Revista crítica de Derecho Canónico Pluriconfesional / Rivista critica di diritto canonico molticonfessionale


ISSN 2341-3956 versión electrónica
ISSN 2387-1873 versión impresa
Depósito Legal: MA 2137-2014



DENUNCIAN A UN CENTRO GERIÁTRICO POR NEGARSE A PRACTICAR LA EUTANASIA EN BÉLGICA. TRADUCCIÓN AL CASTELLANO DE INFORMACIÓN FACILITADA POR EL INSTITUT EUROPÉEN DE BIOÉTHIQUE

Nabila MERS EL KADIM MOUNJI
(Traducción del francés al castellano)


Para citar este artículo puede utilizarse el siguiente formato:

Nabila Mers El Kadim Mounji (2016): “Denuncian a un centro geriátrico por negarse a practicar la eutanasia en Belgica. Traducción al castellano de información facilitada por el Institut Européen de Bioéthique”, en Kritische Zeitschrift für überkonfessionelles Kirchenrecht, n. 3 (2016). En línea puede leerse en el siguiente sitio: http://www.eumed.net/ rev/rcdcp/03/nmekm2.html

Resumen: Incoherente resolución judicial que penaliza con un multa de seis mil euros a un centro geriátrico de Lovaina, tras la negativa del mismo a practicar la eutanasia a Mariette Buntjens, enferma de cáncer terminal, alegando los médicos de este hospital, tres razones en contra de la práctica de la eutanasia: 1ª) no pudieron dirigirse y dialogar con la enferma, ya que lo impidieron los familiares; 2ª) incumplimiento de los requisitos establecidos por la normativa vigente respecto a la práctica de la eutanasia; 3ª) motivos religiosos; 4ª) convicciones dentológicas profesionales.

Palabras clave: Eutanasia, Mariette Buntjens, Daños físicos, Daños morales, Geriátrico Saint-Augustin, Lovaina la Vieja, Cáncer metastásico.

El miércoles 29 de junio de 2016, el centro geriátrico Saint-Augustin, de Dienst, fue condenado por el tribunal de primera instancia de Lovaina tras negarse a practicar una eutanasia en su centro. Condenó a la dirección del centro geriátrico a pagar una indemnización de 6.000 euros a los miembros de la familia, por el daño causado, al tener que desplazar su madre para que pudieran practicarle la eutanasia. Mariette Buntjens, con 74 años y enferma terminal de cáncer metastásico, había solicitado la eutanasia en el año 2011. Fue un médico externo quien decidió responder a su petición. El médico coordinador dijo que le habían puesto ante un hecho consumado y afirmó que tanto él como el equipo sanitario fueron marginados sin poder dialogar con Mariette Bunjtens acerca de su petición eutanásica.

El director rechazó que el acto se llevase a cabo en sus instalaciones ya que no se habían cumplido las condiciones exigidas por la ley. Efectivamente, la ley que regula la eutanasia establece en el artículo 3, párrafo 4 que el médico que practique la eutanasia deba «si existe un equipo sanitario que mantenga un contacto frecuente con el paciente, hablar sobre la petición del paciente con el equipo o con los miembros de éste».

Por lo tanto, la familia decidió llevar a la paciente a su casa para que pudieran practicarle la eutanasia. Tras esto, sus hijos han recurrido a la justicia basándose en que los daños físicos y psíquicos habían empeorado cuando el centro se negó a practicarle la eutanasia en las instalaciones del mismo.

Durante el juicio celebrado el 18 de mayo de 2016, la dirección del centro geriátrico se defendió alegando motivos religiosos o por convicción. Según la dirección, no se habían cumplido las condiciones legales para que se practicase la eutanasia ya que no había confirmado su petición ante un médico coordinador. Asimismo, el cuerpo médico tampoco fue objeto de contacto por parte de los familiares. [Recibido el 20 de diciembre de 2016].


REVISTA CRÍTICA DE DERECHO CANÓNICO PLURICONFESIONAL es una revista académica, editada y mantenida por Servicios Académicos Intercontinentales S.L. Sitio alojado en Gunzenhausen, distrito de Weissenburg-Gunzenhausen, Baviera, República Federal de Alemania.
Disponible en http://www.eumed.net/rev/rcdcp/index.htm

Para cualquier comunicación, envíe un mensaje a mjpelaez@uma.es o ctoledo@um.es