LAS MATEMÁTICAS DE LA CIENCIA REGIONAL

LAS MATEMÁTICAS DE LA CIENCIA REGIONAL

Andrés E. Miguel Velasco y otros

Volver al índice

 

 

e. La planeación normativa y la planeación estratégica en los modelos de decisión

La “planeación normativa” es aquella que trata de ordenar lo rutinario, en base a la opinión de especialistas o de la burocracia (este enfoque maneja: los propósitos, la conceptualización en el resultado, fines perseguidos y consecuencias, objetivos satisfactorios, resultados para las consecuencias futuras), en tanto que la “planeación estratégica” trata de orientar las líneas de expansión de las organizaciones hacia aspectos clave, innovadores o novedosos denominados estratégicos, como por ejemplo, proyectos especiales, nuevos productos, variantes de productos, tecnología de punta, reducción de costos, creación de cierta infraestructura, etcétera.

Desde el punto de vista de la velocidad de las decisiones, se genera una planeación estratégica en el sentido del tiempo de reacción. Para actuar estratégicamente, se busca aniquilar el problema sin muchos rodeos, atacando sus “amenazas y debilidades”, apoyándose en las “fortalezas y oportunidades” que existen en el contexto y en la organización. Actuar "lo más lentamente posible" es el caso típico de la denominada planeación normativa, para la cual no existe ni tiempo, ni espacio, pues la burocracia está dispuesta a tomarse todo el tiempo del mundo, en todo el espacio posible, en su actuación cotidiana.

Suponiendo la "igualdad de condiciones" en las variables de los diversos modelos, puede decirse que existen “diez” opciones de planificación: del Diagnóstico (N (normativo) y E (estratégico)); de la Participación (N y E); de la Abundancia (N y E); del Especialista (N y E); y de la Decisión (N y E).

En la práctica tendrá prioridad el modelo que satisfaga el máximo o el mínimo en la velocidad de la toma de decisiones, dependiendo de la urgencia y de los recursos que se posean; pero puede señalarse que una forma práctica de evaluar que tan rápido se actúa, es el principio que entre más intermediarios tenga un modelo, o más escasez de recursos se posean para poner en operación las políticas públicas, la toma de decisiones se hará "lo más lentamente posible", lo cual tiende a reflejarse en la creación de una mayor burocracia para actuar.