manifestó Laurence Shu, director financiero de Texhong, con sede en Shanghai, uno de los mayores fabricantes de tela de algodón y spandex del mundo. Para limitar los costos laborales, Hanesbrands construye una fábrica más automatizada, en Nanjing. Aunque también construye una fábrica en Vietnam, además de la que compró en Hanoi, y dos más en Tailandia. Gerald Evans, presidente de cadena de suministro global en Hanesbrands, dice que en comparación con China, encuentran “una disponibilidad más expedita, tanto de terrenos como de mano de obra, en Vietnam y Tailandia”. Hanesbrands reubicará parte de la manufactura de México y Centroamérica a Asia .

2.3. El Conflicto Laboral de la sociedad Rural en China

En el campo, los problemas tradicionales de alimentación y de vestido se han vuelto crónicos para muchos. Si en la década de los noventa, la situación había mejorado a una media de 6 millones por año, en los primeros años del nuevo siglo, esa cantidad se ha reducido a la tercera parte. Las diferencias de renta entre los campesinos normales y la población rural pobre han pasado de 1:2,45 en 1992, a 1:4,12, en 2003.

Esas diferencias en materia de ingresos y de condiciones de vida nutren el malestar en las zonas rurales. En los últimos años, se han multiplicado los conflictos entre los trabajadores rurales que emigran a las ciudades y las respectivas autoridades, originando numerosos movimientos que han obligado al Estado a reconocerles ciertos derechos, abriendo cauces para que sus problemas sean tratados con mayor atención. Son estos colectivos quienes están sentando las bases de una nueva relación entre el poder y la sociedad en la nueva China . Según el diario de Beijing China Youth Daily, el informe de un estudio dirigido por la academia china de ciencias sociales en el 2007, muestra que no sólo ciudades costeras sino también los campos están enfrentando una caída en el número de personas jóvenes y de edad madura que entran en el mercado laboral.

El suministro de peones rurales jóvenes y de edad madura es incapaz de cubrir la creciente demanda. El año 2004 fue testigo del primer decrecimiento en la tasa de crecimiento de la población dentro de las edades de trabajadores de 15 a 59 años. La edad de crecimiento de la población trabajadora se estima que se detendrá cerca del 2011. Más aún, el dividendo demográfico de China se convertiría en una deuda demográfica en el 2013; de 2021 en adelante, la población de China estaría en absoluto decrecimiento. El Delta del río Perla, un centro de industrias de intensa labor, fue el primero en afrontar la escasez de la fuerza laboral rural en 2004, y luego lo hizo el Delta del río Yangtze. El fenómeno se está extendiendo gradualmente de áreas costeras a provincias de tierra firme incluyendo Jiangxi, Anhwei, Hunan y Hubei. De acuerdo con una encuesta del departamento de seguridad social y laboral de la provincia de Hubei, la provincia se queda sin 400.000 trabajadores anualmente.

Deng Xiaogang, un catedrático de ciencias sociales en la Boston University de Massachusetts, hizo el siguiente comentario sobre el informe anterior: “Los crecimientos económico y de comercio exterior de China dependen en gran medida de sus producciones de trabajo intensivo con mano de obra barata. Cuando la estructura demográfica cambie completamente, toda la estructura económica tropezará con los cambios dramáticos y el país se quedará sin mano de obra. China será incapaz de ajustar su estructura económica apropiadamente en un breve período de diez años. China no es optimista a futuro”.

Cai Chongguo, el representante en Francia de la revista de Hong Kong China Labour Bulletin cree que la escasez de trabajadores rurales en el país no quiere decir que el país realmente tienda a la escasez de trabajo. Los fabricantes en China del sur y central están con necesidad de mano de obra, pero solamente quieren peones entre 16 y 25. Un gran número de personas entre 35 y 50 en las áreas rurales y urbanas de China están desempleadas. Las empresas extranjeras en China oriental y central solamente quieren dar trabajo a jóvenes entre 16 y 25, la cantidad de estos jóvenes es más pequeña que en el pasado debido a la política de un niño. Y la mayoría de los jóvenes, a diferencia de sus mayores, son incapaces de aceptar condiciones duras de trabajo”.Estos excluidos de la "aldea global", necesitan de un gobierno dispuesto a resolver los desequilibrios, que podrían desembocar en un colapso de la economía o en revueltas sociales si no se solucionan a tiempo .

2.4. La tendencia hacia una brecha creciente en la distribución de ingresos

La globalización y la apertura económica china, que cambiaron los hutong por rascacielos y el arroz por McDonald's, han convertido al país en una de las mejores economías del mundo en función del PIB, a la par que han disparado la desigualdad social. China ha sido testigo de crecientes disturbios sociales, principalmente la participación de manifestaciones pacíficas derivadas de las políticas y acciones gubernamentales. Estos no son sino la punta del iceberg en la nación de 1,3 millones de personas, donde la brecha de riqueza es cada vez mayor .

En un informe hecho público por la CIOSL antes de la reunión ministerial de la OMC de Hong Kong, en diciembre de 2005, se menciona que el ritmo de aumento de las desigualdades en China es de los más veloces del mundo y que su tendencia a la exclusión social no tiene precedentes, según el coeficiente Gini (medida internacional de la desigualdad en la distribución de ingresos) es de 0,4, punto límite internacional de alarma . Las diferencias entre los salarios en las diferentes ramas de la industria, entre empresarios y empleados es cada vez más amplia. La renta per cápita en las ciudades ha ascendido a 1.049 euros, con un crecimiento medio anual del 9,6%. En las zonas rurales, la media solo habría alcanzado los 325 euros, con un incremento medio anual del 6,2%. Por otra parte, según la Comisión Estatal para el Desarrollo y la Reforma, en las ciudades chinas, la renta media del grupo más pobre es veinte veces inferior a la renta del grupo más rico.

Según Dang Guoying, investigador del Instituto de la Economía Rural de la Academia de Ciencias Sociales de China, la reaparición del fenómeno de la pobreza con una nueva pujanza se debe a la insuficiencia de las políticas centrales que no tienen en cuenta que el objetivo de su erradicación es cada vez más difícil y exige más esfuerzos y mayores inversiones. Wang Fuyu, subsecretario provincial del Partido, y Huang Kangsheng, subgobernador admiten que existen factores muy arraigados que permiten que algunos acontecimientos afloren el descontento social entre los ciudadanos de China .

Se ha alcanzado un nivel relativamente confortable de vida para la gente en su conjunto, pero no se ha revertido la tendencia hacia una brecha creciente en la distribución de ingresos", el desarrollo aún es desigual entre las zonas urbanas y rurales, entre distintas regiones y sectores económicos y sociales .

3. Los Retos en el Éxito de la Economía de China

La mayoría de los investigadores suelen pintar el ascenso de la economía de China como un caso más de una economía que surge y crece. Lo que presenciamos en la actualidad es el crecimiento sostenido y dramático de una futura potencia mundial, con una magnitud sin par de recursos, altas aspiraciones, fuerte posición negociadora y los medios financieros y tecnológicos necesarios para su visión hacia el 2050, sin embargo existe la necesidad aún de desarrollar estrategias para hacer frente a ese reto.

3.1. El Fantasma de Tiananmen en el éxito de la Economía China

En la plaza de Tiananmen, en el centro de Pekín, un marcador electrónico descontaba los segundos, minutos, horas y días que quedaban para los Juegos Olímpicos. Era la cuenta atrás para la ceremonia de inauguración, que se programó con antelación para celebrarse el 8 de agosto día memorable para China . Es verdad que nadie puede cuestionar el éxito general de la reforma china. Cualquier comentario sobre el cambio que vive este país, emerge salpicado de admiración. Como consecuencia de esa inmensa mudanza, en todo este tiempo de reforma se han producido en China numerosos cambios sociales, en las conductas de la sociedad han producido cambios significativos . Fenómenos como la población flotante eran desconocidos en un sistema administrativo en que los individuos estaban imposibilitados para desplazarse libremente.

Incluso el éxito de la política de control demográfico el crecimiento demográfico neto ha bajado a cerca de 8 millones de personas por año, aparece lastrado por el temor al futuro de un país en el que crecen varios millones de hijos únicos, a China le urge tomar conciencia del impacto del envejecimiento de la población en los planos económico, político y social. Actualmente se cifra en 143 millones las personas de edad, un 11% de la población, para quienes el fomento del tradicional respeto a los ancianos es una primera medida aceptable, pero a la larga claramente insuficiente.

Sin embargo existen algunos acontecimientos que Pekín ha mantenido con mucho hermetismo durante los meses anteriores, en los que afirma haber desarticulado varias tramas terroristas de Xinjiang y capturado a numerosos activistas, algunos ya ejecutados o liquidados en las redadas policiales. Debido a este secretismo de las autoridades, muchos defensores de los derechos humanos creen que el régimen chino utiliza la amenaza terrorista como una excusa para aumentar la represión . Pero, ciertos o no, estos hechos han conseguido que cunda la psicosis terrorista por todo el país. Bajo estado de máxima alerta, unos 110.000 policías, soldados y comandos antiterroristas vigilan Pekín, en cuyo metro se han instalado escáneres y detectores de metales para localizar explosivos. Mientras, los autobuses de Shangai que se dirijan a las instalaciones olímpicas tendrán sensores infrarrojos especiales .

Todo esto que está sucediendo actualmente nos hace recordar los hechos de hace casi veinte años, acontecidos en la primavera de 1989, en donde las manifestaciones opositoras de Pekín parecían augurar que el régimen comunista iba a correr la misma suerte que sus homólogos de la Unión Soviética o de los países de Europa del Este. Pero los inesperados y trágicos hechos de la plaza de Tiananmen, en los que fallecieron 700 estudiantes universitarios fruto de la represión del ejército, cortaron de raíz cualquier movimiento opositor, Es justo reconocer el ingenio de los líderes comunistas, por los principios políticos singulares. Recuerden aquello de 'un país, dos sistemas', expuesto por Deng Xiaoping, que explicaba que Hong Kong y Macao pasaban a soberanía china pero que los derechos y las libertades que sus ciudadanos gozaban, en tiempos de los mandatos británico y portugués, respectivamente, se mantendrían intactos. Estados Unidos y la Unión Europea, en un primer momento, reaccionaron ante los sucesos de la plaza de Tiananmen e impusieron sanciones al Gobierno comunista. Pero China con derecho a veto en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Y, la apertura del mercado chino acontecida a inicios de la década de los 90 ha sido contemplada como muy relevante por las multinacionales de los países desarrollados. El mercado chino ocupa un espacio cada vez más importante, en la cartera de clientes o en las fuentes de aprovisionamiento de las economías occidentales.

Esperamos que estos acontecimientos no sean una repetición de la masacre ocurrida en la plaza de Tiananmen en 1989 o como el primer levantamiento que se dio en la capital del Tíbet en 1959. Ambos eventos terminaron con la aniquilación de centenares de vidas humanas.

3.2. El Medio Ambiente la Vulnerabilidad de su Crecimiento Económico

China se da cuenta de que ha entrado en una fase de desarrollo económico que está significando enormes e insostenibles exigencias sobre el medio ambiente. A menos que haya un cambio de rumbo, los estándares de vida terminarán viéndose afectados. China figura al tope de la lista de los mayores consumidores de los principales recursos del mundo, con 32% del acero del mundo, 25% del aluminio, 23% del cobre, 30 % del zinc y 18 % del níquel. Ya en 2005 superaba el nivel de consumo de petróleo de Japón, y desde entonces es el segundo mayor consumidor de petróleo, sólo superado por Estados Unidos. Además es el mayor productor de emisiones de CO2 y de demanda química de oxígeno (DQO) .

El máximo responsable de protección ambiental de China reconoció que la contaminación en el país asiático es insostenible y que está disparando los disturbios entre una población cada vez más consciente del medio ambiente. "A medida que aumenta el nivel de vida, los ciudadanos se están centrando más en el medio ambiente y en la calidad de vida", explicó Zhou Shengxian, director de la Administración de Protección Ambiental (SEPA, siglas en inglés). Las emisiones de CO2 y otros gases de efecto invernadero aumentan más año con año, ya que es el área del mundo donde la economía crece más rápido. EEUU tiene 700 autos por cada 1.000 habitantes, la UE 550. En China, pese a los atascos que se sufren en Pekín, sólo hay 25 por cada mil, y si cada familia china quiere que se cumpla su sueño de tener un auto, el mundo no lo soportará". El país se encuentra en el camino de la urbanización y la industrialización, con 11 millones más de población urbana cada año. Hay que construir viviendas e infraestructuras para estas personas, lo que demanda más consumo de energía . El presidente chino reconoció que el crecimiento económico trajo de la mano una gran contaminación atmosférica, y prometió trabajar para reducirla . También habló de reducir el consumo de energía, uno de los factores que han convertido a China en uno de los países con mayor contaminación.

El cambio climático ha comenzado en los últimos años a cobrarse su precio en China, y no deberíamos esperar hasta que sea demasiado tarde para pasar a la acción. Desde mediados de los años 80, China ha experimentado 19 inviernos anormalmente cálidos. En 2006, la temperatura media invernal alcanzó 9,92 grados centígrados, la máxima registrada desde 1951, según las estadísticas del Centro Meteorológico Nacional. Lu Xuedu subdirector de la Oficina de Asuntos Ambientales Globales, perteneciente al Ministerio de Ciencia y Tecnología subraya que si el cambio climático continúa incontrolado, la producción de los principales productos agrícolas chinos, entre ellos el trigo, el arroz y el maíz, se reducirá en hasta un 37% en la segunda mitad de este siglo. El calentamiento global también reducirá el caudal de los ríos y generará mayores sequías e inundaciones. Entre 2010 y 2030 el suministro de agua en el oeste de China podría ser hasta 20.000 millones de metros cúbicos inferior a la demanda.

