Cuadernos de Educación y Desarrollo

Vol 2, Nº 14 (abril 2010)

LA COMPETENCIA COMUNICATIVA: UN RETO PARA LOS ESTUDIANTES DE CIENCIAS AGROPECUARIAS EN EL APRENDIZAJE DE LA QUÍMICA ORGÁNICA DESDE LA UNIVERSALIZACIÓN


 

Antonia Suárez Rojas
Subdirectora, SUM Mario Rodríguez Alemán, Sagua la Grande, Villa Clara, Cuba
antoniasr@uclv.edu.cu
Dulce Elena García Pérez

 

….la medida de lo que llegue a ser el país, la medida de lo que llegue a avanzar este proceso, la dará el porcentaje de jóvenes que realicen estudios superiores, la dará el porcentaje del total de miembros de nuestro país que estén realizando estos estudios.

Fidel (13 de marzo de 1969)

RESUMEN:

La Universalización de la enseñanza superior aplicada en nuestro país ha propiciado transformaciones considerables en el sistema, dotando a la nueva universidad cubana de un sentido mas humano y justo para el acceso y permanencia, así mismo, ha permitido la superación de los graduados, incrementándose los post grados, diplomados, maestrías y los programas de doctorados, a la vez ha dado lugar a que existan condiciones favorables para insertarse la universidad en la solución de los problemas de la localidad, en síntesis: contar con una Universidad más renovada y abierta.

Nuestro municipio como parte de estas transformaciones se ha beneficiado al tener insertado en el sistema las sedes del Instituto Superior Pedagógico, Instituto de Cultura Física, Instituto Superior de Ciencias Médicas y de la Universidad, efectuándose el curso anterior la primera graduación masiva de todas las sedes, a través de estos pocos años de experiencia del proyecto se aprecian logros e insuficiencias y una de ellas ha sido la limitada competencia comunicativa de nuestros estudiantes, el presente trabajo valora algunos de los factores que inciden en la problemática y acciones desarrolladas que propiciaron avances en la mencionada competencia, en los estudiantes de las carreras de Ciencias Agropecuarias de la Sede Universitaria Municipal “Mario Rodríguez Alemán”, de Sagua la Grande, Villa Clara.

PALABRAS CLAVE:

Universalización ,proceso de enseñanza aprendizaje, competencia comunicativa, comunicación educativa, lenguaje educativo.

INTRODUCCIÓN:

En el año 2000, nuestro Comandante en Jefe convocó a la educación superior a participar en dos nuevos programas emergentes de la “Batalla de ideas”: la formación de maestros primarios y de trabajadores sociales. Hecho que marcó el inicio de serias transformaciones en la enseñanza superior, toda vez que surgen las sedes universitarias en todos los municipios, incluso filiales o aulas en lugares mas apartados de los propios municipios, unido a estos programas se incluyen otras vías de ingreso como son los jóvenes del curso de superación integral y los procedentes de la tarea Álvaro Reynoso del MINAZ, lo que propició mayor acceso de la población a la educación superior con vistas a incrementar la cantidad de profesionales en diversas ramas del saber, necesarias para enfrentar las exigencias que requiere el desarrollo social y económico del país, ya que al contar con la posibilidad de elevar los conocimientos se desarrolla la capacidad creadora y potencialidades de los futuros egresados, con mayores condiciones para asumir la transformación social a que estamos llamados, para ello fue necesario desarrollar la preparación de un grupo considerable de profesionales que asumieron la docencia de diversas carreras sin contar con experiencia pedagógica.

Paralelamente se trabajó en el perfeccionamiento de los planes y programas de estudio, para que estos respondieran a las necesidades, además se fortaleció el papel de las Universidades en el desarrollo científico investigativo con impacto en la sociedad y avances en la formación de máster y doctores. Es indiscutible que en toda esta etapa se han analizado de forma sistemática los resultados alcanzados y los retos a enfrentar para elevar la calidad, la que constituye una premisa en las transformaciones que se desarrollan, pues nuestros profesionales están destinados a demostrar su competencia.

La Dra. Magali Ruiz Iglesias expresó: …“en definitiva, nuestra mayor influencia instructiva y educativa es lograr que nuestros estudiantes se desarrollen…” y en este nuevo contexto se ha rediseñado la misión de la nueva Universidad cubana, la que está destinada a: (Ruiz Iglesias, 2000)

“Preservar, desarrollar y promover toda la cultura de la humanidad, a través de sus procesos sustantivos y en estrecho vínculo con la sociedad, llegando con ella a todo nuestro pueblo y en particular a los sectores más desfavorecidos de la sociedad”….

La concepción expresada por la mencionada autora coincide con la misión que asumen los centros de educación superior, que a su vez se corresponde con el enfoque de formación de competencias en los futuros profesionales, para que el individuo sea capaz de enfrentar los retos del mundo de hoy, en este sentido hay que señalar, que el modelo pedagógico que asumen las sedes universitarias, constituye el marco propicio para desarrollar la formación del profesional que necesitamos y en ello el uso adecuado de nuestra lengua materna es una premisa para la competencia profesional.

Por esta razón, la actividad educativa está íntimamente relacionada con la comunicación, pues se manifiesta en ambas la función informativa, afectiva, y reguladora de la conducta y de acuerdo con las actuales condiciones nos obliga a reflexionar en la preparación de los profesores para enfrentar el proceso de formación de los estudiantes, así como, profundizar en el perfil ocupacional de los diferentes profesionales y las posibilidades de los planes de estudio que se encuentran vigentes para propiciar la competencia comunicativa en los egresados, de acuerdo con la cultura de cada profesión, por lo que resulta necesario la evaluación sistemática de los resultados para proponer estrategias de enseñanza aprendizaje en cada carrera, que impliquen la aplicación de acciones dirigidas a elevar la calidad de egresado, en la que se tenga en cuenta la diversidad y el estímulo al trabajo colaborativo con metodologías que propicien el diálogo y la reflexión del grupo.

DESARROLLO:

El contexto actual se distingue por la globalización, se trata de un entorno que se destaca por la rapidez con que se desarrollan los acontecimientos, en especial los conocimientos, la información y las comunicaciones. En este propio entorno las tendencias actuales en la educación plantean la formación de competencias, con este término se identifican la capacidad de hacer con saber, es decir, se generan conocimientos, habilidades, destrezas, valores y responsabilidades, con la característica de que son transdisciplinarias. Dentro de estas competencias, la UNESCO valora las siguientes (UNESCO., 1998.):

La designación de las mencionadas competencias, enunciadas con carácter priorizado, constituyen las cualidades básicas del profesional que necesita el país para ubicarse en escalas competitivas internacionales y si tenemos en cuenta el modelo pedagógico asumido por la Universalización, es evidente la necesidad de que los docentes demuestren suficiente competencia como para desarrollar su rol de facilitador en el proceso y que desarrollen el enfoque integrador y de forma especial en la creación de habilidades en el estudiante universitario, al desarrollar capacidad de autonomía, con la posibilidad de evaluar el entorno de forma realista y crítica, para transformar los esquemas tradicionales reproductivos del conocimiento, así como facilitar su papel activo y participativo.

Por ello podemos inferir que la competencia comunicativa es un fenómeno más abarcador en cuanto a las habilidades y conocimientos adquiridos, que intervienen en el proceso comunicativo. Una necesidad del ser humano desde su nacimiento es precisamente la comunicación, etapa en la que se vale de recursos como el llanto y la risa, pero en la medida que se relaciona con otras personas se apropia del lenguaje y lo desarrolla paulatinamente, de ahí que la forma en que cada persona se expresa, nos da a entender su estatus social, la profesión y hasta el lugar de procedencia, debido a que el uso del lenguaje está condicionado por el contexto social en que se desarrolla la persona y expresa su personalidad.

Esta labor de formar un estudiante diferente, constituye para los docentes un gran desafío, referente a esta idea nuestro Comandante en Jefe expresó (Castro, 1978): `` El profesor es uno de los principales auxiliares que tiene el PCC para la formación comunista de las nuevas generaciones”, en la actualidad, ya se aprecian esas transformaciones, con estudiantes mas comprometidos, con una mayor conciencia de su rol en la futura sociedad, con una actitud cada vez mas responsable, mas motivados en la necesidad de investigar, con sentido de dirigir sus acciones hacia la comunidad, mas ético, mas humano, con la visión de ser un profesional de amplio perfil y mas profundo como ser social.

Si tenemos en cuenta que la misión de la nueva universidad está orientada a preservar, desarrollar y promover la cultura de la humanidad y que una de las definiciones de cultura es el conjunto de valores materiales y espirituales que ha creado la humanidad y que el lenguaje forma parte de estos valores y que estos conducen a la ideología, orientando las acciones y conducta del hombre en la sociedad, es imprescindible que los docentes le presten alta importancia desde el punto de vista cognitivo y emotivo, para facilitar la formación de este estudiante en estas difíciles condiciones, en las que también hay carencias de valores.

Con el objetivo de ejemplificar en la temática, se trabajó con los estudiantes de segundo año de Ingeniería agronómica de nuestra sede, pues se apreciaban en ellos ciertas limitaciones en la participación oral durante el encuentro y las respuestas de las evaluaciones periódicas en la asignatura Química Orgánica, también limitadas. Al señalado grupo se le aplicó un diagnóstico, para precisar las y se constató que:

  • Presentaban dificultades con la lectura, en especial textos científicos.
  • Carecían de habilidades para interpretar los mencionados textos.
  • Presentaban limitaciones en el uso del lenguaje técnico relacionado con la especialidad.
  • Presentaban carencias en la escritura, letra poco legible, caligrafía deficiente, con errores ortográficos y de redacción.

Unido a esta problemática, no todos los profesores de este modelo de enseñanza están preparados para enfrentar el problema, toda vez, que la mayoría no tienen una formación profesional pedagógica, son profesionales de esta especialidad o afines que se han preparado para asumir el reto de la universalización, así mismo, el trabajo planificado e intencionado comienza a trabajarse recientemente y por lo general se realiza para analizar y cumplimentar la interrelación en el sistema de conocimientos; los profesores filólogos o de ramas afines son los que se preocupan por buscar alguna solución al problema del lenguaje, pero visto desde su interés: la lengua materna, que es importante, pero también es necesario solucionar los problemas en el lenguaje técnico para lograr la integralidad del profesional. No tienen en su plan de estudio asignaturas dirigidas a perfeccionar su lenguaje, especialmente interpretación y comprensión de textos, sin embargo se incluye el idioma Inglés con el enfoque técnico y se vincula con las asignaturas propias o especializadas.

Por otra parte, se manifiesta una realidad y es el hecho de que nuestros estudiantes presentan limitaciones en la competencia comunicativa, comenzando por las dificultades en la habilidad de escuchar atentamente y en algunos casos por el ambiente en que se han desarrollado tienen una influencia negativa en el empleo de patrones de lenguaje impropios, no olvidemos que en nuestras aulas existe diversidad de fuentes de ingresos con representación significativa de jóvenes que al concluir la enseñanza general se mantuvieron desvinculados del estudio, algunos se dedicaron a trabajar, pero otros no continuaron estudiando ni se incorporaron al empleo y se dedicaron al ocio, lo que propició en ellos un estatus psicológico deprimido con carencias educativas e instructivas y que no reconocen la verdadera importancia del empleo adecuado del lenguaje en el proceso de adquisición de una cultura general integral.

Además de las dificultades en el lenguaje, también presentan limitaciones en la expresión escrita, una buena cifra de nuestros estudiantes les cuesta mucho trabajo escribir con claridad para que otros le comprendan, así mismo, las limitaciones en la lectura son frecuentes, se declaran incapaces de leer diversos documentos y si los leen no siempre saben interpretarlos. Esta realidad conlleva a que el estudiante se manifieste con timidez o miedo a hacer el ridículo, ante la opinión que puedan hacerse sus propios compañeros, limitando su participación y su desarrollo.

Se observó en cierta medida, falta de atención a las diferencias individuales y necesidades educativas, pues comparten el aula alumnos talentosos, otros con lagunas en el conocimiento de enseñanzas precedentes, algunos con falta de motivación, otros con ciertas facilidades comunicativas y algunos que se limitan para hacer una sencilla pregunta, por ello constituye un desafío la atención a la diversidad de los individuos en nuestro sistema educacional, en especial en la universalización por sus características, para garantizar la calidad del proceso enseñanza aprendizaje en un entorno de masividad.

Con estas carencias, resulta evidente que el profesor tiene una gran tarea y que no puede ser solamente en el momento del encuentro presencial, pues el modelo implica que el estudiante autogestione su conocimiento, es decir, se requiere una mayor entrega del estudiante para estudiar y demostrar que adquirió el conocimiento y autonomía, además es preciso mayor organización de su tiempo, pues la mayoría de nuestros estudiantes son trabajadores y tienen compromisos y responsabilidades sociales de envergadura.

“El arte de hablar correctamente quiere decir utilizar la voz racionalmente, empleando el aire necesario, conociendo el valor fonológico de cada fonema, empleando el tono y ritmo necesarios así como la intensidad”, así reconoce Guevara (Guevara, 1984)en su libro “La locución: técnica y práctica”. La voz del profesor considerada como su medio de enseñanza fundamental tiene que utilizarse de forma adecuada, con una correcta dicción y manera de expresión oral para que la comunicación cumpla su objetivo. El profesor tiene que ser un comunicador por excelencia, tiene que ser capaz de comunicar la información que necesita expresar, de ahí que la comunicación y la enseñanza se relacionen íntimamente, pues la enseñanza se considera un proceso comunicativo y una de las funciones de la enseñanza es transmitir y desarrollar habilidades comunicativas.

La clase encuentro tiene que ser concebida con criterio comunicativo, pues el profesor tiene la gran función de ser el facilitador, de dinamizar el proceso y el educando interviene como sujeto activo en la búsqueda del conocimiento, en la que el flujo de información en uno y otro sentido es sistemática, lo cual propicia el desarrollo del lenguaje oral y escrito. Esta concepción interactiva y participativa en el proceso de aprender, exige nuevas formas de enseñar que demuestran la competencia comunicativa del profesor y una práctica más profesional, pues las condiciones del sistema educacional implican la formación de profesionales capaces y competentes, que utilicen sus conocimientos en función de la solución de los problemas sociales.

Es evidente que los profesores de nuestra sede requieren entrenarse en una Pedagogía muy vinculada al arte de la comunicación, de manera que logre expresar con claridad desde la orientación del objetivo hasta las precisiones de cada término, es decir que demuestre su conocimiento y su habilidad para comunicarse con su estilo propio, a partir de un enfoque personológico que además de instruir y educar logre relaciones humanas afectivas con los estudiantes, que permita el intercambio de mensajes, el entendimiento mutuo, el fortalecimiento de valores.

Está demostrado que el estudiante logra aprender a través de una asimilación activa, en la que se materializa la producción, reproducción, reestructuración del conocimiento y en definitiva facilita modificaciones en el comportamiento de la persona, pero requiere de un proceso desarrollador de la comunicación con otros educandos en la ejecución de actividades conjuntas.

A partir de las características del grupo, los profesores del mismo desarrollamos un sistema de acciones planificadas, en las que se priorizó el trabajo con los libros de textos e interpretación de su contenido, con la utilización de guías formativas bien elaboradas de acuerdo con las características de los estudiantes, para propiciar la orientación de trabajos independientes por equipos previamente organizados y definiendo la responsabilidad individual, para lograr la motivación hacia la búsqueda de información necesaria ubicada en la red del laboratorio de computación, se establecieron horarios para la consulta, se le explicaron las técnicas del trabajo en grupo y se crearon espacios para el debate de los temas orientados; es importante señalar que se desarrolló el análisis periódico del cumplimiento de las acciones a través del colectivo de año y se observó un avance notable después de tres meses de aplicación del sistema de acciones, en una primera etapa de la experiencia, se logró:

  • Mejoras en la lectura de los textos
  • Adquirieron habilidades para la interpretación
  • Se esmeraron en el uso correcto del lenguaje técnico
  • Desarrollaron la creatividad
  • Mantuvieron ayuda a los estudiantes de mayores dificultades.
  • Adquirieron habilidades para auxiliarse de la computación.
  • Desarrollaron el trabajo en grupo.

Se estableció un análisis al finalizar cada encuentro para evaluar el desempeño individual y colectivo, estimular el avance observado y recomendar acciones diferentes para las tareas no alcanzadas. Aún nos quedan insatisfacciones, especialmente en habilidades técnicas como el uso de las tecnologías de información científico técnica mas avanzadas, la caligrafía, ortografía, mejorar la escucha oportuna en algunos miembros del grupo, así como lograr autoevaluarse, que serán aspectos a instrumentar en la segunda parte de la experiencia.

De ahí que todos los profesores tienen que entrenarse para favorecer el ambiente colaborativo, creativo e interactivo, con la atención a la diversidad y el aporte de cada individuo, crear situaciones problémicas con el objetivo de los estudiantes se vean obligados a la ayuda, así como, entregar y orientar oportunamente toda la información necesaria, en fin, ejercer su función de facilitador, para incidir en las reflexiones sobre el trabajo realizado. Por su parte, los estudiantes tienen que establecer una adecuada comunicación interpersonal, intercambiar ideas para que se retroalimenten los miembros del grupo, definir con claridad el objetivo del trabajo y las responsabilidades individuales, una escucha oportuna es fundamental, al igual que el respeto a la opinión de cada integrante.

CONCLUSIONES

Profundizando en la realidad del grupo seleccionado y los resultados preliminares en la experiencia y que el panorama puede ser semejante en grupos de diferentes carreras y diversas sedes, estamos obligados a establecer estrategias de aprendizaje en cada grupo, en las que se apliquen acciones desde el trabajo metodológico del colectivo pedagógico de la carrera y del año, así como por disciplinas, que se fundamenten en la excelencia de la comunicación educativa en los profesores, así como el análisis del currículum para potenciar sus fortalezas, minimizar sus debilidades y proponer diseños que lo perfeccionen dirigidos a cumplir nuestro encargo social de formar los profesionales competentes que necesita el país.

Socializar la experiencia en otros grupos y carreras a través de la estrategia metodológica con la instrumentación de las acciones correspondientes constituye un reto en este momento de cambios para intervenir en el proceso de enseñanza aprendizaje y solucionar las carencias reflejadas y otras que pudieran detectarse.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

Castro, F. (1978, 12 de julio 1978). Acto de graduación del segundo contingente del Destacamento Pedagógico ¨Manuel Ascunce Domenech¨, Teatro Karl Marx.

Guevara, F. (1984). La locución: Técnica y práctica. . Oriente. Santiago de Cuba.

Ruiz Iglesias, M. (2000). El logro de mayor autonomía en el aprendizaje: soporte básico del proceso de universalización de la Universidad. Monografía 2000, 4.

UNESCO. (1998.). Declaración Mundial sobre la educación superior. Informe final. París.

BIBLIOGRAFÍA:

Ander-Egg, E. A., Ma. J.(1997). Cómo aprender a hablar en público. Editorial Universidad, Costa Rica.

Depestre, L. (1985). Consideraciones acerca del vocabulario cubano. Editorial Ciencias Sociales. La Habana.

González Castro, V. (1989). Profesión: Comunicador Ediciones Pablo de la Torriente Brau. La Habana.

Heinemann, P. (1980). Pedagogía de la comunicación no verbal Ediciones Herder, Barcelona.

Lomas, C. e. a. (1993). El enfoque comunicativo de la enseñanza de la lengua. Barcelona.

Martinez, A. N., A. (1991). Comunicación organizacional práctica. Ediciones Trillo, México.

Ojalvo, V. (1999). ¿Cómo hacer más efectiva la comunicación? En: Comunicación educativa. CEPES, U. H. Ciudad Habana Pág. 141.

Ortiz, E. (1999). La comunicación pedagógica. Ciudad Habana: s/p.

Pilleus, M. (2001). Competencia comunicativa y análisis del discurso. Revista electrónica de estudios filológicos. Valdivia. Chile.

Puig, J. M. (1995). Apreder a dialogar. Actividades para la toma de conciencia de las habilidades para el diálogo. Editorial Aique Bs As (1-4).

Tough, J. (1987). El lenguaje hablado en la escuela Visor Libros. Madrid.

Valdés Bernal, S. (2006). Lengua nacional e identidad cultural del cubano. Ediciones Félix Varela. La Habana.


 

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

 
Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica de formato electrónico y de aparición trimestral, editada y mantenida por el Grupo de Investigación eumednet de la Universidad de Málaga.

Los autores interesados deben enviar sus textos en formato DOC a: lisette@eumed.net junto a un resumen actualizado de su CV.

Director
Gerardo J. Gómez Velázquez (CV)

Editor Ejecutivo:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1989-4155
EUMEDNET

Logo CED
CUADERNOS DE EDUCACIÓN Y DESARROLLO
revista académica semestral

Universidad de Málaga > Eumed.net