BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales


GUÍA DE DISEÑO DE PROYECTOS SOCIALES COMUNITARIOS BAJO EL ENFOQUE DEL MARCO LÓGICO

Marco A. Crespo A.



Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (72 páginas, 413 kb) pulsando aquí

 

 

PARTE TRES. ELEMENTOS BÁSICOS PARA LA ESTRUCTURACIÓN DE UN PROYECTO.

En la parte dos de este trabajo, se vieron los pasos a seguir para el diseño de un proyecto bajo el enfoque del marco lógico. Esta parte dela Guía se destina a hacer una explicación sobre los elementos básicos para la estructuración de un proyecto, que sirvan de fuente informativa para la solicitud de financiamiento ante los organismos correspondientes.

Los elementos son:

• Población beneficiaria.

• Localización del proyecto.

• Tamaño del proyecto.

• Calendario de actividades.

• Presupuestos.

• Especificaciones técnicas de la obra o servicio.

• Análisis ambiental.

Explicación de cada uno de los elementos:

• Población beneficiaria.

Es necesario conocer adecuadamente la población asociada a la necesidad planteada como problema central, que SANIN denomina población objetivo y nosotros beneficiarios del proyecto o población beneficiaria . A este respecto, SANÍN considera tres tipos de población, como son las siguientes:

o Población de referencia: es una cifra de población global, que se toma como marco de referencia para el cálculo, comparación y análisis de la demanda del bien o servicio que el proyecto va a satisfacer. En el caso de los proyectos a nivel de comunidad, la población de referencia viene a ser la base poblacional de la comunidad, que fue identificada en la “fotografía de la comunidad” que se hizo previamente al análisis de problemas. A este respecto, la Ley de los Consejos Comunales, en el Art. 4°, numeral 4, al referirse a la base poblacional de la comunidad, dispone lo siguiente:

[…] A los efectos de la participación protagónica, la planificación y la gobernabilidad de los consejos comunales, se asumen como referencias los criterios técnicos y sociológicos que señalan que las comunidades se agrupan en familias, entre doscientos (200) y cuatrocientos (400) en el área urbana y a partir de veinte (20) familias en el área rural y a partir de diez (10) familias en las comunidades indígenas. La base poblacional será decidida por la Asamblea de Ciudadanos y Ciudadanas de acuerdo con las particularidades de cada comunidad, tomando en cuenta las comunidades aledañas […].

o Población afectada: es el segmento de la población de referencia que requiere de los servicios del proyecto para satisfacer la necesidad identificada. También llamada población carente. Así, por ejemplo, para el problema de insuficiente abastecimiento de agua para una comunidad determinada, la población afectada vendría a ser el número de personas de la comunidad que no dispone del servicio de agua potable y que se estima en un 25% del total de la población.

o Población objetivo: es aquella parte de la población afectada a la que el proyecto está en condiciones reales de atender, una vez examinados los criterios y restricciones del proyecto. Son los usuarios del proyecto. En nuestro anterior ejemplo, la población objetivo sería un 70 % de la población afectada.

Naturalmente, dice SANÍN, el ideal es que la población objetivo sea igual a la población afectada, es decir, que el proyecto pueda atender efectivamente la totalidad de la población necesitada. No obstante, restricciones de índole tecnológica, financiera, cultural, institucional, generalmente hacen que la demanda supere la capacidad de atención, por lo que en muchos casos será necesario aplicar criterios de factibilidad y definir prioridades para atender el porcentaje de población carente que permitan los recursos disponibles (por ejemplo, preguntarse por los estratos de la población que padecen con mayor nivel de rigor o de riesgo el problema). El porcentaje no atendido del proyecto se constituirá en una población objetivo postergado, la cual será objeto de atención por parte de las autoridades públicas, para planes posteriores que se ejecutarían tan pronto se disponga de los recursos necesarios, o mediante otro tipo de acciones. La población objetivo es la meta del proyecto y se considera la base de su dimensionamiento.

Por otra parte, se requiere conocer adecuadamente la población afectada, en cuanto a:

o Sus diferentes características, especialmente las que sean relevantes para el tratamiento del problema, como las socio-económicas, culturales, edades, grado de avance del problema;

o Su dimensión geográfica: zona donde está ubicada y áreas de influencia correlacionadas con el problema;

o Su dimensión temporal: volumen actual de la población afectada y estimación del crecimiento de dicha población durante los próximos años.

La información sobre la población se puede tomar directamente de estudios realizados o de estudios especiales que hayan sido elaborados por entidades a las que le otorgamos confiabilidad. Pero esta es una situación excepcional, ya que los censos de población se llevan a cabo entre períodos bastante prolongados (normalmente cada diez años) y, en ausencia de censos, los estudios específicos realizados puntualmente en el municipio también son la excepción.

Normalmente, los datos que se publican de los resultados censales contemplan datos agregados: la población total del municipio, descompuesta entre hombres y mujeres y entre área urbana y zona rural. Si se desea conocer la población a un nivel menor (por ejemplo, un conjunto de barrios que puedan constituir una comuna, distrito, o parroquia, según la nomenclatura del caso), se requiere extender la consulta específica a las instituciones nacionales o estadales que provean información estadística, precisando cartográficamente (sobre mapas) el contorno espacial al que se refiere la consulta .

• Localización del proyecto.

Se define como localización del proyecto el lugar geográficamente más conveniente para el proyecto, en términos de mayores beneficios para la sociedad con el menor costo posible.

Existe un conjunto de elementos que inciden de manera positiva o negativa en la localización del proyecto. Estos elementos reciben el nombre de factores locacionales, que actúan como orientadores, determinantes o restrictivos de la decisión.

A continuación presentamos una lista de factores locacionales, advirtiendo de antemano que la importancia de cada uno de ellos está asociada a la naturaleza del proyecto comunitario y a las circunstancias especiales que puedan rodear el problema.

o Ubicación geográfica de la población de referencia y de la población objetivo.

o Localización de materias primas e insumos.

Factor de gran importancia cuando se trata de proyectos productivos de transformación, en los que, por razones de costos o de determinantes tecnológicas, deben ser localizados en un sitio o zona determinados.

o Vías de comunicación, medios de transporte y otros servicios públicos básicos existentes y próximos al sitio seleccionado para el proyecto.

De existir estos servicios, se evita hacer inversiones adicionales para el traslado de personal, materias primas y productos terminados. Ello requiere, sin embargo, analizar el sistema de circulación y tránsito urbano, la red de vías principales y secundarias, flujo de tránsito, puntos de embotellamiento y facilidades de estacionamiento, especialmente cuando se trata de proyectos que generen mucha afluencia de vehículos, como centros de abastecimiento, terminales de trasporte colectivo, estaciones de cuerpos de bomberos y centros asistenciales, entre otros.

o Dotación de otros servicios públicos básicos, como abastecimiento de agua potable, cloacas, electricidad, etc.

o Planes reguladores municipales y de ordenamiento urbano aprobados por el Concejo Municipal.

o Tamaño y topografía del terreno seleccionado para el proyecto.

• Tamaño del proyecto.

El tamaño de un proyecto, especialmente los productivos, depende de varios factores condicionantes, como son, entre otros:

o Población objetivo.

o Número de usuarios por año (Ej. número de camas en proyectos de salud; número de pasajeros en proyectos de terminales de pasajeros; número de microbuses o autobuses en proyectos de trasporte colectivo público).

o Área disponible del terreno.

o Financiamiento.

o Tecnología.

o Localización.

o Disponibilidad de insumo.

• Calendario de actividades.

Un proyecto se puede planificar con distintos grados de detalle. Para ello se utiliza el calendario de actividades, el cual permite presupuestar con un margen pequeño de error. El calendario de actividades registra la distribución en el tiempo de las actividades del proyecto, durante su período de ejecución, así como el plan de desembolsos correspondiente a cada objetivo específico. El más utilizado por su sencillez es el denominado diagrama de GANTT. En este diagrama, la primera columna se utiliza para describir las actividades por realizar y las siguientes, para indicar la unidad de medida temporal más apropiada (días, semanas, meses…). Para cada actividad se marca el período o períodos en que se ejecutará. No obstante, si se desea mayores detalles se puede elaborar un Plan de Actividades, en el cual se identificará, para cada actividad, lo siguiente: a) el producto que va a generar su ejecución; b) tiempo de duración de la actividad; c) fecha de inicio; d) fecha de culminación; e) personas responsables y, f) costos totales.

A continuación se presenta el ejemplo de un cronograma de actividades .

Se debe tener presente que no todas las actividades se pueden realizar en cualquier época del año, por cuanto ello está condicionado por el clima, los ciclos de trabajo, y otros factores contingentes. De igual forma, la ejecución de un proyecto va a depender de los desembolsos que haga el organismo que financia el proyecto, lo que obliga a hacer ajustes en el calendario.

• Presupuestos.

En los presupuestos se detallan los costes del proyecto y la disponibilidad de fuentes de financiamiento, identificando y desagregando claramente cada uno de los rubros o categorías del gasto, como son: a) personal, b) materiales y servicios, c) activos reales (maquinarias y equipos), y d) otros costos.

o Personal o recursos humanos: incluye costo de personal solamente por concepto de honorarios profesionales, no así, beneficios laborales contractuales.

o Materiales, suministros y servicios: incluye costos totales y unitarios de los materiales, suministros y servicios que se requerirán para la ejecución del proyecto.

o Activos reales: comprende los gastos totales y el precio unitario de compra de mobiliario y equipos para las instalaciones físicas del proyecto.

o Otros: incluye cualquier otro costo que no se pueda incorporar en los rubros antes señalados.

Para facilitar la distribución de los costos se aconsejan los siguientes formatos (Cuadros 2 al 6):

En cuanto se refiere a las fuentes de financiamiento, el siguiente cuadro resulta de gran utilidad.

Finalmente, es conveniente elaborar un calendario de desembolsos, que indique los montos que se reciben en cada fase del proyecto, expresados en cifras absolutas y relativas (porcentual). El anticipo se considera como el primer desembolso.

• Especificaciones técnicas de la obra o servicio.

En las especificaciones técnicas de la obra o servicio se incluirá: la descripción del material a ser utilizado y la cantidad necesaria; el requerimiento o no de obras de urbanización como cercas perimetrales, vías de acceso, canalización de aguas servidas y aguas de lluvia, acometidas de agua potable y energía eléctrica y señalizaciones. Igualmente, se requiere estimar la vida útil del proyecto y las economías de escala, si fuere el caso.

• Análisis ambiental.

Este análisis se hace para los principales factores ambientales que pudieran ser afectados por el proyecto, en sus distintas fases, como son:

o Medios físicos naturales: suelo, agua, aire y flora.

o Medios socioeconómicos: economía local e impacto del proyecto en la población objetivo.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet