Cuadernos de Educación y Desarrollo

Vol 2, Nº 19 (septiembre 2010)

PROPUESTA DE UNA ESTRATEGIA EDUCATIVA PARA DISMINUIR LA TENDENCIA A LA AGRESIVIDAD EN ADOLESCENTES
 

Beatriz Ramírez Gómez
Lianet Monzón
CMES Radio Sagua
lourdes03023@vcl.jovenclub.cu

 

Resumen

El estudio realizado tuvo como objetivo fundamental proponer una estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado que manifestaban rasgos de este tipo de conducta, de la ESBU Máximo Gómez Báez, del municipio de Sagua la Grande, provincia Villa Clara. La muestra estuvo constituida por 21 adolescentes de esta escuela, con edades comprendidas entre 14 y 15 años, que presentaban en su conducta rasgos de agresividad. El mismo se desarrolló, durante los meses de enero a mayo del 2010.

En el progreso de esta investigación, se emplearon diferentes métodos y procedimientos de investigación. Los métodos teóricos utilizados fueron: el Analítico –Sintético, el Inductivo – Deductivo, y el Histórico – Lógico. Además se seleccionó un conjunto de técnicas psicológicas, las cuales contribuyeron a dar respuesta a los objetivos planteados, se utilizaron las siguientes: la entrevista, el test de temperamento, el IPJ, la observación, el Rotter, el test de conducta antisocial, la técnica de los diez deseos, el test de funcionamiento familiar y el informe escolar.

Los resultados obtenidos se analizaron utilizando el paradigma mixto, lo que permitió constatar el problema presentado y a partir de esto se elaboró la propuesta de estrategia educativa, la cual fue validada como pertinente por los especialistas. Se recomienda entonces continuar la investigación el próximo curso poniendo en práctica la estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad, llevando la investigación a un experimento.

Palabras claves: agresividad, adolescencia, estrategia educativa.

Introducción

La escuela es un espacio de vital importancia para el adolescente, ya que ella se convierte en el centro de su desarrollo y puede ser fuente de vivencias, tanto positivas como negativas, que repercutirán en la formación de su personalidad. Desde el punto de vista educativo y preventivo la escuela ha de contribuir al desarrollo de la identidad y la aceptación del propio cuerpo, la autoestima, la resistencia a la presión de grupo, así como promover valores y hábitos, asesorando y orientando al adolescente en los distintos aspectos que pasan a ser sobresalientes en su vida y sus relaciones: la sexualidad, el grupo de amigos, la experimentación de nuevos roles, su identidad personal, su tiempo libre, etc.

Es una preocupación del currículo de la Educación Básica que todos sus elementos estén orientados en la centralidad de la persona del estudiante, lo cual involucra un acercamiento hacia sus capacidades, sus actitudes, sus intereses, sus necesidades y sus conocimientos. Equivale a situar a la interacción social como la manifestación de comportamientos de personas integrantes de un contexto social determinado cuyas acciones se influyen recíprocamente y que juegan un papel determinante en la manifestación de las capacidades y actitudes de los estudiantes.

Una de las preocupaciones mayores de los profesores es como intervenir en las conductas problemáticas que ciertos alumnos tienen en la escuela. La intervención plantea dudas y con frecuencia no se sabe cómo actuar. Por ello en los últimos años las iniciativas se han centrado en el desarrollo y aplicación de una serie de programas que buscan por un lado la disminución de los actos violentos y por otro la prevención. Ante esta situación se ha producido un creciente interés por mejorar la convivencia en los centros y por prevenir los comportamientos antisociales. Afortunadamente en Cuba los conflictos y la violencia en las escuelas no alcanzan la dimensión existente que en otros países.

La agresividad presente en algunos adolescentes puede llegar a generar conductas violentas que transitan hacia este tipo de comportamiento de ahí que el abordaje de esta problemática en esta etapa de la vida se convierta en espacio obligado de investigación. Profundizar acerca de los problemas inherentes a las relaciones interpersonales y los modos de enfrentarlos prepara mejor para interpretar las señales de alarma que se manifiestan en las aulas y en las instituciones educativas en general. Aunque no podemos decir que es el fenómeno social más crítico, si constituye un problema, puesto que está presente en sus distintas manifestaciones, en la cotidianidad de los que serán los hombres del mañana.

En nuestra provincia y municipio no es posible referirse estadísticamente al comportamiento de esta problemática, por formar parte de las llamadas cifras negras, aunque hemos sido todos testigos en diferentes ocasiones de su existencia y de las opiniones de las personas mediante los trabajos que se han realizado confidencialmente por el Ministerio del Interior. Específicamente en la ESBU Máximo Gómez, que es el centro donde se pretende realizar la investigación, se cuenta con alumnos entre los que existen manifestaciones agresivas dentro y fuera del centro escolar, fundamentalmente en el grado noveno, según se recoge en las actas de las reuniones de grupo realizadas en este curso, donde además de los problemas presentados en horario de clases en las aulas y en los horarios de receso, se explicita la conducta de algunos estudiantes en el área perimetral de la escuela por lo que se considera necesario contar con una estrategia de trabajo que involucre a la familia y la escuela para disminuir esta tendencia.

Teniendo en cuenta los aspectos abordados se plantea como problema de la investigación:

• ¿Cómo contribuir a disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez, del municipio Sagua la Grande?

En respuesta al problema científico se plantearon las siguientes interrogantes científicas:

1- ¿En qué estado se encuentra la tendencia a la agresividad en los adolescentes?

2- ¿Qué estrategia educativa se puede proponer para disminuir la tendencia a la agresividad en estos adolescentes?

3- ¿Cómo valoran los especialistas la estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en los adolescentes seleccionados?

Para acercarnos a la posible solución del problema y las interrogantes planteadas formulamos como objetivo general:

• Proponer una estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez, del municipio Sagua la Grande.

Del objetivo general se derivaron las siguientes tareas científicas:

1- Diagnóstico del estado actual de la tendencia a la agresividad en los adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez de Sagua la Grande.

2- Propuesta de una estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado de la ESBU: Máximo Gómez de Sagua la Grande.

3- Valoración por los especialistas de la estrategia educativa propuesta para disminuir la tendencia a la agresividad en estos adolescentes.

El aporte teórico principal de esta investigación está encaminado a la fundamentación teórica de la propuesta educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes. En particular, se describe el estado de la agresividad en los adolescentes de la ESBU Máximo Gómez, sus particularidades, y el papel que juega la familia y la escuela en la educación de los mismos.

Por su parte, desde el punto de vista práctico la investigación aporta a los docentes métodos y procedimientos de trabajos para la disminución de la agresividad, mediante diversas acciones que propicien que los adolescentes sean los verdaderos protagonistas de las mismas.

La novedad se evidencia en que por primera vez se presenta la propuesta de una estrategia educativa dirigida a los adolescentes de la ESBU en el municipio de Sagua la Grande, provincia de Villa Clara, con un carácter sistémico con sus componentes, relaciones y estructura, que permita elevar la calidad del proceso educativo transformador de la personalidad del adolescente con tendencia a la agresividad.

Desarrollo

La agresividad. Definición.

La palabra agresividad procede del latín, en el cual es sinónimo de acometividad e implica desafío y ataque. Este término hace referencia a un conjunto de patrones de actividad que pueden manifestarse con intensidad variable, incluyendo desde la pelea física hasta los gestos o expansiones verbales que aparecen en el curso de cualquier negociación. Se presenta como una mezcla secuenciada de movimientos con diferentes patrones, orientados a conseguir distintos propósitos.

Su origen se ha tratado de explicar desde diferentes concepciones, algunas asociándolas a factores biológicos y otras a factores psicológicos. Lo cierto es que en el origen y desarrollo de cualquier conducta agresiva se encuentra la interacción de múltiples factores, pues no podemos olvidar que el hombre es una unidad biopsicosocial. Mientras unos la consideran innata o heredada de nuestros antepasados, otros se inclinan a pensar que es puramente aprendida; pero la posición más aceptada actualmente es la que explica la conducta agresiva como una combinación de ambas propuestas.

La agresividad en fin es considerada como un estado emocional que consiste en sentimientos de odio y deseos de dañar a otra persona, animal u objeto. La agresión es cualquier forma de conducta que pretende herir física y/o psicológicamente a alguien, es todo acto dirigido a violar la libertad y espacio de una persona buscando imponer nuestro criterio o ejercer nuestro poder irrumpiendo la integridad de la misma.

La adolescencia: una importante etapa del ciclo vital.

El término adolescencia proviene del latín “adolecere” que significa crecer. El crecimiento y desarrollo del individuo constituye un todo armónico, que abarca aspectos físicos, hormonales, psicológicos y sociales. Estos cambios son rápidos y profundos, comparables únicamente con los que ocurren en el primer año de vida.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS), con fines prácticos, consideran que la adolescencia comprende el período de la vida que se extiende entre los 10 y 19 años, y la juventud desde los 15 hasta los 24 años. Sin embargo, esto varía según los países, entre ellos, el nuestro, ya que en Cuba a los 21 años se considera que el individuo es adulto.

Muchos autores realizan su conceptualización de la adolescencia, detenernos en cada uno de ellos sería comenzar una lista interminable, lo importante está en que en la adolescencia se manifiestan una serie de características y comportamientos que en mayor o menor grado estarán presentes durante esta etapa de la vida y que pueden resumirse de la siguiente manera:

• Búsqueda de sí mismo y de su identidad.

• Necesidad de independencia.

• Tendencia grupal.

• Evolución del pensamiento concreto al abstracto.

• Manifestaciones y conductas sexuales con desarrollo de la identidad sexual.

• Relaciones conflictivas con los padres que fluctúan entre la dependencia y la necesidad de separación de los mismos.

• Actividad social reivindicativa, tornándose más analíticos, con pensamientos simbólicos, en los que formulan sus propias hipótesis y llegan a conclusiones propias.

• Eligen una ocupación para la que necesitarán adiestramiento y capacitación para llevarla a la práctica.

• Necesidad de asumir un nuevo rol social como partícipe de una cultura o subcultura específica.

Consideramos que la adolescencia es una etapa más del desarrollo humano, es un período de conversión de niño a adulto, es una fase impregnada de características propias que varían en dependencia a múltiples factores, entre ellos, sociales, familiares, culturales, personales, etc., aún cuando constituye un proceso universal, que implica cambios biológicos, psicológicos, sociales y cognoscitivos.

Adolescencia y agresividad.

En la adolescencia se puede vivenciar con más frecuencia expresiones agresivas que en otro momento de la vida, ya que en esta se puede apreciar manifestaciones coléricas de la conducta agresiva como: ira, rabia, gritos, agresiones, críticas e ironías, provocaciones, discusiones, angustias, que coinciden con las vivencias emocionales causadas por la influencia de los cambios del sistema endocrino sobre sistema nervioso, unido a las nuevas interacciones que experimentan en los contextos sociales en que se inserta.

En las últimas décadas el problema de agresión entre escolares está adquiriendo importantes dimensiones en todas las sociedades, por ello, son motivo de gran preocupación para el profesorado, las familias y para un buen número de niños. Los estudios más divulgados sobre el tema revelan que en este tipo de conductas están implicados más del 15 por ciento de los escolares de primaria y secundaria, como agresores o víctimas.

El papel de la familia en la formación de la personalidad del sujeto, y su implicación en el proceso educativo.

La formación de la personalidad depende inminentemente de las estimulaciones significativas de los adultos que lo rodean, los padres en la comunicación y la actividad que ellos organizan y dirigen le plantean en cada momento a su hijo determinadas exigencias históricamente formadas. La familia como célula básica de la sociedad se afianza y robustece al aumentar su nivel cultural técnico, se va creando las condiciones necesarias para que ella pueda educar a sus hijos en un ambiente cultural superior y cumpla cabalmente con la función que le ha sido asignado. La educación del niño, adolescente o joven sano y alegre, templado e instruido multilateralmente hacia un ciudadano consciente, constituye para los padres un derecho y una obligación prevista.

Cada familia tiene su potencial educativo que está determinado por una serie de condiciones objetivas y subjetivas que van a determinar la menor o mayor influencia educativa, que lo incluyen entre otros los siguientes aspectos: condiciones materiales de vida, número de miembros de la familia y estructura del núcleo, características de las relaciones entre sus miembros, sistema de comunicación de la familia con el medio, atmósfera laboral de la familia, experiencia de vida, nivel cultural y educativo de los miembros mayores de la familia, clima moral, ideológico y emocional de la familia, ejemplo personal de los padres, tradiciones de la familia.

Un aspecto importante del trabajo conjunto de la escuela con la familia consiste, en dar a los padres apoyo, y ayuda concreta en la educación de sus hijos, a pesar del nivel de preparación que tenga la familia cubana actual, aún muchas familias requieren del consejo del especialista y la orientación para lograr una adecuada educación de sus hijos.

Estrategia educativa como vía o alternativa de solución.

Disminuir la tendencia a la agresividad no se logra de un día para otro, se necesita de una sistematización, de buscar vías adecuadas y atrayentes para tales metas, de ahí que crear una estrategia educativa para la disminución de la agresividad en los adolescentes es una de las alternativas para lograr estos fines.

Existen diferentes tipologías de estrategias. En este caso se elabora una estrategia educativa, la cual es considerada como: una modelación dinámica y flexible del pensamiento y la acción de profesores y estudiantes sobre la base de sus intereses y necesidades acorde con la aspiración en la formación de un profesional que responda a exigencias sociales de una época histórica concreta, es la proyección de un sistema de acciones a corto, mediano y largo plazo que permite la transformación de los modos de actuación de los estudiantes para alcanzar en un tiempo concreto los objetivos comprometidos con la formación, desarrollo y perfeccionamiento de sus facultades morales e intelectuales. (Rodríguez del Castillo, 2004).

El proceso de elaboración de Estrategia Educativa evoluciona por cuatro pasos que conforman el algoritmo metodológico siguiente:

El primero de ellos es el diagnóstico de necesidades educativas.

El segundo la elaboración de la Estrategia Pedagógica.

El tercero la ejecución de la Estrategia Pedagógica.

El cuarto es la evaluación.

La evaluación como componente del proceso pedagógico constituye la razón de ser de este cuarto paso del algoritmo y sólo ocupa esta posición por una estructuración didáctica del mismo, pero en la realidad objetiva del proceso ella está presente en el resto de los pasos del algoritmo desde que se inicia el diagnóstico de necesidades educativas, hasta que finaliza la puesta en práctica de la estrategia.

La investigación se basó en el paradigma mixto. Se utilizó el diseño no experimental ya que no se construye ninguna situación, sino que se observan aquellas ya existentes, sin ser provocadas por el investigador. Se observó el fenómeno tal y como se da en su contexto natural, para después analizarlo.

Material y método.

El estudio consistió en la creación de una propuesta de estrategia educativa a partir del diagnóstico realizado sobre el estado de agresividad entre los adolescentes de la ESBU Máximo Gómez Báez de Sagua la Grande, en Villa Clara durante el curso 2009-2010. La misma se desarrolló de forma estructurada y sistemática, durante los meses de enero a mayo del 2010.

Descripción de la muestra.

La muestra quedó constituida por 21 adolescentes, con edades comprendidas entre 14 y 15 años, pertenecientes a la ESBU Máximo Gómez Báez de Sagua la Grande, del curso escolar 2009-2010, coincidiendo con el índice poblacional. Tomando como criterio de inclusión a alumnos que presentan como característica fundamental de su comportamiento la tendencia a la agresividad, obteniendo esta información en entrevistas realizadas a profesores guías; excluyendo al resto de los adolescentes por no presentar ningún indicador de los antes expuestos de manera habitual en su comportamiento. Los mismos fueron autorizados por sus padres para realizar la investigación. También formaron parte de la investigación la directora del centro y los maestros guías de los grupos a los que pertenecen, además participaron 5 especialistas profesionales en la temática.

Descripción de los métodos y técnicas empleadas.

En el desarrollo de esta investigación, en correspondencia con los objetivos planteados, se emplearon diferentes métodos y procedimientos de investigación, de manera combinada para obtener mejores resultados. Los métodos teóricos utilizados fueron: El Analítico –Sintético, El Inductivo – Deductivo y el Histórico – Lógico. Los mismos estuvieron presentes en toda la investigación desde que se determinó la problemática a investigar, pero se usaron con mayor énfasis en la elaboración de la introducción y la fundamentación teórica, así como en la interpretación de los resultados que dieron los instrumentos.

Los métodos empíricos seleccionados contribuyeron a dar respuesta a los objetivos planteados al inicio del mismo. Se utilizaron los siguientes:

• La entrevista.

• El test de temperamento.

• El inventario de problemas juveniles.

• El Rotter (completamiento de frases)

• El test de conducta antisocial.

• La técnica de los diez deseos.

• El informe escolar.

• El test de funcionamiento familiar.

• La observación.

Procedimiento.

El estudio realizado se llevó a cabo durante 9 sesiones de trabajo.

La primera sesión fue realizada con el propósito de presentarnos ante la dirección de la institución y plantear los objetivos de la investigación, así como conocer la disposición de apoyo e interés por parte del centro de participar y colaborar con la misma y de solicitar el consentimiento informado por parte de la directora del centro.

Una segunda sesión se basó en efectuar una entrevista a cada uno de los profesores guías de los diferentes grupos con el objetivo de conocer, en su criterio, quienes eran aquellos estudiantes que resultaban ser considerados con conductas agresivas para realizar el estudio. Cuando se concluyó con la aplicación de la entrevista a los docentes la muestra quedó conformada por 21 adolescentes de noveno grado, sexo masculino con edades de 14 y 15 años.

En una tercera sesión se aplicó el informe escolar a los profesores para conocer sus criterios acerca de los alumnos escogidos.

Ya seleccionados los estudiantes a participar por cada grupo en una cuarta sesión la investigadora se dispuso a trabajar con los adolescentes de forma independiente en la aplicación de la entrevista inicial, con el objetivo de reconocer que factores de riesgo de agresividad estaban presentes en cada uno de los estudiantes, atendiendo al medio social y familiar en que se desenvuelven. En la quinta sesión se llevó a cabo la aplicación del test de temperamento en conjunto con el Inventario de problemas juveniles.

La sexta sesión estuvo dirigida a observar el comportamiento de los estudiantes en actividades docentes y durante el horario del receso. Aunque esta técnica estuvo presente durante todo el proceso de evaluación. Posterior a ello en una séptima sesión se aplicaron el test de completar frases (Rotter), el test de conducta antisocial y la técnica de los diez deseos.

En una sesión extradocente se llevó a cabo en los hogares de estos adolescentes el test de funcionamiento familiar al que dio respuesta en todos los casos uno de los responsables del menor. En la última sesión de trabajo la investigadora se reunió conjuntamente con la directora del centro y los profesores guías para ofrecerles la información obtenida hasta el momento.

Las sesiones se realizaron siempre en horarios matutinos, de forma grupal y con adecuadas condiciones de iluminación, ventilación y privacidad. La investigación se realizó en el período comprendido entre los meses de enero a mayo del 2010. La duración de cada encuentro fue como promedio de 30 a 35 minutos.

Métodos estadísticos y/o de procesamiento matemático.

Se trabajo en la investigación con el análisis porcentual. Siempre se realizó una interpretación psicológica de la información obtenida.

Análisis integrador de los resultados obtenidos.

Los resultados obtenidos a través de las diferentes técnicas y métodos empleados para el diagnóstico, revelaron en su generalidad que la tendencia a la agresividad impera en los adolescentes estudiados.

El desarrollo del hombre como sujeto de su comportamiento constituye un proceso complejo y contradictorio, en el cual la familia juega un papel esencial, ya que como célula fundamental de la sociedad ocupa un papel decisivo para la formación de cada individuo, cuando no son empleados correctamente los métodos educativos entonces se está contribuyendo a la presencia de adolescentes con graves dificultades comportamentales por lo que coincido con Musen (1990) cuando dice que la agresión es el resultado de las prácticas sociales de la familia y que los niños que emiten conductas agresivas, provienen de hogares donde la agresión es exhibida libremente, existiendo una disciplina inconsciente o un uso errático del castigo. Pero esta no es la única causa o detonante en la implantación de conductas agresivas sino que también las conductas permisivas por parte de los padres y educadores conducen a igual fenómeno social ya que no enseñan a los menores a tolerar fracasos, disciplinas ni normas lo que da lugar de igual manera al pobre control de impulsos y al bajo nivel de tolerancias ante frustraciones. En los adolescentes en estudio se detectó que la mayoría provienen de familias disfuncionales con estilos educativos inadecuados, con presencia de padres o padrastros alcohólicos cuyo patrón de conducta es el maltrato tanto físico como verbales. En estos hogares predomina el golpe, los gritos, el autoritarismo, manifestándose estas dificultades en el comportamiento de los adolescentes los cuales se sienten incomprendidos, con necesidad de afecto, de comunicación, de aceptación por parte de los demás, de ser felices, con sentimientos de culpa, siendo además impulsivos, inseguros, ansiosos, frustrados.

Lo anteriormente dicho es visible no sólo en el hogar sino también en la escuela y en el grupo de amigos, donde son reflejadas las dificultades en las relaciones interpersonales ya que las mismas no son las adecuadas a pesar de establecerlas fácilmente. En ellas se expone además sus modos de ser o actuar, tienen problemas y peleas con los demás en muchas ocasiones, protestan cuando les dicen o mandan a hacer algo, no hacen caso cuando se les habla frecuentemente, y molestan a los compañeros sin dejar que hagan lo suyo. De aquí que al igual que se forman las relaciones interpersonales con facilidad las mismas lleguen a su fin rápidamente.

Además se percibió un predominio del aprendizaje lento en estos adolescentes, relacionado estrechamente con una atención dispersa e indisciplina regular. No se puede dejar de tener en cuenta que en esta etapa de la vida, se priorizan los intereses del grupo y la escuela pasa a un segundo plano algo que ocupaba la primacía en la etapa escolar, por lo que en el grupo estudiado interfiere directamente problemas en el aprendizaje y rendimiento escolar. Por lo que debemos destacar la unidad indisoluble que existe entre los procesos cognitivos y afectivos por lo que en la base de esta dificultad puede encontrarse las alteraciones en sus afectos dígase vivencias familiares y grupales negativas, emociones, sentimientos y no meramente un CI bajo o deficiente.

Los temperamentos que se detectaron con más intensidad fueron el colérico y el sanguíneo esto constituye la base fisiológica sobre la que erige la personalidad futura a la que no se hace referencia por encontrarse en formación.

También en el grupo estudiado se pudo apreciar que se priorizan las necesidades materiales ante otros valores sociales y éticos.

Lo mencionado anteriormente demuestra que la adolescencia en sí constituye una etapa de crisis y de riesgo, por lo que todas las organizaciones y personas que estén directamente ligadas con esta edad psicológica deben estar atentas a la aparición de comportamientos agresivos con el fin de evitar conductas nocivas, no solo para el adolescente sino para la sociedad en general. De ahí se deriva la necesidad de implementar estrategias educativas encaminadas a trabajar sobre este tipo de conductas para modificarlas.

Estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez de Sagua la Grande, en Villa Clara.

La intervención de estrategia educativa propuesta se desarrolla a través de cuatro etapas o momentos:

Etapa No. 1: Diagnóstico de necesidades educativas

En esta fase se realiza la aplicación de los instrumentos previstos a la muestra seleccionada para identificar la tendencia a la agresividad en los adolescentes investigados. De inmediato se procede a la evaluación de los resultados, con la finalidad de tener una información objetiva acerca de estos, de manera que se pueda tomar decisiones acerca de lo que se va a hacer y cómo se va a hacer.

Etapa No. 2: Elaboración de la estrategia

En este período se procede a planear la estrategia sobre la base de los problemas identificados, delimitando objetivos, metodología y acciones concretas. Asimismo se crean las condiciones para que los directivos y el personal docente vinculado al grupo de la institución educativa en la que se efectúe la investigación se encuentre en condiciones de desarrollar una mejor interacción con los adolescentes y se pueda originar, por tanto, mayor efectividad en el proceso.

Etapa No. 3 Ejecución de la estrategia

La estrategia se basa en el trabajo con los adolescentes desde el ámbito escolar teniendo en cuenta la significación de la escuela como institución capaz de guiar el desarrollo de las nuevas generaciones de manera organizada, planificada y sistemática, incluyendo la familia. En esta etapa se coordinan los aspectos propios de la estrategia y su organización, para hacerla corresponder con los resultados alcanzados en la fase de diagnóstico con el propósito de hacer más dinámica la intervención. En cada sesión se tiene en cuenta tres momentos:

• Primer momento: El momento de introducción del tema a tratar.

• Segundo momento: Se realizan diversas acciones para dar cumplimiento a los objetivos planteados y también se utilizan en algunos momentos técnicas participativas como parte del proceso a seguir.

• Tercer momento: En este tercer momento se hace una reflexión sobre el tema o evaluación de la sesión.

Etapa No. 4 Evaluación

Aquí se hace una evaluación de las acciones en su conjunto desarrolladas de manera continua y sistemática, una vez que se cumpla con el periodo experimental. Por lo que en esta fase se aplican nuevamente instrumentos de investigación para inferir la pertinencia de la estrategia e ir reflexionando sobre los logros obtenidos y los obstáculos que se interpusieron para el buen desarrollo de la misma.

Teniendo presente todo lo anteriormente expuesto se elaboró la Estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de la ESBU Máximo Gómez de Sagua la grande. (Ver anexo) Es preciso señalar que esta investigación solo llegó hasta la elaboración de la estrategia o sea la segunda etapa o momento de la intervención educativa.

Valoración por los especialistas de la validez de la estrategia educativa elaborada para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez de Sagua la Grande.

Esta valoración tuvo en cuenta el criterio de 5 especialistas a los que se les aplicó un instrumento, que fue comentado previamente con otros profesores para establecer su confiabilidad, considerándose adecuado pues recoge los aspectos fundamentales que se requieren, por ser ellos conocedores de los aspectos abordados en el tema de investigación, así como las preguntas dirigidas a recoger su opinión acerca de la calidad e importancia de utilizar la Propuesta de estrategia educativa elaborada para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez de Sagua la Grande.

Los especialistas en su totalidad consideraron que la propuesta tenía la calidad requerida, cumplía con los objetivos para la que fue creada; era asequible y con un vocabulario adecuado, por lo que la evaluaron de válida y pertinente para su aplicación.

Asimismo los especialistas calificaron la propuesta de estrategia como necesaria, importante, novedosa y útil para disminuir la tendencia a la agresividad en adolescentes, teniendo en cuenta que esta es una etapa muy importante del ciclo vital.

Conclusiones

• La tendencia a la agresividad en los adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez, de Sagua la Grande en Villa Clara, está presente en sus relaciones interpersonales con sus profesores y su familia.

• Algunos de los rasgos personológicos y conductuales detectados en los adolescentes estudiados fueron:

1. Se aprecia en la totalidad de la muestra la necesidad de afecto, de comunicación y de aceptación por las demás personas.

2. Las principales áreas de conflictos fueron la personal y la familiar, aunque se detectaron problemas también en el área escolar.

3. La mayoría provienen de familias disfuncionales con estilos educativos inadecuados, con presencia de padres o padrastros alcohólicos

4. Predominan fundamentalmente las relaciones afectadas con sus coetáneos, el rechazo escolar, la poca sociabilidad, el oposicionismo, el pesimismo, la autoestima baja y la presencia de conflictos familiares.

5. Los temperamentos que se detectaron con más intensidad fueron el colérico y el sanguíneo, predominando el primero de estos en el 71.4% de los adolescentes.

• La estrategia educativa puede contribuir a disminuir la tendencia a la agresividad en los adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez de Sagua la Grande, al posibilitar el empleo de variadas acciones, formas participativas y rediseño oportuno en el marco de las nuevas necesidades surgidas.

• Los especialistas consultados consideraron que la propuesta posee la calidad requerida, cumple con los objetivos para los que fue creada; es asequible y con un vocabulario adecuado, por lo que la evaluaron de válida y pertinente para su aplicación.

Recomendaciones

• Enriquecer esta investigación al poner en práctica la propuesta de estrategia educativa elaborada para disminuir la tendencia a la agresividad.

Bibliografía

• Alonso-Fernández, F. "Raíces psicológicas de la violencia". Fundación Santa María. Madrid (1984).

• Álvarez de Zayas, Carlos. La escuela en la vida. Didáctica. Material en soporte digital. 2005.

• Álvarez Valdivia Ibis. Formación social del adolescente. Ejercicios para el diseño y desarrollo de programas educativos. Dpto. de Psicología UCLV 1997. (Tesis de doctorado).

• Antonieta Ramos, M. (1987). Algunas regularidades del desarrollo de la personalidad en la población juvenil cubana. La Habana: Editora Abril.

• Arias Beatón, G. (1999). Educación, desarrollo, evaluación, y diagnóstico desde el enfoque histórico-cultural. (soporte magnético). La Habana: Facultad de psicología.

• Arés Muzio, P. (1999). Eventos Vitales y desarrollo infantil. ¿Riesgos o daño irreparable? Folleto ¿En qué tiempo puede cambiarse la mente de un niño? Ciudad de La Habana: Casa Editora Abril.

• Armas, Ramón de. Conflicto social, violencia y autoctonía en los Estados Unidos. En: Revista Contracorriente. Abril- mayo- junio # 4 1996.

• Arruabarrena, Ignacia y Joaquín de Paúl. Maltrato a los niños en la familia. Evaluación y Tratamiento. Ediciones Pirámide. S:A: Madrid. 1996

• Baxter, Esther y Mirtha Bonett. La escuela y el problema de la formación del hombre. La Habana. 1994. ICCP: Ministerio de Educación. La Habana. Cuba.

• Bell Rodríguez, R. (2000). Conferencia sobre las NEE en los menores con trastornos de la conducta. La Habana.

• Beltrán, J. (2002) Las claves psicológicas de la convivencia escolar. Ponencia. Seminario Convivencia en los centros escolares como factor de calidad, Madrid.

• Bonilla Rodríguez, Vivian. Una propuesta para la educación ciudadana en 9° grado. Trabajo de diploma. ISP Félix Varela. Facultad de Humanidades. Julio 2000.

• Buoro, Andréa; Flávia Schilling y otros. Violencia urbana. Dilemas e Desafíos. Editora Atual. 1999. Sao Paulo. Brasil.

• Cámara, Helder. Espiral de la violencia. Ediciones Sígueme. Salamanca. 1970

• Carrasco, Juana. Una dosis diaria de violencia. Periódico Juventud Rebelde. Cuba 11- 7- 2000. Pág. 6

• Castellanos S, D. (2002) Enseñar y aprender en la escuela. La Habana: Editorial Pueblo y Educación.

• Díaz Cantillo, Celia. La interacción de la escuela y la familia en la prevención de conductas negativas en niños y adolescentes. Las Tunas. Cuba. Informe final de investigación. Sep. 2000.

• Díaz Loaces, A. (2002) Estrategia para la dirección del proceso de formación de valores en la disciplina química de la enseñanza preuniversitaria de Pinar del Río. Tesis presentada en opción al título académico de Máster en Ciencias de la Educación. Pinar del Río.

• Domínguez, L (2003). Psicología del desarrollo: adolescencia y juventud. Selección de lecturas. La Habana: Editorial Félix Varela.

• Dot, Odile. (1988). Agresividad y violencia en el niño y en el adolescente. Editorial Grijalbo. 1988. Barcelona. España.

• Echeburúa, Enrique. Personalidades violentas. Editorial Pirámide. (Psicología).S. A Madrid. 1994.

• Fariñas, León. G. Psicología, Educación y Sociedad. Un estudio sobre el desarrollo humano. Editorial Félix Varela. La Habana. 2007.

• González Maura, Viviana. Psicología para educadores. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 2001.

• Grijalbo. Gran Diccionario Enciclopédico de la Lengua Castellana.

• Gutiérrez, Elsa y otros investigadores de la clínica del Adolescente de Ciudad de La Habana. Conductas riesgosas en la niñez y la adolescencia en Cuba. (Mesa Redonda presentada en el evento “Violencia y marginalidad en Cuba”

• Gutiérrez Moreno, Rodolfo. Precisiones metodológicas para la elaboración de las estrategias. Material en soporte digital. 2004.

• Hérnández Sampier, R.; Fernández Collado, C. y Baptista Lucio, P. (2006). “Metodología de la Investigación”. Editorial: McGraw Hill. C. México 2006.

• Ibarra Mustelier, L. (2005) Educar en la Escuela, educar en la familia, ¿realidad o utopía? Ciudad de la Habana: Editorial Félix Varela.

• (2007). “Los conflictos escolares: un problema de todos”. Disponible en:

http://www.psicologiaonline.com/articulos/2007/conflictos_escolares.shtml

• ______________ (2008) ¿Adolescentes problemas o problemas de la adolescencia? [Electronic Version]. Retrieved 18 de febrero de 2008 from

http//www.ilustraddos.com/publicaciones/EpypAAEyZpheVSuzaE.php#superior#superior/

• Kaplan, H. I.; Sadock, B. (1991). Compendio de Psiquiatría. Segunda Edición. Ciudad Habana. Edición Revolucionaria.

• Kazdin Alan E. (1997). Conducta antisocial. Editorial pirámides. Madrid 1997.

• La conducta agresiva. Origen de la conducta agresiva (2008)

http://www.healthsystem.Virginia.eduUVAHealth/pedsmentalhealthsp/condis.c m. 5/3/2009.

• Machado Rodríguez H. (2003). Riesgos de mortalidad por causas violentas en adolescentes y jóvenes. Adolescencia y Juventud. Desafíos actuales. Ciudad de La Habana: Editorial Científico-Técnica.

• Martínez LLantada, Marta y otros. Metodología de la investigación educacional. Editorial. Pueblo y Educación. La Habana. 2005.

• Morejón Quintana y Roberto Isbel. (2002) Estrategia metodológica, centrada en el método de Resolución de Problemas, como alternativa didáctica para la Formación de Valores de los estudiantes en el proceso de enseñanza – aprendizaje de la Disciplina Química General en el Instituto Superior Pedagógico de Pinar del Río. Tesis presentada en opción al Título Académico de Máster en: Enseñanza de las ciencias en la Educación Superior. Mención Química.

• Rodríguez del Castillo. María Antonia y otros. La Estrategia como resultado científico de la investigación educativa. Material en soporte digital. 2003.

• Rodríguez Rebustillo, M (1996). La personalidad del adolescente. Teoría para su estudio. Editorial Pueblo y Educación. La Habana.

• Ruíz Sánchez J. J. (2004). Tratamiento multimodal de los problemas de conducta. Equipo de Salud Mental de UBECA (JAEN). www.psicologia.online.com.

• Safora Enríquez O. (2003). Papel de la familia en la salud integral de adolescentes y jóvenes. Adolescencia y juventud. Desafíos Actuales. Ciudad de La Habana: Editorial Científico-Técnica.

• Weisinger, H., Martínez, R. "Técnicas para el control del comportamiento agresivo". Barcelona (1988).

Estrategia educativa para disminuir la tendencia a la agresividad en los adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez.

• Objetivo General: Contribuir a la disminución de la tendencia a la agresividad en los adolescentes de noveno grado de la ESBU Máximo Gómez Báez, de Sagua la Grande.

No Actividades Objetivos Acciones Participantes Responsables

1 Discusión con los profesores guías de los resultados obtenidos en el diagnóstico.

Ofrecer a los profesores guías un informe de los resultados obtenidos en el diagnóstico realizado a los adolescentes con tendencia a la agresividad. Exposición de los resultados del diagnóstico. Profesores guías Autora de la investigación

2 Actividad introductoria con adolescentes. Crear un ambiente de distensión y confianza en el grupo.

Fortalecer las relaciones interpersonales entre sus miembros.

Establecer horarios y normas con los estudiantes.

Técnicas participativas:

• La telaraña.

• Identificación Táctil.

• Del uno al diez. Adolescentes

Profesores guías

Profesores.

3 Expresando sentimientos . Desarrollar la participación del grupo y crear un ambiente fraterno y de confianza. Técnica participativa juego de películas.

Técnica de cierre: una frase Adolescentes

Profesores guías

Profesores

4 Escuela de padres Preparar a la familia en los elementos teóricos fundamentales relacionados con la temática abordada. Análisis teórico de la agresividad, sus consecuencias

Técnica participativa: con una palabra. Familia

Profesores

Psicólogo Psicólogo

5 Concientizando la agresividad. Aprovechar las potencialidades de los adolescentes en aras de llevar a escena un comportamiento o acto agresivo. Dramatización de un comportamiento o acto agresivo

Técnica de cierre: el aplauso Adolescentes

Profesores

Psicólogo Psicólogo

6 Cine debate de la película “Mentes peligrosas” Promover la reflexión acerca de la agresividad y las consecuencias de la misma. Proyección de la película

Debate de la película

técnica de cierre:PNI

Adolescentes

Profesores

Profesores

7 ¨ Escuela de padres Exponer la misión que tiene la educación, desde la familia, en la formación de la personalidad de los seres humanos. Tema a debatir: Ser padres la profesión de una vida”

Técnica de cierre: una frase. Familia

Profesores

Psicólogo Psicólogo

8 Toma

de conciencia del problema presentado Contribuir a la toma de conciencia de la existencia de tendencia a la agresividad en las relaciones interpersonales en la escuela y familia. Análisis y discusión de temas actuales y cotidianos donde se evidencie la agresividad.

Técnica de cierre: con una palabra.

Adolescentes

Profesores

Psicólogo Psicólogo

9 Aprendiendo a escuchar Desarrollar en los estudiantes la capacidad de escucha y de tolerar a sus compañeros.

actividad grupal “Dicen que dijeron

Técnica de cierre: el aplauso. Adolescentes

Profesores

Psicólogo Psicólogo

10 Escuela de padres Ofrecer a la familia orientaciones sobre los daños tanto físicos, psicológicos, así como sociales del alcoholismo. Análisis sobre el alcoholismo, sus consecuencias y el reflejo en los familiares de personas alcohólicas.

técnica participativa de cierre Del uno al diez, Familia

Profesores

Psicólogo

Psicólogo

11 Respetando nos respetamos. Contribuir al logro de una actitud tolerante sin que implique detrimento de la exigencia sino como expresión de respeto al otro. Técnica: La soga

Técnica de cierre: el aplauso Adolescentes

Profesores

Psicólogo Psicólogo

12 Orientación grupal a los padres. Orientar a los padres acerca de la necesidad de cambiar los estilos educativos imperantes en sus familias. Técnica: las tres sillas

Técnica de cierre PNI. Familia

Profesores

Psicólogo

Psicólogo

13 Asamblea de grupo

(sesión de cierre) Determinar metas y objetivos de valor social para el crecimiento personal de los adolescentes a través de la asamblea.

Desarrollar en los adolescentes una actitud crítica y autocrítica como mecanismo de funcionamiento del colectivo escolar.

Técnica: lluvia de ideas( para conocer el valor de la crítica y autocrítica en la muestra estudiada)

Evaluación final de la estrategia empleada

Adolescentes

Profesores

Psicólogo

Profesores

Psicólogo


 

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al articulo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del articulo al principio del mismo.

Un comentario no es mas que un simple medio para comunicar su opinion a futuros lectores.

El autor del articulo no esta obligado a responder o leer comentarios referentes al articulo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este articulo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor,pulse aqui.

Comentarios sobre este artículo:

Página: [1]
Por: Freddy A. Landaeta Fecha: 27 del 04 de 2014 - 05:47
Excelente trabajo de investigación. Mis sinceras felicitaciones por el manejo metodológico. pues, en mi opinión personal como metotodólogo rompe con los paradigmas racionalistas técnico-instrumentales y demuestra que toda investigación amalgama elementos cualitativos y cuantitativos que le confieren su propia ontología. Es decir, rompe con las odiosas concepciones tradicionalistas de etiquetar las investigaciones en una tipologia cerrada. Respeto a quienes discrepen de mi opinión y estoy en la mejor disposición para intercambios de opinión.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

 
Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica de formato electrónico y de aparición trimestral, editada y mantenida por el Grupo de Investigación eumednet de la Universidad de Málaga.

Los autores interesados deben enviar sus textos en formato DOC a: coll@uma.es junto a un resumen actualizado de su CV.

Director
Gerardo J. Gómez Velázquez (CV)

Editor Ejecutivo:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1989-4155
EUMEDNET

Logo CED
CUADERNOS DE EDUCACIÓN Y DESARROLLO
revista académica semestral

Universidad de Málaga > Eumed.net