BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

FUNDAMENTOS DEL SERVICIO COMUNITARIO PRIVADO

Nelson de Vida Martincorena




Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (162 páginas, 779 kb) pulsando aquí

 


La institución

Los principios del ser y del actuar del Leonismo, se plasmaron desde sus orígenes en 1917, en una institución que se desarrolló en diferentes órbitas de actuación, tanto nacionales como internacionales.

Así, son señalables casi 46.000 Clubes de Leones que se ubican en la gran mayoría de naciones del orbe con aproximadamente 1:350.000 socios; la Asociación Internacional que los nuclea y cuya administración regula, y la Fundación Internacional que apoya las actividades que, por su importancia, escapan a las posibilidades individuales de los Clubes.

Un riguroso respeto a las normas y al sentir de cada país, aunado a un señalado principismo sobre ciertas orientaciones organizativas, fruto de la intuición genial de los fundadores, que refieren a la democrática integración de todos los órganos, a la prescindencia de partidarismos religiosos y políticos, la preceptiva ausencia de cualquier provecho para los socios y la clara orientación de interés comunitario, por citar los más relevantes, aseguraron al movimiento una cohesión que lo libró de confrontaciones estériles que diluyeran los objetivos prioritarios. El paso del tiempo ha demostrado la tremenda fertilidad y eficacia de tales directivas, al punto que no han merecido objeciones ni retoques ulteriores.

En atención a nuestro especial propósito, señalaremos, en primer lugar, algunos rasgos de la Asociación Internacional, cuya divisa asigna a la actividad comunitaria una clara prioridad, incluyéndola en la frase que la distingue: Libertad, Entendimiento, Orden, Nacionalidad, Esfuerzo y Servicio. (*)

El lema de la Asociación es precisamente «Nosotros servimos». (**)

Si por lema debe entenderse el indicador de un designio o empresa, un propósito matriz, debemos conceder que el descripto es una magistral síntesis de los esfuerzos a desplegar, destacándose el aspecto colectivo de la acción y su destino.

(*) La divisa de la Asociación aparece como indisolublemente ligada al nombre de la misma. Si bien no existe total precisión sobre el origen de la denominación «Lions International», se recuerda que promovió discrepancias hasta que el abogado Halsted Ritter, en una celebrada exposición interpretó la palabra «Lions» como «Liberty, Inteligence, Our Nation’s Safety» y ello resultó consagratorio. A posteriori, las indicadas palabras pasaron a formar la divisa de la institución, con sus adecuaciones idiomáticas.

(**) La Junta Directiva Internacional acordó en 1952 efectuar un Concurso mundial, para elegir el Lema de la Asociación. Podía participar cualquier León (salvo que fuera empleado de la institución) y la frase no debía incluir más de cinco palabras.

En la Convención Internacional celebrada en Nueva York, en 1954, se anunció que «WE SERVE» (NOSOTROS SERVIMOS), había resultado elegido entre más de 6.000 propuestas. Once diferentes Leones sugirieron ese lema, pero de acuerdo a las bases, se proclamó ganador, al primero que lo presentó que fue el León D. A. Stevenson de Ontario, Canadá, en carta de 13 de febrero de 1953.

En muy corto lapso ingresaron idénticas propuestas, pero se sabe que la historia la escriben los ganadores...

(Los datos han sido tomados del libro «Instrucción Básica para Socios de Clubes de Leones», León PDG Ricardo Matus Lagos, Concepción, Chile, 2002, Págs. 57 y 58).

Esas palabras han recibido y reciben permanentemente, iluminaciones conceptuales fruto de la reflexión de caracterizados Leones y lo que es acaso más importante, inspiran los trabajos leonísticos una y mil veces.

Ha dicho el León PID Jarbas Oitícica, Director Internacional 1988 1989:

«En la verdadera filosofía leonística encontramos una serie de palabras que manifiestan sus conceptos reales; sin embargo, si no está incluido entre ella, de manera bien visible y saliente el servicio altruista y voluntario en busca del mejoramiento de las comunidades, podemos decir con profunda convicción que el Leonismo no estará verdaderamente sintetizado en su esencia y en la razón primordial de su existencia. Así, We Serve, condensa todo aquello que de bueno podemos hacer por el Leonismo en su verdadera y actuante concepción en busca de un mundo mejor». (1)

Como lo ha destacado acertadamente el León PID Ernesto Miranda, el ideal de servicio tiene una doble dimensión: ética, en cuanto la función solidaria perfecciona al hombre; social, porque todo lo que se hace positivamente en favor del prójimo, mejora la sociedad, tanto material como espiritualmente.

En el cumplimiento de su lema, la labor del Leonismo ha recibido ilustres reconocimientos:

«Si ustedes, que son una organización con un millón de socios, sólo cultivan la amistad, no tienen razón de existir, pero si esa gran fuerza humana y espiritual se transforma en un inmenso conjunto de voluntades al servicio de sus semejantes, tienen ustedes ganado un preferente lugar en el corazón de Dios y de la Humanidad», le expresó el Papa Juan XXIII al Presidente Internacional, León Jorge Bird, en ocasión de su visita. (2)

El servicio no sólo está presente en la divisa y en el lema de la Asociación, dado que sus fines, si bien tienen un carácter instrumental, por relacionarse con la administración de los Clubes de Leones, auspician igualmente la orientación comunitaria. En tal sentido, reconocen el papel promocional de la entidad en la organización de dichos clubes, que se califican como «de servicio» y su rol en la coordinación de sus actividades.

En relación con los propósitos de la Asociación, los objetivos que ésta se propone lograr, no resulta posible formular aquí una exposición detallada. (*)

Desde nuestro especial ángulo de interés, procede destacar:

«Crear y fomentar un espíritu de entendimiento entre los pueblos del mundo»

La vocación de trabajar en pro del mejoramiento de las relaciones en el seno de la comunidad internacional, está plasmada en este primer objetivo, a cuyo cumplimiento se ha orientado la Asociación desde sus tempranos orígenes.

(*) A efectos informativos, transcribimos aquí los propósitos que no serán objeto de comentario: «Promover la teoría y práctica de los principios del buen gobierno y de la buena ciudadanía»; «unir a los socios en vínculos de amistad, buen compañerismo y mutuo entendimiento».

El decidido apoyo a la creación de las Naciones Unidas, su carácter de miembro consultor del Consejo Económico y Social, así como la activa participación en UNESCO, FAO, UNICEF, Organización Mundial de la Salud y otras entidades, sintetizan una permanente gestión internacional de la Asociación, en pro de todo lo que mejore la convivencia mundial. (*)

Corresponde también destacar la Declaración de Principios, que dice:

«Crear y fomentar un espíritu de comprensión entre todos los pueblos para responder a las necesidades humanitarias proporcionando servicios voluntarios mediante el compromiso a la ciudadanía y la cooperación internacional».

En esta Declaración es posible apreciar que el propósito genérico se han enriquecido con determinaciones concretas y prácticas («necesidades humanitarias», «servicios voluntarios») apelando a los superiores principios de ciudadanía y cooperación internacional.

Es imposible sustraerse a una clara reminiscencia del requerimiento de una clara «misión» y de los medios para realizarla que ya vimos, postula Peter Drucker.

En cuanto a los Objetivos, merecen relevancia los siguientes:

«Tomar parte activa en el desarrollo del bienestar cívico, cultural, social y moral de la comunidad».

Este propósito verdadera piedra angular de la actuación comunitaria, abre un amplísimo campo de trabajo tanto a la Asociación como entidad internacional, como a los millares de Clubes diseminados por el mundo.

Todas las manifestaciones positivas de la vida individual y social aparecen así comprendidas en la acción leonística, la cual deberá coadyuvar al desarrollo y desenvolvimiento de la comunidad (en su más amplia acepción) en todos los planos concebibles, teniendo como norte el bienestar físico y espiritual de todos los individuos.

Ya hemos visto con anterioridad y encontramos aquí perfectamente ejemplificada, una actividad cuyo contenido es típicamente caracterizable como «servicio comunitario», en su más excelsa expresión.

La Asociación también se propone: «Proporcionar a los socios un medio de discusión, para el amplio y libre estudio de todo asunto de interés público, con la sola excepción de asuntos de política partidaria y sectarismo religioso». (**)

(*) La Junta Directiva Internacional ha establecido como pautas para realizar la afiliación a organizaciones internacionales: «...que puedan ofrecer información, dirección y cooperación mutua para llevar a la práctica proyectos sobre los siguientes aspectos: a) Educación en el más amplio de los sentidos. b) Puesta en práctica de programas de servicio humanitario diseñados de forma que la gente se pueda ayudar a si misma, c) Auxilios y asistencia de emergencia dondequiera que se necesiten...» (Manual de Normas JDI. XIII-1).

(**) Consideramos que corresponde interpretar la palabra «socios» en sentido amplio, pues si bien los socios de la Asociación son los Clubes de Leones (Art. III Sección 1 del Estatuto) y por tanto en una primera inteligencia dicho propósito refiere las entidades asociadas, parece evidente que tales positivos enunciados son extensivos a los integrantes de los Clubes, puesto que los Leones son el nervio motor de todas las gestiones.

El estudio de asuntos de interés público puede ser el paso previo de una gestión de servicio sobre un determinado problema con reales posibilidades de solución definitiva. Como vimos, esa disposición relativa a la información e investigación sobre la problemática social es una de las características más resaltables del servicio.

Es pertinente destacar que estos propósitos de estudio no se relacionan con meras especulaciones académicas; por el contrario hay que asignarles como fundamental contenido la preparación de la acción leonística, que será su consecuencia. Como ha dicho muy acertadamente el León Miguel Gimeno, Director Internacional 1999-2001: «La posibilidad de realizar un sueño es lo que hace la vida de los Leones tan interesante».

Las exclusiones previstas estatutariamente, no comprenden los temas de política o religión en general, pero sí enfoques particularizados o de tendencias, susceptibles de generar enfrentamientos y divisiones que enerven la gestión.

Corresponde, por último y siempre dentro del particular ámbito que nos interesa, citar el propósito siguiente:

«Alentar a personas responsables a servir en la comunidad sin buscar recompensa financiera personal, alentar la eficiencia y fomentar la uniformidad de una ética en el comercio, la industria, las profesiones, obras públicas y proyectos privados».

Resulta difícil concebir una convocatoria más explícita, un más nítido llamado a la responsabilidad ciudadana para apoyar colectivamente los trabajos en pro de la comunidad, siempre en un marco de preceptivo desinterés personal.

Si bien los propósitos de la Asociación sintetizan la voluntad realizadora de la institución en general, corresponde decir que las funciones se cumplen a través de una compleja red de entidades y estructuras, cuyas competencias y atribuciones debidamente reguladas posibilitan un desenvolvimiento eficiente.

Realizaremos en el próximo capítulo referencias específicas a los ámbitos de actuación comunitaria de las diferentes organizaciones leonísticas; procede ahora destacar el trascendente rol que se asigna a los Leones dentro del conjunto institucional.

Ello obedece a que en la acción leonística, si bien se presenta como un todo coherente, son detectables dos planos: uno se vuelca hacia el exterior, tomando a la comunidad como escenario de sus múltiples gestiones de servicio; otro, aspira al perfeccionamiento del León, se orienta a elevar su estatura ética, con reflejos positivos tanto en su desempeño dentro del movimiento, como en el ambiente social donde se desenvuelve.

Este último aspecto aparece particularmente reflejado en el Código de Etica, que por su importancia merecerá un comentario especial.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet