Cuadernos de Educación y Desarrollo

Vol 3, Nº 23 (enero 2011)

LA INSERCIÓN LABORAL Y SU CONTRIBUCIÓN A LA FORMACIÓN DE COMPETENCIAS LABORALES EN EL BACHILLER TÉCNICO DE LA ESPECIALIDAD DE VIALES
 

Mariela Silva Cruz
Miguel Alejandro Cruz Cabezas
mcabeza@ucp.ho.rimed.cu

 

RESUMEN

La pertinencia de formar Bachilleres Técnicos competentes en la especialidad de Viales; trae consigo, la necesidad de encontrar alternativas que mejoren su inserción laboral en las empresas que caracterizan el proceso inversionista de la construcción en nuestro país. Tales alternativas requieren de una fundamentación teórica coherente, que entre otras cosas, contextualicen el principio martiano y marxista leninista del vínculo del estudio con el trabajo. En el presente estudio se ofrecen los fundamentos teóricos asumidos como punto de partida para modelar el proceso de inserción laboral del bachiller referido y con ello contribuir a la formación de sus competencias laborales.

Palabras Claves: Inserción laboral, competencias laborales y empresas.

ABSTRACT

The relevancy of forming competent Technical High Schools in the specialty of Viales; he/she brings I get, the necessity to find alternative that improve their labor insert in the companies that characterize the process investor of the construction in our country. Such alternatives require of a coherent theoretical foundation that among other things, contextualicen the principle martiano and Leninist Marxist of the bond of the study with the work. Presently study offers the theoretical foundations assumed as starting point to model the process of labor insert of the referred high school and with it to contribute to the formation of its competitions.

Key words: Labor insert, competitions and companies.

INTRODUCCIÓN

Las competencias laborales que reclama el proceso inversionista de la construcción a los Bachilleres Técnicos de la especialidad de Viales se podrán alcanzar, si el proceso de formación del referido profesional, se caracteriza por materializar una adecuada concepción de la inserción laboral de los mismos en la diversidad de contextos laborales que caracteriza la dinámica constructivas de este tipo de obras. La necesidad de fundamentar desde lo teórico la idea antes declarada, ha sido la razón por la cual se ha elaborado el presente artículo.

DESARROLLO

La comprensión del proceso de formación laboral de los profesionales en Cuba, parte del análisis del ideario pedagógico autóctono y marxista leninista, para trascender al contexto educativo contemporáneo como una de las aspiraciones de mayor significación para la institución escolar.

El Héroe Nacional de la República de Cuba sentenció desde el siglo XIX que si a vivir venía el hombre, la educación tenía que prepararlo para la vida, que ¨ En la escuela ha de aprenderse el manejo de las fuerzas con que en la vida se ha de luchar. “ (Martí, 1976, p - 72 ).

Por otra lado, la formación laboral del hombre, es asumida por la filosofía marxista leninista como consecuencia y resultado del desarrollo de las fuerzas productivas y las relaciones de producción en un determinado contexto histórico social; así como, por la propia necesidad que manifiesta el individuo de formarse integralmente para poder comportarse competentemente en el segmento de la historia que le ha correspondido vivir.

De lo expresado con anterioridad se entiende, que la institución escolar que se empeñe en formar laboralmente a sus estudiantes tendrá que implementar alternativas pedagógicas potenciadoras de la inserción laboral de éstos en el mundo empresarial, como condición esencial para favorecer en estos la formación de competencias profesionales.

Las concepciones filosóficas expuestas resultan de extrema pertinencia para comprender, que el Bachiller Técnico de la especialidad de Viales en proceso de formación, para poder llegar a manifestar competencias en sus futuras esferas de actuación profesional, tendrá que ser preparado en una Escuela Politécnica que se caracterice por mantener una continua integración con la empresa.

¨ Dicho con otras palabras, el estudiante que cursa estudios en una escuela politécnica de la Construcción tiene que considerarse como un trabajador en formación; razón suficiente para comprender la necesidad de la manifestación de un proceso de integración entre la entidad educativa y la productiva como condición indispensable para mejorar sus competencias y consecuentemente con ello su desempeño laboral¨ (Cruz Cabeza, 2003: 25).

Las reflexiones teóricas que se comparten, se orientan hacia una concepción pedagógica de trascendencia; por cuanto, fundamentan la pertinencia de que una escuela politécnica además de generar servicios educativos, debe generar servicios productivos en el contexto comunitario y empresarial donde ella está ubicada, lo cual revela el papel que juega la escuela, la empresa y la comunidad en la formación de los trabajadores y en el mejoramiento del nivel de formación de sus competencias laborales (Cruz, Cabeza, 2003).

Entre los procesos de inserción laboral y de formación laboral se da una estrecha relación; por cuanto ambos no son idénticos pero se complementan. Se comprende que la significación teórica y práctica de estas categorías difieren en alcance. En la medida en que se logre que el estudiante se inserte con mayor frecuencia y profundidad en el mundo empresarial, así se darán mayores probabilidades de que llegue a alcanzar un adecuado desarrollo de sus competencias laborales y consecuentemente con ello manifestará una mejor formación laboral.

La revisión bibliográfica posibilitó consultar algunas definiciones del término inserción laboral. Para Jurado (1999) considera que la inserción en el mundo del trabajo debe ser entendida como un proceso que ha de tener presente la participación activa de una persona, a través de la realización de tareas productivas o de prestación de servicio.

Por otro lado Weller (2007) la considera como el elemento clave para pasar a la vida adulta, es un eje de la integración social, fuente de sentido para la vida personal, espacio para la participación ciudadana y motor del progreso material y Figuera (2007) la identifica con el logro de una ocupación

En el marco de este artículo, se considera que la inserción laboral es un proceso planificado y organizado mediante el cual los Bachilleres Técnicos en formación se introducen a través de las diferentes modalidades establecidas en su currículo al mundo laboral, bajo la tutoría de un especialista, con el objetivo de lograr la formación de competencias laborales.

El Plan de Estudio del Bachiller Técnico en la especialidad de Viales se estructura en tres ciclos de formación a saber: el ciclo de formación general y básica, el ciclo de formación profesional básica y el ciclo de formación profesional específica. El estudio centra su mayor atención en el ciclo de formación específico, pues es en el mismo donde se encuentran las dos modalidades que por excelencia revelan potencialidades para la inserción laboral de los estudiantes en las entidades constructoras.

En este ciclo se generan las condiciones ideales para el logro de la integración de los componentes académico, laboral e investigativo del proceso, lo cual garantiza la formación integral y competente del Bachiller Técnico de la especialidad de Viales, en correspondencia con los cambios organizativos, tecnológicos y económicos que se producen en el sector de la construcción

La interacción de los componentes entre sí, desde la práctica laboral y la práctica preprofesional como proceso en las empresas, a través de tareas integradoras y proyectos, determina que la preparación del profesional en formación sea integral y que los resultados del proceso formativo sea producto de la integración de estos componentes, más que de la contribución de cada uno por separado

La práctica laboral se desarrolla en el tercer año de la especialidad, en la misma el Bachiller Técnico recibe el aprendizaje de las asignaturas técnicas en el contexto laboral y con la ayuda del tutor Las prácticas preprofesionales, como otra de las modalidades de inserción laboral, se realizan en el cuarto año de la especialidad. En ambas modalidades se requiere de un programa de trabajo donde se planteen posibles problemas a resolver, objetivos precisos y tareas principales a realizar en un contexto laboral característico del proceso inversionista, donde se integren todas las asignaturas del plan de estudio.

Como resultado de la investigación desplegada por los autores, se pudo confirmar, que en el proceso de inserción laboral en la especialidad de Viales en la provincia de Holguín no se están materializando consecuentemente los fundamentos teóricos antes sistematizados, puesto que se pretende formar laboralmente a un constructor de Obras Viales, con pocos conocimientos de los diferentes contextos de actuación en los que él puede desarrollarse dentro del objeto de trabajo.

La integración escuela politécnica-mundo laboral se concibe como el proceso de interconexión de la escuela politécnica y el mundo laboral caracterizado por la interrelación recíproca y penetración mutua de estos subsistemas, en el cual, sin perder cada uno su propia identidad, tributan ambos a la formación del profesional.

De lo planteado con anterioridad se infiere que el proceso de inserción laboral debe caracterizarse entonces por:

 Estar orientado a la formación de competencias laborales, aspecto complejo que debe ser atendido integralmente;

 Ser un proceso, que evidencie un desarrollo por etapas, que en su dinámica permita la comunicación e interacción entre los bachilleres técnicos, profesores asesores y tutore que intervienen en su formación;

 Tener un carácter diverso, por llevarse a cabo a través de diferentes modalidades establecidas en el currículo y en diversos contextos laborales;

 Aprovechar de las potencialidades formativas de los contextos laborales;

 La integración de lo académico, lo laboral y lo investigativo del proceso desde la dinámica entre la educación y la instrucción y la vinculación de la teoría con la práctica;

 Asimilar los cambios dinámicos del escenario laboral profesional y educacional a partir de la relación ciencia – tecnología – sociedad;

Con otras palabras se quiere subrayar que la inserción laboral en las condiciones actuales en el proceso de formación del Bachiller Técnico debe contribuir a la formación de competencia laborales, para que los mismos puedan responder a las exigencias del proceso constructivo propio de su especialidad en los diferentes contextos laborales.

La rápida evolución de los contextos sociales y laborales donde actúa el profesional, demanda una formación que no puede limitarse a un adiestramiento para satisfacer las exigencias de un puesto laboral, por el contrario se hace necesario la formación de un Bachiller Técnico competente, que se adapte a los cambios y se actualice constantemente.

En la literatura se habla indistintamente. de competencias, competencias laborales o competencias profesionales. En este sentido, se considera que el concepto competencia laboral engloba al concepto de competencia profesional, porque lo laboral implica todo lo relacionado con el mundo del trabajo, con las distintas profesiones, por lo que en la investigación se asume el término de competencia laboral, la cual es estudiada por diversos campos del saber, que son traducidos en explicaciones, hechos y acciones que reflejan un desarrollo educativo de la actividad profesional.

El concepto de competencia, es muy utilizado por estos días en el contexto empresarial para designar un conjunto de elementos o factores asociados al éxito en el desempeño de las personas.

Se han consultado diferentes definiciones expresadas en varias fuentes, lo que permite aseverar que su tratamiento se ha visto de diferentes presupuestos o dimensiones a saber, desde lo psicológico, lo pedagógico, lo social y lo laboral con énfasis en lo ocupacional y profesional lo que conlleva a un resultado conceptual diferente (Tejeda, 2008)

El término de competencias laborales es complejo y de mucha variedad de interpretaciones. Algunos tienden a considerar la competencia en términos de la gestión de recursos humanos, relacionada con la idoneidad o aptitud y el desempeño del trabajador, capacidad, conjunto de componentes, combinación integrada de conocimientos, habilidades y actitudes, otros como categoría psicológica singular en el orden de estructura funcional y como cualidad humana. Los autores comparten este último criterio y en plena concordancia con las reflexiones teóricas realizadas por Tejeda, (2008); se puede delimitar la articulación de un grupo de aspectos de suma importancia, tales como:

 Conocimientos, habilidades, destrezas y actitudes aplicados por un sujeto en el desempeño de sus funciones.

 El desempeño está en correspondencia con el principio de idoneidad demostrada en diferentes contextos laborales, que implica entre otras actitudes, realizar el trabajo con la profesionalidad que se requiere y se espera del trabajador.

 Al formularlas para un profesional determinado, deben ser considerados los requerimientos de la profesión y los contextos laborales.

Al respecto, la competencia laboral como cualidad humana expresa la integración de saberes, lo que implica desarrollar conocimientos, habilidades, valores, actitudes para el logro del desempeño idóneo en una actividad laboral determinada, en dependencia de los diferentes contextos de actuación y responsabilidades a él inherentes.

Atendiendo a la complejidad de los contextos de actuación del profesional así como de los procesos tecnológicos y sociales, se entiende pertinente hacer referencia a la definición dada por Bunk, al plantear que “posee competencia profesional quien dispone de los conocimientos, destrezas y aptitudes necesarias para ejercer una profesión, puede resolver los problemas profesionales de forma autónoma y flexible, capacitado para colaborar en su entorno profesional y en la organización del trabajo” (citado por CINTERFOR/OIT, 2002). Esta definición revela rasgos que caracterizan la actuación competente de los profesionales como parte de la dinámica de profundos cambios que caracterizan el mundo laboral actual

Por lo tanto, es una necesidad para la Educación Técnica y Profesional la formación de un profesional comprometido con la labor que desempeña, independiente, creativo, que trascienda la dicotomía entre lo afectivo y lo cognitivo, y como resultado, se logre una unidad integral que le permita ejecutar con calidad las tareas de su profesión en contextos laborales diferentes.

Si se tiene en cuenta que el criterio de desempeño constituye el principal elemento de medida de la competencia, es decir, es a través del desempeño que el Bachiller Técnico muestra evidencias del grado de formación de las competencias laborales que ha alcanzado para la solución de tareas propias del proceso constructivo en el que está insertado, es preciso analizar que se entiende por desempeño.

Para referirse al concepto de desempeño, algunos autores usan el término desempeño profesional, desempeño docente, desempeño profesional pedagógico, desempeño profesional del docente y desempeño laboral. Por otro lado se pudo constatar que, muchas veces, se procede a la operacionalización de dicho concepto, sin que se ofrezca una definición teórica.

Del análisis anterior, se infiere qué existe una diversidad de criterios relacionados con el desempeño profesional, los autores señalan que son: aptitud o capacidad, comportamiento total o la conducta real del trabajador, acciones realizadas o ejecutadas, conjunto de acciones, actividad del sujeto y actuación real ,cumplimiento de las obligaciones, funciones y papeles de la profesión y como modo de expresión del sistema de competencias del sujeto, todos en función del cumplimiento de una tarea o conjunto de ellas propios de la profesión

Aunque no existe consenso en torno a la definición de desempeño, se coincide con Tejeda, R y Sánchez, P (2008), que lo asocian con el modo de expresión del sistema de competencias del sujeto, que cualifica y distingue la realización de determinada actividad o conjunto de estas.

El proceso de inserción laboral es un elemento esencial para la formación de las competencias laborales de los bachilleres técnicos, ya que le permite a los mismos apropiarse con los demás sujetos de su entorno profesional, de los conocimientos, las técnicas, los sentimientos, las actitudes, los valores, motivos de conductas, los ideales de la sociedad en que vive; así como los mecanismos a través de los cuales logra su auto desarrollo, es decir, convierte en cualidades personales la cultura que caracteriza la sociedad en que vive y es donde se materializa los diversos saberes adquiridos en el proceso formativo

Por tal razón el hecho de que el Bachiller Técnico se forme en la propia práctica permite que la relación entre él y el objeto de la profesión, se materialice en la actividad. En la práctica laboral y preprofesional que realizan los mismos es donde se establece esta interacción, donde aprende los contenidos de la especialidad, enfrenta los problemas profesionales, asimila la esencia del modo de actuación y alcanza determinado nivel de formación de sus competencias laborales.

En consecuencia, al considerar al individuo como ser social, el proceso de desarrollo va a estar condicionado a partir de una mediatización social e histórica, la cual tiene lugar mediante los procesos educativos desde su nacimiento, y se constituyen en los transmisores de la cultura legada por las generaciones precedentes.

En la dinámica actual de formación competente de los Bachilleres Técnico, la escuela politécnica y el contexto laboral se convierten en escenario didáctico fundamental para la formación de competencias laborales, base indispensable para lograr la preparación del trabajador integral, para lo cual es requerimiento que:

 Los tutores conozcan el diseño del modelo del profesional, para que comprendan la naturaleza integradora de los contenidos de los programas y el diseño del componente laboral- investigativo, a través del proceso de inserción laboral.

 Se establezcan mecanismos de comunicación viables y confiables a favor de mejorar barreras en el proceso.

 Se diseñen tareas integradoras y proyectos dentro del proceso de inserción laboral que posibiliten el enfrentamiento de los bachilleres técnicos a la diversidad de problemas profesionales

 Se instrumente la evaluación integral del bachiller técnico en el proceso de inserción laboral, utilizando criterios similares a los del mundo empresarial.

CONCLUSIONES

A manera de conclusiones, se puede plantear que el análisis realizado permite reflexionar sobre la necesidad de planificar, organizar , ejecutar y evaluar las dos modalidades establecidas en el currículo de inserción laboral como un proceso continuo e integral, donde se formen y consoliden las competencias laborales desde la dinámica del proceso. Dicho proceso se caracteriza por ser multidimensional y se logra al interrelacionarse los conocimientos, habilidades, capacidades y valores sociales y profesionales en función de alcanzar un desempeño eficiente en los diferentes contextos laborales. Además se considera que la utilización de tareas integradoras y proyectos de carácter profesional indistintamente y que respondan a las exigencias de los diferentes contextos, dentro del proceso de inserción laboral puede constituir alternativas que favorezcan la formación de competencias laborales.

BIBLIOGRAFIA

• Cruz cabeza, Miguel: Metodología para mejorar el nivel de formación de las habilidades profesionales en la especialidad Construcción Civil con un enfoque de competencias. Tesis en opción al grado científico de Doctor en Ciencias Pedagógicas. Holguín. 2003.

• CINTERFOR/OIT. El enfoque de competencia laboral. [en línea] CINTERFOR/OIT 2002. http://www.cinterfor.org.uy. [Consulta: 06 de Enero del 2006].

• Martí, José: Escritos sobre Educación. Editorial de Ciencias Sociales. La Habana.1976.

• Tejeda Díaz, Rafael La formación profesional por competencias del Ingeniero Mecánico mediante proyectos de ingeniería. Tesis en opción al grado científico de Doctor en Ciencias Pedagógicas. Holguín. 2006.


 

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

 
Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica de formato electrónico y de aparición trimestral, editada y mantenida por el Grupo de Investigación eumednet de la Universidad de Málaga.

Los autores interesados deben enviar sus textos en formato DOC a: lisette@eumed.net junto a un resumen actualizado de su CV.

Director
Gerardo J. Gómez Velázquez (CV)

Editor Ejecutivo:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1989-4155
EUMEDNET

Logo CED
CUADERNOS DE EDUCACIÓN Y DESARROLLO
revista académica semestral

Universidad de Málaga > Eumed.net