ESPACIOS REGIONALES FRONTERIZOS
Teoría, política y práctica del desarrollo y la integración fronteriza

ESPACIOS REGIONALES FRONTERIZOS TEORÍA, POLÍTICA Y PRÁCTICA DEL DESARROLLO Y LA INTEGRACIÓN FRONTERIZA

Nilo Meza Monge

Volver al índice

 

 

 

 

6.1.2. Las barreras en los pasos de frontera

Las barreras fronterizas generalmente están asociadas a las condiciones particulares en cada paso de frontera. Estas condiciones varían desde aspectos puramente administrativos hasta aspectos vinculados a la configuración geográfica de los pasos de frontera.

Sin embargo, es la diversidad de procedimientos de control que determina los grados de dificultad a los que deben enfrentar los operadores. Tal diversidad podría constituir ventajas para aquellos transportistas que usan casi siempre los puntos de cruce fronterizo rápido y desventajas para aquellos que dependen de los puntos de cruce donde se producen inconvenientes.

Esas ventajas y desventajas no afectan solamente a las mercancías, cosa que ya es bastante importante, sino también a la economía del transporte. Cada hora de demora en la frontera, significa costos considerables para el vehículo y para las operaciones de transporte por igual, los mismos que inevitablemente se transfieren al costo de sus cargas.

Las estimaciones que se han realizado respecto de los tiempos que son necesarios para los movimientos del despacho fronterizo de camiones en pasos de frontera de la comunidad andina, demuestran que dichos tiempos podrían reducirse hasta en un 60%, mediante la introducción de procedimientos y sistemas simplificados de control, sin sacrificar la calidad y eficacia del mismo.

Por lo general, existen tres categorías de barreras fronterizas que el transporte por carretera tiene que superar para pasar de un lado al otro lado de la frontera:

a. Barreras que surgen del propio sistema de transporte

Estas barreras están construidas por el tiempo que se destina a la verificación de un conjunto de documentos que deben tener los vehículos en el momento de los controles.

• Control de autorizaciones para realizar transporte internacional.

• Control de autorizaciones nacionales para realizar transporte de pasajeros y/o mercancías.

• Control de listas, datos y estadísticas relacionadas a pasajeros y mercancías transportadas.

• Control de Licencia de Conducir.

• Control de Tarjeta de Propiedad del vehículo.

• Control certificados de aptitud del vehículo y reconocimiento de la matrícula

• Control de pesos y dimensiones.

• Autorizaciones nacionales para transporte de pasajeros y/o mercancías.

• Entre otros.

b. Barreras fronterizas que no surgen directamente del transporte.

Las demoras del transporte carretero internacional, también obedecen al control de documentos y otros papeles no relacionados con el vehículo sino con las mercancías transportadas o bien a controles para otros fines legales o aduaneros. Entre éstas se pueden distinguir:

• Pase internacional de aduana.

• Inspecciones sanitarias, veterinarias y fitosanitarias, inspección de calidad.

• Inspección de sustancias peligrosas.

• Impuesto al valor agregado (sobre las mercancías transportadas y sobre las reparaciones realizadas en un país extranjero).

• Importación de mercancías libre de impuestos, por parte de personas que viajan de un país a otro.

• Situación y condiciones de las Oficinas de aduana.

• Ingreso libre de impuestos de efectos de mudanzas.

• Situación de la infraestructura y problemas en los puestos aduaneros.

• Prohibición de circulación de camiones en domingos o días feriados.

c. Barreras fronterizas que afectan a los miembros de la tripulación.

Una espera en la frontera inevitablemente significa una pérdida de productividad y generación de costos adicionales.

Aún cuando la tarea del conductor consiste en transportar las mercancías lo más rápido posible a su destino y no pasar horas esperando sin trabajar, podría ser útil analizar las distintas barreras encontradas en las fronteras y explorar las posibilidades que tienen los conductores para facilitar los cruces mediante alguna acción adecuada previa al cruce. Por ejemplo, se podría promover normas para que el propio conductor solicite un control veterinario sin tener que usar necesariamente un agente aduanero.

Así mismo, conviene tener en cuenta que las barreras fronterizas individuales que afectan el transporte carretero, tienen un efecto acumulativo y están, en cierta medida, relacionadas entre sí. Consecuentemente, no se encontrarán soluciones a los problemas a menos que se les aborde en forma integral.