Contribuciones a las Ciencias Sociales
Abril 2012

EL DISCURSO POLÍTICO DEL DESASTRE

 

Maximiliano E. Korstanje (CV)
maxikorstanje@fibertel.com.ar
Int. Research Commitee on Disasters, Bryant Texas, US

 

 

Resumen
El miércoles 04-04 la ciudad de Buenos Aires experimentó un fenómeno llamado como “down-burst” o bow-echo (tormentas convergentes) el cual no es más ni menos que ráfagas descendentes que abarcan una gran cantidad de kilómetros llevándose consigo todo a su paso. Como resultado hubo 17 muertos y una suma millonaria en destrozos materiales entre ellos el corte de los suministros de luz básicos de parte de la población afectado. El presente ensayo intenta reflejar las opiniones más importantes de los usuarios de Club La Nación, un medio opositor al Gobierno Nacional. Particularmente, se trata de examinar en profundidad como opera el discurso político ya sea en contra o a favor, luego de un evento no contemplado por los medios de comunicación.

Palabras Clave: desastre, Vendaval, Down-burst, Política.



Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato:
Korstanje, M.: "El discurso político del desastre ", en Contribuciones a las Ciencias Sociales, Abril 2012, www.eumed.net/rev/cccss/20/

Cuando un desastre golpea un pueblo o una ciudad deja en evidencia una serie de cuestiones que estaban tapadas a la opinión pública. Se nos viene a la mente, tal vez, uno de los casos más representativos de los últimos años, el Huracán Katrina y el estado de emergencia de los ciudadanos de Nueva Orleans que se difundió por todas las emisoras y canales del mundo. Si bien, es cierto que frente a estados de convulsión, el sentido moderno de la movilidad, la propiedad y la vida, adquieren otras significaciones, existen también como en el caso japonés apoyo por parte de los ciudadanos a sus gobernantes. En otras palabras, cada desastre apela a un discurso político que le es propio a la comunidad y que habla a grandes rasgos de su biografía, su sistema económico de producción, los lazos jerárquicos de autoridad y del andamiaje político en general. Aquellos gobernantes con una baja legitimidad puede ver cortado su mandato, mientras aquellos con un alto apoyo, pueden verse fortalecidos. Con esta reflexión, es que consideramos oportuno analizar como opera el discurso político en momentos en donde el orden legal se encuentra alterado. En Argentina, a diferencia de otros casos, el rol de la clase política es muy frágil y el grado de legitimidad cambia de elección en elección.

Por otro lado, 17 muertos y centenares de evacuados además de las millonarias cifras en pérdidas han sido los saldos dejados por el último temporal que azotó a la ciudad de Buenos Aires y alrededores. Ráfagas descendentes de hasta 120 kilómetros / hora encontraron a miles de porteños desprotegidos el miércoles a las 20 horas tras un tormenta de grandes proporciones. Miles de familias han quedado sin techo, sin electricidad y se organizan protestas en los diversos municipios para recibir asistencia del estado. La presidente CFK (Cristina Fernández de Kirchner), a días de Pascuas, ha ordenado al Ejército argentino servir de garante no solo de la paz social sino proveer asistencia a todos los damnificados. Los medios de comunicación además de intentar comprender el fenómeno cuestionan la falta de preparación del servicio meteorológico argentino para prevenir esta clase de situaciones, a la vez que cubren las historias de miles de personas, algunas de ellas que se han quedado sin absolutamente nada.

Los foros de Internet y la gente en la calle no hacen más que hablar de este verdadero desastre. Particularmente los foros de discusión representan metodológicamente una de las fuentes de información más importantes ya que los usuarios, en completo anonimato o no, vuelcan en él sus expresiones sin ningún tipo de censura. Se han seleccionado del Foro La nación (de unos 227 Comentarios) sólo algunos.

FOTO LA NACION. “SCIOLI PIDIO TRANQUILIDAD A LOS DAMNIFICADOS POR EL TEMPORAL”. (227 COMENTARIOS) SABADO 7 ABRIL DE 2012.

Los destrozos fueron variados y muchos usuarios denunciaban los diversos saqueos y robos sufridos por la inacción de las fuerzas de seguridad. La politización del desastre, en el caso plasma la falta de seguridad por parte del Estado, con grupos de presión organizados para tomar presencia en el espacio público. La angustia que vivieron los vecinos de la zona sur se plasma en el siguiente comentario.

Madrima “Un desastre. Y una vergüenza que no publiquen nada del horror que se vivió en zona sur. Los que cortaron las calles y avenidas, no eran grupos de vecinos. Hay muchos barrios sin luz, lamentablemente. Los cortes los manejaron nenes, encapuchados, con palos, piedras. Le pedían dinero a la gente para dejarlos pasar, o simplemente robaban. Llamamos al 911, pero nadie hizo nada. Ni un patrullero!
Por su parte, A. Olmos plasma toda su bronca contra el Gobernador de La Provincia de Buenos Aires, zona que fue ampliamente castigada por el temporal, Daniel Scioli. El usuario considera a la tormenta como un “capricho de la naturaleza” y advierte sobre la falta de decisión política por parte del gobernador en el proceso de asistencia y reconstrucción de las diversas comunidades afectadas. Existe asimismo una suerte de Geografía del crimen (corrupción), la cual quedaría en evidencia por el desastre natural. Un capricho puede leerse no solo como un arbitrio, que no da lugar a discusión, sino como algo pre-determinado ajeno al control humano.  
Aberto Olmos escribe burlonamente: “..realmente Scioli...sos un CASO..! Sabemos que sos una buena persona.... pero como funcionario tenes tus fallas... ESTO por ejemplo.....YA tendrían que estar laburando y solucionando el problema de esta gente.... VOS pedís tranquilidad y confianza........tranquilidad tenes para regalar y confianza, se te puede tener....pero fallas en el "empuje", en la decisión, en el "manos a la obra"....el problema de esta gente es URGENTISIMO....no hay un minuto que perder....!! Deberías entenderlo....y después que soluciones ESTE capricho de la naturaleza...PONE el ojo en las "Rutas Criminales" que tiene la provincia que gobernas.....
Istolin va más allá y describe una situación dantesca resaltando la autoorganización de los vecinos para protegerse de robos, saqueos y otros ataques. En forma irónica cuestiona los dichos del gobernador, quien llamó a los damnificados a tener tranquilidad, para enfrentar las consecuencias del temporal. Básicamente, ante la falta de luz, y servicios para la subsistencia se organizan los vecinos en las esquinas para que al llegar la noche, no sean asaltados y se les robe lo poco que les queda.
ISTOLIN “¿Tranquilidad? Los únicos uniformes que se ven por Francisco Álvarez son los de los guardias de seguridad de los countries -a los que Edenor obviamente ya les devolvió la luz, a diferencia de los vecinos comunes-, y los de los policías que están custodiando el supermercado Dia de Semana de Mayo para evitar saqueos. ¿Tranquilidad? Los vecinos se han tenido que organizar en retenes en las esquinas, con fogatas, y al anochecer no dejan pasar a quien no conocen. ¿Notaron el humo anoche en la Ciudad de Buenos Aires? Es el humo de las fogatas de las esquinas del conurbano, que se multiplican por cientos, es la única iluminación que tienen los vecinos, y además la única forma de ir "achicando" los árboles caídos, prendiéndoles fuego. Scioli, caradura, tu gobernación está ausente en Francisco Alvarez, igual que el intendente West. Me imagino que declararán emergencia y ARBA suspenderá el cobro compulsivo de ingresos brutos a la pobre gente.”
Para Hermosa Argentina, el problema se vincula a la accesibilidad, o precisamente a la falta de ella que los veraneantes de fin de semana largo (Semana Santa) van a experimentar cuando regresen. Diversos piquetes y cortes de calles hacen difícil la circulación y el abastecimiento en la ciudad. Es en casos en los que se da un quiebre en el orden legal, cuando la movilidad y los derechos de tránsito quedan vedados, anulados o simplemente alterados de sus formas originales.
Hermosa argentina dice “Ayer tardé seis horas y media para volver de Chascomús a Capital. Y tuvimos muchísima suerte que pudimos entrar por Ezeiza (imaginense las vueltas por rutas provinciales para llegar del Pato donde estaba el primer piquete que nos encontramos, a Ezeiza. Le agradezco muchísimo a un patrullero que se apiadó y nos guió un largo trecho ya de medianoche por rutas provinciales). Si esto sigue así para cuando vuelva la gente que se tomó el finde largo para ir a la costa no sé que puede llegar a pasar.”
Empero no todas son críticas para el Gobernado, Antorub denuncia a grupos de interés que son llevados a organizar cortes de rutas para que ciertos activistas políticos se beneficien de la situación. Ante lo expuesto, el usuario cuenta una experiencia similar en la ciudad americana de Texas, conocida por la gran cantidad de tornados y huracanes. El corte de suministro de luz, es para Antorub un tema menor en comparación con otras pérdidas, ya sean humanas o materiales. Con el argentinismo Te re banco!, el usuario minimiza la responsabilidad del gobernador en la asistencia a los afectados y apela a la cultura del trabajo como forma para salir adelante en situaciones de gran adversidad.   
ANTORUB “Scioli; en esta te banco!!!! lo que pasa que los contra, activista, oportunistas ante la desgracia ajena...USAN LA GENTE PARA CORTES ...RECLAMOS...ETC...DALE TRABAJA Y TRATA QUE TODO SE SOLUCIONE PRONTO!!!!!! No creas que te voy a votar....en la balanza tus buenas y malas te tienen en la LONA!!!! PERO EN ESTA TE RE.BANCO ....ESTANDO EN TEXAS EEUU VIVI UNA SITUACION ASI Y LA COSA NO ES FACIL...NO PODES LLEGAR A TODOS LADOS.....SOLO LABURA Y LABURA...LOS QUE REALMENTE TE NECESITAN TE LO AGRA DECERAN..... ESTAR SIN LUZ....ES UNA PEQUEÑES MAYOR ANTE OTRAS SITUACIONES MUCHO PEOR”
VIRGINIA ALMIRON escribe “Estoy en zona Castelar Ituzaingo..Ayer eran cuatro las personas trabajando para levantar los árboles que bloqueaban las calles por completo¡¡¡¡cuatro!!!..La mayoría lo están haciendo los vecinos..La municipalidad y Edenor, brillan por su ausencia..Un camión de bomberos da agua en una plaza sola, o sea, que los que estamos lejos, compramos botellas y nos arreglamos..No tengo luz, teléfono y tampoco llega la señal de claro.. Pero como no estamos acostumbrados a recibir nada, tampoco hicimos ningún piquete de nada...Mienten asquerosamente: las velas cuestan lo mismo que siempre, el super chino trajo montones y al mismo precio (5 pesos las 5 velas), nadie se abusa..son terribles mentiras..También es falso que las autoridades estén trabajando como corresponde,, están todos de vacaciones..El intendente no está, no hay nadie..Eso sí: pagamos los impuestos más caros del país.......Esto va para un mes largo, y me quedo corta”
En el párrafo precedente pueden observarse tres elementos ya existentes en los textos anteriores, pero en este caso, organizados en forma más clara. La primera es la observación clara de una carencia, una falta. Asimismo, la necesidad de recibir alimentos y luz por parte de los afectados y la pasividad no solo de las autoridades sino de las empresas privadas que deben proveer el servicio. Para Virginia, segundo elemento, las autoridades no están involucradas ni trabajando en el lugar sino de “vacaciones”, fuera de la ciudad. Es importante destacar la frase “no estamos acostumbrados a recibir nada” y “mienten asquerosamente”. Ambas denotan un fuerte repudio al discurso mediático o político. El tercer elemento en análisis es el factor económico de la escasez. En momentos de incertidumbre como este, es “normal” que existan marcaciones de precios en ciertos productos faltantes.   A la desconfianza que genera el poder político que obliga a los contribuyentes a pagar altos impuestos, Virginia le contrapone la confianza en los mercados locales, los Chinos u otros, que a pesar de la situación, los precios de las “velas” no han sufrido alternaciones significativas.
Otros usuarios personalizan la responsabilidad en la jefa del Gobierno nacional Cristina Kirchner y en aquellos que la eligieron en las últimas elecciones de Octubre 2011 donde saco casi el 54% de los escaños. A la desprotección que trae consigo este tipo de desastres, se le suma un fuerte cuestionamiento político y una profecía por demás inquietantes: CARLOS 535 “ESTOS SON HECHOS QUE SE REPETIRÁN EN EL FUTURO POR EL CAMBIO CLIMÁTICO, CON LOS INEPTOS QUE GOBIERNAN EN LA PROVINCIA Y EN LA NACIÓN, QUE SÓLO PIENSAN EN COMO QUEDARSE EN EL PODER, AHÍ CON ESTE DOLOR LA GENTE SE DARÁ CUENTA A QUIÉNES VOTARON, Y SINTIÉNDOSE EN LA MAYOR ORFANDAD, VENDRÁ LA HORA DE LA VERDAD
Similar conclusion escribe Big boss, quien compara lo sucedido con la Tragedia de Once donde perdieron la vida 51 pasajeros. Big boss “ULTIMO MOMENTO. "La presidente de la nación sigue negándose a abandonar la zona del desastre y permanece en el lugar coordinando personalmente las acciones de defensa civil, los municipios y las fuerzas armadas .." Naaaaaaaaaaa.... ¿ Se lo creyeron ? Sigue en El Calafate y después del discurso de Bouodu salió de su casa a comprar velas aromáticas para limpiar los ambientes de la mala onda. Yo la entiendo. Recuerdo que con mas de 50 muertos se fué a mirar los hielos, entonces con 17 .... NO PASO NADA.

Cualquier desastre, por extraordinario, abre la puerta a diversos sentimientos y apela a diferentes discursos. En algunos casos, fomentando la unidad entre los damnificados y su confianza en las autoridades nacionales. No huelga decir, este no es el caso de los usuarios examinados en el foro. La cuestión política, parece no dejarse de lado, sino agravar la inclemencia en los comentarios. La mayoría de ellos, manifiestan una situación de desprotección por parte del Gobierno Nacional, cosa que es común en cualquier parte del mundo donde se experimente un desastre de estas proporciones, pero el elemento (indudablemente) revelador es “la falta de confianza en sus gobernantes” a quienes se los acusa de no estar interesados en el sufrimiento de la gente común, estar de espaldas a las necesidades de los afectados e incluso un cuestionamiento a quienes con su voto, le dieron la re-elección a CFK. Este tipo de discursos anti-políticos, que parecían haber quedado en el olvido luego de 2001, siguen presentes en el inconciente de la sociedad argentina. Se le achaca al poder político, ya no solo no gobernar para “el pueblo”, concepto abstracto si los hay, sino hacerlo afectando los intereses de los ciudadanos. Este discurso, hecho carne en el sufrimiento y producido por un fenómeno natural, nos recuerda la forma en que operan los discursos políticos en contextos de emergencia y caos como aquel que le ha tocado vivir a la ciudad de Buenos Aires, y Conurbano Bonaerense en los últimos decenios. Todo desastre, apela a un discurso de desigualdad, de vulnerabilidad y de exclusión desde mucho tiempo antes. En segundo lugar, pero no por eso menos importante, es el papel que tiene el ocio y sus espacios en los imaginarios colectivos. Semana Santa es considerado además de una de las fiestas católicas más importantes del País, un espacio en donde miles de argentinos dejan sus ciudades rumbo a los centros turísticos costeros o del centro del país. Miles de pasajeros transitan, de un lado a otro del país, durante estas celebraciones. Para los damnificados, esta burbuja de ocio se ha roto de tal forma que se ha convertido en un espacio de terror donde se debe primero proteger los bienes personales. Para aquellos no afectados por el temporal, tal vez, sea un momento de indiferencia y auto-marginación en el consumismo hedonista que nos brinda la posmodernidad. Si bien mucha gente, sobre todo aquellos que dejaban Buenos Aires el miércoles a la noche, vivieron horas de extrema angustia, Semana Santa no se detuvo, y la Nación no decreto días de duelo por los fallecidos. Ello nos recuerda que no son necesariamente los números de las víctimas en un desastre lo que determina el desastre como tal, sino el impacto socio-emocional de la comunidad en un momento y contexto específico.  A primera vista, los días de luto están reservados para ciudadanos que sufren un accidente extraordinario como en el caso de la estación Once. La pregunta aquí puede ser irreverente pero pertinente ¿Por qué valen más los muertos de Once que los del Temporal de Semana Santa?. Estamos frente a un uso discursivo y semántico de la muerte, en donde una casilla de madera construida en forma precaria y que termina quitándole la vida a una persona, vale menos que la de un trabajador que encuentra la muerte en un accidente ferroviario. Para el primer caso, no existen responsables más que la “madre naturaleza”, no hay chivo expiatorio más que las excusas que siempre ponen los funcionarios en este tipo de eventos, pero para el segundo, se da un fenómeno por demás interesante de estudiar. El poder político tiene la particularidad de verse afectado por la situación, pero no solo eso, sino que puede disponer de “culpables y responsables” por medio de sus tribunales de justicia. Si el vendaval de Semana Santa habla sólo de nuestras vulnerabilidades como comunidad sin responsables aparentes, la tragedia de Once puede materializarse en un discurso de lucha que enfrenta al poder político y económico, quienes en “complicidad” generaron el evento.  La pregunta que inmediatamente todos los medios se hicieron en el caso de esta tormenta ha sido ¿Por qué pasa algo así?, mientras que en el accidente ferroviario la pregunta fue ¿de quien es la culpa?. En efecto, la culpa como construcción política parece ser la respuesta a porque se politiza un evento y no otro.   O acaso, alguien se pregunta ¿Cuál es mi responsabilidad en el proceso de calentamiento climático que luego genera este tipo de tormentas?. La responsabilidad es de todos, la culpa sólo hecha a espaldas de unos pocos, para que el resto de la comunidad involucrada se sienta más segura. Si el sufrimiento nos hace humanos, la indiferencia es nuestra condena.

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.

Si necesita algún tipo de información referente al artículo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del artículo al principio del mismo.

Un comentario no es más que un simple medio para comunicar su opinión a futuros lectores.

El autor del artículo no está obligado a responder o leer comentarios referentes al artículo.

Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este artículo.

Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.

Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, pulse aquí.

Comentarios sobre este artículo:

No hay ningún comentario para este artículo.

Si lo desea, puede completar este formulario y dejarnos su opinion sobre el artículo. No olvide introducir un email valido para activar su comentario.
(*) Ingresar el texto mostrado en la imagen



(*) Datos obligatorios

 


Editor:
Juan Carlos M. Coll (CV)
ISSN: 1988-7833
EUMEDNET

Inicio
Acerca de ...
Números anteriores
Anuncios y Convocatorias
Otras Revistas de EUMEDNET
Universidad de Málaga > Eumed.net > Revistas > CCCSS
Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático