Cuadernos de Educación y Desarrollo

Vol 3, Nº 30 (agosto 2011)

LA LECTURA POR PLACER EN LA EDUCACIÓN SECUNDARIA OBLIGATORIA


Virginia Mª Baca Mateo (CV)
bacamateo@hotmail.com




RESUMEN

“La lectura es la puerta de entrada al desarrollo personal y a la vida social, económica y civil (Holden, 2004). Ésta nos permite saber más acerca de otras personas,  la historia y estudios sociales, las artes, lengua, ciencias, matemáticas, además de otros muchos contenidos que deben dominarse en la escuela”. Debido a esto, los profesores tenemos hoy en día la misión de inculcar el hábito de la lectura, no sólo para potenciar la comprensión escrita, sino también para ayudar a nuestros estudiantes a descubrir el "placer de la lectura". De acuerdo con la Asociación Internacional de Lectura (Moore et al, 1999, p. 3): "Los ahora adolescentes cuando sean adultos en el siglo 21 leerán y escribirán más que en cualquier otro momento en la historia de la Humanidad. Es por ello que necesitan niveles avanzados de alfabetización para realizar su trabajo, administrar sus hogares, actuar como ciudadanos, y llevar a cabo su vida personal. También esta alfabetización es crucial para hacer frente a la avalancha de información que se encuentra en todas partes; por último, para alimentar su imaginación, por lo que podrán crear el mundo en el futuro. En un mundo complejo, y a veces incluso peligroso, su capacidad de leer puede ser crucial".

En la asignatura de inglés el hábito lector no es una excepción a inculcar. De hecho, en el Bloque 2 del Anexo II del Real Decreto 1631/2006 por el que se regula la  Educación Secundaria Obligatoria (ESO) nos habla sobre la lectura y la escritura, y nos obliga a inculcar a los estudiantes, el hábito, la disciplina y la comprensión de textos escritos en inglés, por lo que uno de nuestros principales objetivos debe ser el de motivar a los estudiantes a leer. Los estudiantes necesitan una gran exposición al inglés, tanto hablado como escrito, para adquirir una verdadera fluidez en esta lengua. Tenemos que hacer que nuestros alumnos lean por placer, ya que, como Stephen Krashen afirma: "cuando los estudiantes de una segunda lengua leen por placer, pueden mejorar en la segunda lengua sin clases, sin profesores, sin estudiar e incluso sin gente con la que hablar" (Krashen, 1993). Pero la pregunta que nos surge ahora es: ¿Cómo podemos conseguir que nuestros estudiantes de Educación Secundaria Obligatoria lean por placer?

Existen dos tipos de lectura en la escuela: lectura intensiva (LI) y lectura extensiva (LE). La lectura intensiva consiste en la lectura en detalle de los objetivos específicos de aprendizaje y las tareas o actividades. Actividades de lectura intensiva incluyen leer un texto y obtener información específica para averiguar si las preguntas son verdaderas o falsas, o rellenar los huecos en un texto, o la lectura de un texto para ordenar los títulos y los párrafos, o ordenar párrafos mezclados y ponerlos en el orden correcto. Por otro lado, la lectura de textos más largos, involucra a los alumnos a leer por placer y para desarrollar en ellos habilidades de lectura general. En este artículo se va a analizar la lectura extensiva en Inglés en la ESO y la forma con la que podemos conseguir que nuestros estudiantes participen en las clases de lectura y lo más importante: ¿cómo podemos lograr que nuestros estudiantes sean buenos lectores, y desarrollar la pasión por el hábito de la lectura?

Palabras clave: lectura intensiva, extensiva, lecturas graduadas, enseñar inglés, lectura por placer.

 

El objetivo principal de llevar a cabo un amplio enfoque lector es el de “enganchar” a los estudiantes a la lectura en inglés y que además disfruten de ella. El aumento de la fluidez en la lectura debe ser otro de nuestros objetivos. Debido a esto, la lectura debe tratarse de una actividad placentera para el estudiante, fomentadola tanto como sea posible por el profesor.

Entre las múltiples ventajas de usar la lectura extensiva en el aula de inglés  encontramos los que nos dice Maley, (2009) en su artículo “La lectura extensiva: ¿por qué es bueno para nuestros estudiantes y para nosotros ...".  En primer lugar, se desarrolla autonomía; la lectura es, por su propia naturaleza, una actividad privada e individual que se puede hacer en cualquier lugar y en cualquier momento del día. En segundo lugar, la lectura extensiva (LE) ofrece información comprensible y además aumenta la competencia lingüística de forma general: la lectura parece beneficiar a todas las destrezas de una lengua, y no sólo la lectura en sí: la LE desarrollar de forma general, el conocimiento del mundo, y todos, o la mayoría de los estudiantes adquieren más experiencia y conocimientos del mundo en que viven, de forma tanto cognitiva como afectivamente. La LE amplia, consolida y preserva el aumento del vocabulario mejorando al mismo tiempo la escritura, es decir, básicamente, cuanto más leemos, mejor escribimos. Por último, pero no menos importante, la LE mantiene y crea motivación para leer más (la lectura por placer). El círculo vicioso asegura que, cuanto más se lee con éxito en la lengua extranjera, más nos animamos a leer más.  Esto está directamente relacionado con la necesidad de encontrar "convincente" y no sólo interesante, el material de lectura.

Con todas estas ventajas, nos planteamos la cuestión: ¿por qué los profesores no utilizan la LE con más frecuencia? Esta es una buena pregunta; Maley, A (2009) realizó una investigación entre profesores de todo el mundo y la principal conclusión a la que llegó fue que: los profesores no tienen tiempo suficiente para llevar a cabo una programación basada en la LE, es demasiado costosa y además no disponen de los materiales suficientes. Sobre todo, es posible descubrir que una de las razones principales por las que los estudiantes no encuentran el placer por la lectura es porque los profesores no muestran interés por ella. "A menudo animo a los estudiantes a " leer más", pero ¿por qué deben leer si nosotros no lo hacemos? Los profesores que son ávidos lectores tienen más probabilidades de que sus estudiantes lean también". (Maley, 2009)

Una de las alternativas que se nos presenta como buena para nuestras clases de inglés es el uso de lecturas graduadas. Dado que esencial que nuestros estudiantes sientan que quieren leer,  tenemos que animarles a sentir eso. Las lecturas graduadas van a ser muy útiles en nuestras clases, especialmente en los niveles más bajos, ya que su vocabulario es limitado, por lo que los estudiantes no se sienten abrumados por las palabras desconocidas y además van a ser más cortos que un libro original. Aunque la longitud del libro no está directamente relacionada con las dificultades para leer, los libros más cortos pueden ser preferibles para algunos estudiantes. Los estudiantes más jóvenes pueden apreciar el logro de terminar una serie de libros cortos rápidamente, es decir, se sienten motivados cuando el libro que leen lo terminan rápido. Los estudiantes que leen despacio, o que no están muy motivados, también puede preferir libros más cortos. Como ejemplo, Urquhart y Weir (1998) nos sostiene el que, terminar un libro en sí es uno de los mejores incentivos, por lo que es de vital importancia que empecemos con nuestros estudiantes usando libros cortos. El objetivo de las lecturas graduadas, por lo tanto, es el de proporcionar un nivel adecuado de la lengua, la duración de la historia, y el tema. Satisfacer estas necesidades es imprescindible en los niveles más bajos, desde el elemental al intermedio.

Sin embargo, para los estudiantes que ya alcanzan un nivel post-intermedio, estas lecturas no son siempre suficientes para mantener el interés y la motivación.  Nuttall (1982) nos dice que, entre muchos factores tienden a ser excluidos de las lecturas graduadas, tales como las metáforas, símiles, descripciones elaboradas, expresiones coloquiales, etc, es decir, todo aquello que los nativos apreciamos en la lectura. Como resultado, los estudiantes no sólo pierden la oportunidad de ampliar su lectura en la misma forma que un lector nativo,  sino también pierden la oportunidad de disfrutar de la lectura por el mero hecho de la lectura. Por lo tanto, para estudiantes de nivel superior, cuyas habilidades les permiten luego acceder a la ficción nativa, la prioridad no debe ser la de la mera compresión, sino el placer que se deriva de la experiencia de la lectura.

Una vez que se han analizado las ventajas y desventajas de ambas lecturas graduadas y originales, vamos a pasar a explicar algunas de las actividades que pueden ser llevadas a cabo en el aula de inglés en la Educación Secundaria. Sue Leather en su artículo "El aprendizaje creativo y la enseñanza con los lectores", nos da algunas ideas para poner en práctica en nuestras clases de inglés. Una forma de lograr que los estudiantes se involucren en la historia es la de leer  una parte del primer capítulo. Los estudiantes pueden trabajar en parejas y responder algunas preguntas sobre el capítulo propuesto por el profesor con antelación. Incluso en lugar de leer la historia, se pueden reproducir los CD que suelen acompañar a las lecturas graduadas.

Entre las actividades previas a la lectura anteriormente expuestas, podemos encontrar algunos ejemplos más como: " Guess the story from the cover" (Adivina la historia por la tapa, es decir la ilustración del libro), según la cual mostraríamos la cubierta a la clase y los estudiantes tienen que adivinar la historia, además de escribir un breve resumen de la trama imaginaria. Estos podrían guardarse hasta que hayan leído el libro para ver cuál se acercaba más a la historia real. Otra actividad es: " Jumbled chapter titles": en la que se le dan las tiras de papel con los títulos de los capítulos a los estudiantes en parejas o grupo y tienen que decidir el orden de los capítulos y pensar en la posible historia; después compararíamos la respuesta con los otros grupos y luego buscaríamos en el libro para descubrir quién estaba en lo cierto. Por último también se puede fotocopiar las imágenes, ampliarlas y utilizarlas para familiarizar a los estudiantes con los personajes principales. Los estudiantes también pueden leer la página de introducción o el final del libro y tratar de adivinar quién es quién

Durante la lectura del libro, los estudiantes pueden seleccionar una parte del libro para convertirlo en un juego de radio. Tenemos que animar a los estudiantes a meterse realmente en los papeles de los personajes que están interpretando. Con estudiantes más jóvenes podemos escuchar las cintas de todos los grupos y votar al mejor programa de radio. Incluso sería genial publicar sus obras en Internet. Otra actividad es pedir a los estudiantes que se conviertan en periodistas y hacer un informe de una parte de la historia. De esta manera, podríamos jugar así al juego "en los zapatos de los personajes" en el que los estudiantes realizan una entrevista a uno de los personajes: Sacaríamos a dos de los personajes principales del libro y el resto de la clase prepararían preguntas que les gustaría hacerles a estos. Dependiendo del libro, están entrevistas se llevarían a cabo en una estación de policía, en un programa de televisión o donde se considere apropiado.

Otra forma de lograr que los estudiantes se enganchen a un libro es "choose and tell" en el que los estudiantes eligen una lectura por el aspecto de la carátula. A continuación, los estudiantes deben contarle a sus compañeros por qué lo han elegido. Por otra parte, también se puede realizar una actividad de speaking: "¿Por qué debería leer este libro?" y en las que los estudiantes deberían realizar presentaciones cortas de un minuto sobre el libro que han leído tratando de convencer a sus compañeros de clase.

O ¿Por qué no organizar una biblioteca de clases? Deja que los alumnos la organicen. De esta forma, le daríamos la responsabilidad de cuidar los libros, prestárselos unos a otros y conseguir nuevos. Nuestra responsabilidad sería la de seleccionar lecturas que resulten interesante para los alumnos. Si es posible, pregúnteles qué tipo de libros les gustaría. También podemos pedirles que recomienden libros a los demás: una buena manera de hacerlo es disponer de una tarjeta en el interior de cada lectura para que los estudiantes pongan una sola palabra con su opinión (Muy bueno / Bueno / Regular / Malo). Así tendríamos la apreciación de los estudiantes sobre cada lectura, además también podemos expresarla simplemente con emoticonos con una sonrisa o  con el ceño fruncido.

Mcmillan nos recomiendan a organizar un club: el “Rincón de Libros”, en la que los estudiantes y el profesor pueden hablar, hacer y responder preguntas y dar opiniones. Esta actividad debe realizarse después de la clase, como una reunión que no dure mucho tiempo. Lo ideal sería una reunión cada dos semanas, dependiendo del tiempo disponible. Podemos también organizar este club en una Red Social, o en el blog  que creamos para mantenernos en contacto con nuestros alumnos. Después de cada reunión, los estudiantes pueden realizar un artículo, diario o portfolio. El estudiante encargado de esto puede realizarlo en un cuaderno, o como se ha comentado anteriormente, puede recoger en este artículo su opinión acerca de la personalidad o actos de los personajes. Podrían escribir además sobre cómo se sienten cuando leen en inglés. Por último, éstos artículos nos pueden servir para evaluar el progreso de los alumnos hacia el cumplimiento de los objetivos del Marco Europeo de Referencia.

Por último, es importante señalar que, como profesores de Educación Secundaria Obligatoria que somos, tenemos que trabajar en el proceso de adquisición de la competencia de aprender a aprender y la de convertirse en aprendices autónomos y crear un hábito de lectura en ellos. Así que nuestro primer objetivo debe ser el de motivar a los estudiantes a leer. Sin embargo, si queremos que nuestros estudiantes disfruten de la lectura, tenemos que darles a conocer el mundo "real" de la lectura. En este artículo se ha analizado por qué es importante para nuestros estudiantes la lectura en inglés; con respecto a la Lectura Extensiva, se ha examinado las ventajas y desventajas la lectura  de las lecturas graduadas en comparación con la lectura de libros originales, así como se han ofrecido algunos juegos para poner en práctica y fomentar la lectura. Recuerde que los estudiantes leerán más y mejor, si la lectura es por placer y no se olvide que la lectura tiene mucho que ofrecer, tanto para los alumnos como para nosotros mismos.
¡Siga leyendo!

BIBLIOGRAFÍA

Carbery, S., Yoshida, R. (2003). “Graded vs Authentic: Do graded readers take the fun out of reading”. 16th Educational Conference Melbourne.
Hijosa González, V. (2006). “Lecturas Graduadas: Su importancia como recurso didáctico en educación secundaria y bachillerato”. Interlingüística. Universidad de Málaga.
Krashen, S. (1993). “The Power of Reading”. Eaglewood Colorado: Libraries Unlimited.
Leather, S. “Creative Learning and Teaching with Readers” http://www.cambridge.org/elt/readers/articles/CER_LALL_ART_SueLeatherCreativeLearning.pdf
Maley, A. (2008). “Extensive Reading: Maid in Waiting” in B. Tomlinson (ed) English Language Learning Materials: a critical review”. London/New York: Continuum pp.133-156.
http://www.macmillanenglish.com/readers/studentsite/bookClubMaterials/generalIntroduction.pdf
http://www.teachingenglish.org.uk/think/knowledge-wiki/intensive-reading
http://www.teachingenglish.org.uk/think/articles/extensive-reading
http://www.oup.com/elt/teachersclub/articles/readers?cc=global


 

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

 
Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica de formato electrónico y de aparición trimestral, editada y mantenida por el Grupo de Investigación eumednet de la Universidad de Málaga.

Los autores interesados deben enviar sus textos en formato DOC a: lisette@eumed.net junto a un resumen actualizado de su CV.

Director
Gerardo J. Gómez Velázquez (CV)

Editor Ejecutivo:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1989-4155
EUMEDNET

Logo CED
CUADERNOS DE EDUCACIÓN Y DESARROLLO
revista académica semestral

Universidad de Málaga > Eumed.net