Observatorio de la Economía Latinoamericana

 


Revista académica de economía
con el Número Internacional Normalizado de
Publicaciones Seriadas  ISSN 1696-8352

 

Economía de Argentina

 

INFLACIÓN, POBREZA, DESIGUALDAD SOCIAL
 

Dora del Carmen Orfila (CV)
docaror@hotmail.com

 

Desde abril de 2006 el Subsecretario de Comercio del Ministerio de Economía Guillermo Moreno, siguiendo las directivas de la Presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner y de su esposo, el ex presidente Néstor Kirchner, puso precios máximos a los productos de consumo básico. Ninguno de los tres consideró la real importancia de sus acciones y las nefastas consecuencias que le traerían al país, tanto domésticamente como internacionalmente.

El mencionado funcionario denominó a esos precios máximos “acuerdos de precios” que, según difundían los medios de comunicación permanentemente, se habían establecido con diversos supermercados, almacenes, tiendas de vestimenta, zapaterías y artículos escolares, entre otros. Ello no impidió que en el tiempo, desde 2006 al año actual, se produjeran las peores consecuencias dables de esperar: desabastecimiento generalizado y mercado “negro” unidos a un continuo desprestigio de las políticas e instituciones del país.


Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato:

del Carmen Orfila, D.: "Inflación, pobreza, desigualdad social" en Observatorio de la Economía Latinoamericana Nº 99 junio 2008. Accesible a texto completo en http://www.eumed.net/cursecon/ecolat/ar/


Para el segundo trimestre de 2006 el funcionario procedió a remover al personal técnico y profesional del INDEC - Instituto Nacional de Estadísticas y Censos – que no obedecía a sus imposiciones. En poco tiempo procedió, siempre con la anuencia del Poder Ejecutivo y de su asesor privilegiado, a la Intervención de la Institución. Así, nombró sin concurso previo como debió haber cumplido al estar obligado por la ley de ministerios, a nuevos directivos, jefes y personal afín a sus órdenes. (1)

Así con datos alejados de toda realidad comprobable, la ciudadanía comenzó a dudar de los “números” del nuevo INDEC, porque éstos divergían de los precios reales de la canasta básica que se abonaban a diario y se incrementaban cada vez más. Así inicialmente, en forma lenta pero sostenida, y luego de manera más brusca y notoria, aumentaron no sólo los precios de los bienes de primera necesidad, sino también los de los más variados productos. (2)

De esta manera ya no se respetó ningún indicador que publicaba el Instituto, tanto cuando se refería a precios e inflación, como cuando calculaba el valor del C.E.R (3), que mide diariamente el I.P.C. (4) y es utilizado para el cálculo de las rentas que deben brindar los títulos del país, que se cotizan en diversas bolsas de valores del exterior. Precisamente este índice medía y mide las ganancias a percibir por esos tenedores (en su mayoría alemanes, japoneses e italianos) de tales valores bursátiles. Enterados de las falsas mediciones del INDEC intervenido, estos acreedores iniciaron juicios ante los tribunales de Estados Unidos de Norteamérica y de Europa, que aún están definiendo los importes que deberá abonar el estado argentino (5). Cuando se definan judicialmente en los tribunales del exterior los importes que deberán abonarse a los tenedores de deuda argentina, será el estado y no el gobierno quien deberá efectuar tales pagos. Y el estado lo constituyen todos los ciudadanos argentinos.

Tampoco resultaron creíbles los indicadores de precios mayoristas; de inflación; de crecimiento del P.B.I. o de los saldos de balanza comercial; de superávit primario o secundario; de gastos de gobierno, etc. . En una palabra, la incredulidad interna que provocó la intervención estatal para “dibujar” cifras inexistentes, se instaló simultáneamente a la de publicaciones económicas respetables de varios medios de importancia mundial, tanto del periodismo especializado como de consultoras y asesores de inversionistas.

Las estimaciones actuales de distintas consultoras privadas estiman que la inflación para este año 2008 será del 25% para los analistas más conservadores y de hasta el 35% para los menos optimistas. Ello significa que mensualmente habría una inflación de más del 2% para la hipótesis de mínima y una del 2,91 para la hipótesis de máxima.

Mientras tanto el INDEC actual ha publicado que la inflación para el primer cuatrimestre de 2008 se ha incrementado en sólo un 3,4% comparado con igual período del año 2007.

Es que la economía de un país está vinculada entre todas sus variables y sectores: no puede haber compartimentos estancos. Al haber manipulado las cifras estadísticas oficiales, aunque en el actual INDEC se hayan reducido muchos de los universos considerados, (4) las distorsiones tan evidentes entre indicadores que se derivan los unos de los otros, muestran las continuas contradicciones en que el Instituto ha caído. A ello se suma que varias provincias, como Santa Fe, Mendoza y San Luis han realizado sus cálculos con las anteriores metodologías y publicaron indicadores muy divergentes de los que intentaba sostener el INDEC a nivel nacional.

Así se observa claramente que ha publicado sus datos, sin revisión total de sus fuentes, metodología y resultados, por carecer los agentes recientemente nombrados - entre gallos y medianoche - del alto nivel técnico y experiencia que poseían sus directores y empleados anteriores. Ello se produce porque se cambiaron abruptamente los índices más consultados, pero no se modificaron aquéllos que son seguidos por los economistas, sociólogos, estadísticos y técnicos y periodistas especializados.

Desdichadamente una institución que era modelo en Argentina y gozaba de prestigio internacional se ha convertido en una emisora de cifras burdamente manipuladas, que impiden, como en mi caso, tomar referencias serias para la elaboración de trabajos.

MEDIDO PRECIO DE LA POBREZA

Una de las inmediatas consecuencias del aumento generalizado de los precios, es la pobreza, que junto a la indigencia hoy golpea a una gran parte de los habitantes de Argentina.

El actual INDEC ha dejado de publicar el Indice de Pobreza desde el segundo semestre de 2007, antes llamado de Necesidades Básicas no Satisfechas. Pero da los siguientes valores de ingresos para acceder a una Canasta Básica de Alimentos y Servicios Indispensables. Son los que debe tener una familia tipo constituida por dos adultos y dos hijos menores de edad:

Hasta $ 457,00 para que el grupo familiar sea considerado indigente

Desde $ 457,60 hasta $987,00 la familia será considerada pobre

Ello significa que los cuatro integrantes deberán subsistir con:

$ 1,50 equivalentes a U$S 0,50 ó € 0,30 por día, para la clasificación de Indigentes.

$ 3,30 equivalentes a U$S 1,10 ó € 0,66 por día, para ser considerados Pobres.

La elocuencia de las cifras que he dado me eximen de hacer cualquier comentario.

El indicador de IPC para abril de este año fue, según el INDEC, de 0,8%

Siempre según datos del INDEC, la pobreza calculada en los años 1985/1986 era mayor que la actual y comparando tales índices con la situación actual, la pobreza ha disminuido al 23%, como lo expresara la Presidenta en su discurso del 17 de mayo ppdo. .

La C.T.A. – Central de Trabajadores Argentinos – que se diferencia de la C.G.T.

(Confederación General del Trabajo) toma como referencia los años 1996/1997 y en la comparación con la actualidad, estima que la pobreza es de un 33% y que hay un 12,7% de indigencia. Tomando una población actual para el país de aproximadamente 39.000.000 de habitantes, hay cerca de 1.300.000 de pobres. Ello se contrapone a los casi 900.000 pobres que reconoce el INDEC.

Otros analistas económicos estiman que la pobreza hoy comprende a 2.000.000 de argentinos y que además estos incrementos obligarán al gobierno a ampliar los subsidios que distribuyen como el de “Jefes y Jefas de Familia”, “Plan Trabajar”, etc. con lo que se llegará a un nuevo incremento de los índices inflacionarios.

La Consultora Equis, del Lic. Artemio López, (afín al gobierno) también da un 30% de existencia de pobres en Argentina, así como un aumento del 30% de la Canasta Básica de Alimentos y Servicios Indispensables, para el primer trimestre de 2008.

Mediciones privadas como la presentada por Sel Consultores, en la Reunión de SAIMO: Sociedad Argentina de Investigadores de Marketing y Opinión han calculado que los ingresos para una familia tipo no son de $ 942,00 por debajo de los cuales y hasta un mínimo de $ 457,60 es clasificada como “pobre”, sino que debería percibir mensualmente $ 1.420,00 como máximo para tener esa denominación.

EQUIDAD DISTRIBUTIVA

Como el objetivo del gobierno es lograr una mejor distribución del ingreso, compararé los ingresos mensuales para acceder a la Canasta Básica de Alimentos y Servicios Indispensables que proporciona el INDEC para una familia tipo. Para ello contrastaré esos ingresos con el decil de menores ingresos y el decil de mayor poder adquisitivo.

Brecha entre ambos ingresos: 65 veces más para el decil de mayores ingresos respecto al de menor poder adquisitivo.

Para esta comparación he tomado un “piso”, puesto que en el caso de gerentes y gerentes generales de empresas grandes no he considerado, por las dificultades que me impiden evaluar situaciones por fuera de sus ingresos habituales declarados, como los diversos estímulos que reciben de sus empleadores. Tal el caso de frecuentes “bonus” y plus que incrementan sus salarios; la disposición irrestricta a uno o más automóviles y camionetas de marcas importantes, tanto para sí como para su familia; el acceso a clubes exclusivos, como los de náutica o para práctica de golf u otros deportes; de tarjetas “vip” para presenciar espectáculos artísticos y deportivos; la financiación de viajes y estadas en otras ciudades del país o del exterior y otros reconocimientos.

En el caso de propietarios de grandes empresas tampoco es posible acceder al detalle de sus inversiones, fuera de las realizadas en su propia compañía o en bolsas de valores y declaradas ante autoridades y controles fiscales. Algunos de ellos poseen aviones o avionetas, barcos de paseo, inversiones especiales en instituciones que guardan secreto bancario o financiero, o propiedades a nombre de terceras personas, etc. .

Todo ello no significa que esté denostando esas actitudes, puesto que todos los ciudadanos tenemos derecho a ganar más y mejores ingresos y disponer de un bienestar justamente obtenido. Estoy describiendo algunas de las realidades que se viven en Argentina y se han convertido en privilegios para el decil de mayores ingresos, cuando la equidad en la distribución del ingreso debe ser la consecuencia de políticas económicas, financieras, monetarias y sociales que ha de efectuar el gobierno y no simples palabras declamadas en discursos que incitan a al enfrentamiento de clases.

La distribución de la riqueza para los argentinos es notoriamente inequitativa, no solamente cuando se analizan los ingresos extremos, inferiores y superiores, sino también en la mayor parte de la situación intermedia, que comprende a la clase media baja, clase media y parte de la clase media alta. Este último estrato social, si bien accede holgadamente a sus necesidades básicas y a otras más altas en cuanto a poder adquisitivo, ha debido resignar hábitos cotidianos, como v.gr. salidas a espectáculos caros, a comidas en restaurantes exclusivos, a vacaciones en lugares costosos en invierno y verano, dentro del país y en el exterior, a comprar un nuevo automóvil, a la renovación de su guardarropas en base a marcas importadas, entre otras costumbres cotidianas.

CONCLUSIONES

No se puede admitir que las modificaciones realizadas a los datos que elabora el INDEC desde hace más de dos años, tengan como único objetivo ajustar la realidad a las cifras que se pretender mostrar como ciertas. Así se invierte toda lógica elemental del trabajo estadístico con lo que se ofende permanentemente el sentido común de los ciudadanos argentinos. Es pretender hacernos vivir en un mundo virtual, (ya diría casi psicodélico) que en verdad resulta tragicómico y sobre todo, destructivo para las instituciones republicanas del país.

Con respecto al logro de la equidad social reitero lo ya expresado en abril de 2006, en el artículo que menciono en las notas de éste. Debe haber en la titular del Poder Ejecutivo Nacional y de su esposo y consejero, un gran cambio, un viraje de 180º para vestir el traje de estadista que aún no se han calzado.

Dra. DORA DEL CARMEN ORFILA

Buenos Ares, junio de 2008

NOTAS

(1) Debo expresar que al carecer actualmente de los datos fiables que hasta el primer trimestre de 2006 proveía el INDEC, este artículo tomará estimaciones realizadas por consultoras privadas de seriedad reconocida.

(2) En el Sitio de la Universidad de Málaga, España, ver mis artículos: “Una invitada Indeseable: la inflación” de marzo de 2006; “La Inflación Vino, Vio y Venció de de abril de 2007 y “Confirmación de un pronóstico” de julio de 2007.

(3) El C.E.R. es el Coeficiente de Estabilización de Referencia.

(4) Anteriormente el INDEC tomaba cada cuatro meses para, v.gr. la Encuesta Permanente de Hogares (que hoy no realiza) y demás cálculos, los 28 aglomerados urbanos más importantes del país, y ciudades representativas del Sur del país, además de la Ciudad de Buenos Aires con su conglomerado del Gran Buenos Aires (provincia de Bs. As.). Ahora solamente toma la Ciudad de Buenos Aires y algunos distritos del conglomerado mencionado.

(5) I.P.C.: Indice de Precios al Consumidor o Indice de Precios Minoristas.

(6) Cabe señalar que “estado” no es sinónimo de “gobierno”.

BIBLIOGRAFÍA

INDEC: Registros desde 2005 a Primer trimestre de 2008. Publicaciones de abril/mayo 2008.

Diario La Nación: Edición impresa y on line de Sección Economía años 2007 y 2008.

Diario Clarín: Edición impresa. Diversas notas económicas de 2007 y 2008.

Radio AM 1190 América: Análisis del economista Daniel Stico en programa “Sin saco y sin corbata”.


Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Economistas Diccionarios Presentaciones multimedia y vídeos Manual Economía
Biblioteca Virtual
Libros Gratis Tesis Doctorales Textos de autores clásicos y grandes economistas
Revistas
Contribuciones a la Economía, Revista Académica Virtual
Contribuciones a las Ciencias Sociales
Observatorio de la Economía Latinoamericana
Revista Caribeña de las Ciencias Sociales
Revista Atlante. Cuadernos de Educación
Otras revistas

Servicios
Publicar sus textos Tienda virtual del grupo Eumednet Congresos Académicos - Inscripción - Solicitar Actas - Organizar un Simposio Crear una revista Novedades - Suscribirse al Boletín de Novedades
 
Todo en eumed.net:
Eumed.net > Observatorio de la Economía Latinoamericana

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet