BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

APUNTES A LA TEORÍA MARXISTA PARA EL SIGLO XXI

Rafael Gómez Henao


 


Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (91 páginas, 239 kb) pulsando aquí

 

 

2. El doble carácter del trabajo representado en la mercancía

Tomemos dos mercancías, v. gr.: un Jean y 5 libras de mojarra roja. Y digamos que la primera tiene el doble de valor que la segunda; es decir, que si 5 libras de mojarra = m, 1 jean = 2 m.

“ Del mismo modo que el jean y la mojarra son valores de uso cualitativamente distintos , los trabajos a que deben su existencia – o sea, el trabajo del confeccionista y del piscicultor – son también trabajos cualitativamente distintos. Si no fuesen valores de uso cualitativamente distintos y, por tanto, productos de trabajos útiles cualitativamente distintos también, aquellos objetos bajo ningún concepto podrían enfrentarse el uno con el otro como mercancías. No es práctico cambiar un jean por otro, valores de uso por otros idénticos”

Pasemos ahora de la mercancía considerada como objeto útil a la mercancía considerada como valor.

Partimos del supuesto de que el jean vale el doble que las 5 libras de mojarra roja.

1 jean tiene un TTSN de 8 horas a $ 3.125 la hora igual a $ 25.000, 5 libras de mojarra tiene un TTSN de 4 horas a $ 3.125 la hora igual a $12.500

Luego 1 jean = a 10 libras de mojarra

3. La forma de valor o valor de cambio

“ las mercancías vienen al mundo bajo la forma de valores de uso u objetos materiales: hierro, tela, trigo, etc. Es su forma prosaica y natural. Sin embargo, si son mercancías es por encerrar una doble significación: la de objetos útiles y, a la par, la de materializaciones de valor. Por tanto, sólo se presentan como mercancías, cuando poseen esta doble forma: su forma natural y su forma de valor ”....

... Todo el mundo sabe, aunque no sepa más que eso que las mercancías poseen una forma común de valor que contrasta de una manera muy ostensible con la abigarrada diversidad de formas naturales que presentan sus valores de uso: esta forma es el dinero. Ahora bien, es menester que consigamos nosotros lo que la economía burguesa no ha intentado siquiera: poner en claro la génesis de la forma dinero......

......La relación de valor entre dos mercancías constituye, por tanto, la expresión más simple de valor de una mercancía”.

A. FORMA SIMPLE , CONCRETA O FORTUITA DEL VALOR

X mercancía A = y mercancía B, o bien: x mercancía A vale y mercancía B.

( 10 libras de mojarra = 1 jean, o bien 10 libras de mojarra valen 1 jean )

1. Los dos polos de la expresión del valor; forma relativa del valor y forma equivalencial.

“En esta forma simple del valor reside el secreto de todas las formas del valor. Por eso es en su análisis dónde reside la verdadera dificultad del problema. ...

Dos mercancías distintas, A y B, en nuestro ejemplo el jean y la mojarra, desempeñan aquí dos papeles manifiestamente distintos. El jean expresa su valor en la mojarra; la mojarra sirve de material para esta expresión del valor. La primera mercancía desempeña un valor activo, la segunda un papel pasivo. ...La primera mercancía .....reviste la forma relativa del valor. La segunda mercancía funciona como equivalente, o lo que es lo mismo, reviste la forma equivalencial.

... el valor del jean solo puede expresarse en términos relativos, es decir, recurriendo a otra mercancía;....Y a su vez, esta otra mercancía que funciona como equivalente,.....Se limita a suministrar el material para la expresión del valor de otra mercancía...

El que una mercancía revista la forma relativa del valor o la forma opuesta, la de equivalente, depende exclusivamente de la posición que esa mercancía ocupe dentro de la expresión de valor en un momento dado, es decir, de que sea la mercancía cuyo valor expresa o aquella en que se expresa este valor”.

Quién es el que propone el cambio, cuál de los dos propietarios es el más interesado en efectuar el intercambio, podría ser la respuesta para saber cuál de las mercancías es la que oficia con la forma relativa. De todas formas, en unos lugares unas mercancías y en otros otras, cumplían con esta función, hasta que la generalización de la producción y de los intercambios fue necesario, por parte de la sociedad, la escogencia de una sola mercancía, como equivalente, para la comodidad en los intercambios.

2. La forma relativa del valor.

En este aparte vamos a obviar, la forma tan exhaustiva, brillante e histórica a como Marx explica esta forma del valor.

“ La relación “ 10 libras de mojarra = 1 jean o 10 libras de mojarra valen 1 jean” arranca del supuesto de que en 1 jean se contiene la misma sustancia de valor que en 10 libras de mojarra. ....Pero como el tiempo de trabajo necesario para producir 10 libras de mojarra o 1 jean cambia al cambiar la capacidad productiva de la cadena piscícola o de la cadena algodón – textil – confección, conviene que investiguemos más de cerca cómo influyen estos cambios en la expresión relativa de la magnitud del valor....

Veamos que se sucede al cambiar los valores de las mercancías.

I. De la expresión 10 libras de mojarra = 1 jean se puede pasar a la expresión.

10 libras de mojarra = 2 jeans por lo siguiente: Al duplicarse el tiempo de trabajo necesario para producir la mojarra, sin que el valor del jean sufra alteración, por efecto, supongamos del agotamiento progresivo del suelo donde se producen los concentrados para el alimento de las mojarras, se duplica también su valor.

Y, de la expresión 10 libras de mojarra = 1 jean se puede pasar a la expresión, 10 libras de mojarra = ½ jean, , si el tiempo de trabajo necesario para producir la mojarra queda reducido a la mitad, sin que el valor del jean sufra alteración, v. gr. Por progresos conseguidos en la genética y en la dieta alimenticia de las mojarras , el valor de las mojarras quedará también reducido a la mitad. El valor relativo de la mercancía A. O sea su valor expresado en la mercancía B, aumenta y disminuye, por tanto, en razón directa al aumento o disminución experimentados por la mercancía A, siempre y cuando que el valor de la segunda permanezca constante.

II. Si es el jean el que cambia de valor, permaneciendo constante el valor de la mojarra, de la expresión 10 libras de mojara = 1 jean se puede pasar a la expresión 10 libras de mojarra = ½ jean por que el valor del jean se duplica, o, se puede pasar también a la expresión 10 libras de mojarra = 2 jean, si el valor del jean queda reducido a la mitad.

III. “ Mas puede también ocurrir que las cantidades de trabajo necesarias para producir la mojarra y el jean varíen simultáneamente en el mismo sentido y en la misma proporción. En este caso, la igualdad, cualesquiera que sean los cambios experimentados por sus correspondientes valores, seguirá siendo la misma. 10 libras de mojarra = 1 jean”

IV. “Los tiempos de trabajo necesarios respectivamente para producir el jean y la mojarra, y por tanto los valores, puede cambiar al mismo tiempo y en el mismo sentido, pero en grado desigual, en sentido opuesto, etc. Para ver cómo todas estas posibles combinaciones en el valor relativo de una mercancía, no hay mas que aplicar los casos I, II y III”.

No tengo ninguna objeción a la forma clara y sustanciosa como Marx explica la expresión del valor en el intercambio. Cuando una mercancía expresa el valor en otra, la proporcionalidad del intercambio va a depender del valor que tenga cada mercancía en un respectivo momento. Nos damos cuenta que las proporciones para el intercambio dependen de los valores que vaya teniendo cada mercancía, valores que se modifican con los cambios en la productividad y que muchas veces son mayores en unas mercancías. La búsqueda de la eficiencia productiva ha sido una constante a través de la historia que se explica por el desarrollo de las fuerzas productivas, como resultado del afán de los hombres de disminuir, cada vez más, la incertidumbre sobre su futuro.

3. La forma equivalencial

“La forma equivalencial de una mercancía es, por consiguiente, la posibilidad de cambiarse directamente por otra mercancía.

... Ya se exprese el Jean como equivalente y la mojarra como valor relativo o a la inversa, la mojarra como equivalente y como valor relativo el jean, su magnitud de valor responde siempre al tiempo de trabajo necesario para su producción, siendo independiente, por tanto, de la forma que su valor revista”.

Visto de otra forma, 1 jean = 10 libras de mojarra, aquí es la mojarra quien reviste la forma equivalencial y el jean la forma relativa. Pero si la expresión la presentamos 10 libras de mojarra = 1 jean, se sucede lo contrario. Marx hace bastante énfasis en esto para poder entender, más luego, la forma dinero. Pues una mercancía, dentro de todas, fue emergiendo como equivalente, para convertirse en dinero.

 4. La forma simple del valor, vista en su conjunto.

“Analizando de cerca la expresión de valor de la mercancía A, tal como se contiene en su relación de valor con la mercancía B, veíamos que, dentro de esta relación, la forma natural de la mercancía A sólo interesaba en cuanto cristalización de valor de uso; la forma natural de la mercancía B, en cambio, sólo en cuanto forma y cristalización del valor. Por tanto, la antítesis interna de valor de uso y valor que se alberga en la mercancía toma cuerpo en su antítesis externa, es decir en la relación entre dos mercancías, de las cuales la una, aquella cuyo valor trata de expresarse, sólo interesa directamente como valor de uso, mientras que la otra, aquella en que se expresa el valor, interesa sólo directamente como valor de cambio. La forma simple del valor de una mercancía es, por tanto, la forma simple en que se manifiesta la antítesis del valor de uso y de valor encerrado en ella”.

Dicho de otra manera, tomando nuestro ejemplo, el jean es la mercancía A, la que quiere expresar su valor y la mojarra la mercancía B, la que sirve de espejo para que el Jean exprese su valor. El Jean es la mercancía activa y la mojarra es la mercancía pasiva. Estos papeles de estas mercancías se pueden invertir y, en este caso la mercancía B, la mojarra es la que quiere expresar su valor y, en este caso el Jean se convierte en el espejo, en el equivalente donde la mojarra ve aparecer su valor.

1 jean = 10 mojarras; el jean expresa su valor en la mojarra. El jean reviste la forma relativa y la mojarra la forma equivalencial.

10 mojarras = 1 jean; la mojarra expresa su valor en el jean. La mojarra reviste la forma relativa y el jean la forma equivalencial.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet