BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales


TEMAS

Francisco Javier Contreras Horta

Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (266 páginas, 475 kb) pulsando aquí

 

 

 

 

 

¿POR QUÉ CONVIENE RECORDAR A JUÁREZ?

Para juzgar a un hombre hay que conocer sus ideas, las obras que llevó a cabo y el ambiente social en el que se desenvolvieron los hechos. Por ello, para poder opinar sobre Don Benito Juárez, debemos conocer primero sus ideas, lo que hizo y cuál era el estado de evolución social del mundo y de nuestro país en ese momento: si desconocemos esos puntos, todo lo que digamos es plática ociosa.

Los historiadores dividen la historia mundial en: época antigua, feudal, moderna y contemporánea. Ello tomando en cuenta el proceso de evolución social de Europa Occidental y Los Estados Unidos; es decir de la Cultura Occidental. Así, se le llama época antigua, al tiempo en que predominan los sistemas de producción basados en la esclavitud, este tiempo inicia con la primera civilización conocida y termina con la caída del Imperio Romano.

La época feudal o edad media se caracteriza por la producción de autoconsumo, mínimo comercio, nula comunicación entre las regiones y los pueblos, inseguridad en los caminos, ignorancia predominante en el grueso de la población, convicción de que a todo tipo de gobernantes los ponía y sostenía Dios y que por ello no se debían cuestionar sus órdenes. De que había gente que nació para ser noble y por ello rica y poderosa y personas que vinieron al mundo para servir a los poderosos, trabajar, obedecer y callar.

En la época moderna, que nace con el descubrimiento de América, Europa se quita la venda de los ojos y así como se expande el conocimiento geográfico, crece el de las ideas: nace la imprenta, la reforma protestante, las guerras de religión, el capitalismo como sistema de producción, la enciclopedia y la ilustración; pero aún la monarquía y la división social entre nobleza y plebe es incuestionable.

Cuando triunfan las ideas de la ilustración, los Estados Unidos nacen como nación independiente y acontece la Revolución Francesa; se consagra el derecho de los pueblos a escoger a sus gobernantes y a que las sociedades se rijan por los principios de igualdad, libertad y fraternidad entre los hombres, y entonces, por ello, da inicio la época contemporánea. En esta época sigue predominando el sistema de producción capitalista, pero campea cada vez más la idea de que para que este sistema exista, es imprescindible la democracia.

Cuando México logra su independencia, España, y todas sus colonias viven atrasadas en su desarrollo, estacionadas en plena época feudal, aunque la mayoría de Europa y los Estados Unidos transitan por la contemporánea. La sociedad mexicana y latinoamericana, acostumbradas durante trescientos años a obedecer a España, viven una general minoría de edad que las imposibilita para gobernarse por sí mismas y muchos mexicanos soñaban con traerse un príncipe europeo para que los gobernara. De triunfar esta idea, nos hubiera condenado a ser unos eternos menores de edad, siempre esperando que de Europa nos vengan a decir como hacer las cosas, y permaneceríamos en el feudalismo por largo, largo tiempo.

México, en esos tiempos de mayor atraso, estaba formado por inmensas haciendas en las que existía un hombre libre: el hacendado; y de trescientos a quinientos peones dependientes de la voluntad del amo. También había grupos de personas privilegiadas que siendo o no de la nobleza, actuaban como tales, en perjuicio del resto de la población. Se ocupaba darle a toda la población la libertad de ser personas libres de decidir lo que les pareciera más conveniente; se ocupaba terminar con los privilegios de unos pocos que les quitan oportunidades fundamentales a las mayorías. ¿Pero cómo?

La única opción históricamente viable, era fundar una república. Si se hacía así, todas las personas valdrían lo mismo ante la ley y no habría grupos de privilegiados. Pero una república les quitaba prerrogativas a los condes, duques, marqueses y grandes hacendados. Ellos preferían que las cosas siguieran como estaban. Don Benito Juárez encabezó a los que querían una república, y porque ellos ganaron, a todos nosotros nos tocó una vida mejor. Y desde entonces hasta ahora, los que ya no pudieron abusar de la población, se la pasan hablando mal de Don Benito Juárez y confundiendo a los que no han tenido la oportunidad de leer la Historia de México.

Concluyendo: en el México del siglo diecinueve había más que hoy, grupos de privilegiados a los que no convenía el que se instaurara la democracia y la república; contra ellos tuvo que luchar Don Benito Juárez para que todos fuéramos iguales ante la ley. Con las Leyes de Reforma limitó sus privilegios y puso las bases del estado moderno, que nos ha permitido paso a paso dejar el feudalismo, entrar en la época moderna y ver en el horizonte, ya no muy lejos, la época contemporánea para nuestro país.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet