LA DESILUSIÓN SEXENAL

Óscar Antonio Jiménez Morales

Sector paraestatal
Industria petrolera, Petróleos mexicanos:

El precio de la mezcla mexicana durante el sexenio 2000-2006 registró una franca tendencia hacia el alza (ver gráfico 11). A partir de 2001 el precio del barril de crudo presentó un incremento sostenido hasta el 2006 a diferentes ritmos.
Es importante decir que, en este sentido, los ritmos de crecimiento del precio también fueron creciendo (ver las tasas de crecimiento del cuadro 10). La tasa de crecimiento más alta durante el sexenio corresponde al año de 2005 (40.65%) que en términos absolutos representa una variación de un poco más  de diez dólares. Sin embargo, para el año de 2006, el ritmo de crecimiento del precio de la mezcla mexicana disminuye con respecto a 2005 (tasa de crecimiento del 17.91%).

Cuadro 10
Precio de la mezcla mexicana, 2000-2006


Año

Dólares por barril

%
Variación anual

2000

24.79

-

2001

18.61

-24.92

2002

21.52

15.63

2003

24.78

15.14

2004

31.05

25.30

2005

42.69

40.65

2006

48.19

17.91

Fuente: Elaboración propia con datos del INEGI.

El incremento en el precio internacional de la mezcla mexicana durante la administración foxista es sumamente importante en comparación con la gestión de Ernesto Zedillo pues los incrementos de los precios, en ese sexenio, fluctuaron entre 10.17 y 18.94 dólares por barril1, mientras que en la gestión de Fox, las tasas de crecimiento de los precios de la mezcla mexicana fluctuaron entre el 15.14% y el 40.65 por ciento.
Empero, es preciso apuntar que ante un escenario en que la infraestructura de la refinación resultó severamente afectada, Pemex determinó un ajuste unilateral y generalizado en los precios del crudo de exportación a partir de noviembre de 2005 debido a que los huracanes Katrina y Rita generaron una reducción en la demanda y una sobreoferta de crudos. Pemex estableció un decremento de 2.25 dólares por barril para el crudo Maya2 que se destina a la costa Oeste de Estados Unidos.
También fijó una reducción de 1.85 dólares al precio por barril de crudo Maya de exportación para el continente americano, donde las compañías petroleras de Estados Unidos concentran alrededor de 80 por ciento de las ventas totales. Con estos ajustes a la baja, la empresa dejó de percibir al menos mil millones de pesos mensuales3 y con esto se explica, en parte, la disminución en la tasa de crecimiento del precio del barril de petróleo entre 2005 y 2006.
En mayo de 2006 la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) transfirió a las entidades federativas más de 5 mil millones de pesos por los excedentes petroleros correspondientes al primer trimestre de 2006. La derrama económica correspondió a mil 500 millones de pesos en todo el año derivado de la política del gobierno federal que estableció redistribuir a los estados el excedente de ingreso por cada dólar que sobrepasara el precio promedio esperado de 36.5 dólares por barril.4
De acuerdo con dicha tendencia, el registro de los ingresos para las entidades federativas llegaría a 27 mil millones de pesos al cierre del 2006.  Por su parte, el Fondo Monetario Internacional (FMI) estableció que México ha desaprovechado el excedente de ingresos derivados de los altos precios internacionales de petróleo durante los últimos tres años, recursos que ha empleado para equilibrar el presupuesto. De hecho, sin los ingresos petroleros, el déficit fiscal del país ascendería a 9.8% del PIB, unos 63 mil millones de dólares.
Debemos decir que ésta es una más de todas las declaraciones hipócritas del Fondo pues es precisamente el FMI y, los intereses del capital norteamericano, los que han pretendido que Pemex no utilice esos recursos en inversión productiva para la paraestatal, ni en mayor infraestructura de refinación, pues resulta que los dólares recibidos por la venta de crudo mexicano, los recicla Estados Unidos vendiendo a México gasolinas, este absurdo económico es parte de los condicionamientos a los que México se sometió desde la bancarrota de la economía mexicana de 1982, como ya antes hemos indicado, y tuvo que subyugarse a las políticas del Fondo a cambio de recibir mayores empréstitos.
Vicente Fox indicó que la autonomía de gestión que reclaman propios y extraños para Pemex no está cerca pues dicha autonomía es necesaria para la empresa pero por el momento no es posible. “La dependencia es total” porque la industria del petróleo y el gobierno federal “están irremediablemente casados”.5 Esta declaración no sorprende pues en gran medida, el gasto programable del país se financia con ingresos de la venta de crudo y, el petróleo, es uno de los puntos por los que el gobierno de Estados Unidos puede ejercer su poderío económico sobre México, asunto que, tanto Vicente Fox como su administración, fueron bastante condescendientes, por decir lo menos, con  el Presidente George W. Bush y con el  gobierno de los Estados Unidos, la sobre explotación de crudo para exportación a los Estados Unidos, no es más que una forma de saqueo de recursos naturales, además no renovables.
En esta tesitura, México se consolidó, en la gestión Fox, como la punta de lanza de la política energética de los Estados Unidos al avalar el proyecto de construcción de una refinería en Centroamérica (Guatemala o Panamá aún no se sabe), al liderar y aportar la mayor proporción de crudo de un bloque alternativo al de Venezuela.6
José Luis Calva, integrante del Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM, estableció que con este proyecto, México estuvo jugando el triste papel de hacerle el trabajo sucio a Estados Unidos para forzar una fricción entre países de América Latina. Por su parte, Gilberto Ortiz, presidente del Comité Directivo de Energéticos de la Cámara de la Industria de la Transformación (Canacintra), estableció que México toma el rol de “esquirol” al avalar dicho proyecto.
Ahora bien, las reservas probadas de petróleo crudo cayeron 52% durante la gestión de Vicente Fox al descender de un volumen de 34 mil 104 millones de barriles que existían en 2000 a 16 mil 470 millones de barriles al cierre de 2005. Con este volumen de reservas probadas y al ritmo actual de producción equivalen a una duración de 10 años.
En un nivel sin precedente, los pasivos totales de Petróleos Mexicanos ascendieron a un billón 31 mil 500 millones de pesos (95 mil 600 millones de dólares) al término del tercer trimestre de 2005, y representaron 8.7 por ciento del valor total de los activos de la paraestatal, situación de “quiebra técnica”  que difícilmente podría sortear cualquier otra compañía petrolera del mundo. Los activos de la paraestatal ascendieron a un billón 44 mil 900 millones de pesos, equivalente a 96 mil 800 millones de dólares, es decir que prácticamente Pemex debe lo que vale.
No obstante, Pemex se mantiene como la empresa más rentable del mundo en el corto y mediano plazos ya que su costo de operación respecto del valor de las ventas es el más bajo a nivel internacional, sin embargo, el monto de inversión que se le asigna es totalmente ridículo para una empresa petrolera.  De 2002 a 2005 los ingresos totales de la empresa se incrementaron 193 por ciento ya que mientras en 2002 obtuvo 496 mil 99 millones de pesos por la venta de crudo, en 2005 esta cifra se elevó a 960 mil 305 millones de pesos.
La inversión presupuestal en el sector petrolero de México, durante el sexenio que nos ocupa, se desplomó 98.81 por ciento, en tanto que la inversión realizada mediante la contratación de deuda con particulares a través de los Proyectos de Inversión Financiada con Impacto Diferido en el Gasto Público (Pidiregas) se incrementó 174 por ciento.
La inversión presupuestal cayó de 26 mil 386 millones de pesos alcanzados en 2001 a sólo 311.5 millones de pesos aprobados para 2006. Por el contrario, la inversión realizada en Pemex mediante endeudamiento a través de los Pidiregas ascendió de 45 mil 759 millones de pesos en 2001 a 125 mil 400 millones de de pesos autorizados para todo el ejercicio de 2006.
Debemos apuntar, por otra parte, que el ex secretario de energía, Luis Téllez Kuenzler, intensificó con la asesoría de Enron, la estrategia energética neoliberal enfilada a desarticular y devastar financieramente a Petróleos Mexicanos, al privilegiar la operación de empresas privadas en actividades vitales del proceso petrolero, por medio del cierre de áreas de Pemex con el simultáneo despido de técnicos altamente capacitados lo que, como lo documenta la Unión Nacional de Trabajadores de Confianza de la Industria Petrolera (UNTCIP) ha provocado la dilapidación económica y la destrucción de la fuerza productiva, expresándose en una merma injustificada de reservas petroleras, daños a yacimientos, infraestructura de transformación y transporte, institutos de investigación y capacidad tecnológica de la empresa y los trabajadores, convirtiendo al país en importador neto de volúmenes crecientes de gas natural, gasolinas,  petrolíferos y petroquímicos. Todo esto ha provocado la desintegración de cadenas productivas y desempleo.
En es mismo sentido, ¿qué es lo que sucedió y ha sucedido en la industria eléctrica? Veamos.

1 INEGI, www.inegi.gob.mx

2 Los tres tipos de crudo que México ofrece en el mercado internacional son: Istmo, Maya y Olmeca.

3 La Jornada, diciembre de 2005.

4 La Jornada, junio de 2006.

5 La Jornada, agosto de 2006.

6 La Jornada, junio de 2006. Al igual, ya en el sexenio de Calderón no extraña su férrea posición por privatizar PEMEX, asunto que de alguna manera fue frenado por algunos integrantes del Frente Amplio Progresista conformado por los partidos de

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

9 al 23 de octubre
VI Congreso Virtual Internacional sobre

Arte y Sociedad: Paradigmas digitales

2 al 16 de octubre
I Congreso EUMEDNET sobre

Economía y contextos organizativos: nuevos retos

16 al 30 de octubre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Migración y Desarrollo

1 al 15 de noviembre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Desigualdad Social, Económica y Educativa en el Siglo XXI

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga