EL TRABAJO SOCIOCULTURAL COMUNITARIO. FUNDAMENTOS EPISTEMOLÓGICOS, METODLÓGICOS Y PRÁCTICOS PARA SU REALIZACIÓN

Rafaela Macías Reyes

CULTURA DE SALUD

La relación que existe entre la salud y la cultura es determinante en tanto la cultura elabora, almacena, conserva y trasmite información de la sociedad creadora de cultura, de las características, de sus valores, del grado de cohesión y capacidad de desarrollo de la sociedad. Uno de los componentes de la cultura, las tradiciones constituyen un elemento muy importante para establecer la relación entre cultura y cultura de salud.
Edmundo Granda al analizar la salud señala,” ... la salud debe ser vista como la capacidad y derecho del individuo y colectivo de realización del potencial humano (biológico, psicológico y social) que permite a todos contribuir en el desarrollo, participar activamente de los beneficios a través de lo cual intenta abrir posibilidades de reformar la salud” (1996:5)
En estas ideas está presente la cultura de salud que permite al individuo y al colectivo garantizar su existencia y desarrollarse plenamente contribuyendo con los demás a la comprensión de la importancia que tiene mejorar hábitos dañinos a la salud.

Sonia Romero Gorski, al realizar un análisis acerca de los enfoques antropológicos aplicados al estudio del campo de la salud señala, “La salud es un constructo producido según condiciones materiales/biológicas, históricas y socioculturales de la sociedad en su conjunto y de los individuos en particular. En ese sentido, tanto la salud como la atención son productos culturales que se ordenan en instituciones, en conocimientos científicos, en saberes populares, en prácticas y discursos de actores sociales muy concretos, insertos en realidades específicas”. [1997:33]

Las ideas expuestas por la autora  permiten percibir que también en el área de la salud se producen conflictos de tipo cultural, pues más allá de la medicina, coexisten las diferencias de lenguaje, significaciones, actitudes y representaciones que caracterizan a los actores sociales y que forman parte de su cultura salud.

Para mantener y construir la salud hace falta que los actores sociales se autocuiden , es decir que sean responsables de su salud, lo que se expresa en una mayor conciencia de lo que deteriora la salud y mayor provecho de los recursos propios de nuestra cultura, ya que los estilos de vida son relevantes en las conductas patógenas. Por tanto, es necesario:

  1. Desarrollar conductas preventivas.
  2. Aprender y asumir los cambios demográficos donde la vejez sea saludable.
  3. Saber interpretar el sexo entre el riesgo y el daño para la salud.

Como se puede apreciar, la cultura es un aspecto de vital importancia para la comunidad que expuesta al riesgo pueda de manera consciente actuar, lo que se puede traducir en acciones para ilustrarse y protegerse, siendo capaz de superar los problemas que se le presenten, en este caso se trata de potenciar su cultura de salud, la que podría considerarse como el conjunto de hábitos, saberes, tradiciones y manifestaciones de los actores sociales y la sociedad que los conduce a desarrollar acciones conscientes en beneficio de su salud y de la de su colectividad.

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga