PLANIFICACIÓN Y DESARROLLO REGIONAL Y LOCAL EN VENEZUELA

PLANIFICACIÓN Y DESARROLLO REGIONAL Y LOCAL EN VENEZUELA

Alexis Guerra

Volver al índice

 

 

 

III. El sistema integrado de estadísticas regionales.

Las estadísticas económicas regionales desempeñan un papel importante en la definición, formulación y evaluación de las políticas regionales. Facilitan la medición y evaluación de los alcances y resultados de los programas de desarrollo económico y social, contribuyendo así a evaluar y entender las desigualdades o disparidades regionales. Representan un instrumento para mejorar la asignación de recursos ordinarios y extraordinarios, favoreciendo el desarrollo de las actividades económicas, la inversión productiva en activos fijos, la promoción del empleo y por tanto, la generación de valor agregado.

No obstante lo anterior, en Venezuela existe una gran deficiencia de información regional, por lo cual es importante hacer efectivas algunas disposiciones establecidas en la Ley de la Función Pública de Estadística. Cada día se hace más necesario disponer de estadísticas regionales coherentes, adecuadas, fidedignas y oportunas, que permitan construir una base sólida para las políticas sociales y económicas. Es muy común ver a los hacedores de políticas indagar acerca de la disponibilidad de estadísticas referidas a una región en particular, sorprendiéndose en algunos casos por la inexistencia de las mismas, limitándose en la mejor de las situaciones a la utilización de algunos datos elementales, los cuales en muchos casos, son elaborados o compilados sin ningún criterio estadístico y suelen ser incompletos o referidos a un período muy corto, sin continuidad en el tiempo.

En atención a esta realidad y con el fin de asignarles a las estadísticas el papel, informativo y descriptivo, que tiene que cumplir para la sociedad, se propone la construcción de un Sistema Integrado de Estadísticas Regionales (SIER), el cual se concibe como un conjunto de estadísticas elementales, de indicadores económicos, sociales y demográficos, de cuentas macroeconómicas y de agregados económicos referidos a un espacio geográfico determinado. Este espacio geográfico representaría cada estado que integra el territorio geográfico del país.

El Sistema Estadístico Nacional (SEN) debe orientar esfuerzos hacia la construcción de este Sistema Integrado (SIER) que permita disponer de indicadores e información básica para la construcción de un conjunto de cuentas regionales, así como la regionalización de las estadísticas agregadas de alcance nacional existentes.

Las Cuentas Regionales El desarrollo del SIER requiere la construcción de un Subsistema de Indicadores Regionales, representado por la información primaria o básica regional, relacionada con los aspectos sociales, económicos y demográficos y por los indicadores estadísticos que se pudieran derivar a partir de esta información básica.

También debe contemplar un Subsistema de Cuentas Regionales, el cual abarcaría las estadísticas macroeconómicas generadas mediante la aplicación de las recomendaciones y métodos internacionales, los cuales hasta la fecha se han orientado al cálculo regional del valor agregado bruto y de la formación bruta de capital fijo por rama de actividad económica, a la elaboración de cuadros del gobierno general y a las cuentas de los hogares.

A tales efectos las estadísticas a desarrollar (Indicadores Regionales y Cuentas Regionales) deberán estar integradas y ser coherentes en cuanto a definiciones, conceptos, período de referencia, reglas contables, etc., de manera de permitir a los usuarios comprender su alcance, utilidad y relación.

El Subsistema de Indicadores Regionales está referido a la base estadística del sistema, al conjunto de datos elementales e indicadores primarios, sociales, económicos y demográficos, compilados con el fin de su utilización en posteriores procesos estadísticos de obtención de estadísticas intermedias, cálculos de cuentas y agregados económicos regional. También comprende las estadísticas intermedias obtenidas del procesamiento primario de las cifras, las cuales tienen gran utilidad para el análisis, como es el caso de los índices de producción del sector manufacturero y al mismo tiempo constituyen la materia prima para la construcción de las Cuentas Regionales. Por su parte, el Subsistema de Cuentas Regionales estará representado por el conjunto de Cuentas Regionales y Agregados Económicos obtenidos mediante la aplicación de los lineamientos generales del SCN, adaptados al enfoque regional.

La comparación entre regiones, y de éstas con la economía nacional y con el resto del mundo, estará garantizada en la medida en que las estadísticas básicas, los indicadores económicos y sociales y los agregados económicos como el Producto Interno Bruto, la Formación Bruta de Capital Fijo y el Gasto de Consumo Final, se elaboren en forma armonizada por regiones y se mantenga la coherencia con el marco central del SCN.

En principio, las regiones deben comenzar por disponer de los datos estadísticos elementales y necesarios, representativos de su realidad socioeconómica, sin perder de vista la utilidad de las mismas para la construcción del SIER, principalmente para la obtención de las Cuentas Regionales y de sus agregados. Este último grupo de información, requiere para su desarrollo un plazo mayor y son los que en definitiva potenciarán el uso de las estadísticas regionales al permitir obtener un sin número de indicadores y de razones económicas útiles para el análisis y la evaluación; así como también la realización de proyecciones y la integración de las estadísticas regionales con la economía nacional.

Sin embargo, su aplicación no es lineal, en algunos casos se aplicarán conceptos alternativos y establecerán convenciones, en el marco de la flexibilidad que caracteriza al SCN, incorporando elementos que tengan un mayor alcance y mayor utilidad analítica que las permitidas por el conjunto integrado de cuentas del sistema.

De acuerdo a las experiencias internacionales, la construcción de indicadores regionales y la obtención de los respectivos agregados económicos, debe estar bajo la coordinación del ente responsable de las estadísticas macroeconómicas, cuya experiencia en la elaboración del SCN garantizaría la obtención de resultados confiables, coherentes y armonizados. Con esta orientación operativa, los países darían al proceso de producción de estadísticas un carácter técnico y neutral, sin la manipulación política que suele ocurrir con este tipo de información por parte de sus informantes. En todo caso, se debe desarrollar un programa de trabajo conjunto con las instituciones que conforman el SEN, asignar responsabilidades a sus miembros, atender las demandas de información y construir un conjunto de indicadores coherentes, oportunos y comparables en el tiempo y en el espacio.