BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales


LA ERA DIGITAL

Jorge Nieto Malpica y otros



Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (440 páginas, 4.64 Mb) pulsando aquí

 

 

PONENCIAS MESA 4: PERSPECTIVAS Y RETOS DEL COMUNICADOR DIGITAL

El reto del diseño y producción de contenidos educativos digitales en los sistemas de educación a distancia

Dora Luisa Roux Oropeza
Claudio Ernesto Hernández Morales
Universidad Autónoma de Tamaulipas

Resumen

En educación a distancia, la elaboración de contenidos educativos es un aspecto clave en el uso eficiente de las TIC y de los recursos digitales. Es importante señalar que antes que los contenidos educativos sean almacenados en soportes tecnológicos y/o digitales, estos deben ser objeto de minucioso estudio para que cumplan con su fin educativo; en los sistemas a distancia, es lograr que los contenidos, sin importar el medio por el cual se hagan llegar a los alumnos, deben servir como mediadores que suplan en grados variables la presencia del docente, posibilitando, además, una adecuada interacción del alumno con la información y con el conocimiento. El presente documento describirá las características desde las perspectivas de diseño y producción, abordando aspectos que constituyen un reto para lograr contenidos educativos digitales con claridad y calidad, específicamente los relacionados al diseño instruccional y del proceso de comunicación digital.

Palabras clave: Educación a distancia, contendidos educativos digitales, diseño instruccional y procesos de comunicación digital.

Introducción

El objeto de estudio corresponde a los aspectos que deben tomarse en cuenta en la elaboración de materiales escritos en ED, previo al proceso de digitalización. Como resultado de la investigación documental, se decidió desarrollar el documento en tres partes; en la primera, se presentan diversos argumentos que justifican la relevancia de los materiales escritos en educación a distancia; en la segunda, situaciones problemáticas de los materiales escritos, básicamente los referidos al diseño y producción; y en la tercera parte, sugerencias en la estructura de los contenidos y del lenguaje escrito que facilite la comunicación.

Consideraciones iniciales

En la modalidad de enseñanza a distancia casi no se discute que el punto clave es el autoaprendizaje. Estudiar a distancia de acuerdo a Muiños (1999):

Es adquirir los conocimientos necesarios de forma no presencial, para lo cual se requiere, por un lado, un gran interés y una gran dedicación personal, una actitud independiente ante el estudio, y, por otro lado, un conjunto de medios y recursos capaces de transmitir al educando las nociones, conocimientos y prácticas necesarios para su formación, sin necesidad de asistir a clases regulares (p. 12).

Un sistema de Educación a Distancia debe disponer de mecanismos que promuevan el aprendizaje de los alumnos y ofrezcan los apoyos necesarios para lograrlo. Para hacerlo, las instituciones se sirven de una variedad de medios y recursos, como lo son: los sistemas de tecnología y comunicación, tutorías y materiales impresos. Los materiales impresos son un complemento importante de otros (videos, programas de televisión, etc.). Para Mella Orlando, Gutiérrez Gonzalo y Maurizi María (1999) “Los materiales impresos son elemento fundacional de la ED y de hecho constituye todavía la base desde la cual todo el resto de los sistemas son producidos y entregados” (p. 5).

Sin importar el medio por el cual se haga llegar los materiales a los usuarios, estos deben tener la capacidad de transmitir y fijar contenidos conceptualmente muy complejos, suplir (en grados variables) la presencia del docente, posibilitar una adecuada interacción del alumno con el conocimiento y por ende facilitar el autoaprendizaje. Puede entenderse, entonces, que los materiales impresos tienen un lugar propio, cuando se trata de ED; es convenirte indagar los aspectos y/o características particulares que inciden en la elaboración de los mismos.

Situaciones problemáticas que inciden en la calidad y claridad de los materiales impresos

Los problemas son variados: conceptualizaciones en ocasiones confusas que dificultan la comprensión y aplicabilidad de los materiales, tipologías o clasificaciones diversas, metodologías con enfoques teóricos (pedagógicos, educativos, comunicacionales y didácticos) poco claros o múltiples, que hacen difícil aterrizar en aplicaciones prácticas y carencia de un cuerpo normativo compartido. Lo anterior influye en el diseño y producción de los materiales, en donde se señalan los siguientes problemas: de diseño curricular, objetivos desvinculados al diseño, selección, calidad y ordenación en los contenidos, claridad en la redacción, utilizar textos tradicionales, dificultad en la atención a los enfoques del aprendizaje, una comunicación rígida e impersonal, las actividades o experiencias de aprendizaje en ocasiones ajenas a los contenidos mismos que complican evidenciar la validación del aprendizaje, evaluaciones en ocasiones centradas en los productos que en el proceso, evaluación de los propios materiales, aspectos de forma (texto, tipo de papel, encuadernación, tipos de letra, márgenes y sangrías). Se presentan a continuación argumentaciones teóricas al respecto.

La calidad de los materiales depende de un proceso de planeación en que deben incluirse aspectos curriculares como los objetivos, estilos pedagógicos, perfiles, entre otros, y que, sin lugar a dudas, influyen en la selección de los contenidos, especificar las actividades y ofrecer oportunidades de retroalimentación. En este sentido Caiafa Salgado (2002) escribe:

La claridad y la concisión de un material para la educación a distancia dependen básicamente de un buen proyecto pedagógico para el curso considerado. Es imprescindible que se tenga una visión clara del profesional o del ciudadano que se desea formar, de las capacidades básicas que se desea alcanzar de modo que se puede formular claramente los objetivos deseados, expresándolos como conocimientos o desempeños de los alumnos. El tratamiento adecuado de los objetivos es el que garantiza la calidad del material, ofreciendo los criterios seguros para la elección y la organización del contenido socialmente relevantes y actualizados, la elaboración de las actividades del estudio y la construcción de las actividades de la verificación del aprendizaje. Cuando están elaboradas y vinculados con los objetivos, estas actividades ofrecen a los estudiantes un feedback constante de su desempeño, indicándole los puntos que necesitan de una mayor atención, de esfuerzo y de estudio más grandes (párrafo. 15).

Por su parte Mena Marta (1992) cuestiona el modelo tradicional de diseño de materiales: “sus diseños rígidos, estilos de comunicación verticales y antidialógicos y sus modelos de producción, a veces más propios de una editorial que de una institución de educación a distancia.” (Párrafo 2).

Algunas instituciones utilizan textos tradicionales con algunas modificaciones para ser utilizados en ED; esta situación la describe Caiafa Salgado (2002) en las siguientes dos citas:

Ha sido común encontrarnos instituciones profesionales que juzgan posible utilizar los textos tradicionales en EA, sólo cambiando el medio de presentación al alumno o agregando algunas actividades sueltas al final. Es necesario notar que un buen material para la educación en la distancia tiene características específicas, dependiendo de las particularidades del proceso de enseñanza – aprendizaje mediado por cualquier tipo de dispositivo que substituya la interacción cara de la cara. (Párrafo 6).

Los textos didácticos o académicos tradicionales, incluso cuando son de buena calidad, adoptan un estilo expositivo, impersonal generalmente, manteniendo oculta su estructura lógica y organizando el contenido en grandes bloques o capítulos. Las actividades del estudio, cuando existen, están en el final del capítulo. La evaluación se transfiere a una prueba posterior. En este contexto, no se estimula directamente el aprender activo y auto-dirigido y no si ofrecen al alumno la información sobre desempeño necesario para la auto-evaluación y el redirecionamento de esfuerzos. (Párrafo 11).

Los textos o materiales didácticos prefabricados, elaborados por la mayoría de las universidades que imparten ED, pueden resultar especialmente autoritarios para muchos alumnos que se sentirán incapaces de debatir críticamente sus planteamientos; esta situación es evidenciada en un estudio de Lockwood, F, (2001 c.p. Almenara Casas, 2002), que presenta afirmaciones como ésta: “Me siento un poco acobardada...casi forzada a copiar. Tengo que poner más o menos lo que el piensa....Me cabreo conmigo misma porque acepto que la persona que ha hecho el comentario me está dando una especie de respuesta correcta” (p. 5).

Mena Marta (1992), al proponer alternativas para relativizar la distancia propia de la modalidad, señala otras situaciones problemáticas:

A través de la producción de materiales que no pretendan ser autosuficientes, proporcionen información para ser analizada y discutida, consideren al destinatario como perteneciente a un grupo, generen espacios para la participación, propongan comunicación bi y multidireccional, y requieran producción y no reproducción de respuestas (párrafo 3).

Caiafa Salgado (2002) considera que el material impreso destinado a la ED es fundamental que se consiga establecer una comunicación mayor con el alumno (doble mano). Para esto, el estilo del texto debe ser dialógico y amistoso. Con esta aseveración la autora aclara señalando otra problemática:

Un material impreso, para ser dialógico no se trata de utilizar habilidades lingüísticas de escritura. Muchas veces preocupados por la comunicación dialógica conduce a una súper – exploración de proceso intuitivos, dando por resultando textos confusos y repetitivos con exceso de vocablos y construcciones más propias de una habilidad oral lingüística, que ciertamente perjudica la comprensión del lector. (Párrafo 12)

En ocasiones los docentes están más preocupados de que los estudiantes se apropien de una cantidad tal de información como principal resultado de aprendizaje; Bruner (1973 c.p. Meléndez Alicea Juan 1999), quien ha influido en el campo de la ED, plantea que: “no se debe enseñar una materia para producir pequeñas bibliotecas vivientes que almacenen información, sino para que participen en el proceso de recoger conocimientos. El plantea que el conocimiento es un proceso, no un producto” (párrafo. 22).

Las actividades o experiencias de aprendizaje parecerían en ocasiones como ajenas a los contenidos mismos que complican evidenciar la validación del aprendizaje. Caiafa Salgado (2002) comenta esta problemática:

El material para la educación a distancia puede adoptar un estilo coloquial, pero debe ser claro y preciso, teniendo gran cuidado para presentar la información de una manera controlada, articulando las actividades y los ejercicios que deben permanecer claramente en el texto y no ser presentados al final. Las actividades del estudio, los casos y los ejemplos, deben integrar orgánicamente al texto, funcionando como recursos de tesitura y no como apéndices prescindibles. Esto significa que el alumno es llevado a pensar y reflexionar tomando como base a los ejemplos, los casos y las actividades de estudio, de tal manera que estos elementos se tornen como esenciales para la comprensión del texto (párrafo 14)

Las citas anteriores presentan un panorama general sobre la problemática referida al diseño y producción de materiales escritos en ED; puede entenderse la importancia de estos y la necesidad de investigar desde diversos enfoques.

Sugerencias en la estructura de los contenidos y del lenguaje escrito que facilite la comunicación

En el diseño y producción de materiales escritos en ED inciden diversos aspectos y enfoques a considerar; como los referidos a los fundamentos pedagógicos y de de aprendizaje ideales en esta modalidad; sin embargo por las características de esta ponencia, se centrará en proponer las sugerencias en relación a la estructura de los contenidos y del lenguaje escrito que facilite la comunicación, situaciones importantes al momento de hacer eficiente la digitalización.

Los aspectos de diseño, organización o planificación instruccional de contenidos se tratarán desde la estructura que deben contener los materiales escritos para ED. Contenidos, que deban cumplir varios propósitos: guía sobre las características generales y/o particulares de trabajo en esta modalidad educativa, que faciliten el autoaprendizaje, que asistan en los procesos de evaluación, y ya sea en formatos individuales para cada propósito o bien, manuales integrados; frecuentemente se les denomina, guías, cuadernillos o textos didácticos y/o guías de trabajo (de curso, de unidad y/o tema). Por las características del presente documento nos referiremos únicamente a la estructura de contenidos con propósito de autoaprendizaje.

García Aretio, L. (1997), Ferrantes (1999), Muiños (1999), Díaz Barriga (2001), Caiafa Salgado (2002), Díaz Barriga y Hernández Rojas (2005), Delolme Nossa Stella (sf) entre otros, esquematizan en líneas generales la estructura de un texto para la ED. Los elementos de la estructura pueden variar. Sin embargo, en la revisión hecha, se encontraron algunas regularidades, así como algunas recomendaciones, los cuales se mencionaran a continuación:

a) Sobre la estructura general de los materiales

• Una introducción que presente el tema a ser tratado, explicitándolo y delimitándolo con claridad; procurando sensibilizar al alumno de la importancia del tema (asunto tratado), situándolo en el sistema general del curso (relación con otras unidades y otros componentes del plan de estudios), además de una información de la organización del texto.

• Objetivos específicos seleccionados a partir de las competencias del perfil de egreso y formulados desde la perspectiva del alumno que sea centrado en los conocimientos y desempeños resultantes del aprendizaje, que deben referirse más a procesos que a productos.

• Un cuerpo del texto organizado para dejar claramente explícito la estructura lógica subyacente, con las secciones vinculadas a los objetivos específicos, bien secuenciados, pero razonablemente autónomas, de modo que puedan ser estudiadas en momentos diferentes.

• Un cierre del tema, retomando la cuestión inicial y destacando conclusiones importantes.

b) Sobre las recomendaciones para los textos, guías o cuadernillos didácticos para ser utilizados en ED

• Explicitar con claridad el objetivo de cada sección, así como los temas y los subtemas que serán tratados, y explorar cada subtema, clarificando conceptos difíciles, presentando ejemplos, comentar aspectos polémicos, destacando los puntos clave.

• Partir de un caso, problema, o actividad relacionada con la actividad cotidiana del alumno; utilizar diferentes tipos de actividades para movilizar conocimiento previos; promover la recuperación de la información o de las experiencias; insertar actividades de estudio destinadas a auxiliar la comprensión del tema y de los subtemas, actividades prácticas y de autoevaluación, considerando preguntas con el mismo formato que será utilizado en las pruebas reales.

• Establecer ligas claras entre las diversas secciones, ofreciendo síntesis parciales.

• Incluir bibliografía, de preferencia comentarla, para orientar o profundizar los estudios.

• Utilizar los recursos gráficos (color, fuente, iconos) para aumentar la interactividad del material y para dar a mayor visibilidad para puntos clave.

• De ser posible trabajar en equipo, utilizando especialistas. La articulación entre diferentes categorías de profesionales es básico para el buen resultado del trabajo.

Otro aspecto importante en los materiales escrito, consiste en el lenguaje en que está escrito, de tal manera que lo hagan claro y fácil de leer. El lenguaje debe ser un vehículo eficaz para entender el texto, situación indispensable para lograr los objetivos de aprendizaje en ED. A continuación se presentarán algunos argumentos a manera de técnicas que ayudan a lograr una lectura fácil; estas fueron retomados y adaptados del Módulo IV del Diplomado en ED, SUA, UNAM.

a) Indicadores de jerarquización. Son mecanismos lingüísticos o de presentación que permiten diferenciar niveles de importancia en el material escrito. Entre ellas está: la norma de colocar la idea central en la primera o segunda frase de cada párrafo, el uso de títulos y subtítulos, los subrayados, los recuadros de texto y el uso de tipos variables de letra para indicar la importancia de ciertos títulos o frases.

b) Ayudas de vocabulario. Se refiere a los glosarios técnicos, definiciones de conceptos incluidas al comienzo de un párrafo y otros mecanismos similares que favorecen la comprensión del material escrito.

c) Redundancia verbal. La redundancia en el lenguaje consiste en la reiteración discursiva y se puede lograr al parafrasear las ideas importantes, utilizando oraciones distintas, mediante el desarrollo de cada concepto en todos sus aspectos, el uso de ejemplos y las oraciones que relacionan dos o más conceptos. Hay que tener en cuenta que la redundancia es una especie de "arma de doble filo" porque cuando un material es demasiado repetitivo tiende a cansar al lector. El grado de redundancia será inversamente proporcional al nivel de preparación previa del lector.

d) Resúmenes. Los resúmenes son también elementos de redundancia, pero merecen un tratamiento especial porque cumplen otras funciones. En general, ayudan a distinguir las ideas esenciales y permiten que el lector verifique si lo aprendido hasta el momento, coincide o no con el resumen. Puede haber resúmenes escritos por el autor o resúmenes solicitados al estudiante.

e) Análisis de legibilidad. Hay ciertas técnicas de escritura que ayudan a la legibilidad del mensaje. Algunas de las más significativas son las siguientes:

• Usar preferentemente oraciones cortas, simples, afirmativas y activas.

• El abuso de muchos calificativos y adverbios complica la identificación de la información e implica más esfuerzo para procesarla. Tratar de expresar las ideas de una manera clara y precisa.

• No debe complicarse la sintaxis.

• Evitar términos poco conocidos cuando haya otros con significado equivalente de uso más frecuente.

• Tener cuidado con la ambigüedad; las oraciones ambiguas, el lector puede caer en una interpretación errónea y perder el interés y comprensión del texto.

• Escribir como si se estuviera manteniendo una conversación con el lector.

• Escriba preferentemente con oraciones cortas; en promedio de 14 palabras por oración.

• Use la siguiente forma de presentación cada vez que sea apropiada: Definir un hecho concepto o principio, presentar uno o más ejemplos, preguntar al lector sobre características o relaciones de ese hecho, concepto o principio, preguntar sobre los ejemplos o pida nuevos.

Además, habrá de cumplir con aspectos formales de presentación, aplicables a cualquier documento escrito destinado al aprendizaje: calidad y legibilidad de los impresos, buen tipo de letra, buena impresión de las imágenes, buena separación entre unidades, subtemas y párrafos, resaltamiento de la información importante (recuadros, subrayados, colores diferentes, entre otros); buena técnica de dibujo en las imágenes, buena ortografía y redacción; además, calidad de las portadas y encuadernación.

Cuando las características del aparato tecnológico de los sistemas de ED sean ideales, los materiales escritos podrán ser producidos y/o distribuidos en soportes tecnológicos y/o digitales. Las sugerencias descritas anteriormente, bien pueden servir de fundamento y lograr contenidos educativos digitales con claridad y calidad; coadyuvando con el fin educativo, lograr que los contenidos, sin importar el medio por el cual se hagan llegar a los alumnos, sirvan como mediadores que suplan en grados variables la presencia del docente, posibilitando además una adecuada interacción del alumno con la información y con el conocimiento

Conclusiones

La elaboración de materiales para educación a distancia es un tema que puede considerarse clave para el desarrollo de la modalidad. Cualquier persona es capaz de aprender por sí sola cuando tiene acceso a materiales lo suficientemente comprensivos y atractivos. Y ya sea en materiales impresos, enviado por correo postal o distribuido de otra forma, presenta muchas ventajas: permite el uso sincrónico o asincrónico, es fácilmente accesible a las diversas regiones del país, facilita el autoaprendizaje y son los mediadores del estudiante con el conocimiento.

BIBLIOGRAFÍA.

Almenara Casas Juan José (2002) Revista Iberoamericana de Educación La educación a distancia soportada en nuevas tecnologías. ¿un modelo generador de mitos? (Documento en línea), consultado en Octubre 2005, disponible en http://www.campus-oei.org/revista/deloslectores/482Almenara.pdf

Borrás Isabel (sf), Internet para el aprendizaje (documento en línea) Consultado en abril 2006, disponible en http://cindisi.human.ula.ve/dinstruccional/internet.htm

Caiafa Salgado Maria Umbelina (2002). Materiais e sistemas de comunicação em ead "Características de um bom material impresso para a educação a distância" (docuemnto en línea), consultado en octubre 2005, disponible en http://www.redebrasil.tv.br/salto/boletins2002/ead/eadtxt3a.htm; Traducción Roux Dora

Chan, M. E. (1996) Guía para la elaboración de paquetes de materiales didácticos orientados al estudio independiente. México, ILCE

Delolme Nossa Stella (sf) Aspectos didácticos a tomar en cuenta en la estructuración de materiales impresos (documento en línea) Consultado en abril del 2006, disponible en http://seduca.uaemex.mx/prog_dist/curso/edu_dist/uploads/discpedagmdead.pdf

Díaz, Barriga, F. (2001) Elementos para la evaluación del diseño instruccional de materiales didácticos impresos orientados al aprendizaje significativo. En Revista Tecnología y Comunicación Educativa No. 33 , ene.–jun. Del 2001.

Díaz Barriga Frida y G. Hernández (2005) Estrategias docentes para un aprendizaje significativo. 2º edición, México: MC Graw Hill.

Ferrante, Adela. (1999) Elaboración de textos-guías didácticos para un programa a distancia. Serie Capacitación. Salta: CFP

García Aretio, L. (2001) La educación a distancia. De la teoría a la práctica. Barcelona, Ariel.

García Sánchez Jaime (2005) Panorama evolutivo de la educación a distancia. Revista digital de educación y nuevas tecnologías. Contexto Educativo, año VI número 36. Recuperado en octubre 24, 2005 disponible en: http://contexto-educativo.com.ar/2005/3/nota-08.htm

Meléndez Alicea Juan (1999) Journal of Distance Education La efectividad de la educación a distancia como metodología en el desarrollo de destrezas de pensamiento (documento en línea) consultado en octubre 2005, disponible en http://cade.icaap.org/vol8.3/07a_melendez_alicea-sp.html

Mella Orlando, Gutiérrez Gonzalo. Maurizi María Rosa. (1999) La educación a distancia. Rol y perspectivas. En la sociedad. Global Nº 6 .

Mena M. (1992) Nuevos enfoques pedagógicos para mejorar la producción de materiales en la educación a distancia. J Dist Educ. (documento en línea) consultado en octubre 2005, disponible en http://www.lib.unb.ca/Texts/JDE/bin/getEng.cgi?directory=abstracts/&filename=resumen.html

Módulo IV del Diplomado en Educación a Distancia, SUA, UNAM, no se incluye autor ni fecha de publicación, (documento en línea), consultado en septiembre 2005, disponible en http://seduca.uaemex.mx/prog_dist/curso/form_prof/uploads/ChacCont.pdf

Muiños Gual, René. (1999) Producción y edición de textos didácticos. 1. Ed. San José, C.R.: EUNED

P. de Souza Thelma Rosane – Hiroo Saito (2000) VI Congresso Internacional de Educação a Distância. A centralidade do planejamento na elaboração de material didático para ead; (documento en línea) consultado en octubre 2005, disponible en http://www.abed.org.br/antiga/htdocs/paper_visem/thelma_rosane_de_souza.htm traducción Roux Dora

Rodríguez Illera, J.L., Escofet, A. y Azzato, M. (2004). RED. Revista de Educación a Distancia, Un sistema abierto para la creación de contenidos educativos digitales. número monográfico IV. (documento en línea) Consultado el 9 de noviembre de 2005, disponible en: http://www.um.es/ead/red/M4/rodriguez41.pdf

Rojas CM, Ortiz JR. (1996) Las nuevas tecnologías y sus posibilidades para la educación a distancia en América Latina y el Caribe. Proyecto AIESAD. UNESCO – CRESALC.


 

Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet