BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

ESTRATEGIA METODOLÓGICA PARA LA PREPARACIÓN A SECRETARIAS DOCENTES EN LA DIRECCIÓN DE LA FORMACIÓN VOCACIONAL HACIA LA CARRERA DE AGRONOMÍA

Marlenes Bennett García



Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (129 páginas, 294 kb) pulsando aquí

 


 

CAPÍTULO II ESTRATEGIA METODOLÓGICA PARA LA PREPARACIÓN A SECRETARIAS DOCENTES EN LA DIRECCIÓN DE LA FORMACIÓN VOCACIONAL HACIA LA CARRERA DE AGRONOMÍA

“Enseñar a trabajar es tarea del maestro. A trabajar con las manos, con los oídos, con los ojos y después y sobre todo, con la inteligencia.” (1901)

Enrique José Varona.

Este capítulo se inicia con el diagnóstico del estado actual en la preparación de las secretarias docentes de secundaria básica para dirigir la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, se fundamenta la estrategia desde el punto de vista filosófico, sociológico, psicológico, y pedagógico, se manifiestan las características de la estrategia en su presentación, se parte del diagnóstico de necesidades, del planteamiento del objetivo general, en la planeación estratégica, se precisan las etapas y las acciones de cada una, se explica la manera de estructurarse y valora la efectividad de la misma y su efecto en la preparación las secretarias docentes de secundaria básica para dirigir la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

2.1 Caracterización de la muestra y análisis del corte inicial del diagnóstico a partir de los indicadores.

La investigación tuvo la siguiente muestra. Se trabajó con las cinco secretarias docentes de secundarias básica, además se escogieron 25 estudiantes de las cinco secundarias, haciéndolo coincidir con sus padres, 10 integrantes de la comunidad distribuidos en los Consejos Populares: 01, 02, 03 y 06, tres metodólogos de la enseñanza media, la subdirectora de secundaria básica y 10 Profesores Generales Integrales.

Las secundarias básicas poseen una matrícula de 1647 estudiantes, 559 de séptimo, 511 de octavo y 577 de noveno, organizados en 118 grupos, atendidos por 127 docentes que se desempeñan como Profesores Generales Integrales, 57 licenciados en diferentes especialidades, 60 docentes en formación inicial, de segundo hasta quinto año, además de 10 docentes que estudian la licenciatura en la Sede Pedagógica en el curso para trabajadores. 17 docentes imparten la asignatura de Inglés, 16 la de Educación Física y 8 la de Computación.

Cada una de las secundarias básicas cuenta con una secretaria docente, para un total de cinco en el municipio, todas son licenciadas en educación, por especialidades: una en Inglés, una en Geografía, otra en Español-Literatura y dos son graduados como Profesores Generales Integrales, dos poseen más de ocho años de experiencia en dicha responsabilidad y tres poseen un año de experiencia en la tarea. Los resultados de la evaluación profesoral del último curso escolar (2007-2008) arrojaron que el 100% fue evaluado de bien. La lectura de las evaluaciones permitió conocer que en ninguno de los casos se les señalaron dificultades relacionadas con el dominio teórico o metodológico de la Formación Vocacional ni se les precisaron sus necesidades de superación al respecto.

Las secretarias docentes integran el Grupo Municipal de Formación Vocacional, donde mensualmente se reúnen para el análisis y evaluación del proceso de Formación Vocacional en cada centro. La práctica demuestra que son insuficientes las acciones metodológicas para propiciar estilos participativos como talleres, entrevistas individuales y colectivas que favorezcan el enriquecimiento de las opiniones y criterios mediante el trabajo individual y grupal, no siempre las secretarias docentes aprovechan los espacios que tienen los docentes en la escuela, falta precisión en las acciones metodológicas relacionadas con la búsqueda de información y la realización de análisis individuales de los contenidos de la Formación Vocacional que contribuyan a eliminar las insuficiencias que se presentan durante su labor.

Las secretarias docentes como miembros del Consejo de Dirección tienen la misión de organizar, planificar, evaluar y controlar el trabajo de Formación Vocacional y además preparar a los Profesores Generales Integrales y estos a su vez tienen la responsabilidad de motivar y orientar a los estudiantes y su familia en el trabajo de Formación Vocacional, para sus posteriores tomas de decisiones.

La enseñanza secundaria básica para el logro del trabajo de Formación Vocacional tiene constituido en el curso escolar 2008-2009, 120 círculos de interés de ellos 65 son pedagógicos, 43 de otras especialidades atendidos por educación, 8 de organismos (Salud, MINAZ y Transporte), además 4 del Politécnico. En ninguno de los casos son de la especialidad de Agronomía.

Todos los centros tienen diseñada en su estrategia acciones metodológicas para lograr la dirección de la Formación Vocacional, sin embargo existen insuficiencias en su desarrollo tanto por problemas objetivos como subjetivos.

Estas estrategias son asumidas generalmente por los directivos de los centros como un documento más, que administrativamente tienen que elaborar, para ello se tiene en cuenta el diagnóstico, los objetivos priorizados, así como la Resolución Ministerial 170/2000 y 177/2007, pero no siempre se cumple con las acciones que se planifican. Las dificultades están dadas en la no correspondencia entre lo planificado y lo ejecutado, por una insuficiente preparación de las secretarias docentes.

El comportamiento del campo en el objeto requiere de una serie de indicadores que se declaran a continuación:

1. Conocimientos de la teoría y metodología de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

2. Planificación, organización y control de la Formación Vocacional de la escuela, la familia y la comunidad hacia la carrera de Agronomía.

3. Estado del diagnóstico de las características del territorio, la escuela, la familia y la comunidad para el desarrollo de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

4. Necesidad e interés que manifiestan en la institución escolar por la preparación de los implicados en el proceso de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

5. Disposición para asumir el cambio en los modos de actuación en relación con la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Para la evaluación de los diferentes indicadores se tuvo en cuenta los niveles alto, medio y bajo, comportándose de la siguiente forma.

1- Conocimientos de la teoría y metodología de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Alto: manifiestan plenos conocimientos sobre la teoría y metodología de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Medio: manifiestan algunos elementos sobre la teoría y metodología de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Bajo: manifiestan escasos elementos sobre la teoría y metodología de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

2- Planificación, organización y control de la Formación Vocacional de la escuela, la familia y la comunidad hacia la carrera de Agronomía.

Alto: demuestran efectividad en los resultados de la organización del trabajo a partir de una coherencia científica.

Medio: demuestran poca efectividad en la organización del trabajo y pérdida parcial de la coherencia a seguir como sistema.

Bajo: demuestran escasa efectividad en la organización y planificación de su trabajo y pérdida total de la coherencia a seguir como sistema.

3- Estado del diagnóstico de las características del territorio, la escuela, la familia y la comunidad para el desarrollo de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Alto: conocen plenamente las características del territorio, la escuela, la familia y la comunidad.

Medio: conocen algunas características del territorio, la escuela, la familia y la comunidad.

Bajo: denotan pocos conocimientos de las características del territorio, la escuela, la familia y la comunidad.

4- Necesidad e interés que manifiestan en la institución escolar por la preparación de los implicados en el proceso de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Alto: muestran gran interés para preparar a sus subordinados en el proceso de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Medio: muestran algunos interereses para preparar a sus subordinados en el proceso de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Bajo: muestran poco interés para la preparación a sus subordinados en el proceso de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

5- Disposición para asumir el cambio en los modos de actuación en relación con la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Alto: asumen con responsabilidad el cambio en los modos de actuación hacia la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Medio: algunas veces asumen el cambio en los modos de actuación hacia la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Bajo: poca disposición para asumir el cambio en los modos de actuación hacia la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.

Uno de los elementos que motivó la búsqueda de las causas que influyen en la preparación de las secretarias docentes para dirigir la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, estuvo dado en que hace aproximadamente una década el municipio no cumple con el ingreso al Técnico Medio en Agronomía, limitando la cobertura, que garantice un proceso de producción agropecuaria con profesionales graduados, esto ha sido constatado por la autora de la tesis al pertenecer al grupo municipal de Formación Vocacional, a partir de su experiencia, el resultado de visitas a las escuelas, a las empresas MINAGRI, MINAZ, donde se evidencia que se cubre la fuerza laboral con personal no especializado en Agronomía, los pocos estudiantes que están ingresando al Instituto Politécnico Agropecuario sin una motivación sobre la profesión elegida.

Las secretarias docentes y los docentes no poseen elementos concretos que les permitan despertar el interés vocacional hacia la carrera de Agronomía, que garantice la formación del futuro técnico en Agronomía, desde este punto de vista, es lógico que los estudiantes se manifiesten de esa manera, ya que no es efectiva la labor de los responsables de la tarea para el logro de la motivación hacia esta carrera, permitido profundizar en este problema que en este municipio es una regularidad, en una escala ascendente por años, se decrece en el ingreso de estudiantes al Instituto Politécnico Agropecuario, y por supuesto, en la calidad del ingreso al mismo.

Para ello se revisó el plan de ingreso a la carrera de Agronomía de los últimos 5 años el cual nos arrojó el siguiente resultado:

1- Los índices de retención alcanzados demuestran que no se puede superar el déficit de fuerza laboral en las empresas de MINAGRI, MINAZ, situación que empeorará en los años futuros.

2- El nivel de retención alcanzado no cubre los indicadores establecidos en los diferentes años, pues se produce gran cantidad de bajas, después de los estudiantes ingresar al Instituto Politécnico Agropecuario.

3- Este es un indicador estatal afectado en los Instituto Politécnico Agropecuario, y en el territorio particularmente.

En una estadística más exacta en el municipio Amancio existe un déficit de técnicos medios en Agronomía distribuidos de la siguiente forma por empresas:

• MINAZ _____ 26

• MINAGRI ___ 11

La información anterior evidencia, que esta situación es alarmante en el municipio, se parte de la premisa que los especialistas en Agronomía son esencial para el desarrollo y fomentación de la siembra de diferentes cultivos y la producción de viandas y hortalizas. Para la caracterización del estado actual de la dirección de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía se realizó un análisis de encuestas y entrevistas aplicadas a estudiantes, profesores, familiares, integrantes de la comunidad, metodólogos, subdirectora y secretarias docentes para constatar cómo realizan la actividad de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía y cómo ven la profesión de Técnico Medio en Agronomía desde su punto de vista.

Se aplicó una entrevista grupal (ver anexo VII), con la subdirectora de la enseñanza, metodólogos y secretarias docentes para comprobar como proyectan el trabajo de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, la cual arrojó de forma general, que poseen pobre conocimientos sobre la teoría y la metodología que caracteriza la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, que no tienen desarrolladas todas las habilidades para operar con ese conocimiento en la práctica, que están motivados en alguna medida y su actuación es positiva en este sentido, pero que no se sienten preparados para asumir esta tarea con elementos concretos, además en las visitas de ayudas metodológicas no es una prioridad este proceso, predomina el criterio de captación con el objetivo de cubrir plazas, concretan esta labor en charlas, conversatorios, en el trabajo individual con los estudiantes para orientarlos según sus posibilidades reales y en las reuniones con los padres para mantenerlos informados.

En entrevista realizada a profesores (ver anexo IV) con el objetivo de analizar cómo realizan la labor de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, desde el contexto escolar se evidencia una tendencia a la realización de actividades extradocentes, por medio de la persuasión, a través de charlas y conversatorios, no siendo una prioridad a la hora de planificar sus sistemas de clases

En la entrevista aplicada a los estudiantes (ver anexo V), con el objetivo de conocer cuáles son las causas que originan la no elección por la carrera de Agronomía se constató que los estudiantes en su mayoría no están sensibilizados con esta tarea, ven en otra profesión mayor reconocimiento social, alegando que la profesión es muy ingrata; además se denota poco apoyo del núcleo familiar, ya que no reconocen, ni apoyan la selección, estudio y desempeño de la profesión agrónoma, los estudiantes en su mayoría demuestran falta de conocimientos, motivación e interés acerca de la carrera de Agronomía, los profesores y dirigentes educacionales muestran falta de motivación para realizar la tarea de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía desde su práctica laboral.

En entrevistas realizadas a estudiantes se constataron las opiniones siguientes sobre la profesión agrónoma: no me gusta la profesión, el agrónomo pasa mucho trabajo, el agrónomo no tiene reconocimiento social, no es interesante ser agrónomo, en otra profesión tengo reconocimiento social y material, mis profesores no ejercen influencia positiva en la opinión y valoración acerca de la profesión agrónoma, los agrónomos se arrepienten de ser agrónomos, no me gusta trasladarme al municipio de Jobabo, hay que estar mucho tiempo al sol.

En la encuesta aplicado a estudiantes (ver anexo VI) con el objetivo de constatar cómo los profesores realizan las actividades de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, estiman, en la mayoría de los casos, que los profesores convocan charlas o conversatorios, que las asignaturas que se ejercen mayor influencias sobre ellos es el de Educación Laboral ( cuando le hablan de los diferentes cultivos y del trabajo en la tierra), además las secretarias docentes y los funcionarios municipales cuando está culminando el curso escolar, manifiestan en su mayoría que en otras carreras tienen mayor reconocimiento social; se constató además que ningún centro tiene constituido círculo de interés de esta especialidad, lo que evidencia una falta de coherencia, sistematicidad y planificación en el desarrollo de esta actividad.

Se le aplicó posteriormente una encuesta a los familiares de los estudiantes de secundarias básicas del municipio con el objetivo de conocer los criterios de los familiares de los estudiantes sobre la profesión agraria (ver anexo VIII). se corroboró que la mayoría de los encuestados no aprueban que su hijo sea Técnico Medio en Agronomía, porque es una profesión muy complicado y tienen que pasarse mucho tiempo al sol, no tienen reconocimiento social, tienen que trabajar la tierra directamente ( sembrar y limpiar ) aluden que en otra profesión tienen mayor posibilidad de realización personal y profesional, como por ejemplo en informática, en el turismo, ser auditores, ser médicos, evidenciándose falta de información sobre esta carrera, tanto por parte de la escuela y los medios de difusión masivos.

En encuesta realizada a algunos integrantes de la comunidad (ver anexo IX), con el objetivo de conocer qué criterios tienen acerca de la profesión agrónoma refieren: es importante y necesario en estos momentos ya que garantizan la producción de viandas y hortalizas para la población y realizan trabajos voluntarios con los adolescentes de la comunidad y charlas y una minoría piensa que hay otras profesiones más importantes como es la medicina y el turismo.

Todos estos instrumentos permitieron, conjuntamente con una guía de observación para evaluar el desempeño (ver anexo X), constatar la preparación de las secretarias docentes en la dirección de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía en su desempeño, evidenciandose como regularidad un escaso conocimiento, de la teoría y la metodología acerca de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, al no conocer su definición fundamental, así como los principios y etapas que lo caracterizan ofrecidos por los autores e investigadores de la temática y los elementos esenciales incluidos en los documentos normativos definidos para el efectivo trabajo de este proceso.

Es por ello que circunscriben esta labor a las formas organizativas ( selección de monitores, círculos de interés, conversatorios, charlas vocacionales, etc.), en su actuación no demuestran estar motivados para ello, ni tener habilidades para utilizar la información necesaria y suficiente en el proceso de comunicación para la dirección de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía, no muestran interés en persuadir, enseñar ni preparar a sus subordinados en este proceso, a partir de que no constituye este proceso prioridad en las visitas de ayudas metodológicas, ni en las visitas programadas a las escuelas en la proyección de trabajo de cada mes y las visitas que se planifican los directivos de los centros.

Todo lo anteriormente descrito permite corroborar que existen insuficiencias en la planificación, organización y control del proceso que limitan la labor de la Formación Vocacional desde la escuela, la familia, la comunidad, las estructuras de dirección, que se manifiestan en la no motivación de los estudiantes por la carrera que eligieron, en la deserción escolar, en el no cumplimiento de los planes de continuidad de estudios de la carrera de Agronomía, en la cobertura del personal agrónomo en el municipio y que tiene su denominador común en el nivel de preparación de la estructura de dirección municipal de educación, de la escuela y en particular las secretarias docentes; para dirigir con efectividad este proceso desde la práctica pedagógica.

De los instrumentos aplicados con anterioridad y la información obtenida, se evidencian como tendencias:

- Pobre dominio de las secretarias docentes de la teoría y la metodología sobre la Formación Vocacional con énfasis hacia la carrera de Agronomía.

- Las secretarias docentes y los docentes le conceden demasiada importancia a las actividades extradocentes, reduciendo la labor de Formación Vocacional a la parte informativa del proceso.

- El colectivo pedagógico no ejerce una influencia positiva en el proceso de Formación Vocacional porque las secretarias docentes no tienen la convicción total de la importancia y la necesidad de esta carrera para el país y el territorio en particular.

- Predomina como concepto el proceso de captación por la vía de charlas y conversatorios.

- Insuficiente preparación de las secretarias docentes y docentes en los aspectos teóricos metodológicos conceptuales que explican cómo ocurre la Formación Vocacional en la escuela.

- Limitada proyección de acciones y estrategias de la superación relacionada con esta problemática.

- No se constituyen círculos de interés sobre especialidades agrónomas.

- Es insuficiente el conocimiento de los integrantes de la comunidad y los padres acerca de la profesión agrónoma.

- La Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía no es prioridad desde el trabajo metodológico en las escuelas, ni para las estructuras de dirección.

- El control de las actividades de Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía es insuficiente y no se señala como objetivo en las inspecciones y visitas de ayudas metodológicas.

Es evidente la necesidad de dar solución a esta problemática, que demuestra insuficiencias en el nivel de preparación de las secretarias docentes, en la dirección del proceso de Formación Vocacional, el que manifiesta tener limitaciones cognitivas, procedimentales, motivacionales y actitudinales para dirigir en la práctica este proceso de forma efectiva.

Las deficiencias antes mencionadas no se solucionarán con un programa o diplomado, sino que es necesario diseñar una estrategia metodológica la que será más operativa, permitirá en un corto período de tiempo preparar metodológicamente a las secretarias docentes en los conocimientos, habilidades, motivaciones y actitudes positivas para que direccionen este proceso con efectividad, la estrategia incluirá acciones que transformarán el estado real en estado deseado, es decir, propiciará que se perfeccione la dirección de la Formación Vocacional hacia la carrera de Agronomía.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet