INSPECCIÓN AMBIENTAL

INSPECCIÓN AMBIENTAL

Gonzalo Hernán Amusquibar

Volver al índice

 

 

2.2.6 RECOLECCIÓN DE DOCUMENTACIÓN E INFORMACIÓN:

En este periodo se pide la documentación técnica, legal y administrativa necesaria y el relevamiento de la misma; también la extracción de fotocopias que acrediten el adecuado o inadecuado manejo de aspectos ambientales para poder adjuntar posteriormente a la documentación que se archive en el organismo encargado de la inspección

En general podemos decir que la información proviene de dos fuentes, una de campo o primaria, que es la que recolecta el observador, y otro secundaria o documental, y es la que proviene de todas las fuentes escritas.

La ventaja de la primera de las fuentes es el hecho de ser el propio observador el que la recolecta, y la desventaja principal, es que debe ser procesada, desechar lo que no sirve y obtener de esta fuente la información significativa.

La otra fuente tiene la ventaja de la objetividad de los datos, pero adolece de no presentar información que podría ser significativa para el caso.

El inspector debe recurrir a las dos fuentes, y su percepción, criterio y experiencia determinará en muchos casos a que tipo de fuente debe recurrir. También podemos clasificar la información en función de su tipo a los efectos de la inspección y de los informes que genera la misma en:

1. Testimonial, que es la que manifiesta el inspector o el administrado.

2. Objetiva, que es la que proviene de las muestras obtenidas y una vez analizados sus resultados (muestras de campo analizadas en laboratorios, etc.)

3. Documental, que es la que proviene de los archivos y registros de los sujetos de inspección y de actas notariales que se requieren.

4. Demostrativa, o auxiliar, que corresponde a fotografías, croquis, diagramas que aclaran y ayudan a entender los otros aspectos de la información.

A diferencia de la información testimonial que el inspector vuelque en su acta, el resto de la información detallada precedentemente resulta indiscutiblemente útil por su carácter objetivo y desprovista de apreciaciones parcializadas.

A los efectos de la preparación de los informes y el labrado de las actas correspondientes, el inspector debe ir documentando la información que va obteniendo de la inspección del establecimiento.

Culminada la entrevista inicial, el inspector deberá pedir documentación que los administrados deberán llevar obligadamente conforme a las exigencias de las normas ambientales vigentes de aplicación por el organismo de control.

El inspector deberá verificar que dicha documentación se encuentre en regla, y deberá anotarl en el cuaderno borrador las irregularidades detectadas. En todo caso, deberá fotocopiar alguna documentación irregular que sea demostrativa de un actuar de la empresa, en infracción a las normas ambientales vigentes o que deba ser especialmente considerada por constituir parte del objeto de la inspección. (Por ejemplo, si del análisis de la documentación surge que la empresa ha efectuado transportes interjurisdiccionales de residuos peligrosos con manifiestos no oficiales, deberá obtenerse fotocopia de este documento, el que sustentará objetivamente la irregularidad detectada). En caso de no disponerse fotocopiadora en el lugar, sería conveniente equipar a los inspectores con computadoras portátiles y equipos periféricos con los que se pueda escanear la documentación de que se trata.

De todas maneras, el inspector a medida que vaya recorriendo la planta y observe cuestiones que requieren de un cotejo documental particular, podrá solicitar en la entrevista final si la planta dispone de dicha documentación y en tal caso, de resultar relevante, obtener copias de la misma.

Generalmente la documentación más importante para relevar es: Autorizaciones/habilitaciones de instalación y/o funcionamiento generales y particulares, listado de insumos y materias primas utilizadas, listado de productos elaborados, permisos o certificaciones ambientales de: emisiones gaseosas, vuelco de efluentes, disposición de residuos. Asimismo es importante que acredite sistemas de gestión ambiental, planes de contingencia y/o emergencias, manifiestos de transporte de residuos, libros de operaciones y registros, auditorias ambientales y permisos de usos de suelos y aguas.