El cambio climático supone también una gran amenaza para áreas vulnerables desde el punto de vista ecológico como la meseta Qinghai-Tíbet, señala Qin Dahe, experto en glaciares perteneciente a la Academia de Ciencias de China. "Los glaciares de la meseta han acelerado las pérdidas de extensión en las últimas décadas", enfatiza Qin. Si la velocidad a la que asciende la temperatura no es reducida, alerta, el área total ocupada por los glaciares en la meseta se reducirá a 100.000 kilómetros cuadrados en 2030, mientras que en 1995 su extensión era de 500.000 kilómetros cuadrados. Habida cuenta que muchos de los grandes ríos de Asia nacen en la meseta, su reducción puede implicar una carestía de suministro hídrico para más de 1.000 millones de personas en la región. Liu Jingshi, miembro del Instituto de Investigación de la Meseta Qinghai-Tíbet, también perteneciente a dicha academia, añade que el suelo de la meseta está perdiendo consistencia debido a la fusión del permafrost, la capa de hielo permanentemente congelada en los niveles superficiales del suelo. El investigador subraya que esta fusión ya ha provocado la inundación de varias áreas ganaderas y será aún más peligrosa para los pastores si la temperatura continúa elevándose.

Las cifras que ilustran los logros económicos notables de China, esconden enormes problemas pendientes, que si no se atienden pueden poner en riesgo esos mismos éxitos. Muchos analistas del desarrollo, tanto extranjeros como locales, concuerdan en que el enfoque chino del crecimiento es temerario e insustentable y está colocando al país y al mundo al borde de una catástrofe ecológica.

3.3. La Inflación los nubarrones del presente hacia el futuro en el vuelo del Dragón

La inflación en Asia es actualmente el principal foco de atención de inversores y autoridades oficiales en la región. A mayor inflación, las políticas monetarias se vuelven más restrictivas y éstas, a su vez, tienen impacto eventualmente en una desaceleración en el crecimiento económico. En esta encrucijada entre controlar la inflación o impulsar el crecimiento, las autoridades monetarias asiáticas optaron inicialmente por priorizar el crecimiento ante la inflación y por mantener, hasta hace poco, sus tipos de interés. Sin embargo, el rápido aumento de los precios de alimentos y combustible, llevó la inflación nominal en Asia emergente a más de 7 por ciento interanual en mayo 2008 frente a 3,3 por ciento en el mismo período del año anterior .

Por países, la inflación en India, Indonesia, Filipinas y Vietnam alcanzaba niveles próximos o superiores al 10 por ciento, mientras que en China, Hong Kong, Singapur y Tailandia superaba 5 por ciento interanual; en todos estos casos, la inflación estaba en máximos históricos y significativamente, por encima del objetivo de las autoridades monetarias para 2008 . Como resultado, las políticas monetarias en la región empezaron a señalar un sesgo más restrictivo. Vietnam fue el primero en subir los tipos de interés en mayo por 325 puntos básicos, seguido de Indonesia, Filipinas e India por 25 puntos básicos cada uno.

La inflación de los precios al consumidor en China se mantuvo cerca del máximo en 12 años en abril de 2008 y las autoridades reaccionaron rápidamente por medio de un incremento de la suma de fondos que los bancos deben mantener en reserva. Eso representó un nuevo ajuste de la política monetaria, a pesar de que el crecimiento económico global se debilita. Para las autoridades, que han insistido que su prioridad es responder a las alzas de precios . La aceleración de la inflación anual al 8.5%, desde 8.3 en marzo sería frustrante, sin contar la lectura de 8.7% registrada en febrero, el último dato más alto para la inflación se había observado en mayo de 1996, aunque también han surgido algunas señales para el optimismo .

Las ventas minoristas de China avanzaron en abril, una señal de que la firme demanda doméstica está reemplazando a las exportaciones como el motor de la economía. Las ventas en el mes de marzo subieron 21.5% y en el mes de abril 22.0% del presente año, arriba de las expectativas del mercado, de un incremento de 21.2%. Fue el aumento más veloz desde que el Gobierno empezó a recopilar los datos mensuales en 1999 . La noticia de que los precios al consumidor aumentaron en junio un 7%, menos que el 7,7% correspondiente a mayo, será acogida con beneplácito por las autoridades en Pekín. Pero el alivio puede durar poco, considerando lo que podría acontecer durante los próximos 12 meses en los mercados extranjeros cuyas importaciones determinan en gran medida el ritmo del crecimiento económico de China. El comercio exterior hará una menor contribución al crecimiento, por lo que la expansión de China dependerá sobre todo del consumo y la inversión internos .

La inflación es el lunar que por primera vez afronta China en más de una década, y aunque para combatirla se están aplicando alzas de los intereses, esto afectará al mercado de vivienda que ha disminuido considerablemente este año. El aumento de los precios de los alimentos y del costo de la vida genera importantes tensiones y alarga el descontento.

3.4. La Desaceleración Económica Mundial y el impacto en su Crecimiento Económico

El Banco Asiático de Desarrollo (BAD) rebajó la previsión de crecimiento de los países de Asia Oriental al 7,6 por ciento para este año y el que viene, 1,4 puntos menos que en 2007, a causa de la desaceleración económica mundial, la inflación y la crisis financiera. Así se refleja en un informe del BAD sobre las economías de China, los diez países miembro de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), Corea del Sur, Hong Kong y Taipei (China).

La entidad sitúa el crecimiento de la economía china en el 9,9 por ciento en 2008 y el 9,7 por ciento en 2009, tras el 11,9 por ciento que alcanzó el 2007, por la apreciación del yuan, las políticas poco flexibles y la caída de la demanda externa. Por otra parte, se reducirá en un punto hasta el 5,5 por ciento en 2008 el crecimiento de los países de la ASEAN, que incluye Indonesia, Singapur, Malasia, Tailandia, Filipinas, Vietnam, Camboya, Laos, Brunei y Birmania.

El sólido crecimiento de la región es vulnerable a una inflación más alta de la esperada, a la ralentización económica en Estados Unidos y a más desajustes en los mercados financieros internacionales. Según el BAD, los subsidios a los combustibles están ejerciendo presión sobre la inflación, que está previsto que aumente este año el 6,3 por ciento, más del doble de la cifra media registrada en los últimos diez años. Aunque aún no podemos cerrar los ojos a la idea de que Asia desvinculó su suerte de la de Estados Unidos pues podríamos sufrir un desengaño al ver las últimas cifras sobre el crecimiento económico de China. El producto interno bruto interanual aumentó un 10% en el segundo trimestre, por debajo del 12% correspondiente al conjunto del 2007. Un examen cuidadoso de las cifras del PIB de China puede sugerir que se avecinan tiempos difíciles.

“La desaceleración mundial ha reducido la demanda externa, y la apreciación más rápida del yuan, el aumento de los salarios y el encarecimiento de la materia prima han socavado la competitividad de las exportaciones chinas”, dijo Jing Ulrich, presidenta de JPMorgan Chase & Co. para acciones chinas en Hong Kong. Glenn Maguire, economista de Société Générale para la zona Asia-Pacífico, afirma que “la moderación del crecimiento económico debe prevalecer, en vez de una inflación desbocada”.

Es probable que la expansión económica mundial que marcó los años 2006 y 2007 desacelere en el 2008, en parte como reflejo de un crecimiento más lento en los Estados Unidos. Sin embargo, de acuerdo a la mayoría de las proyecciones, la economía mundial continuará disfrutando uno de los mejores desempeños de las últimas décadas. La actual expansión mundial no sólo ha sido la más sólida desde inicios de la década del 70, sino que el reciente rendimiento económico ha sido distribuido ampliamente, donde la mayoría de regiones y países muestran un buen desempeño comparado con sus niveles históricos . En el 2008, los países en desarrollo, especialmente los de Asia, deberán seguir liderando el crecimiento a nivel mundial, mientras que la mayoría de países desarrollados, sin incluir a los Estados Unidos, tendrán probablemente una expansión a una tasa sólida pero menor. China, por sí sola, podrá responder por un quinto del crecimiento mundial en el 2008, casi tanto como todos los países de Europa Occidental en conjunto. El resto de países asiáticos en desarrollo—definidos por el Fondo Monetario Internacional como los países de Asia excluyendo a Australia, Japón y Nueva Zelanda—deben contribuir con un 15 por ciento adicional al crecimiento del PBI mundial, el cual se espera que iguale a la contribución de Estados Unidos al crecimiento mundial en el 2008.

4. La Formación de una Nueva clase media determinante del futuro en la economía

La clase media de los países pobres es el grupo humano que más rápido está creciendo. En los próximos 12 años, 1.800 millones de personas engrosarán las filas de la clase media. De éstos, cerca de 600 millones serán chinos. En ese periodo la población del planeta habrá aumentado en 1.000 millones de personas, es decir, menos que el aumento de la clase media. Cada vez hay más gente que puede considerarse clase media en el mundo, y los expertos prevén que esta tendencia se acelerará hasta niveles no vistos desde la Revolución Industrial del siglo XIX. Sus consecuencias a nivel político, económico, social y medioambiental son indiscutibles.

Según un informe de Goldman Sachs, 2000 millones de personas se sumarán de aquí al año 2030 a lo que se puede calificar de clase media global. Eso supondrá casi el 50 por ciento de la población de todo el mundo, lo que supone un cambio sin precedente en la distribución de los ingresos y del poder de compra tal y como lo conocemos hasta ahora. Para 2050, el 60 por ciento del PBI mundial dependerá de las clases medias. Las consecuencias de esto son enormes. Y los retos que esta gigantesca clase media planteará no tienen precedentes en la historia. Con la apertura y reforma del país, China ha experimentado un crecimiento económico de alta velocidad en los últimos años y los excitantes índices económicos han atraído a numerosos empresarios de todo el mundo. En China se esta formando una nueva clase, la clase media, que posiblemente determinará la economía, sociedad y política de la futura China.

En 1990, sólo el uno por ciento de la población china podía considerarse clase media. Hoy ya supone el 35 por ciento de sus 1300 millones de habitantes, y representarán justo el doble, el 70 por ciento, en 2020. Pero no es algo exclusivo de estas potencias. Dentro de 12 años, uno de cada tres nuevos integrantes de la clase media procederá de fuera de China o la India, pero, sin duda, Asia desempeñará un papel decisivo en estos cambios demográficos, aunque hasta ahora el liderazgo lo han llevado América latina y Europa del este. Claro que la renta que se le asigna a esa clase media no es la misma que se entiende en los países desarrollados. El estudio sitúa la renta de la clase media global entre los 3750 y los 18.780 euros anuales (entre 6000 y 30.000 dólares, medido en paridad de poder de compra) frente a los parámetros por ejemplo del país de España, que sitúan en ese segmento de la población a quienes reciben entre 20.000 y 60.000 euros al año.

La clase media se está convirtiendo en la principal consumidora, situándose en las grandes ciudades como Shanghai, Beijing y Guangzhou . Homi Kharas, economista del Brookings Institution, estima que para 2020 la clase media será el 53% de la población mundial. "Hay países pobres donde millones están saliendo de la pobreza gracias al rápido crecimiento económico. Esto duplicará el tamaño de la clase media", dice Kharas. El McKinsey Global Institute calcula que, a medida que la economía centrada en la inversión cede paso a otra más enfocada en el consumo, su clase media llegará a 612 millones para 2025, de 43% de la población a 76%. Para 2025 China tendrá la clase media más grande del mundo. Los cambios en las tendencias de migración, urbanización y distribución del ingreso serán profundos y conflictivos. La nueva clase media demandará casas, hospitales y escuelas de mejor calidad, e inevitablemente, mayor participación política.

Las consecuencias no se harán esperar. Algunas, sin duda, muy positivas, como la reducción de la pobreza. El número de personas con ingresos inferiores a los 1000 dólares al año, los que viven con menos de tres dólares al día, pasarán del 17 por ciento registrado en 2000 al 6 por ciento en 2015. Los cambios relacionados con los hábitos de consumo producirán un aumento de la demanda de productos más sofisticados, como la tecnología, y de mayor calidad, como la carne. Se producirá entonces una presión creciente por los recursos, con especial incidencia en los relacionados con los combustibles, los alimentos y el agua. Esa competencia ejercerá fuertes presiones sobre el medio ambiente, aunque los expertos también creen que aumentará la conciencia ecologista. Y las presiones para lograr cambios políticos y sociales en los sistemas menos participativos pueden complicar la vida de muchos gobernantes.

El cambio en los equilibrios económicos globales ya se ha empezado a producir. En 1980, las siete mayores economías del mundo pertenecían en su totalidad al mundo desarrollado. En estos momentos, esa lista sitúa ya a China como tercera economía mundial, por delante de países, como Gran Bretaña y Francia. Para 2050, será China quien encabece la clasificación . Si bien se calcula que el crecimiento de la clase media global continuará a buen ritmo, sin embargo un factor a considerar es la diferencia en la distribución del ingreso entre países y dentro de cada país, según John Kimberly (Wharton School). "Cuando uno mira globalmente, ve una clase media emergente en algunas geografías y una clase media estancada o declinante en otras partes. Lo que es verdaderamente interesante es el carácter dinámico de la clase social, muy variable según el país y la región. Si bien estadísticamente la clase crece, hay que mirar con cuidado los distintos indicadores para no perder de vista la variabilidad".

5. Las perspectivas del Crecimiento y la Visión del Dragón hacia el 2050

En el año 2050, 1.300 millones de chinos vivirán en una sociedad moderadamente desarrollada con un ingreso mensual mínimo de 1.300 dólares, una expectativa de vida de más de 80 años y servicios sociales disponibles para todos. El equipo de investigación de la academia de Ciencias de China preparó un informe basado en los datos proporcionadas por institutos y organizaciones mundiales. Para el 2050 nadie vivirá en China con un ingreso anual menor a los 668 yuanes (81 dólares) per cápita, el límite de pobreza absoluta del país. He Chuanqi, jefe del equipo de investigación que compiló el informe, declaró a la agencia de noticias Xinhua que para alcanzar esta meta, China deberá seguir dos etapas de transformación social. Primero se debe convertir en una sociedad industrializada, a diferencia de la sociedad agrícola actual. Y después convertirse en una sociedad orientada al conocimiento con áreas rurales y urbanas que se desarrollen al mismo nivel.

La transformación social también generará grandes cambios en el estilo de vida de la población, porque el 80% de la población tendrá acceso a servicios en la industria informática, el 50% podrá costear viajes a ultramar y el otro 50% poseerá auto propio. Sin embargo, la situación actual no es tan optimista. China está muy rezagada con respecto a los países desarrollados en términos de urbanización, expectativa de vida y alfabetismo de adultos. Aunado a esto la transformación social cambiará las opiniones y estilos de vida de la gente, lo que provocará controversia y problemas sociales.

El rápido desarrollo científico y tecnológico de China ha elevado en gran margen su productividad, lo que será suficiente para garantizar un ascenso sostenible a la economía china en los próximos 10 y 15 años. El desarrollo de la fuerza productiva china se acelera con respecto a la estadounidense . El PIB per cápita chino en 2007 fue de 2.556 dólares (frente a los 45.845$ de EEUU, según datos del FMI).

La economía del gigante oriental podría sobrepasar a la economía de EEUU en el 2025 y llegar a ser 2,5 veces mayor en 2030, partiendo del hecho, entre otros, de que el PIB per cápita de los chinos equivalga entonces a la mitad del correspondiente a los estadounidenses. Tiene perspectivas de ser 1,3 veces en escala superiores a la economía estadounidense en 2050 .

Conclusiones.

La apertura de China a la economía mundial presenta oportunidades y retos para los encargados de elaborar políticas y los líderes empresariales. Los datos económicos de China, tanto de consumo como de exportación, indican que es urgente para algunos países iniciar operaciones en ese país e indispensable para la mayoría, conocer de cerca las oportunidades que puede ofrecer.

En un país como China, con 1.300 millones de habitantes y una economía que emplea mucha mano de obra actualmente enfrenta muchos desafíos, fenómenos como las disparidades entre las áreas urbanas y rurales, el deterioro del medio ambiente, el incremento del precio de las materias primas, los precios de los alimentos y esta dura situación en términos de inflación, aunado a la desaceleración del crecimiento en los próximos años sumadas a las tensiones sociales y políticas que siguen ahí.

China ha experimentado la etapa de creación de riqueza más rápida de la historia. Sin embargo todo ese cúmulo de destellos positivos, no pueden ocultar otros datos preocupantes que generó un acentuado cambio de atmósfera. Las cifras que ilustran los logros económicos notables de China, esconden enormes problemas pendientes, que si no se atienden pueden poner en riesgo esos mismos éxitos.

El crecimiento tan impresionante de China no solamente es una oportunidad para muchos países sino un ejemplo que deben seguir, es un ejemplo de grandes sinergias comerciales y de una gran singularidad cultural; si bien es un país con problemas como muchos, también está construyendo un nuevo modelo de desarrollo, para enfrentar los problemas con inteligencia y equilibrio con un crecimiento visionario que da como resultado el éxito de su economía y mantiene la perspectiva de ser el gigante económico hacia el 2050.

Bibliografía

1. Adnmundo.com. “China: Envejece la fuerza laboral. Viernes 25 de agosto de 2006.

2. AFP.P “China reconoce desigualdad social”. El Universo .com. Octubre 16 de 2007.

3. BBCMundo.com. “China recuerda Tiananmen”. Sábado 4 de junio de 2005.

4. Bradsher Keith/Hanoi. “China empieza a perder competitividad e Inversionistas”. Eluniverso.com. The NewYork Times. Junio 29 de 2008.

5. Costs and Taxes. “China será la tercera Economía del Mundo en 2008”. Viernes 26 de Enero de 2007.

6. Editorial Prensa Ibérica. ” Los Problemas Medioambientales de China afectan al resto del mundo”. Miércoles 17 de Octubre de 2007.

7. El Universal .com. Pekín Evoca su Visión Pacifista y niega que sea una Amenaza.. Caracas sábado 2 de agosto de 2008.

8. El Universal.com. China se tuerce hacia una recesión. Caracas domingo 3 de agosto de 2008.

9. El Financiero en línea. “China la Nación que cambió el arroz por Mc Donald’s”. 29 de junio de 2007.

10. Federal Reserve Bank Of Atlanta. “A pesar de mayores riesgos el crecimiento de la economía mundial continuará siendo solida en el 2008”. Econ South Volume 9 Number 4 Fourth Quarter 2007.

11. González Alicia. “Explosivo Crecimiento de la Clase Media”. La Nación Exterior. Madrid. 27 de Julio de 2008.

12. Guerrero Dorothy-Grace. “China una bomba de tiempo ecológica”. Focus and the Global South. Julio 28 de 2008.

13. Huiyong Li. informó la agencia China Nueva. AFP. “China Prioriza el Crecimiento sobre el Control de la Inflación.”. Lunes 28 de julio de 2008.

14. La República.Net. “China iría hacia una Recesión. Kuala Lumpur. Lunes 21 de julio de 2008.

15. Liu Ya-Lan Jefe de Análisis Transversal Asia, Bbva, Hong Kong “El Impacto de la Inflación en Asia.”Portafolio. com. co. 25 de julio de 2008.

16. Lobe Jim. China superará a Estados Unidos en 2035. IPS/Diario Digital RD.Com. República Dominicana 4 de Agosto de 2008.

17. Mandelson Peter. “Un Mundo de Oportunidades: China y el futuro del comercio Internacional”. Discurso de Peter Mandelson Comisiario de la UE. de la Universidad Renmin. Pekin China 8 de junio de 2006.

18. Periódico AM. Aumentan Seguridad en China para Juegos Olímpicos. Beijing .A. P. 4 de agosto de 2008.

19. Ping Lin. “China pierde la Fuerza Laboral”.Radio Free Asia. La Gran Epoca.com. 25 de Mayo de 2008.

20. Pulgar Pedro. Matices de la China de Hoy. La Opinión. Especial para Negocios. Agosto 10 de 2008.

21. Reuters. “China protege Tiananmen en una nueva oleada de restricciones a los medios”. Pekín. 14 de julio de 2008.

22. Reuters. PEKIN ” Los Precios se disparan en China”. CNNEXPANSION.com. 12 de mayo de 2008.

23. Reuters. PEKIN ” Ventas e inflación suben en China”. CNNEXPANSION.com. 12 de mayo de 2008.

24. Rios Xulio. El Partido y la Economía China. OPCh Casa Asia. Istituto Galego de Análise e Documentación Internacional (Igadi) Baiona Galicia Igadi. 18 de febrero de 2007.

25. Rios Xulio. China no está para festejos. Istituto Galego de Análise e documentación Internacional (Igadi) Baiona Galicia 11 de julio de 2008.

26. Shenkar Oded. El Siglo de China. Wharton School Publishing-Grupo Editorial Norma. Bogotá 2005.

27. Xin Qui. “China plagued by rising social unrest”. Asia Times On Line. 2004.

28. Xinhua. “Funcionarios admiten descontento social detrás de violenta protesta en provincia suroeste de China”. Spanish. China. Org. Cn. 27 de julio de 2008.

29. Xinhua. “Situación Laboral en China resulta muy dura en 2008”. Pueblo en Línea. 20 de marzo de 2008.


Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios


El Observatorio de la Economía y la Sociedad China es una revista académica iberoamericana, editada y mantenida por el Grupo eumednet de la Universidad de Málaga. Tiene el Número Internacional Normalizado de Publicaciones Seriadas ISSN: 1887-3197 y está indexada internacionalmente en RepEc.

Para publicar un artículo en esta revista vea "Acerca de...".

Para cualquier comunicación, envíe un mensaje a observatoriodechina@gmail.com


 

Comité Director:
María Isabel Negre (CV)
Yawen Teh (CV)
María Victoria Natalizio (CV)

Editor Ejecutivo:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1887-3197
EUMEDNET

Inicio
Acerca de ...
Números anteriores
Enlaces
Subscribirse a OES-CHINA
Otras Revistas de EUMEDNET
Universidad de Málaga > Eumed.net > Revistas > OES-China
>