DISCURSOS SOBRE ARTE DIGITAL

José Luis Crespo Fajardo

2. Más cursi que un repollo con lazos: ¿Cuándo y dónde?

De lo dicho ya se deduce  que el contexto es siempre importante para el significado y para la interpretación. Ante lo cursi, el peso de este tejido envolvente no se deteriora y el método no funciona de modo distinto cuando nos introducimos en las tramas de internet, no obstante deba aplicarse bien para entender los nuevos tipos de imágenes y de obras. Los contextos modifican lo cursi, lo amplifican o lo reducen, lo retuercen y lo incomodan. Sus características son asimilables a primera vista, pero, para hablar de ellas con verdadero conocimiento de causa, debemos referirnos a unas coordenadas concretas, que afectan a nuestro espacio y al tiempo con el que nos hemos complicado la existencia.

Para el espacio europeo general, desde nuestro propio emplazamiento, y por específica y cercana, coincidiríamos sobre la existencia de una indómita y resabiada cursilería francesa, pero nadie niega que la raíz de la palabra cursi  determina, en primer lugar, que debió de existir una impetuosa y original cursilería hispánica 14, enmarcada especialmente por el contexto finisecular que encadena el siglo XIX al siglo XX 15. Los primeros registros son, con todo, visiblemente anteriores y pudieran teñir de efectos tendentes a lo cursi buena parte del 1800. Todo se podría estructurar además sobre una herencia, no bien digerida, que nos llevaría seguramente a algunas de las máximas bondades cortesanas del siglo XVIII 16. Del primer al último barroco y, de este, al rococó, se acumulan gustos y tendencias que acarician o acariciaron el concepto y de las que se resienten los inventos fin de siglo y las más actuales directrices amantes de lo neobarroco 17. Sin embargo, también es evidente que el siglo XX, y algunas de sus principales corrientes, hicieron mucho por circunscribir lo cursi y por aislarlo, por confinarlo en lo que se podría definir como sus reales aposentos. Se trata de recogerse en lugares ilógicos, o de sinrazón estética. Aunque sus constantes poco tienen que ver con el surrealismo inicial, o el realismo fantástico, al incluir episodios inscritos en todo tipo de tendencias y aparecer asociadas a las tradiciones realistas precedentes, el mundo que contienen acaba por parecer, a menudo, fundamentalmente irreal.
 
Las banderas de la modernidad se enfrentaron con fuerza a cualquier brote de la antigua cursilería, a sus encajes y puntillas, ni que fueran metafóricas. Por tanto, en cualquier definición de lo cursi acaba pesando mucho nuestra idea de lo moderno, la rudeza de los nuevos calígrafos, la austeridad que niega el boato y el adorno, fuera pompier o modernista, en aras de una perspectiva distinta, radicalmente quebrada sobre unas nuevas formas y manejos. Dejo aquí esta reflexión, que pudiera imponer la idea de choque de modelos, porque la pretensión no es hacer la historia del término, ni simplificarla para establecer más fácilmente las líneas magistrales de su nacimiento y difusión. Con todo, parece evidente que debe darse un espacio a lo cursi en todo campo artístico  y que, lo moderno, capitalizado por el siglo XX, tampoco queda al margen de alguna cursilería. En definitiva, hay que rendirse a la evidencia de los enlaces de lo cursi con un marco espacio-temporal y con distintas temporalidades (y espacialidades) paralelas.

Si bien puede existir, adoptado el punto de vista geográfico, una cursilería castellana, portuguesa o catalana, inglesa o escocesa, estadounidense o árabe, marroquí o china, en un suma y sigue sin paliativos, que favorecen los nuevos sistemas de comunicación, no hay que negar la alternativa que permite establecer asimismo la existencia de lo cursi globalizado, una dimensión en la que podemos haber entrado hace ya tiempo 18. Lo cursi italiano, padano o napolitano, toscano o lombardo, quizá sea difícil de circunscribir ante el auge de lo clásico o lo bizantino en estos territorios. No obstante, también existe, ya que, lo bizantino o lo oriental, se convierten en elementos manifiestamente afincados sobre el tono general que brinda la cursilería. Según Ramón de la Serna, autor de un conocido ensayo sobre lo cursi, “todo lo oriental, que tanto trato ha tenido con el tiempo, afronta la cursilería” (FIG. 4) 19. Hay que entender también que estamos familiarizados con un occidente que abraza las dos riberas del Atlántico pero que no dejo de ideárselas para colonizar otros territorios en los que encontró, sin duda, nuevos motivos de inspiración 20.

Sobre el espacio pesa el tiempo y, el tiempo, vivido y narrado, hace la historia y lo que pudo ser cursi en su momento, en un instante, quizá hoy está ya superado y lo hallemos adaptado, como rasgo de una vieja tradición o de un proyecto, que vuelve a interesarnos al adoptar valores recuperados o sancionados positivamente. Algunas de las aportaciones del Modernismo finisecular pueden situarnos, de modo lúcido, en esta tesitura, de lo cual no debe inferirse que el malestar frente a las tendencias del fin de siglo se haya dado siempre. La valoración misma del modernismo durante su primera explosión y, en especial, en los años que llevan y siguen a su final, lo confinaron durante un período en los terrenos del mal gusto. Colea en más de un ambiente aquella visión de “la cursi serpiente modernista” en que el simbolismo enlazado a lo erótico, lo funerario y lo religioso planea también sobre lo exótico. Se argumenta que las fantasías fin de siècle tuvieron en Delacroix un singular precedente. Es un ejemplo claro de la relatividad de estos procesos, en que pensar el arte y pensarse o reflejarse en el arte admite oscilaciones razonables, siempre dentro de un mundo o un mar de mundos llamados a ser heterogéneos 21.

Me planteo el problema de la calidad en lo cursi como un camino a trazar y a valorar desapasionadamente para cada marco histórico, pero ahora mi intención es otra, y voy a eludir este conato de episodio interpretativo y sus distintos niveles, sean para lo cursi o lo neocursi, y, pese a que, como advierto, lo considero pleno de interés. La intención es abordar ahora el tema para los tiempos actuales, los más inmediatos, y examinarlo brevemente en el sistema de relación y relaciones transpersonales definido en Facebook. Se trata de un marco inmenso, sin duda, pero delimitado por algunas fronteras vigiladas que, a todo lo que llevo advertido, que quizá no es todavía mucho, pero pudiera llegar a ser ya suficiente, nos permiten meditar de nuevo sobre la evolución de lo cursi. Las imágenes que circulan en Facebook permiten revisar el concepto de lo cursi, ya que lo proyectan a un espacio distinto, en que todo se rinde a las energías informáticas y a ritmos en que la materia (o la materialidad) es un factor secundario. El uso de pantallas dinámicas marca la pauta y la desmaterialización de la imagen favorece, como apunta Fajardo, un cohabitar sin exclusión de todos los gustos y los géneros estéticos tradicionales 22. La proyección hacia delante resulta interesante, y aunque no nos permite prescindir del pasado, se delimitará en el presente, plasmando su banalidad y su poder, en un medio que impone sus propias reglas y que, hasta cierto punto, suple otros medios expresivos, que deben reclamar ser nuevamente visitados, en directo, in situ, para no perder de raíz su propia identidad y textura. La conexión más que evidente con el mundo de la fotografía, el video y el cine confluyen con el medio digital de forma inmejorable y permiten explorar todo un mundo de imágenes alternativas, surgidas de los modelos más creativos.

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga