BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

RETOS Y PERSPECTIVAS DEL SISTEMA POLÍTICO CUBANO

Erick Néstor Paz Chaveco y José Augusto Ochoa del Río




Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (114 páginas, 270 kb) pulsando aquí

 


2.3 SOCIEDAD CIVIL EN CUBA

El trabajo no pretende agotar el debate que sobre tan importante y actual tema se desarrolla, no sólo en el ámbito académico, sino en el terreno de la lucha ideológica, en el campo del enfrentamiento ideológico entre el imperialismo norteamericano en su afán por destruir nuestro sistema político y la Revolución cubana, como obra mayor, de seguridad, esperanza y posibilidad alcanzable para muchos pueblos. Este es un tema inagotable, tanto por su contenido como por la diversidad de enfoques y posiciones teóricas.

Por ello, el objetivo del epígrafe consiste en hacer una aproximación, tratando de organizar y sistematizar, con cierta lógica, coherencia y carácter histórico, el tratamiento que al mismo se le ha dado a través de la historia del pensamiento social y, de igual modo, estimular al lector en su preparación teórica, política e ideológica para ocupar una posición de firmeza y defensa de los principios de nuestra Revolución en la actual Batalla de Ideas.

Como se ha explicado varias veces y como explicó Carlos Marx, “La sociedad civil abarca toda la vida comercial e industrial de una fase y, en este sentido, trasciende de los límites del estado y de la nación, si bien, por otra parte, tiene necesariamente que hacerse valer al exterior como nacionalidad, y vista hacia el interior como Estado”

En efecto los individuos, familias, grupos, capas, clases, que conforman toda sociedad desde que desapareció la comunidad tribal primitiva, no están sueltos, al libre albedrío y, por consiguiente, requieren organizarse dentro del Estado. La forma de organización de estos elementos en torno a este, es lo que aporta el sello distintivo, lo particular, lo singular de cada sociedad; principios de organización a los que la nuestra no es ajena. Eso es lo que hace que la sociedad cubana sea diferente a la norteamericana, o a la danesa, y que, por tanto, a tenor con esto, y como el propio Marx y su discípulo Antonio Gramsci , dijeron, que cada Estado tiene su propia sociedad civil, podamos afirmar que existen tanto la sociedad civil cubana como la sociedad civil norteamericana, o danesa, con sus particularidades y su esencia clasista.

Ahora bien, ¿Cómo definir nuestra sociedad civil, cuál es su esencia, qué tipo de relaciones se establecen entre esta y nuestro Estado?

En correspondencia con su carácter clasista, la sociedad civil en Cuba expresa la esencia de nuestro sistema político.

Como se aborda en el sistema de las escuelas del Partido y se reafirmó en el V Pleno del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, la sociedad civil cubana es la que componen “(…) nuestras organizaciones de masas (CTC, CDR, FMC, ANAP, FEU, FEEM e incluso los pioneros), las sociales, que como es sabido agrupan entre otros a los combatientes de la Revolución, a economistas, juristas, periodistas, artistas y escritores, etc., así como otras ONGs que actúan dentro de la legalidad y no pretenden socavar el sistema económico, político y social libremente escogido por nuestro pueblo, a la vez que aún cuando tienen su personalidad propia e incluso su lenguaje específico, junto al Estado revolucionario persiguen el objetivo común de construir el socialismo”.

Tal enfoque requiere no olvidar que estas organizaciones tienen funciones definidas y constituyen a su vez, estructuras que actúan de forma diferente al Gobierno, como órgano ejecutivo del Estado.

Pero más allá de esto discrepamos con esta definición, por considerarla excluyente de otros actores sociales. Por ejemplo, la iglesia, en tanto en Cuba tiene una influencia significativa , o las personas que, de una forma u otra, no están de acuerdo con el sistema imperante. Es importante destacar la diferencia, ya abordada, entre Sociedad Civil y Sistema Político. Este último se desenvuelve en la primera. La Sociedad Civil es objetiva, existe más allá del interés estatal, por tanto, las personas que no comparten el sistema, también forman parte de ella. Otra cosa es considerar que las asociaciones que forman, son elementos del Sistema Político. Una muestra de la existencia objetiva de este sustrato poblacional está en las elecciones que periódicamente se realizan. En donde, como sociedad democrática al fin, estas personas tienen derecho a votar o a no hacerlo, y las estadísticas nos reflejan que existe, en un bajo por ciento, pero existe, una resistencia al sistema, determinada fundamentalmente, por la boletas que quedan en blanco, las que se anulan evidentemente a propósito, y el índice de abstencionismo.

En la Declaración de las Organizaciones Cubanas participantes en el Encuentro La Sociedad Civil en Defensa de la Soberanía y los Derechos Humanos en Cuba se señala, en cambio que: “La sociedad civil cubana es hoy, parte indisoluble de la Nación, actúa en la conformación y enriquecimiento continuos de la identidad nacional y los valores patrios, participa plenamente en los procesos de desarrollo de nuestra entidad cultural, defiende los más sólidos principios e intereses de la Revolución y es, en su esencia, reflejo y encarnación de la espiritualidad de nuestro pueblo”.

A nadie queda dudas que estas organizaciones, tanto las aceptadas como las que no, tienen estructuras y tareas diferentes a las del Estado para su mejor funcionamiento y cumplimiento de sus objetivos estatuarios, pero que a su vez, las aceptadas, coinciden estratégicamente con el Estado cubano en la necesidad de mantener la independencia, la soberanía, la identidad cultural y el socialismo, con lo que se les confiere de entrada también un carácter político, imposible de obviar en su labor.

En el enfrentamiento ideológico con el imperio en el debate en torno a la sociedad civil y su lugar y papel en el sistema político cubano, así como la importancia y actualidad del tema, condujo al PCC a desarrollar el concepto de sociedad civil socialista cubana, tal y como la entiende, correspondiéndose con el momento histórico y con la esencia del sistema socialista. De este modo, por primera vez, a la luz pública, se emplea el concepto de sociedad civil socialista por un partido comunista en el poder, que lo incluye como herramienta e instrumento de análisis, debate y proyección estratégica y legitima la existencia de la sociedad civil en Cuba a partir de estas posiciones y de nuestros fundamentos teóricos y principios revolucionarios.

El socialismo, en las condiciones de un mundo unipolar y hegemónico, como nunca antes, necesita de un Estado fuerte, eficiente y capaz, a su vez, de una sociedad civil fuerte, eficiente y capaz también, no como contrarios ni fuerza opositora, sino como instituciones independientes con funciones propias y de reconocimiento mutuo, sobre la base del respeto y la comprensión de las funciones de cada uno y la actividad común en interés del mismo proyecto. La existencia de fuerzas opositoras al Sistema Político dentro de la Sociedad Civil, no quiere decir que esta se oponga al sistema. La Sociedad Civil cubana, en su gran mayoría, es seguidora de las ideas socialistas, y de construcción de un futuro mejor.

El Sistema Político Cubano garantiza las vías de participación directa de todos los cubanos en el debate, es decir, de su Sociedad Civil

En su empeño por superar la escisión entre Estado y sociedad civil, como rasgo esencial de una sociedad que abandona el capitalismo, según Marx, tiene la Revolución Cubana una vasta y rica experiencia, sin desconocer las complejidades, contradicciones, amenazas y retos que nos depara la construcción del socialismo como camino a lo ignoto.

Al sistema político cubano, y a su sociedad civil, le quieren oponer la “sociedad civil capitalista” que intenta crear en el país el gobierno de los Estados Unidos. Parte de esta Sociedad Civil sería importada, financiada y manipulada por el gobierno norteamericano y la mafia ultraderechista de Miami, compuesta por mercenarios y grupúsculos minoritarios contrarios al proyecto de justicia social, participativo y antiimperialista que desarrolla la Revolución Cubana, carentes de principios y de fuerza moral, a los que el imperialismo norteamericano, dedica gran atención y recursos de todo tipo.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet