Revista: CCCSS Contribuciones a las Ciencias Sociales
ISSN: 1988-7833


EL PAPEL DE LA MUJER EN EL DESARROLLO DE MÉXICO

Autores e infomación del artículo

Leticia Sesento García

Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo

leticiasesentogarcía@yahoo.com.mx

Resumen
En el siglo XXI, la mujer  mexicana dejó de ser rural y agrícola para trabajar  en el sector industrial, esto propició la necesidad de mejorar su preparación como medio para obtener mejores, nuevas relaciones económicas y sociales. Desde 1990 ha aumento considerablemente, la fuerza de trabajo femenina representada en alrededor de un 30% de la población económicamente activa (Zacarias,1994). En la época actual, la participación de las mujeres es trascendental para el desarrollo del país, la mujer mexicana ha avanzado de manera inmejorable en los últimos años, en algunos sectores sociales; sin embargo falta un mayor impulso en otros ámbitos. En lo que respecta a la  equidad de género y desarrollo de oportunidades frente al hombre. El propósito del presente texto es analizar el papel de la mujer en el desarrollo del país.
Palabras claves: mujer, desarrollo, país, educación y país.



Para citar este artículo puede uitlizar el siguiente formato:

Leticia Sesento García (2015): “El papel de la mujer en el desarrollo de México”, Revista Contribuciones a las Ciencias Sociales, n. 27 (enero-marzo 2015). En línea: http://www.eumed.net/rev/cccss/2015/01/mujer.html


Introducción
El papel de la mujer en México en el siglo XXI, ha presentado enormes cambios  esto le ha permitido ser consciente de sus derechos; en la vida social del país cambio su imagen en algunos sectores  de la producción de forma gradual, gracias a la tenacidad que la ha caracterizado sin embargo es importante considerar que falta desplegar y mejorar las condiciones de los espacios donde labora. Las mujeres a lo largo de la historia han tenido una participación constante y activa en la vida social, política y económica, ya que desde nuestra historia podemos observar que han sido excelentes compañeras de los hombres, sin embargo podemos decir hoy en día que algunas han aprendido a caminar solas, hacia sus propios proyectos y para hacerse llegar de instrumentos que les permitan facilitar este camino.
Otro aspecto importante en el desarrollo de la mujer mexicana es la inclusión de espacios que solo estaban destinados para los hombres, tales como la universidad  y algunos lugares en la administración pública. Un gran cambio en el rol  social, de la mujer es que se creía que tenía únicamente como destino las labores domésticas y el cuidado de los hijos. Un aspecto importante es el papel de la mujer madre de familia, por las altas tasas de migración a los Estados Unidos, nuestras mujeres adquirieron el papel  de  trabajadoras en el campo y formadoras de sus hijos, lo han hecho con valor y dignidad.
En la actualidad, por la difícil situación económica de nuestro país, la mujer sale de su hogar a trabajar, para cubrir las necesidades básicas de su familia. De la misma forma se ha eleva el número de mujeres que vive solas o se convierten en cabeza de familia debido a los divorcios y/o separaciones. Por otra parte también han desaparecido, prohibiciones legales para ejercer ciertas profesiones como magistratura, ejército o diplomacia.
Desarrollo:
Para hablar de la mujer mexicana comencemos  primero, por la  distinción  entre la mujer de pueblo y la citadina, la primera es vista sin poder, dedicada a los deberes familiares, confinada en el hogar y en total subordinación al hombre, consagrada a las labores domésticos; y el determinante papel que tiene la iglesia, en cuanto a la moral  y los valores de la misma( Gonzalbo,1988).
Por las altas tasas  de migración de los varones a los Estados Unidos, la mujer se queda sola a cargo de la familia y funge como un pilar para su casa y la comunidad de la que forma parte. En el caso de la mujer urbana, la que tiene una vida laboral en crecimiento en el país, en algunos casos su objetivo primordial  son sus estudios en una etapa de su vida deja de lado el encontrar una pareja estable  y la formación de una familia propia e hijos.
En el siglo XXI, la mujer  mexicana dejó de ser en su totalidad rural y agrícola para trabajar en el sector industrial, esto propició nuevas relaciones económicas y sociales, por lo que el tener hijos es de menor importancia y si los tiene, entre menos hijos mejor. En otras épocas la mujer era considerada tan sólo como una buena madre, esposa y ama de casa que cumplía ciertas funciones dentro del matrimonio, sin embargo en los últimos sesenta años la percepción de la mujer ha cambiado; ha logrado más oportunidades en el medio laboral. En 1990 la fuerza de trabajo femenina representaba alrededor de 30% de la población  económicamente  activa ( Zacaruas,1994).
La presencia de la mujer en la vida social ha sido muy poco reconocida en México, a pesar que, desde tiempos de la Independencia, ha tenido que ver con la formación del país y la constitución de la nación como total. De igual forma  en la Revolución donde cumplieron un papel valiosa como soldaderas, enfermeras y activistas clandestinas, al pie del cañón atendiendo a sus hombres y su compromiso con la patria. La participación de la mujer mexicana en el país ha sido  muy importante en la vida política y en otros ámbitos como el laboral y el académico ( Verea,1998). En 1968 muchos jóvenes, madres y profesionistas, se unieron al movimiento estudiantil siguiendo sus convicciones políticas, estas mujeres al igual que los hombres, estuvieron presentes en la masacre del 2 de octubre, en donde sufrieron las mismas agresiones  que los hombres, demostraron  su compromiso  social y alzaron  la voz  en pro de su ideología.
En la época actual, la participación de las mujeres casadas, en la vida  económicamente activa, es menor  que  las de solteras, divorciadas o viudas, en las empresas o en cualquier empleo a los patrones o encargados de las instituciones lo único que les importa es beneficiarse ellos económicamente, no  contratan  a una mujer o embarazada porque para ellos no producen lo que  las mujeres solteras ( que presumiblemente tienen más energías y/o ganas de trabajar).En los últimos años se ha incrementado el número de mujeres que en edad productiva, retrasan el proyecto de ser madres, esto depende de su escolaridad pues a mayor educación formal, puede traducir en mayores  oportunidades  de conseguir  empleo.
En educación, la mujer mexicana ha ido avanzando de manera inmejorable en los últimos cincuenta años, antes de esto, no tenían acceso a la educación dentro  del país, pues por cada siete hombres  había solo tres mujeres. De cada  cuatro egresados una era mujer, esto dependía principalmente de la situación  económica de las familias, los padres preferían que el varón  estudiara a  que la mujer  lo hiciera, pues  éste, era el que tenía obligación de mantener a su familia, mientras que la mujer sería mantenida por su marido. Con lo anterior  podemos  observar el machismo que se encontraba dentro de la gran mayoría de las familias mexicanas, sin importar la clase social que pertenecieran. Las mismas mujeres fomentan estas creencias tradicionales al apoyar las decisiones de los hombres y no luchar por sus propios derechos y obligaciones que tiene, por el  simple hecho de ser persona. El desarrollo de la mujer sobre todo en el aspecto  de la vida laboral, ha tenido un incremento  considerable en la actualidad.
Muchas mujeres  han tomado  las riendas  de los ingresos, salen y entran de su hogar, en  busca del vestido, alimentación y con los gastos que se presentan, aunque también  estos ingresos ayudan  a su cónyuge  si es que tiene para que la situación  en la que viven este equilibrada y ambos  se apoyen  de forma mutua. La mujer  afronta, en ocasiones, muchos obstáculos, ya sea  a manera personal, afectiva o laboral, y siempre sabe cómo resolverlos. Sin embargo, aún  existen  hombres que la siguen considerando a la mujer como  una empleada doméstica de su hogar e inferior a ellos e incluso ejercen violencia física, emocional o psicológica sobre ellas, de esta forma la libertad que la mujer tiene sobre sí misma es poca o incluso nulo, se dan casos en que tienen que pedir  permiso para salir de su hogar. Esto  es más frecuente en los sectores rurales, que en medio urbano  y con sus  estudios universitarios.
Otro factor, que interviene en el desarrollo  social de las mujeres, es la migración  de los hombres a los Estados Unidos. La mujer mexicana quedó sola y  vulnerable en el país, principalmente  en zonas marginadas, tuvo que salir adelante  sola con sus  hijos, tanto en la educación como en la crianza  y salud. La crisis económica  padecida en los últimos años  sirvió  de gran empuje para la mujer, que viven en zonas urbanas, no se  limita a trabajar solo en el hogar sin pago alguno, salió fuera y con ello  transformó el patrón  familiar, decidió salir del hogar a buscar mejor calidad de vida para ella y los miembros  de su familia. La disminución  del ingreso familiar se vio obligado a buscar alguna fuente de ingreso adicional, lo que trajo consigo cambios en el esquema económico  y la estructura familiar ( Rosales, 2006).
Como tiene la necesidad  de salir a trabajar, el sector empresarial aprovecha esta situación y se beneficia que la fuerza de trabajo  ya que  en el desarrollo  de su trabajo  la mujer es comprometida y responsable. No obstante, los salarios de las mujeres siguen  siendo bajos. En 1984, la mujer representaba el 20% de la población  económicamente  activa en el país y para el 2000 el 37% a pesar del  desempleo ( Arispe,2005). La maternidad otro factor que interviene en el status de la mujer  ante algunos  sectores de la sociedad, consideran  que la mujer  está hecha para ser madre, si no llega a serlo es menos mujer, por ejemplo  algunas  mujeres  mexicanas piensan  que ser madre es la cuestión más  importante  para la realización de ellas, otras solo admiten la maternidad es uno de tanto elementos para la realización, en cambio algunos consideran  que los hijos afectan la vida de alguna manera  ya sea en el  ámbito  con la pareja o el laboral y/o profesional
Con ello se observa la distinción entre los sectores populares las mujeres  prefieren su realización  en la maternidad, en la cual  sus hijos son  su principal razón  de ser  y quienes les brindan sus mayores satisfactores, la compaña mutua, el sentido de pertenencia, el cuidado reciproco de las enfermedades en la vejez, etc. Por  esto consideran que los hijos son la bendición, ya que en edad avanzada su principal apoyo ( Zacarias,1994).Con todo esto se puede observar que la mujer  mexicana ha tenido crecimiento en todos los aspectos y podrá seguir desarrollándose, siempre y cuando siga pugnando por mejores espacios.
En México desde el ciclo escolar 1999-2000 las mujeres alcanzaron a ser la mitad de la población universitaria, tendencia que se ha mantenido en toda la década. Si consideramos que más del 50% de los habitantes de éste país son mujeres, las políticas públicas y de desarrollo deberían ser acordes con el crecimiento de las mismas, evitando los grandes y serios rezagos en el desarrollo político y social que nos aquejan. Estamos convencidos de que es necesario buscar la calidad en la educación, el acceso a la educación, al aprendizaje, la búsqueda en la innovación en la educación.
Es necesario que las legislaciones, los reglamentos y los contratos colectivos de trabajo promuevan la equidad con las mujeres, debemos reconocer que las condiciones jurídicas y sociales en nuestras universidades deben de cambiar. Estamos convencidos de que es necesario buscar la calidad en la educación, el acceso a la educación, al aprendizaje, la búsqueda en la innovación en la educación. Pero nada de lo anterior es posible si no incluimos a las mujeres para lograr todos estos objetivos.
En todos los niveles sociales encontramos mujeres que estudian y trabajan,  buscando un desarrollo personal más allá  de las concepciones tradicionales. La participación femenina tiene muy diversas razones, como  puede ser la apertura de mayores espacios laborales para las mujeres posibilidades de desarrollo fuera del hogar, hasta la muy clara necesidad de aportar ingresos a la familia para salir adelante. Pero debemos reconocerle a la mujer mexicana el esfuerzo con el que esta luchando por sus derechos, para abrirse espacios, compromiso, responsabilidad y creatividad etc.
Propuestas

  • Fomento de espacios de guarderías  de calidad, en sectores suburbanos y  urbanos.
  • Mayores espacios en la administración pública, no por equidad de género, sino por  capacidad.
  • Seguimiento  e impulso  a las políticas publicas  de apoyo y protección a la mujer
  • Promoción a los programas de  estancias tanto en el interior del país como en el extranjero, así mismo como soporte para   estancias infantiles de calidad, para que no sea un motivo de distracción para la investigadora.
  • Apoyo de política públicas encaminadas a la salud femenina.

Bibliografía

  • Arispe, L.( 2005.) La mujer en el desarrollo de México y de América Latina, México, Centro Regional de Investigaciones
  • Gonzalbo, L.U(1998 ) La mujer  a través de los años, México.
  • González de la R.( 1990) Mercedes Divergencia del modelo tradicional hogares de jefas femeninas, México, Cesas.
  • Lugo, C. Machismo y Violencia .http://www.org/apload/artículos/1288( 12/04/2010).
  • Rosales, R.B.( 2006 ) Identidad nacional  como problema político y cultural, México, Umbrales de México.
  • Robles, M(1990)Educación  y sociedad en la historia de México,Cesas.
  • Verea, H.G.( 1998 ) La mujer mexicana y sus aportaciones a la sociedad mexicana, México.
  • Zacarías, J.H. ( 1994 )Sociología mexicana. México, Trillas, 1994.

Recibido: 12/01/2015 Aceptado: 02/03/2015 Publicado: Marzo de 2015

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al articulo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del articulo al principio del mismo.

Un comentario no es mas que un simple medio para comunicar su opinion a futuros lectores.

El autor del articulo no esta obligado a responder o leer comentarios referentes al articulo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este articulo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor,pulse aqui.