BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales


EL TÚNEL MÁGICO DE LOS PARADIGMAS ….LA CIENCIA REGIONAL AL ALCANCE DE LOS JÓVENES

Andrés E. Miguel Velasco y otros



Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (724 páginas, 1.48 Mb) pulsando aquí

 

 

CAPÍTULO 28. LA CIENCIA DE LA ARMONÍA Y EL BIENESTAR

Mientras José Pablo sostenía el viejo códice, Bezelao lo interrumpió diciendo:

--¿Por qué las Ciencias Blandas si se tienen las Ciencias Duras en la búsqueda de la Armonía y el Bienestar?. Aunque ese códice fuera original, no se requiere ninguna Ciencia Blanda para “La Ciencia para Todos, Todos para la Ciencia”; basta con aplicar los principios de las Ciencias Duras.

Por respuesta, José Pablo leyó lo que el códice, casualmente, decía al respecto:

Saludos Guerreros de la Luz

“El Bienestar es la satisfacción en cuanto a alimentación, salud, vivienda, educación, cultura y esparcimiento se refiere. La humanidad posee entre sus cualidades el libre albedrío, así es que cada ser humano en lo personal decidirá hasta donde logrará su plena satisfacción, pero todo dentro de las reglas de “no matarás, no robarás”, etcétera, es decir, dentro de una “ética colectiva”.

Pero el Bienestar social surge del equilibrio que deriva de los encadenamientos virtuosos de la sociedad. Si no hay Bienestar es porque predominan los “encadenamientos viciosos”. Un encadenamiento vicioso es aquel que produce insatisfacción a la mayoría, por ejemplo, al existir hambre se genera ignorancia; ambas ocasionan inseguridad, violencia, pobreza, desempleo y por consiguiente escasez para satisfacer las necesidades. Un encadenamiento virtuoso es aquel que produce satisfacción para la mayoría, por ejemplo, si se generan empresas se forja empleo, éste propicia más vivienda, más seguridad, y a la larga más cultura y esparcimiento. Muchos problemas derivan de la incapacidad para crear o completar más y más encadenamientos virtuosos, y eliminar o reducir al mínimo los encadenamientos viciosos.

La falta de Armonía y Bienestar es en buena medida un problema derivado de la imperfección de los sistemas de organización humanos --incluyendo sus ciudades y regiones--, pues casi en todas las sociedades se privilegia a algunos, y se desprotege a otros. Y aquí es muy importante la utilidad de una Ciencia que unifique el saber desarrollado en relación a la Armonía y el Bienestar, que a la vez depende de la interacción de los seres vivos con su entorno natural. Los adelantos tecnológicos o conocimientos de las Ciencias Duras por más grandiosos que sean, serán más efectivos si se canalizan hacia la Armonía y el Bienestar humanos.

Actualmente existen diversas Ciencias relacionadas con el Bienestar que se interrelacionan, que se complementan e incluso se traslapan, por ejemplo, las Ciencias de la Salud, el Urbanismo, el Desarrollo Urbano, el Desarrollo Regional, la Geografía Económica, la Economía Urbana y la Economía Regional, la Demografía, el Desarrollo Rural, el Desarrollo Económico y el Desarrollo Sustentable, por mencionar algunos ejemplos. Un campo del conocimiento unificado relacionado con la “Ciencias del Bienestar” puede suplir las dificultades y enredos surgidos por la diversidad de conocimientos desarrollados en este sentido a lo largo del tiempo. Este campo científico es la Ciencia Regional, y cuyo propósito es explicar y hacer propuestas acerca del Bienestar, pero también de la Armonía humanas, salvaguardando el entorno natural en armonía con la interacción humana.

Ciencia Regional, ¿para qué?. La respuesta es: para afanarse por la Armonía y el Bienestar del ser humano y su contexto, para crear encadenamientos virtuosos a favor de la sociedad, su economía y su medio ambiente.

Cuando a la Ciencia deja de interesarle la Armonía y el Bienestar, aparecen las desigualdades sociales, la marginación de los muchos y la opulencia de los pocos. Su propósito final se convierte en dominar, controlar, elevar el ego de quienes la incuban. Se transforma en algo frío y calculador interesado en las ganancias o en la dominación a través del poder. Esto no es la razón de la “Ciencia”, pues ésta es un medio para asegurar la prosperidad de los seres humanos en equilibrio con su entorno natural.

La Ciencia no solo es para el regocijo del hombre, constituye el apoyo que el ser humano puede facilitar al resto de la creación que lo acompaña.

Que estas reflexiones sean de utilidad para fortalecer los conocimientos emanados de la interacción de las Ciencias Duras y las Ciencias Blandas,

La Ciencia Regiona: la Ciencia de la Armonía y el Bienestar.“

El Gran Rubicundo no supo que responder, guardó silencio, el que fue roto por los gritos de algarabía de los pequeños corsarios y Rubicundos, que al fin celebraban el triunfo de la Ciencia de la Armonía y el Bienestar en Monte Albán del Futuro.

Por su parte, los dioses de la Ciencia Antigua y las Ciencias Blandas, en labios del dios del Tiempo dijeron:

--¡Bezelao, reconoce que una Ciencia que no proporcione Armonía y Bienestar no tiene sentido!,

acato al cual se unió el Cuerpo de Científicos e Ingenieros de las Ciencias Duras:

--Nosotros nos unimos a este reclamo, exclamó el representante de la Ciencia de la Física.

--Además, queremos aclarar que hace poco acabamos de firmar un pacto que no romperemos nunca más: de aquí en adelante existirá un respeto y tolerancia total entre los campos de la Ciencia, pero aclarando que el propósito que nos hemos propuesto asegurar es la Armonía y el Bienestar de los seres vivos y de las regiones, expresó el responsable de la Química.

--Efectivamente, en recuerdo de Quetzalcóatl que se ha ido para siempre nos unimos a la sugerencia de la Ciencia Antigua y de las Ciencias Blandas, comentó el vocero de las Ciencias Duras.

De esta manera todos los dioses y el cuerpo de Científicos e Ingenieros formaron un círculo, y tomándose de las manos sellaron su pacto con un sincero abrazo, que después de llevarse a cabo produjo ¡el Arco iris de Quetzalcóatl!.

Todos los presentes, menos Bezelao y la Matlacihua que emprendieron la huída, celebraron tan fausto suceso, después del cual, los dioses de la Ciencia Antigua decidieron retirarse a su morada en el cielo.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet