EL TÉCNICO SUPERIOR UNIVERSITARIO EN ADMINISTRACIÓN: ORIGEN, TRAYECTORIA ESTUDIANTIL Y DESARROLLO PROFESIONAL.


Javier Damián Simón

4.9. OPINIÓN DE LOS EGRESADOS SOBRE LA ORGANIZACIÓN ACADÉMICA E INSTITUCIONAL.

Esta unidad comprendió dos dimensiones: a) la organización académica (desempeño de la actividad docente y organización académica y administrativa de la carrera de TSUA) y, la organización institucional (servicios relacionados con la docencia: aulas, biblioteca y cómputo).

La figura del maestro y las actividades llevadas a cabo en su labor educativa, concebida ésta como un proceso personal permanente y dinámico de perfeccionamiento integral de todas las capacidades humanas, cobra fuerza como agente principal para lograr ese fin (Chavarría, 2004). Se comprende entonces que es necesario e importante evaluar el desempeño de la actividad docente, pues a través del trabajo del docente, los alumnos adquieren conocimientos significativos que les permiten contar con una formación sólida. Los aspectos que se abarcan en este cuadro, señalan a que el docente debe saber suficientemente a fondo el contenido de su materia y hacer suficientemente bien sus actividades, pero sobre todo, debe ser reflejo de los valores que desee inculcar. El buen docente debe desarrollar un perfil equilibrado entre lo que sabe, hace, tiene y es. En el estudio efectuado, encontramos dentro de las fortalezas, que el 73% de los egresados opinaron que de los docentes que les atendieron más del 76% mostraron respeto hacia ellos; la mitad de los egresados encuestados afirmaron que más del 76% de los docentes asistieron de manera regular a impartir sus clases, el 47% afirmó que más del 76% de los docentes les brindó atención fuera de clases para asesorías en sus trabajos o para aclarar dudas, mientras que el 36% consideró que más del 76% de los docentes los motivaron a fin de que participaran en las clases.

Los resultados anteriores revelan que los docentes que laboran en la Dirección de la carrera de TSUA se caracterizan por reflejar valores tales como el respeto hacia las personas, la responsabilidad, la atención personal y la motivación hacia el trabajo.

En relación a los aspectos propiamente académicos, se obtuvo que casi las tres cuartas partes de los egresados (73%), afirmaron que de un 51% a un 75% de los docentes aplicaron pluralidad de enfoques teóricos y metodológicos en su práctica docente; el 70% consideró que del 51% al 75% de los docentes evaluaron de manera objetiva los trabajos escritos y exámenes; el 60% afirmó que del 51% al 75% de sus maestros mostraron claridad expositiva al momento de impartir sus clases y, el 60% consideró que la proporción de los docentes que les motivaron a para acceder a nuevos conocimientos estuvo comprendida del 51% al 75%. A pesar de las fortalezas encontradas, los resultados indicaron áreas de oportunidad en las cuales se debe trabajar a fin de proporcionar un mejor servicio educativo a los alumnos de TSUA. Es de interés el hecho de que sólo el 27% de los egresados afirme que más del 76% de la planta docente posee conocimientos amplios de la materia que imparte, el 47% afirmó que del 51% al 75% de los docentes conoce ampliamente la materia, mientras que el 26% de los encuestados, consideró que aproximadamente el 50% o menos de los docentes conoce ampliamente la materia. Una explicación sobre esta situación encontrada se tiene en el hecho de que, un alto porcentaje del cuerpo docente que labora en la Universidad Tecnológica de la Costa Grande ha iniciado su práctica docente en la misma institución, lo que sin duda ha repercutido en la calidad del servicio educativo brindado a los alumnos debido a la improvisación de profesores (Velasco, 2003). La situación encontrada en algunos casos en la dirección de TSUA respecto a la labor docente, coincide con los comentarios de Kent (1996), en el sentido de que una alta proporción de los nuevos docentes incorporados al mercado académico son jóvenes recién egresados sin la suficiente formación de base para asumir tareas de enseñanza de nivel universitario.

Dentro de los aspectos fundamentales que se deben considerar en un estudio de seguimiento de egresados, lo constituye la opinión que tienen los exalumnos sobre la calidad en el servicio que les proporcionó la dirección de la carrera; entendidos dentro de estos servicios, los concernientes a la organización de actividades académicas y las de tipo administrativas que de manera directa o indirectamente influyeron en el proceso educativo.

En este sentido, en este estudio se encontraron las siguientes fortalezas o puntos fuertes: el 40% de los egresados mencionó que el apoyo y orientación que recibieron para la realización de la estadía fueron muy buenos, mientras que el 33% calificó este aspecto como bueno . La orientación y conducción de los trabajos o proyectos de estadía profesional que recibieron los egresados fueron calificadas como muy buenas en el 31% de los casos y como buenas por la tercera parte de los egresados. Estos dos aspectos explican la alta tasa de titulados que ha logrado la carrera de TSUA, pues para que los alumnos se titulen se requiere concluir un reporte o memoria del trabajo realizado en la estancia profesional, mismo que como se observa, ha recibido mucho apoyo académico por parte del responsable de la carrera y de los docentes asignados como asesores para este propósito.

El tercer aspecto evaluado como muy bueno por el 30% de los egresados es el hecho de que se les hayan entregado los programas de las materias a cursar, mientras que sobre este mismo aspecto el 47% lo evaluó como bueno. En cuanto al aspecto relativo a la asignación de profesores al inicio del periodo lectivo por parte del director de la carrera, el 27% de los egresados calificó este rubro como muy bueno, mientras que el 53% lo calificó como bueno.

Los cuatro aspectos analizados anteriormente, dependen para su cumplimiento de las facilidades que otorgue el director de carrera (permisos, recursos materiales diversos y otra clase de apoyos), tanto a docentes y a los alumnos. Si estos factores han sido evaluados de manera favorable, no es de extrañar que 8 de cada 10 egresados califique en una escala de buena a muy buena, la atención que tuvo el responsable de la carrera hacia sus necesidades académicas, lo que indica, desde el punto de vista de los egresados, que el desempeño del responsable de la carrera ha sido satisfactoria.

No obstante que los factores anteriores constituyen fortalezas encontradas en la evaluación, se encontraron áreas de oportunidad que es necesario atender, entre éstas tenemos que el 30% de los egresados calificaron como mala la realización de foros académicos para apoyar los cursos, mientras que el 37% considera este aspecto como regular. Es recomendable entonces, que se hagan esfuerzos por organizar y realizar de manera más frecuente este tipo de eventos para reforzar el aspecto teórico y los alumnos puedan vincular la teoría y la práctica. Otro aspecto que necesita atenderse es el trabajo de investigación conjunto entre profesores y alumnos, pues el 27% de los encuestados calificó este aspecto como malo y la tercera parte apenas lo evaluó como regular. En este sentido, a pesar de que en los modelos educativos de los programas cortos de educación superior no se privilegia la investigación entre su plantilla de docentes, es necesario que éstos se esfuercen en fomentar la investigación científica entre los alumnos .

La eficacia de un programa académico está condicionada por el apoyo otorgado de otras áreas de la institución educativa, por lo tanto resulta útil conocer la opinión de los egresados sobre la eficacia de la organización institucional. En el caso concreto que nos ocupa, los aspectos evaluados de manera satisfactoria fueron los relativos a la limpieza de laboratorios y salones de clases, pues en ambos casos el 90% de los egresados calificaron este aspecto en una escala de buena a muy buena, mientras que el 76% consideró que la limpieza de los sanitarios fue desde buena hasta muy buena.

En cuanto al aspecto relativo a la atención del personal encargado de la biblioteca, nueve de cada diez egresados consideró que la atención brindada fue de buena a muy buena y; en cuanto al equipamiento de aulas, el 87% opinaron que éste fue bueno o muy bueno. En resumen, se observa que los servicios institucionales que más contribuyeron al bienestar y satisfacción de los egresados fueron el área de servicios generales (intendencia) y la atención brindada por el personal que atiende el centro de información (biblioteca).

No obstante lo anterior, se obtuvo que el aspecto referente al grado de atención a las solicitudes de documentación y registro de los alumnos fue el menos favorecido pues el 17% de los encuestados afirmó que dicha atención fue mala y/o regular en el 27% de los casos. Se concluye entonces que las áreas responsables de estas funciones (departamento de servicios escolares, finanzas, vinculación, prácticas y estadías, entre otros) no han contribuido de manera significativa en lograr que los egresados tengan una opinión favorable sobre la organización institucional.

Otro punto débil encontrado en este estudio fue la disponibilidad del material bibliográfico y hemerográfico, pues las dos terceras partes (64%) de los egresados calificaron este aspecto en una escala de regular a mala. Esta situación se explica debido a que a la fecha no existe en la biblioteca una cantidad de volúmenes y títulos suficientes para satisfacer la demanda de consulta interna o préstamos a domicilio a los alumnos de la Universidad en cuestión.

En relación con el aspecto de disponibilidad de material didáctico, los egresados lo evaluaron como malo en el 3% de los casos y como regular por el 43% de ellos. Estos resultados se pueden atribuir al hecho de que la institución y por ende, la dirección de TSUA, en muchas ocasiones se encuentran limitadas en sentido económico para proveer del suficiente material didáctico a los alumnos y docentes.

Una vez concluido el análisis e interpretación de la información obtenida a través de los cuestionarios aplicados a los egresados, se llegaron a las siguientes conclusiones y recomendaciones, mismas que se presentan en el siguiente apartado.

Volver al índice.

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga