PLAN ESTRATÉGICO DE DESARROLLO SOSTENIBLE EN RED PARA RORAIMA (BRASIL)

Silvio Testa

2.2 Elementos de desarrollo humano


Como acabamos de ver al prescindir de una visión economicista del desarrollo, nos damos cuenta de que este tiene que incorporar aspectos humanos, sociales, culturales, de género, etc. Para un desarrollo equilibrado y global es necesario contemplar la efectiva posibilidad de que la población pueda tener sus oportunidades para el incremento de las propias capacidades, de manera que puedan optar para construir su propio futuro pudiendo elegir entre las alternativas que se les presentan a lo largo de la vida.
En esta línea el PNUD ha diseñado un Índice de Desarrollo Humano (IDH), que incluye tres componentes básicos: la esperanza de vida,  la tasa de alfabetismo y de escolaridad  y el ingreso per capita. Si bien la selección de sólo tres elementos facilita su comprensión, por otro lado  numerosas críticas se han centrado en lo reducido que se queda ante otros ámbitos del Desarrollo Humano. En respuesta a algunas de tales críticas, el mismo PNUD ha promovido modificaciones en el IDH, así como el diseño de nuevos instrumentos de medición: el Índice de Desarrollo de la Mujer (IDM), el Índice de Libertad Humana (ILH) y el Índice de Pobreza de Capacidad (IPC).
Sin embargo este esfuerzo no permite dar cuenta de la totalidad de las dimensiones del Desarrollo Humano. La calidad de vida del ser humano no depende exclusivamente de su bienestar material o de la satisfacción de sus necesidades básicas, sino también del acceso a bienes cuya valoración económica es imposible, y por lo tanto no son pasibles de ser incorporados en la medición del Producto Bruto o de la riqueza nacional, entre otros: la libertad, la justicia y la participación activa en la toma de decisiones; la integración de la comunidad a través de valores éticos para las conductas públicas y privadas; el desarrollo de la identidad cultural y de sus potencialidades creativas; las oportunidades en el acceso a la información y a la transmisión de conocimientos; la sustentabilidad del ambiente a través de la preservación de la biodiversidad; la seguridad, no sólo frente a las amenazas a la integridad física individual, sino fundamentalmente ante los crecientes peligros derivados de las catástrofes ecológicas y la inestabilidad ocupacional; la equidad en el acceso de todos los integrantes de la comunidad a los bienes indispensables para el pleno despliegue de las oportunidades personales.

El Desarrollo Humano viene a implicar entonces un paradigma que establece una forma de observación integral de la ampliación de las capacidades y las oportunidades de vida. Este no puede concebirse divorciado de un carácter de sustentabilidad. El principio de sustentabilidad implica un proceso de desarrollo capaz de controlar armónicamente los medios que utiliza. No se trata de limitar el crecimiento sino de liberarlo de sus propios límites conceptuales y fácticos, que lo extravían al dicotomizar progreso material y humanización de la historia, preservación del ambiente y expansión de recursos disponibles
Un factor esencial del Desarrollo Humano es la participación, pues a través de ella se promueve y fortalece la capacidad de las personas y de las comunidades para la formulación, decisión, implementación y evaluación de las políticas de ampliación de las oportunidades vitales. La participación comunitaria es una de las principales garantías de la sustentabilidad: la meta del desarrollo participativo es lograr que las personas, al tiempo que adquieren habilidades que les permiten crecer y desarrollarse, asuman responsabilidades cada vez mayores en la solución de sus problemas. Asimismo, la participación no sólo permite alcanzar mayores niveles de equidad, sino que a su vez recibe de ésta la base para continuar su desarrollo. En este sentido, la participación plena implica el establecimiento de una ciudadanía plena.
El Desarrollo Humano, si bien no puede considerarse como un concepto opuesto al de crecimiento económico, sí pretende superar las limitaciones que tal concepto presenta para el análisis de la situación vital de las personas y las comunidades. Por esto nuestro trabajo puede  encuadrarse en el enfoque del desarrollo humano. Este enfoque nos permite desplazar el objetivo del desarrollo desde el incremento del PIB, como quieren las teorías tradicionales, hacia el incremento de las oportunidades de las personas.

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga