BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

INTRODUCCIÓN A LAS FINANZAS PÚBLICAS

Alberto Ibarra Mares


 

Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (114 páginas, 742 kb) pulsando aquí

 

 

6. CUENTAS NACIONALES

Primeramente la cuenta es el medio que se usa para el registro ordenado y clasificado de las operaciones de una entidad económica. Las cuentas nacionales son la unidad de registro de las transacciones económicas de un país, es decir la economía total del país se registra en las cuentas nacionales.

Las cuentas nacionales se utilizan para obtener un conocimiento detallado de los recursos, la distribución de bienes y servicios en sectores, formular cuentas de cada sector económico, contar con información acerca del sistema económico total y las relaciones entre determinados sectores de la economía.

Estas cuentas al constituir un sistema de registro de los hechos económico - financieros relacionados con las actividades, operaciones y flujos de la economía nacional, describen los elementos integrantes del producto interno bruto y el ingreso nacional. Este sistema de cuentas tiene por objetivo registrar y agrupar las transacciones para la formación de un cuadro significativo de la estructura de la economía.

Las cuentas nacionales son “aquellas que constituyen la estructura conceptualmente organizada en que se inserta la información estadística de que dispone el país" .

Es decir representa una forma congruente de presentar los datos estadísticos de un país y están basadas en el principio de la partida doble.

La cuenta nacional que reporta la economía total de un país es la cuenta de recursos y destino de los bienes y servicios. Su expresión en forma algebraica es la siguiente:

Y+M = C+I+G+X Y= C+I+G+(X-Z)

En donde:

Y= Producto nacional.

M= Importaciones.

C= Consumo privado.

I= Inversiones privadas.

G= Bienes y servicios usados por el gobierno.

X= Exportaciones.

De la división de esta cuenta globalizadora se forman otras cuentas que dividen a la economía en sectores los cuales le dan su nombre a cada cuenta nacional que les corresponde, existiendo diversos esquemas de cuentas nacionales, los cuales se diferencian principalmente por los aspectos formales de la presentación, por las características de las cuentas que establecen y por la naturaleza de las transacciones que se registran. Un sistema de cuentas nacionales se caracteriza por la forma y contenido de cada una de las cuentas representativas de los distintos sectores.

La elaboración de un sistema de cuentas nacionales exige ante todo una decisión acerca de que hechos económicos se quiere registrar.

De acuerdo al tipo de operaciones, las cuentas nacionales las podemos dividir en cuatro grupos básicos:

1. Cuentas nacionales de producción (producción).

2. Cuentas nacionales de ingresos y gastos (consumo).

3. Cuentas nacionales de transacciones de capital (acumulación).

4. Cuentas nacionales externas (transacciones con el exterior).

También se puede hacer una clasificación de acuerdo a cuatro entidades importantes que son:

1. Las Empresas.

2. Las Unidades Familiares.

3. El Gobierno.

4. El Resto del Mundo.

Otra clasificación de las transacciones conforme a su función económica es:

1. La Producción.

2. El Consumo.

3. La Formación de Capital.

Se puede establecer una cuenta para cada entidad y dentro de éstas una cuenta para cada función. En la práctica observamos el agrupamiento y consolidación de las transacciones en cinco cuentas básicas:

1. Cuenta del Ingreso y del Producto Nacional.

2. Cuenta del Ingreso y Gastos de las Familias.

3. Cuenta del Ingreso y Gastos del Gobierno Federal.

4. Cuenta del Resto del Mundo.

5. Cuenta de Ahorro e Inversión.

Las cuentas nacionales tienen básicamente tres elementos y son:

1. El Plan Contable.

2. Las Entidades o Agentes de la Actividad Económica.

3. Las Transacciones u Operaciones Económicas.

El Plan Contable es el esquema que indica las cuentas que han de usarse para hacer posible una consideración sistemática de la forma de registro de los datos que se tienen, además proporciona una descripción de las cuentas y de su interrelación. El plan contable indica previamente las cuentas que han de figurar en un sistema de contabilidad.

Las Entidades o Agentes de la Actividad Económica son las empresas públicas y privadas, las familias, las personas morales o físicas con fines no lucrativos, el gobierno y el resto del mundo, que participan en la actividad económica.

El cuadro sinóptico que se presenta a continuación representa el actual sistema de cuentas nacionales de México elaborado por la desaparecida Secretaría de Programación y Presupuesto y el Banco de México, con la asistencia técnica de la ONU:

SISTEMA DE CUENTAS NACIONALES

A. SERIE DE CUENTAS CONSOLIDADAS DELA NACION

A.1 CUENTA DE PRODUCTO Y GASTO INTERNO BRUTO

A.2 CUENTA DE INGRESO NACIONAL DISPONIBLE Y SU ASIGNACION

A.3 CUENTA DE ACUMULACION Y FINANCIAMIENTO DE CAPITAL

A.4 CUENTA DE TRANSACCIONES CON EL EXTERIOR

B. LA CUENTA DE PRODUCCION, CONSUMO Y ACUMULACION DE CAPITAL POR RAMA DE ACTIVIDAD.

C. LA MATRIZ DE INSUMO PRODUCTO.

A. SERIE DE CUENTAS CONSOLIDADAS DE LA NACION

A.1. La Cuenta de Producto y Gasto Interno Bruto:

 Muestra el destino que se da a los bienes y servicios producidos por la sociedad en su conjunto y la forma en que se utilizan esos bienes y servicios para cubrir las necesidades de las familias, empresas y gobierno.

 Informa la ampliación y reposición de construcciones e instalaciones, maquinaria y equipo de trabajo.

 Muestra la forma en que se distribuye el producto interno bruto entre el trabajo, el capital, la propiedad, el empresario y el gobierno.

A.2. La Cuenta de Ingreso Nacional Disponible y su Asignación.

 Muestra la forma en que se integra el ingreso a partir de los pagos a los factores de la producción como resultado de un esfuerzo productivo, apareciendo dichos pagos reflejados en la cuenta del producto y gasto interno bruto (A.1).

A.3. La Cuenta de Acumulación y Financiamiento de Capital:

 Registra la acumulación de existencias tanto de materias primas como de bienes de consumo y bienes de capital así como las ampliaciones y reposiciones de éstos últimos que se están utilizando en la producción de bienes y servicios.

 Registra la forma en que se financia la acumulación de capital mediante el ahorro y los financiamientos otorgados por el resto del mundo.

A.4. La Cuenta de Transacciones Corrientes con el Exterior:

 Registra los ingresos que se obtienen por la exportación de bienes y servicios así como las erogaciones que se hicieron para importar bienes y servicios, la diferencia entre los ingresos y las erogaciones permite determinar el déficit o superávit en cuenta corriente (Balanza Comercial del País).

 Al conocer si la balanza fue favorable o no, nos da un indicador cuantificable de la disponibilidad de divisas con que cuenta un país para hacer frente a los compromisos con el exterior.

B. LA CUENTA DE PRODUCCION, CONSUMO Y ACUMULACION DE CAPITAL POR RAMA DE ACTIVIDAD:

Esta construida para 353 actividades económicas que agrupan a nueve grandes divisiones para facilitar el análisis general de la economía. Esta cuenta tiene por finalidad mostrar el valor de los bienes y servicios producidos en un año. Incluida la producción usada para autoconsumo, la de bienes secundarios y subproductos así como los pagos que se tuvieron que hacer para remunerar a la mano de obra asalariada, reponer el desgaste de los bienes de capital empleados y remunerar al empresario. Las nueve grandes divisiones son:

1. Agropecuario.

2. Minería.

3. Manufacturas.

4. Construcción.

5. Electricidad.

6. Comercio.

7. Transporte.

8. Servicios Financieros.

9. Otros Servicios.

C. LA MATRIZ DE INSUMO - PRODUCTO:

 Muestra las relaciones con los distintos sectores de la economía. Permite conocer las adquisiciones que un sector hace a los otros sectores, así como los que les proveen. Muestra la estructura de costos de una determinada rama e identifica a los demandantes de los bienes y servicios producidos en toda la economía.

2. LA BALANZA DE PAGOS

Es aquella que numera y cuantifica en el lado del activo todos los rubros por medio de los cuales los residentes de un país recibieron poder de compra externo a través de las mercancías y servicios proporcionados y por la venta de títulos-valores (importación de capitales).

Al mismo tiempo, (enumera y cuantifica) en el lado del pasivo, todos los usos que los residentes de dicho país le dieron a su poder de compra externo, por concepto de importación de bienes y el pago de servicios recibidos y por exportación de capital (importación de títulos).

La balanza de pagos, incluye para cada país, en el lado del activo la totalidad de ingresos provenientes del exterior y, en el pasivo, los egresos totales efectuados en el exterior.

La Balanza de Pagos está integrada principalmente por dos grandes balanzas:

1. La balanza de transacciones en cuenta corriente, y

2. la balanza de capitales.

La balanza de transacciones en cuenta corriente se integra con la balanza comercial y la balanza de servicios. Es decir, la balanza de transacciones en cuenta corriente es

la suma de las balanzas comercial y de servicios. En ella se registra el valor de todos los pagos que hace un país al exterior por concepto de la totalidad de aquellas operaciones que representan compraventa de mercancías y de servicios y que incluyen una prestación y su correspondiente contraprestación inmediata.

Hay un principio esencial en las relaciones económicas de un país con el exterior: el saldo de la balanza en cuenta corriente es siempre igual al saldo de la balanza de capitales, pero de signo contrario. Esto se traduce en esta realidad: cualquiera que sea el saldo negativo de la cuenta corriente, será igual al financiamiento que reciba del exterior. Si el saldo es positivo, necesariamente equivale a un financiamiento igual, que el país en cuestión otorga al exterior. En cualquiera de estas situaciones, el exceso de exportaciones de bienes y servicios, o en su caso, el déficit, será igual a los derechos adquiridos o a las obligaciones contraídas con el exterior, respectivamente.

El saldo de la balanza de transacciones en cuenta corriente muestra, si es positivo, los recursos que un país tiene para invertir rentablemente en el exterior, para aumentar sus reservas o para reducir su deuda. A la inversa, en el caso de que dicho saldo sea negativo. En general, todas las operaciones activas de la cuenta corriente, están conectadas de alguna manera con el ingreso. Empero, hay transferencias de ingresos en cuenta corriente que no forman parte del ingreso producido, mas sí, del percibido.

Como ejemplos tenemos las remisiones recibidas de los emigrantes y el ingreso por las exportaciones de obras de arte y otras antigüedades. Sin embargo, lo normal es que todos los ingresos originados por la venta de mercancías y la prestación de servicios al exterior forman parte del producto nacional generado en el país en el lapso considerado.

De aquí que visto desde otro ángulo, el saldo de la cuenta corriente, cuando es positivo, representa la contribución neta de la balanza en cuenta corriente al ingreso nacional. Por esta razón, puede afirmarse que los ingresos finales derivados de la balanza en cuenta corriente forman parte del ingreso nacional y que el saldo negativo represente una disminución a dicho ingreso.

La balanza de capitales comprende las exportaciones e importaciones de títulos de propiedad en el exterior o por deudas (balanza de capitales propiamente dicha) más los movimientos de la reserva monetaria internacional.

La balanza de pagos, además, incluye dos rubros especiales: uno para registrar las transferencias de ingresos sin contrapartida y otro para anotar la cifra estimada por concepto de errores y omisiones.

Los mercantilistas analizaron las relaciones económicas entre los países principalmente desde el punto de vista monetario y refiriéndolas en forma exclusiva o preferente al intercambio de mercancías y al movimiento de oro.

Esta exposición resulta incompleta, ya que las relaciones económicas internacionales no se reducen exclusivamente al aspecto monetario ni se llevan a cabo únicamente con mercancías, sino que comprenden otros aspectos que originan pagos al exterior o que producen ingresos procedentes de éste.

Solamente hasta después de la primera posguerra la corriente de capital a largo plazo y las transferencias unilaterales de ingresos fueron tomadas en cuenta.

Existen tres formas diferentes de presentar la balanza de pagos de un país: en una, en dos y en tres columnas. La primera forma se anotan en una sola columna todas las operaciones, activas y pasivas y los saldos respectivos. La segunda clasifica las cuentas bajo la forma de balance por partida doble, registrando en la primera columna las operaciones activas (debe o ingreso) en la segunda columna los operaciones pasivas (haber o egreso). El tercer modelo registra las operaciones según esta última forma, pero agregando una tercera columna para anotar los saldos de las balanzas parciales y el saldo final.

Las naciones tienen que equilibrar sus ingresos y gastos a largo plazo con el fin de mantener una economía estable, pues, al igual que los individuos, un país no puede estar eternamente en deuda. Una forma de corregir un déficit de balanza de pagos es mediante el aumento de las exportaciones y la disminución de las importaciones, y para lograr este objetivo suele ser necesario el control gubernamental. Por ejemplo, un gobierno puede devaluar su moneda para lograr que los bienes nacionales sean más baratos fuera y de este modo hacer que las importaciones se encarezcan.

Los principales componentes de la Balanza de Pagos son: la cuenta corriente, la cuenta de capital y la cuenta de las reservas oficiales. Cada transacción se incorpora a la balanza de pagos como un crédito o un débito. Un crédito es una transacción que lleva a recibir un pago de extranjeros. Un débito es una transacción que lleva a un pago a extranjeros.

Las transacciones económicas que se incluyen en la balanza de pagos son: las operaciones de bienes y servicios y renta entre una economía y el resto del mundo; los movimientos de activos y pasivos financieros de esa economía con el resto del mundo; los traspasos de propiedad y otras variaciones de oro monetario; los derechos especiales de giro (DEG); y las transferencias unilaterales.

En una economía monetaria, los bienes no se intercambian por otros bienes, sino que se compran y venden en el mercado internacional utilizando unidades monetarias de un Estado. Para mejorar la balanza de pagos (es decir, para aumentar las reservas de divisas y disminuir las reservas de los demás), un país puede intentar limitar las importaciones. Esta política intenta disminuir el flujo de divisas de un país al exterior.

Un Gobierno puede decidir devaluar su moneda cuando existe un déficit crónico, en su balanza por cuenta corriente o en su balanza de pagos, que debilita la aceptación internacional de su moneda como medio de pago. El reducir, mediante devaluación, el valor de una moneda sólo se puede hacer cuando existe un tipo de cambio fijo que establece el valor de esa moneda en relación con las principales monedas a nivel internacional. Cuando el sistema es un sistema de tipos de cambio flexibles (es decir, cuando los valores de las monedas no están fijados, sino que son establecidos por las fuerzas del mercado), la reducción del valor de la moneda se denomina depreciación.

La devaluación de la moneda afecta principalmente a la Balanza de Pagos, que refleja las diferencias entre el valor de sus exportaciones y el de sus importaciones. La devaluación reduce el valor de la moneda nacional en términos de otras monedas; por ello, tras la devaluación, el país tendrá que dar más moneda nacional para conseguir la misma cantidad de moneda extranjera. Esto hace que el precio de las importaciones aumente, haciendo que los productos nacionales sean más atractivos para los consumidores nacionales.

El valor de libre mercado de una moneda nacional se determina mediante la interacción de la oferta y demanda. Si la cantidad demandada es superior a la cantidad ofrecida, la nación tendrá un superávit de la Balanza de Pagos. El déficit de la Balanza de Pagos se produce cuando la cantidad de moneda ofertada excede a la cantidad demandada.

La demanda de una moneda nacional depende de la cantidad de exportaciones, inversiones del país y activos que se tengan en esa moneda. La oferta de moneda nacional en los mercados mundiales depende de la cantidad de importaciones, de inversiones fuera del país y de activos de países extranjeros. En último término, la oferta de moneda nacional depende de la política monetaria del país; si un país emite demasiado dinero, provocando inflación, se llegará a una situación de déficit de la balanza de pagos. La Balanza de Pagos está influida por los siguientes indicadores:

Inflación, Productividad, Reservas Disponibles, Tipos de Interés, Actitud de los Negociadores, Impuestos, Oferta Monetaria, Restricciones, Consideraciones Políticas. Todos ellos en alguna medida interdependientes.

La balanza comercial (exportaciones e importaciones de mercancías) enumera y cuantifica el valor monetario de la totalidad de las compras y las ventas únicamente por las mercancías que un país intercambió con el exterior. Dicha evaluación se refiere siempre a un período determinado, generalmente un año. El cómputo del valor exacto de las exportaciones y de las importaciones suele afectarse por factores como: a) los renglones incluidos. b) las fuentes de información utilizadas. c) el método empleado en la evaluación. Los renglones incluidos dependen del criterio que cada país adopte. Entre los renglones que están sujetos a criterios especiales pueden señalarse los siguientes: la pesca capturada en aguas nacionales por embarcaciones extranjeras; el contrabando; la compraventa de gas y de energía eléctrica entre países limítrofes; los pagos efectuados fuera del período considerado; los bienes y enseres de los emigrantes e inmigrantes, entre otros. Las fuentes de información determinan que se anoten correcta o erróneamente los valores de las mercancías objeto de intercambio internacional. Es frecuente aceptar como buena la declaración de los exportadores o basarse en los valores de factura.

Sin embargo, en muchos países ambas fuentes resultan obviamente falsas y, en tal caso, algún órgano de gobierno tiene la tarea de hacer las correcciones necesarias, que generalmente consisten en revisar los valores de las exportaciones y de las importaciones según las cotizaciones internacionales.

Otro problema que suele presentarse a este respecto consiste en elegir diversos elementos de juicio para hacer la valoración de cada transacción como los siguientes: la fecha de celebración del contrato de venta; Tomar como base la fecha en que las mercancías cruzan la frontera y la fecha de recibir el pago real, en cuyo caso, igual que sucedería en el punto 1, se corre el riesgo de hacer anotaciones contables en un período diferente.

El método de evaluación se ha generalizado evaluar las exportaciones “FOB”frontera o puerto nacional- (en español LAB, libre abordo) y las importaciones CIF -frontera nacional (en español CSF: costo, seguro y flete), esto es, se incluye en el valor de las mercancías importadas, además del precio en el lugar de adquisición, el seguro y el flete hasta el puerto o aduana de entrada al país importador.

A veces se emplea el primer método con una ligera variante que consiste en agregar al valor FOB el costo de cargar el barco, lo cual significa un ingreso para el país. Así, pues, a esta variante que comprende todo lo que implique generación de ingresos para el país exportador se le llama F.A.S. (libre al costado del barco).

Esta forma de evaluar las importaciones y las exportaciones da mundialmente una diferencia de valores a favor de las importaciones, debido a que éstas, a diferencia de las exportaciones incluyen, además del costo, el seguro y el flete.

Si el propio país presta estos servicios, obtiene la compensación correspondiente en su balanza de servicios; si los servicios los provee otro país, entonces tendrá que exportar mayor volumen de mercancías para cubrir esta diferencia por concepto de servicios.

Cualquiera que sea el conjunto de mercancías que incluya la balanza de comercio, las fuentes de información y la forma de cuantificarlas, se dice que: “una balanza de comercio es favorable, positiva o activa, cuando el valor de las exportaciones excede al de 1as importaciones. En el caso contrario, la balanza comercial se considerará desfavorable, negativa o pasiva. También conviene aclarar que el valor de las exportaciones y de las importaciones no se puede obtener en forma exacta, por las siguientes variables:

a) Debido a que los tipos de cambio varían aunque sea en pequeños porcentajes y el valor de las mercancías es calculado a un tipo de cambio promedio, sin ponderar, lo cual altera los valores reales de la balanza de comercio.

b) La dificultad de considerar los equipajes y enseres de los inmigrados y los emigrados y, especialmente, las cotidianas compras fronterizas.

c) El contrabando y las falsas declaraciones de los exportadores

y los importadores.

d) Las compras de mercancías por los turistas extranjeros. Estos y otros aspectos imposibilitan el cálculo exacto del intercambio de mercancías.

La balanza de servicios (que incluye los ingresos y pagos por conceptos de servicios prestados al exterior o recibidos de éste): Se registra el total de los pagos que hicieron los residentes de un país a los del exterior y los que a su vez recibieron de éstos los nacionales, por concepto de prestación de servicios. Para tales efectos consideramos a los individuos como nacionales o extranjeros, no desde el punto de vista jurídico sino económico. Son nacionales los residentes permanentes en el territorio nacional, sean o no legalmente de nacionalidad local y, extranjeros, los que residen en el exterior aun cuando legalmente sean locales. Ejemplo: Los individuos que siendo legalmente nacionales residen transitoriamente en el país, para efectos de balanza de pagos son extranjeros, ya que gastan en el país ingresos obtenidos en el exterior. Asimismo, los que legalmente sean extranjeros pero con residencia permanente en el país se consideran como nacionales cuando viajan al extranjero y gasten dinero obtenido en nuestro país.

Los conceptos más comunes por los que se reciben y hacen pagos por servicios entre países son de muy variada naturaleza como:

1. Servicios de transporte: fletes y alquileres de barcos, tráfico de pasajeros, derechos de puerto y canales, tránsito ferroviario, tasas por servicios de correo, teléfonos y telégrafos, pasajes internacionales, etcétera.

2. Cuentas de viajeros: gastos de turistas, ya sean éstos con fines de estancia

3. Servicios por comercio de mercancías: comisiones, derechos de tránsito, derechos consulares, seguros y reaseguros, etc.

4. Servicios por operaciones financieras: comisiones a bancos por servicios de intermediación, intereses por deudas y dividendos por inversiones directas, etc.

5. Recaudaciones y gastos de los gobiernos: gastos de diplomáticos, recaudaciones fiscales y derechos varios, etc.

6. Otros: remesas de inmigrantes temporales o permanentes, alquiler de películas, gastos de oficinas de turismo en el exterior, pago por el uso de patentes, marcas y servicios técnicos en general.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

7 al 26 de
mayo
VII Congreso EUMEDNET sobre
Historia y Ciencias Sociales




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

6 al 25 de
junio
XI Congreso EUMEDNET sobre
Desarrollo Sostenible y Población

8 al 25 de
julio
VIII Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo

7 al 24 de
octubre
XII Congreso EUMEDNET sobre
Globalización y Crisis Financiera

4 al 21 de
noviembre
XI Congreso EUMEDNET sobre
Migraciones, Causas y Consecuencias

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet