EL TRABAJO DECENTE A LA LUZ DEL DERECHO LABORAL EN EL CONTEXTO SOCIAL DE ECUADOR

Gladys Tarcila Cunuhay Sigcha
Mirian Del Consuelo Villagomez Sarzosa

alcides.grm@infomed.sld.cu

INTRODUCCIÓN

En el nuevo milenio el crecimiento económico a escala mundial, ha generado cambios en los mercados financieros; así como la competencia internacional, han influido directamente en las nuevas prácticas de gestión y en las formas de organización empresarial. Por otra parte la expansión de las economías de mercado es una realidad del nuevo milenio, donde se han desarrollado grandes empresarios que han abarcado un amplio sector a escala internacional.

La explicación de tan colosales expansiones en el ámbito económico está dada en gran medida gracias a las fusiones de empresas las que fueron creciendo cada vez más, hasta el punto de superar la barrera geográfica de los países.

Esto también tuvo lugar gracias a las amplias libertades de iniciativa que los gobiernos otorgaron a los empresarios en la mayoría de sus actividades y transacciones económicas, en lo que se llamó “Una economía de libre mercado”, con base en estos presupuestos alcanzaron objetivos económicos, con la mínima intervención del gobierno.

Siendo para estas grandes compañías de hoy día,  la desvalorización de los costos de producción, una estrategia utilizada  para incrementar sus utilidades,  implicando que a la larga,  se propiciara la utilización de fuerzas laborales más económicas. Factores que inciden irremediablemente en la esfera laboral y con ello el término “Trabajo Decente”, el cual  estuvo marcado desde el pasado siglo por las conquistas de los derechos reconocidos  como  derechos de “segunda generación”,  donde la Organización Internacional del Trabajo,  quien conocía de la problemática antes enunciada ya respondía y se ocupaba de la situación de los trabajadores.

El criterio que propugna la OIT abarca la calidad y cantidad del empleo, brinda un basamento a las políticas de educación y formación que contribuyen a desarrollar los recursos humanos, permitiendo que los trabajadores resulten empleables, para que crezca el desarrollo económico posibilitando luchar por el pleno empleo.

Al existir potencial humano más calificado la economía es más productiva y la sociedad se beneficia. La formación y desarrollo de recursos humanos como factores integrantes del Trabajo Decente ponen de manifiesto la equidad, justicia, igualdad y responsabilidad social.

Por otro lado hay que luchar por el respeto de estos valores éticos, lo que ayudará a las personas a tener acceso a empleos decentes liberándose de la pobreza y de la marginación, o lo que es lo mismo, reducir el desempleo hasta niveles adecuados.

Más que un programa social deseable la consecución del trabajo decente debe elevar los niveles de vida,  para minimizar los efectos de la globalización neoliberal que provoca grandes desequilibrios al plantear la aplicación de políticas de ajustes económicos, en primer lugar de estabilización, después cambios estructurales manifestados en privatizaciones y reformas legales en el marco laboral permeadas de flexibilizaciones que conducen a la desprotección laboral de los trabajadores.

Aparecen aquí aquellas modalidades de formación más vinculadas con los riesgos sociales, y especialmente con el desempleo: la formación de desempleados o recalificación profesional de los mismos, la formación continua, la recalificación de adultos, y la formación de jóvenes, entre otras.

El trabajo decente resume las aspiraciones de las personas en su vida laboral, aspiraciones en relación a oportunidades e ingresos; derechos, voz y reconocimiento; estabilidad familiar y desarrollo personal; justicia e igualdad de género. Las diversas dimensiones del trabajo decente son pilares de la paz en las comunidades y en la sociedad. El trabajo decente refleja las preocupaciones de gobiernos, trabajadores y empleadores, que dan a la Organización Internacional del Trabajo su singular identidad tripartita.

El trabajo decente es fundamental en el esfuerzo por reducir la pobreza, y es un medio para lograr un desarrollo equitativo, inclusivo y sostenible. La Organización Internacional del Trabajo continúa trabajando en el desarrollo de enfoques orientados hacia el Trabajo Decente en materia de políticas sociales y económicas, en colaboración con las principales instituciones y representantes del sistema multilateral y de la economía global.

Ofrece además apoyo a través de programas nacionales de trabajo decente desarrollados en colaboración con los mandantes de la Organización Internacional del Trabajo. Las prioridades y objetivos se definen dentro del marco de desarrollo nacional y con el propósito de combatir los más graves déficits de trabajo decente a través de programas eficientes que abarcan cada uno de los objetivos estratégicos.

“El mundo se encuentra en un punto de inflexión: puede romper con las políticas fallidas del pasado que ocasionaron la crisis económica mundial y avanzar hacia un futuro más justo, sostenible y próspero, o puede volver a caer en las injusticias y la miseria del pasado, con la perspectiva de todavía más pobreza y desempleo masivo como una característica permanente de nuestras sociedades

La situación polémica ha estudiar en nuestra investigación la hemos diseñado como sigue:
PROBLEMA CIENTÍFICO:

OBJETIVO GENERAL:

Valorar si la implementación del trabajo decente en el  ordenamiento jurídico del Ecuador se atempera a las condiciones socioeconómicas existentes, a partir de un análisis teórico-legislativo. 

OBJETIVOS ESPECÍFICOS:

La investigación está estructurada en dos Capítulos, el primero titulado: “El Trabajo Decente un anhelo de la humanidad. Consideraciones Generales”, a partir del cual se realiza una caracterización teórico-doctrinal y legislativo del trabajo decente. En cuanto al segundo capítulo “La Organización Internacional del Trabajo y el Ordenamiento Jurídico Ecuatoriano y su posición frente al Trabajo  Decente” se hace una valoración del cumplimiento de la legislación ecuatoriana con lo regulado por la OIT  para con el trabajo decente.

Para la realización de esta investigación utilizamos  métodos de la investigación social como métodos de la investigación jurídica, entre los que podemos citar:

MÉTODOS  EMPÍRICOS:

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga