Cuadernos de Educación y Desarrollo

Vol 3, Nº 23 (enero 2011)

ALTERNATIVA METODOLÓGICA PARA LA ELABORACIÓN Y UTILIZACIÓN DE TAREAS INTEGRADORAS EN SECUNDARIA BÁSICA
 

Francisco López Medina (CV)
Francisco López Roque
Ileana Roque Guizao

flopezr@ucp.ho.rimed.cu

 

Resumen

Los constantes cambios que se producen en el modelo de secundaria básica cubano y la tendencia universal de lograr establecer las relaciones interdisciplinarias entre aquellas asignaturas con nodos cognitivos comunes, como vía para perfeccionar el proceso de enseñanza aprendizaje y que el contenido que se aprende sea cada vez más desarrollador, exige incrementar la preparación de todo el personal docente de este nivel de educación para que puedan dirigir con éxito este proceso.

Una de las vías para desarrollar este proceso es a través de la realización de tareas integradoras lo que se puede constatar en la actual resolución de evaluación de secundaria básica. Se han encontrado limitaciones en la concepción, elaboración y utilización de estas tareas integradoras por parte de los profesores pues los mismos tienen carencias teóricas y metodológicas al respecto.

A partir de este análisis se confeccionó una guía metodológica para diseñar tareas integradoras y una colección de las mismas, lo que contribuyó a perfeccionar la preparación de los docentes a la hora de realizar y utilizar sus tareas integradoras.

Palabras Claves: Tarea integradora, diagnóstico, planificación, orientación, control, evaluación.

Abstract

The constant changes produced in the model of Cuban Secundary School and the universal tendency of establish the interdisciplinary relationships among those subjects with common cognitive nodes, As a way to better up the teaching-learning process and for the content to be learned in a developing way, demands to increase the preparation of every teacher from this level of education in order to make them to direct successfuly this process.

One of the way to develop this process is through the integrating tasks, which can be verified in the actual evaluation´s resolution of Secuandary School. Some limitations in the conception, elaboration and use of this integrating tasks have been found by teachers because they have the same theretical and methodological insuficiences.

From this analysis a methodological guide was made to design integrating tasks as well as a collection of them, which contributed to improve the teacher´s preparation when elaborating and using the integrative tasks.

Key words: Integrative tasks, diagnostic, planification, orientation, control, evatuation.

INTRODUCCIÓN

El perfeccionamiento del proceso de enseñanza – aprendizaje se ha convertido, desde hace algunos años y en casi todas las latitudes, en centro de atención de docentes y directivos de la educación. Ello es el resultado de las nuevas y elevadas exigencias que la Revolución Científico- técnica le plantea a la escuela contemporánea y la necesidad de educar y no solamente instruir en las escuelas.

A partir del año 1999 que comenzó la batalla de ideas, se han determinado e implementado grandes y transcendentales cambios en los diferentes niveles de educación, particularmente en Secundaria Básica, que se concreta en la designación de un profesor general integral que se encarga de la educación de 15 alumnos, como una de las vías para lograr mayor coherencia y unidad de influencias educativas en la educación de la personalidad de esos adolescentes.

Lo anterior ha representado un reto en la preparación del personal docente de este nivel de educación, particularmente para aquellos docentes que son titulados de especialidades y no han recibido formación académica como Profesores Generales Integrales.

Esto ha requerido, como es lógico, el desarrollo de acciones tendientes a dotar a los docentes de este nivel de educación de recursos teóricos y metodológicos para lograr el perfeccionamiento del proceso de enseñanza aprendizaje en aspectos tales como: la interdisciplinariedad, la planificación, orientación y control del trabajo independiente, la elaboración de tares integradoras, la atención diferenciada y personalizada a los estudiantes, la evaluación integral, entre otros aspectos.

La actual resolución de evaluación en secundaria básica (120-2009) reconoce como una vía de evaluación a la tarea integradora, sin embargo no ofrece recomendaciones metodológicas para su elaboración ni utilización por el profesor general integral lo que limita su uso y por consiguiente la dirección de un proceso de enseñanza aprendizaje desarrollador.

Partimos de reconocer la tarea integradora como aquella en la que para su solución el estudiante debe de hacer uso de contenidos de una o varias asignaturas.

Como resultado de la investigación de la maestría de los autores de este trabajo ofrecemos algunas recomendaciones metodológicas para la elaboración y utilización de tareas integradoras en la atención diferenciada a los estudiantes en este nivel de educación.

Para la elaboración de tareas integradoras que permitan la atención diferenciada a los estudiantes en este nivel de educación, debemos de reconocer la importancia que tiene el diagnóstico de los estudiantes como punto de partida.

Tradicionalmente el diagnóstico inicial se realiza para conocer qué conoce el alumno sobre los contenidos de una determinada asignatura, pero hasta el momento no se ha sistematizado para saber cómo conoce y qué puede conocer el alumno, o sea, el estado de desarrollo de su pensamiento y sus potencialidades, particularmente en aquellos alumnos que muestran mayor desarrollo intelectual.

El diagnóstico se plantea con diversos objetivos, pero en última instancia siempre con la aspiración de lograr un aprendizaje más exitoso en los estudiantes, evitarles experiencias de fracaso y hacer más científica y eficiente la labor educativa del maestro.

La concepción del diagnóstico parte de considerar que este debe contribuir a que el educador pueda tener una información no solamente de carácter general, que le permita conocer si el nivel de asimilación de sus alumnos es alto o bajo, sino que le proporcione datos más precisos que sirvan de base para organizar, orientar y dirigir su trabajo pedagógico. De esta primera consideración se derivan otras dos no menos importantes: una de ellas está relacionada con el tipo de prueba que se utiliza para el diagnóstico de aprendizaje, donde se deben seleccionar tareas que exploren el nivel de desarrollo de los alumnos en áreas que están muy directamente relacionadas con los conocimientos y habilidades que han de adquirir los estudiantes.

Es necesario tener en cuenta que el diagnóstico no solo debe dirigirse a la esfera cognitiva sino también a la esfera afectiva de la personalidad, conocer sus necesidades, motivaciones, intereses, aspiraciones y su voluntad, lo que nos permitirá adecuar la tarea elaboradas en función de su diagnóstico.

Algunos elementos importantes a tener en cuenta a lo hora de aplicar el diagnóstico es el instrumento que se utilizará para diagnosticar, el mismo debe ser bien claro, preciso y objetivo, además se debe crear para su aplicación un clima favorable, de confianza, de seguridad, que lo motive para hacerlo con la mejor disposición y voluntad posible.

Además de tener en cuenta los requisitos anteriormente mencionados, se hace evidente que en el proceso de valoración del aprendizaje de los escolares el diagnóstico se debe utilizar entre otros aspectos para conocer:

 Los conocimientos que poseen los alumnos para iniciar un nivel de enseñanza, grado, asignatura o tema.

 Lo que los alumnos conocen de lo que se pretende enseñar.

 El nivel de motivación que poseen los escolares por los contenidos en estudio.

 Las necesidades básicas de aprendizaje. (N. B. A.)

 Los conocimientos básicos que permiten sustentar los nuevos contenidos.

 Las potencialidades reales para enfrentar las exigencias del nuevo contenido.

 Las potencialidades reales para la utilización de los contenidos aprendidos en la solución de tareas integradoras.

 Las potencialidades para integrar y generalizar contenidos de diferentes niveles.

Los aspectos relacionados anteriormente no son los únicos a tener en cuenta, el profesor puede incluir otros que considere importantes en el desarrollo de la actividad de diagnóstico con el alumno, además debe considerar qué métodos e instrumentos de diagnóstico de aprendizaje aplicar a sus alumnos. Dentro de ellos podemos encontrar la observación, pruebas escritas, entrevistas individuales o grupales, juegos didácticos, completamiento de frases, composiciones sobre un tema determinado, registros de experiencia de aprendizaje, entre otros que han sido utilizados por educadores cubanos.

Después de tener el diagnóstico, se elaboran las tareas integradoras sobre la base de las potencialidades de cada estudiante.

Para la elaboración de estas tareas se deben seguir los siguientes pasos:

1- Realizar un análisis de los objetivos del nivel de educación:

- Este análisis debe desarrollarse a partir de los objetivos que, para la educación se expresan en el modelo de escuela de secundaria básica, con el fin de garantizar que todas las acciones diseñadas contribuyan al cumplimiento de los mismos.

2- Analizar los objetivos del grado correspondiente:

 analizar los objetivos que para cada grado recoge el modelo de secundaria básica,

 determinar las habilidades generales y específicas que hay que desarrollar,

 formular los objetivos formativos que se persiguen con cada tarea integradora.

3- Determinar los contenidos de las diferentes asignaturas que se desean integrar:

 analizar las invariantes de cada grado,

 determinar cuáles de ellas se desean y se pueden integrar,

 seleccionar los nodos cognitivos que deben y pueden ser integrados para alcanzar los objetivos propuestos. Para esta selección se debe determinar el nivel de relación interdisciplinaria que potencia cada uno de los contenidos a integrar.

4- Analizar los resultados individuales del diagnóstico:

 determinar el nivel de dominio que tienen los estudiantes en cada una de las habilidades específicas para cada elemento del conocimiento que se desea integrar,

 determinar los niveles de desempeño cognitivo de cada estudiante,

 determinar los niveles de ayuda requeridos, según su nivel de desarrollo y las exigencias de las tareas.

5-Elaborar las tareas integradoras:

 determinar el nivel de reciprocidad de los nodos cognitivos interdisciplinarios, con el objetivo de delimitar cuál de ellos debe rectorar la tarea,

 confeccionar o seleccionar el texto de la tarea. Se deben incluir todos los datos suficientes y necesarios, de manera que permitan la salida coherente de los contenidos en su solución, sobre la base de la experiencia y creatividad de cada profesor,

 elaborar el sistema de preguntas que permitan, con su solución, el cumplimiento de los objetivos propuestos,

 adecuar las preguntas, teniendo en cuenta el desarrollo actual de cada estudiante según el diagnóstico.

6-Determinar los métodos, técnicas y procedimientos para la solución de cada tarea integradora:

 analizar el tipo de pregunta, en correspondencia con el contenido de la tarea. Una eficiente interpretación de la tarea permitirá la selección correcta de los métodos, técnicas y procedimientos para darle solución y apropiarse del contenido,

 comparar esta tarea con otras, y con ejercicios que tengan presente algunos de los contenidos que se tratan, lo que permitirá analizar el procedimiento que se empleó para su solución y utilizarlos para la solución de la misma.

7-Determinar la fuente bibliográfica que deben consultar los estudiantes para la solución de la tarea.

Los rasgos fundamentales que deben tener las tareas elaboradas son:

 Su formulación debe ser clara y precisa, de manera que se oriente hacia las acciones y operaciones que debe desarrollar el estudiante para su cumplimiento.

 Deben estar diseñadas teniendo en cuenta el diagnóstico del desarrollo actual y potencial alcanzado por los estudiantes, promoviendo el desarrollo futuro.

 Deben provocar en el estudiante una contradicción entre lo que sabe y los recursos de que dispone y lo que necesita saber y los recursos que debe utilizar para su solución.

 Tienen que estar orientadas sobre la base de problemas a resolver.

 Deben requerir para su solución de la implicación reflexiva del estudiante, el intercambio con otros estudiantes y la necesidad de solicitar la ayuda requerida en determinados momentos, de manera que permitan fortalecer las relaciones afectivas entre los sujetos que intervienen en el proceso.

 En su solución se deben aplicar los contenidos recibidos y exigir la búsqueda de nuevos conocimientos.

 Deben estimular la búsqueda de alternativas de solución, la independencia y la creatividad.

Luego de elaboradas las tareas integradoras se deben orientar correctamente a los estudiantes, esta es una fase de vital importancia que asegura el éxito de las mismas.

Es sabido que la orientación cumple la función esencial de lograr la comprensión por el alumno de lo que va a hacer antes de ejecutarlo. Sin embargo, resulta necesario que el profesor tenga en cuenta que lograr la orientación del estudiante no significa que sea algo dado de forma completa por el educador, sin la intervención del alumno, por el contrario, esto supone que el maestro, ante la introducción de un nuevo contenido, o como parte de uno ya trabajado, exija del alumno el análisis de las condiciones de la tarea, de los datos e información que se le ofrece, así como los procedimientos a emplear para su solución.

El tener en cuenta estas exigencias contribuye a que el alumno pueda vincular los conocimientos anteriores que posee con los nuevos contenidos, que trate de buscar de forma independiente las relaciones, que adopte una posición reflexiva ante las tareas a realizar, con las que se lograrán acciones cada vez más conscientes, evitando que el alumno se convierta en un ejecutor mecánico.

Además, el docente deberá saber y haber observado que cuando no han sido objeto de análisis , como parte de la orientación, las acciones que el alumno debe aplicar al solucionar las tareas, este actuará por ensayo y error, lo que le llevará mayor tiempo y limitará su acceso al dominio del procedimiento a emplear en la solución del tipo de tarea en cuestión, limitándoles el alcance de procedimientos generalizados.

También la situación señalada obliga al maestro en la etapa de ejecución a continuar la orientación, ya que el alumno no puede avanzar e interrumpe la actividad pidiendo la orientación que le falta.

La orientación es una fase delicada para asegurar el punto de partida de la realización de cualquier actividad por parte de los estudiantes, puesto que esta guarda una estrecha relación con la motivación, por lo que en ningún momento se puede orientar correctamente si no se logra una motivación hacia la actividad que se desea desarrollar.

Se debe tener mucho cuidado en la orientación, por cuanto si se ofrece demasiada ayuda, entonces la tarea puede dejar de ser desarrolladora y si por el contrario no es bien orientado, puede experimentar un fracaso y resultar afectado psicológicamente, con la consiguiente desmotivación. Se trata de trabajar en la zona de desarrollo potencial, sin abandonarlo y estimulándolo continuamente ante lógicos fracasos, los cuales deben convertirse en experiencias de aprendizaje.

Se recomienda la utilización de cuatro niveles de ayuda según sea necesario, los cuales son:

Primer nivel de ayuda: recomendar que vuelva a leer la tarea e interprete las informaciones que se ofrecen, para poder encontrar las posibles vías de solución. En este primer nivel no se realizan aclaraciones de contenido ni metodológicas, sino que se persigue como objetivo que el estudiante aprenda a autocontrolarse y autorregularse, confíe en sus posibilidades y elimine la tendencia a la ejecución que en ocasiones presenta, sin haber reflexionado ni comprendido bien la tarea.

Segundo nivel de ayuda: se le ayuda a identificar contenidos precedentes que debe tener en cuenta, y si fuera necesario se recuerdan los mismos, así como métodos de solución generales que debe tener en cuenta.

Tercer nivel de ayuda: demostración parcial, de un aspecto o parte de la tarea, para que con los conocimientos y habilidades que posee adquiera confianza en sus posibilidades y pueda continuar el desarrollo de la tarea y logre el resultado deseado.

Cuarto nivel de ayuda: demostración total de la solución de una tarea, para que se apropie del método de solución y pueda aplicarlo o adaptarlo en nuevas situaciones. Este nivel de ayuda se ofrece generalmente cuando es muy elevado el nivel de complejidad de la tarea, cuando se desea que el estudiante se apropie de métodos de solución, cuando el estudiante no está lo suficientemente motivado, cuando el maestro teme que un fracaso en la solución pueda afectar el desempeño del estudiante, entre otros aspectos.

Al terminar la orientación de las tareas y después de un tiempo requerido en el que el estudiante haya podido hacer la tarea integradora se procederá a su control y evaluación.

La evaluación debe tener un carácter predictivo, por lo que debe indicar aquello que el estudiante no ha logrado, pero puede lograr por la acción transformadora del proceso formativo con determinada ayuda, informar sobre las direcciones potenciales del desarrollo, lo cual es el resultado de concebir el proceso formativo desde los postulados del Enfoque Histórico Cultural, el cual aporta un marco teórico y metodológico de particular importancia, para el estudio de la evaluación.

Esta constituye una fase de verificación de la actividad realizada por el alumno en las diferentes etapas que ha recorrido, donde no puede faltar en ningún momento la estimulación en cada control y la reorientación hacia aquellos que lo necesiten.

El profesor no puede dejar de cumplir con ella, puesto que le restaría seriedad al desarrollo de la misma y provocaría la pérdida de interés por parte de sus alumnos al no verse controlados ni estimulados por su ejecución. Además el profesor debe exigir la realización del control y la valoración del aprendizaje por parte del estudiante en la ejecución de las tareas.

La tarea integradora ha tomado fuerza en los últimos tiempos a raíz de varias investigaciones que han revelado la importancia de establecer las relaciones interdisciplinarias entre los contenidos de varias disciplinas, lo que le permitirá al estudiante apropiarse del mismo y elaborar nuevos conocimientos.

La realización de la atención diferenciada a los estudiantes por parte del profesor a través de las tareas integradoras a partir de sus deficiencias y potencialidades incide en la estimulación del proceso metacognitivo, desarrollando cualidades tales como la responsabilidad ante el estudio, la disposición para la realización de tareas docentes entre otras.

Bibliografía

ADDINE FERNÁNDEZ, FÁTIMA: Didáctica y curriculum. Análisis de una experiencia. Potosí, Bolivia. Editorial AB, 1997.

COLL, CÉSAR. (1996): El análisis de las prácticas educativas: Reflexiones y propuestas en torno a una aproximación multidisciplinaria, p. 3-29. Revista Tecnología y Comunicación Educativas, 24, Julio-Septiembre. México, D.F.

LEYVA, CARIDAD: Ejemplos de tareas integradoras para la secundaria básica. Resultados de proyecto de investigación. Holguín. 2006.

VIGOTSKY, LEV SEMENIOICH: Pensamiento y lenguaje. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad Habana, 1982.

___________: Aprendizaje y desarrollo intelectual en la edad escolar. Psicología y pedagogía. Editorial Akal. Madrid, 1986.


 

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

 
Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica de formato electrónico y de aparición trimestral, editada y mantenida por el Grupo de Investigación eumednet de la Universidad de Málaga.

Los autores interesados deben enviar sus textos en formato DOC a: lisette@eumed.net junto a un resumen actualizado de su CV.

Director
Gerardo J. Gómez Velázquez (CV)

Editor Ejecutivo:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1989-4155
EUMEDNET

Logo CED
CUADERNOS DE EDUCACIÓN Y DESARROLLO
revista académica semestral

Universidad de Málaga > Eumed.net