POLÍTICAS Y GESTIÓN PÚBLICA PARA EL ESTUDIO MUNICIPAL: ÓPTICA ACADÉMICA

POLÍTICAS Y GESTIÓN PÚBLICA PARA EL ESTUDIO MUNICIPAL: ÓPTICA ACADÉMICA

Maria Cecilia Montemayor Marin y otros

Volver al índice

 

 

 

3. Las Finanzas Públicas y los Ayuntamientos del Estado de Puebla

El Estado de Puebla cuenta con 217 municipios, en el año 2000 con base en el Censo de Población y Vivienda, INEGI existen más de cinco millones de habitantes. Para ése mismo año, con base a los indicadores del Consejo Nacional de Población (CONAPO), el Estado fue calificado como una entidad federativa con alto grado de marginación; insistiendo con otros indicadores provistos por CONAPO, encontramos que el 11.89% de las viviendas no cuentan con drenaje ni servicio sanitario, el 16.26% de las viviendas en el Estado no cuentan con agua entubada; en ambas estimaciones el Estado de Puebla se encuentra por encima del promedio nacional que son 9.90% y 11.23% respectivamente.

En México existen tres niveles de gobierno, históricamente la relación entre los gobiernos es de tipo centralista, donde el gobierno federal se ostenta como la máxima autoridad la cual impone y somete a los demás gobiernos a seguir las reglas que él ha impuesto. El centralismo se ha convertido en una institución formal legitimado con la “elección pública”, incluso al sistema político se le ha denominado de corte presidencialista con el slogan de la Alternancia pero que no ha logrado la Alternativa a los problemas socioeconómicos. Tal escenario se clarifica revisando la estructura financiera del total de inversiones públicas ejercido en el estado de Puebla en el año 2003; de ahí conocemos que el gobierno federal realizó el 74.71% de la inversión pública en la entidad, el gobierno estatal aportó el 21.56%, y finalmente, los ayuntamientos apenas contribuyeron con el 3.73% del total de inversiones públicas.

Encontramos entonces que el Ayuntamiento se relaciona con los niveles de gobierno superior, no en condiciones de igualdad si no de arriba hacia abajo, pues es del gobierno federal de donde obtiene una parte significativa de sus ingresos totales, el gobierno estatal administra y supervisa el uso adecuado de los Fondos de Aportaciones.

También decimos que el gobierno municipal no es igual a los restantes niveles de gobierno, pues no provee los mismos recursos públicos, el Ayuntamiento se limita a ofrecer servicios públicos básicos y a construir pequeñas obras de mejora urbana, en cambio los gobiernos federal y estatal dedican sus recursos a ofrecer los servicios públicos de mayor impacto (como lo son los servicios de educación, de salud, etc.), y a construir la infraestructura para lo que se ha denomina desarrollo urbano (construcción de carreteras, ampliación de la infraestructura eléctrica, etc.). Es decir el costo de los equipamientos urbanos ha sido más alto que el beneficio de tener una zona metropolitana, en donde el 50 por ciento de los habitantes de la ciudad capital (Puebla) viven en zonas con niveles de muy alta marginación, con perjuicio en los niveles de bienestar. Pues la creación de los fondos de aportaciones federales desde 1998 se estipularon para disminuir la marginación y la pobreza