BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

APLICACIÓN DE UN MODELO DE DIRECCIÓN ESTRATÉGICA EN ÉPOCAS DE CRISIS, ESTUDIO DE CASO: AGROEXPORTADORA DE PERÚ

Charles Alexander Sablich Huamani



Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (134 páginas, 576 kb) pulsando aquí

 


2.11 Administración de la crisis

Al igual que el riesgo, las crisis pueden ser administradas a través de un sistema de planeación estratégica y toma de decisiones acertadas. Para José Salinas Ortiz, la buena toma de decisiones es una habilidad esencial en la vida de toda persona, en especial en épocas de crisis, pero lamentablemente la mayoría de la gente solo la adquiere a través de un proceso de prueba y error –si alguna vez lo hace- (Alarco et al., 2009). Lo que sucede es que siempre el ser humano piensa que nunca o casi nunca una persona o empresa puede estar inmersa en una crisis, sea esta cual fuera, porque siempre está presente la posibilidad de sobrellevar cualquier problema a través de la prueba y el error, que muchas veces hacen que el practica seamos vulnerables, y en ocasiones como en la actualidad está sucediendo colapsemos y fracasemos en nuestras vidas diarias, o en las empresas para las que trabajamos.

2.12 La Importancia de Administrar las crisis en las organizaciones

Para conocer sobre la importancia de cómo administrar la crisis en las organizaciones, es necesario determinar qué es una organización. En tal sentido definir a la Organización Empresarial, es tratar de buscar las formas en que las escuelas doctrinarias y filosóficas han definido a la organización, a tal punto que veremos que existen discrepancias, definiciones muy diversas y muy marcadas por su poca similitud. En tal sentido es menester saber qué organización proviene de la palabra organizar, (De órgano) disponer o estructurar convenientemente la realización o funcionamiento de algo (Diccionario Anaya de la lengua, 1980).

Una organización es una ordenación sistemática de personas para alcanzar un objetivo específico. La universidad, las asociaciones de productores, las iglesias, un fundo, una empresa de servicios, un equipo de fútbol son organizaciones ya que tienen características en común:

- Todas tienen un propósito definido.

- Todas están compuestas por personas.

- Todas tienen algún tipo de arreglo estructural que define y delimita el comportamiento de sus miembros.

Los gerentes y administradores trabajan en organizaciones, pero no todos los miembros de una organización son gerentes y administradores. Existiendo niveles organizacionales:

La determinación exacta de quienes son los administradores en una organización no es tarea difícil. Los administradores de primera línea en una actividad agrícola por ejemplo, son los supervisores o capataces. Los administradores de nivel medio pueden ser los jefes de departamento, administradores de un predio agropecuario, gerentes de planta o de división, jefes de mantenimiento, gerentes de sucursal, obispo, entre otros. En el nivel más alto tenemos a los directores institucionales, propietarios de predios, gerentes generales, presidentes y vicepresidentes (León et al., 2007).

Podríamos afirmar, que toda empresa como definió Onida, es un Instituto apto para perdurar y para ello debe realizar permanentemente una adaptación de todos los elementos de que dispone a las circunstancias coyunturales del momento en que la empresa vive; no es suficiente la adaptación momentánea. Al propio tiempo y simultáneamente, ha de crear una programación a plazo para evitar que el beneficio presente sea el origen de un mayor quebranto futuro, o para eliminar el quebranto actual y hacer que el estudio de sus causas sea la base de una futura prosperidad . La empresa es como el cuerpo humano, donde cada área, es como un órgano vital, en el funcionamiento del mismo, siendo la gerencia la cabeza, y las demás áreas el cuerpo.

La empresa es la organización constituida por personas naturales, sucesiones indivisas o personas jurídicas, que se dediquen a cualquier actividad lucrativa de extracción, producción, comercio o servicios industriales, comerciales o similares, con excepción de las asociaciones y fundaciones, que no tienen dicho fin lucrativo. Tienen personería jurídica y deben estar constituidas legalmente (Apaza y Quispe, 2002). Por tales motivos existen diversos tipos de crisis para cada tipo de empresa.

Como se puede apreciar de los tipos o formas de crisis, existen gran variedad de estos, en las organizaciones. Algunas crisis pueden ser endógenas y muchas otras exógenas. Para ambos casos se hace imprescindible que las empresas estén previamente asegurados, en tanto tengan planificado de antemano las posibles soluciones planificadas cuando ocurra una contingencia, prevista o imprevista.

Pero debemos manifestar que las crisis más comunes son las de tipo endógeno, es decir, desde dentro de la empresa. Algunas veces de tinte económico y otras de tinte laboral. Esto debido a que las empresas están organizadas internamente para salir de los baches que suelen ocurrir en el devenir de la corporación, es decir es previsible con mayor facilidad, y son de mejor manejo gerencial los temas endógenos. En cambio, es más difícil determinar y manejar crisis originadas en problemas exógenos, un ejemplo, cuando ocurren crisis políticas, donde la empresa poco o nada puede hacer para determinar posibles soluciones a la crisis.

Del mismo modo, toda organización tiene un conjunto de personas que se abocan a conducirla, a orientarla, a dotarle de las herramientas necesarias para su eficiencia. En tal virtud el estilo, lo establece la gerencia, a través de la gestión empresarial. En tal sentido podemos señalar que la gestión se apoya en las personas, por lo general equipos de trabajo, para poder lograr resultados planificados.

Con frecuencia se promocionan en la empresa a los trabajadores competentes para asumir cargos de responsabilidad, pero si no se les recicla, seguirán trabajando como siempre. No se percatan que han pasado a una tarea distinta y pretenden aplicar las mismas recetas en la dirección que antaño le pudo haber resultado, pero que ahora ya es desfasado.

Un ejemplo claro son los vendedores, que son promocionados a Jefes de Venta. Fracasará en su nuevo puesto a menos de que se asuman nuevas actitudes, y adquiriera la formación profesional y académica adecuada.

En su antiguo puesto de vendedor sus responsabilidades eran:

- Alcanzar el volumen de ventas que se le había fijado.

- Organizar su propio tiempo con criterios personales para poder establecer contacto con el mayor número posible de clientes.

- Identificar a los clientes importantes que podría necesitar la empresa.

- Registrar sus visitas y pasar la información a su inmediato superior.

Pero en su puesto nuevo como Jefe de Ventas ahora es responsable de:

- Realizar las previsiones de ventas y cumplir los objetivos presupuestados.

- Coordinar el tiempo no solo del personal de su departamento sino también del personal administrativo del mismo.

- Desarrollar un plan de prospección para alcanzar una mayor cuota de mercado.

- Diseñar las acciones promocionales y de publicidad, con los comentarios e informaciones tanto para su departamento como para el resto de la organización.

Como vemos su sistema de trabajo ha cambiado sustancialmente. Y así en todos los puestos de la organización empresarial (Rubio, 2006).

He allí la importancia que tiene la gestión, para administrar las crisis en las organizaciones, conjugando la forma en que esta organiza la empresa, delimita el accionar de las áreas competentes, designa a los responsables de dichas áreas, y sobre todo, encausa la forma de la gestión empresarial

En tal sentido, la gestión empresarial, es la actividad que busca a través de personas (como directores institucionales, gerentes, productores, consultores y expertos) mejorar la productividad y por ende la competitividad de las empresas o negocios. Una óptima gestión no busca sólo hacer las cosas mejor, lo más importante es hacer mejor las cosas correctas y en ese sentido es necesario identificar los factores que influyen en el éxito o mejor resultado de la gestión.

La entrada en el nuevo siglo y el panorama cambiante del mercado, sumado al aparecimiento y desarrollo de las tecnologías de información y comunicaciones (TIC´s), ha hecho que las empresas tengan que desenvolverse en un entorno cada vez más complejo. Por lo tanto, la empresa agrícola moderna debe asumir el enorme desafío de modificar su gestión para competir con éxito en el mercado. Se puede decir entonces que la mayor parte de las empresas agrícolas se han visto en la necesidad de abrazar una gestión de adaptación a los cambios y a las nuevas circunstancias venideras.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet