Revista: Atlante. Cuadernos de Educación y Desarrollo
ISSN: 1989-4155


EL HÁBITO DE LECTURA, VÍA PARA LA FORMACIÓN INTEGRAL DE LOS ESTUDIANTES DE SECUNDARIA BÁSICA.

Autores e infomación del artículo

Ilcia Reyes Escalona*

Ady González Reyes**

Rider Rafael Tamayo Fernández ***

Centro Universitario Municipal “Bartolomé Masó”

agonzalezreyes@udg.co.cu

RESUMEN.
El presente artículo se deriva de los resultados de una Tesis de Maestría, el mismo reviste gran importancia porque facilita a los profesores, en conjunto con la biblioteca escolar, distintas formas y vías  para lograr hábitos lectores en la institución educativa. Su novedad radica en la propuesta de un conjunto de actividades que puestas en práctica por el profesor guía fomentan el hábito de lectura en los estudiantes de Secundaria Básica; lo que permitirá abrir una puerta al estudio, al conocimiento humano y crear una base esencial para la adquisición de conocimientos. Tiene presente la animación como una de las técnicas fundamentales, contribuyendo a la formación de una cultura general e integral.
ABSTRACT:
The present article is derived of the results of   Master’s thesis; the same one had great importance because it suits professors, together with the school library, with different ways to achieve reading habits in the educational institution. Its novelty lies in the proposal of a group of activities which, put into practice by the professor, will foster the reading habits in Junior High School students. It will allow offering the students the opportunity to create an essential basis for knowledge acquisition. It takes into account the animation as one of the fundamental techniques, contributing to the formation of a general and integral culture

Palabras Claves: conjunto, actividad, hábito, lectura, proceso, promoción.

Key workds: set of, activities, habit, reading, process, promotion.

 


Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato:

Ilcia Reyes Escalona, Ady González Reyes, Y Rider Rafael Tamayo Fernández (2017): “El hábito de lectura, vía para la formación integral de los estudiantes de Secundaria Básica””, Revista Atlante: Cuadernos de Educación y Desarrollo (septiembre 2017). En línea:
http://www.eumed.net/rev/atlante/2017/09/habito-lectura-estudiantes.html
http://hdl.handle.net/20.500.11763/atlante1709habito-lectura-estudiantes


Introducción
El hombre como ser social, ha tenido la necesidad de comunicarse con sus semejantes desde la antigüedad. El lenguaje, surge con el propio desarrollo del ser humano en el proceso del trabajo y posibilita la satisfacción de esta necesidad comunicativa plasmado y conservándolo gráficamente. Las primeras manifestaciones se desarrollaron en la comunidad primitiva, fueron pictográficas e ideográficas, consistían en signos formados por elementos de la realidad portadora de un mensaje más que leído, interpretado.
Es lógico  que, al suponer  que paralelamente  a  la plasmación  grafica del lenguaje  y como  consecuencia de ella  el hombre pudo interpretar  y reproducir oralmente  los signos escritos, dando origen a la lectura como resultado evolutivo .Esta constituyó  una actividad instrumental, tras ella existía  una  finalidad, un propósito: el deseo  de profundizar, de conocer  y de  desarrollar  la comunicación  entre los hombres. En otras épocas del desarrollo humano y aún hoy en ciertas regiones y pueblos relativamente aislados las culturas ágrafas (sin escritura) transmitían sus conocimientos por transmisión oral. Actualmente, en casi todo el mundo la oralidad resulta insuficiente para conservar y trasmitir el caudal de la cultura. Por ese motivo, la ausencia del hábito de la lectura afecta toda la vida estudiantil, intelectual, cultural del hombre.
Los libros escritos constituyen excelente medios de los que se ha servido el hombre para fijar y transmitir la información acumulada por época vehículo de inestimable valor para comunicar el caudal de sus conocimientos sentimientos y experiencias en el de cursar de la historia. Considerando como fuente indiscutible para el desarrollo de la sociedad.
El proceso de lectura siempre interesó desde todos los puntos de vista a los psicólogos, pedagogos, poligrafitas, oftalmólogos e higienistas. La lectura continúa siendo uno de los medios fundamentales para recibir la información. Con la lectura el estudiante amplía o confirma sus intuiciones, consolida sus conocimientos, enriquece su vocabulario, busca informaciones, tergiversa las ideas temáticas principales, analiza el contenido para comprender, interpretar, comentar, argumentar y valorar. Resulta imposible lograr este fin sin antes desarrollar habilidades lectoras.
Es necesario desde la actividad docente más que imponer la lectura, contagiarla, para que ella sea alegría, goce del descubrimiento, encuentro fascinante con la palabra, con otros seres y otras tierras lejanas o próximas en el  tiempo y en el espacio, viaje en el que compartimos, mediado por la palabra, por el texto, ideas, aspiraciones, creencias, valores, convicciones del mundo; desde donde, cada acto de la lectura sea, como invitación a la reflexión y al conocimiento del otro o de los otros y de uno mismo.
Leer será siempre, incluso en los actuales tiempos de INTERNET uno de los mayores placeres que puede experimentar el ser humano, porque nos permite comprender mucho mejor al hombre que nos rodea y al que somos; buscar los límites, o en las complejidades de la vida misma.
La lectura sirve para prepararnos para los continuos cambios que deben asumir y comprender mejor los diversos rostros que muestran los hombres en su lento paso, por la vida, avivan los oídos y afincan la visión y hacen cada vez más sensibles a los diversos problemas humanos.  Esta investigación tiene como objetivo  realizar  un conjunto de actividades que sirvan  para motiva el interés por la lectura en los educandos, Se asume el método dialéctico- materialista que sirve de base  a la lectura, ya que permite el cambio y el desarrollo  a partir  de los conocimientos que  tiene el  estudiante   en correspondencia  con las necesidades  individuales y colectivas, como método general de la ciencia y en la orientación metodológica de la investigación se emplean además, los de investigación los teóricos, analítico - sintético, inductivo-deductivo y en los empíricos la observación, la entrevista.
Desarrollo
Las razones para leer pueden ser múltiples y variadas, por lo que desarrollar este hábito es una tarea educativa sumamente compleja en la que intervienen procesos intelectuales, afectivos, volitivos, motivaciones, intereses, necesidades, habilidades y capacidades. De ahí que se atribuyan a la familia y a la esuela papeles relevantes a lo largo de toda la formación del individuo.
Numerosos son los estudios y las definiciones relacionados con el término lectura, debido a la importancia que se le ha prestado desde épocas antiguas. El ser humano mediante la lectura tiene acceso a la cultura, al conocimiento de las tradiciones de lucha del pueblo y la historia de la humanidad. La lectura satura al hombre de conocimientos de todo tipo y es por ello que Pérez Martí, J. citado por Herrera, R. L. (2011, p.77) ofrece una definición amplia y profunda al expresar:
La lectura estimula, enciende, aviva y es como un soplo de aire fresco sobre la hoguera resguardada, que lleva las cenizas y deja al aire el fuego. Se lee lo grande y se es capaz de lo grandioso, se queda en mayor capacidad, de ser grande. Se despierta el león noble y de su  melena robustamente sacudida, caen pensamientos, como copos de oro.
Toda persona debe leer textos de diferente naturaleza para que pueda captar el mensaje, teniendo en cuenta las diferentes complejidades que plantean los autores. Es importante que cada lector busque siempre el sentido de lo que lee, porque saber leer implica saber de qué se habla y comprender es sencillamente aplicar la inteligencia y el conocimiento previo a cualquier escrito que se decida leer y entender.
La comprensión de lo leído lleva a conclusiones, valoraciones y críticas a emitir juicios sobre la obra o el autor y permite establecer relaciones entre el contenido del texto con otros, ya sea del mismo o de otros autores, con propias vigencias y experiencias y de esta forma se hace de la lectura un momento agradable.
Esta investigación considera que lectura: es traducir la lengua escrita y retomarla en el campo de las ideas, asimilando estas a partir de las condiciones individuales, es un proceso complejo y variable cuyo aprendizaje ha de abarcar, por lo menos, los años de la enseñanza primaria y secundaria; además, la lectura es la reproducción e interpretación de los signos gráficos que, agrupados en palabras constituyen unidades del pensamiento con determinados significados; es el factor más importante de la civilización del hombre y está ligada al desarrollo intelectual, social y espiritual de él, es la llave mágica que abre la puerta del conocimiento, la cultura y el lenguaje del individuo, sienta las bases para comprender las restantes asignaturas, juega un papel relevante del conocimiento humano, distinguiéndose como medio y como fin.
Se distingue como medio porque a través de ella se obtiene información y se aprende mediante la lengua escrita, pues los libros que se utilizan en la Secundaria Básica ofrecen a los alumnos, amplios conocimientos sobre aspectos de la naturaleza y su protección, la sociedad y sus integrantes, la historia, sus héroes, la ciencia y la técnica, la actividad laboral y la productividad del hombre y como fin terminar con su comprensión e interpretación, pero también apunta hacia el goce estético y la recreación en la medida en que se convierte en hábito.
Los alumnos de Secundaria Básica, son capaces de reconocer el significado de la palabra escrita. La habilidad aún se encuentra en formación, esta son las acciones complejas que favorecen el desarrollo de las capacidades y el modo de actuar que permite operar con el conocimiento. La práctica de la lectura se ha encaminado más asociada a la obligación, a la imposición; que vinculada al placer, al disfrute, al deleite del encuentro con el libro en la soledad.
Es necesario más que imponer la lectura, contagiarla, para que ella sea alegría, goce del descubrimiento, encuentro fascinante con la palabra, con otros seres y otras tierras lejanas o próximas en el tiempo y en el espacio, viaje en el que se comparte, mediado por la palabra, por el texto, ideas, aspiraciones, creencias, valores, cosmovisiones del mundo; desde donde, cada acto de lectura sea como invitación a la reflexión, al conocimiento del otro o de los otros y de uno mismo. La lectura sirve para preparar a los alumnos para los continuos cambios que deben asumir, comprender mejor los diversos rostros que muestran los hombres en su lento paso por la vida, aguzar los oídos, afincar la visión y hacerlos cada vez más sensibles a los diversos problemas humanos.
Para lograr el hábito de la lectura se tienen que tener en cuenta las cualidades lectoras, que son las habilidades o características de la lectura encaminadas al desarrollo de las habilidades necesarias para lograr una lectura correcta, fluida, consciente y expresiva. Es importante conocer básicamente en qué consisten estas habilidades:
Fluidez: es la relación que se establece entre lo oído y el tiempo que se emplea para hacerlo. La lectura es aquella que se aproxima al lenguaje hablado.
Corrección: supone en la lectura el dominio de la correspondencia entre fonemas y grafemas, la pronunciación correcta de los sonidos sin la omisión o sustitución de fonemas, el respeto a las pausas como a la adecuada entonación de las clases y por consiguiente a los signos que lo indican. El logro de estos aspectos es condición indispensable para captar la significación de lo leído.
Expresividad: se basa en la comprensión de lo leído, es la lectura entonada de forma adecuada que influye en la persona que escucha comunicándole el contenido del texto y los sentimientos del autor.
Comprensión: es la operación más importante del proceso de la lectura, supone la capacidad de interpretación del pensamiento escrito y de los significados de la palabra.
La lectura teniendo en cuenta su comprensión tiene varios niveles:

  • Primer nivel de comprensión. (Traducción) 
  • Percepción primaria.
  • Se retienen datos en la memoria (traducción).
  • Se manifiesta en la posibilidad de captar tanto lo explícito como lo implícito de acuerdo con el universo del saber del lector, todo lo cual debe ser traducido a su código, se responde a la pregunta. ¿Qué dice el texto?
  • Percepción secundaria.
  • Se hace generalizaciones y abstracciones de carácter subjetivo.
  • Segundo nivel de comprensión (interpretación).
  • Comprensión del sentido de las frases.
  • Orden e integración de las ideas.
  • Comprender las acciones y establecer o descubrir por qué y para qué se realiza, o   sea, las relaciones, causas-efecto.
  • Organizar ideas y opiniones.
  • Profundizar en el sentido total de lo expresado por el autor.
  • Valorar de acuerdo a convicciones personales.
  • Se responde a la pregunta:

¿Qué opina sobre lo que el texto dice?

  • Tercer nivel de comprensión: (extrapolación).
  • El receptor aprovecha el contenido del texto, lo usa, lo aplica en otro contexto, relaciona ante lo leído y modifica su conducta, trata de resolver el problema, asume una actitud independiente y creadora,  se corresponde a la pregunta. ¿Qué aplicación tiene este texto?
  • La actividad lectora implica pasar de las palabras a las ideas, relacionan y jerarquizan esas ideas y construir un significado global para el texto si esta no es posible entonces el texto no será comprendido.
  • Los autores consideran que incentivar a los alumnos por la lectura es enfrentar el mayor desafío en este aspecto, es despertar en los ellos el gusto y el interés por la lectura.
  • La mayor parte de los alumnos no saben qué buscar ni qué esperan de un libro. A través del profesor aprenderá a ver la obra en función del mundo en que fue creado, se encontrará en condiciones de descubrir por sí mismo el sentido particular, único en la obra, proyectándola sobre ese fondo. Toda lectura tiene tres tipos de significados.
  • El significado literal: es el que se refiere de manera directa y obvia al contenido.
  • El significado complementario: incluye todos los conocimientos que a juicio del lector enriquecen o aclaran el sentido literario.
  • El significado implícito: es aquel que puede descubrirse por inferencia, es decir  el que sin estar escrito se encuentra como entre líneas.

La captación de los tres significados es esencial para poder lograr la lectura inteligente, que permite alcanzar el primer nivel de lectura, o sea lo que el texto expresa. A partir de aquí, el lector evalúa la información obtenida y utiliza la lectura crítica (interpretar) y el nivel de lecturas creadoras o extrapolación. Creadas las bases mencionadas se puede concluir que es eminente el goce y disfrute de la lectura logrando el hábito de leer.
A continuación se ilustra una propuesta de actividades para promover la lectura, la cual queda representada a través del siguiente esquema:

1: intereses. Está dirigido a motivar a los alumnos por los libros para un acercamiento de familiarización y preparación. Estructurado de forma tal que proporcione gusto, placer, convirtiendo el libro en un amigo capaz de crear una aventura nueva en cada encuentro desarrollando en ellos el hábito de lectura.
2: habilidades. Está dirigido a lograr en el alumno habilidades lectoras. Constituido por varias actividades que ofrecen la posibilidad de formarse como buenos lectores, poder ir desarrollando la costumbre de leer y aumentar el caudal de conocimientos y vincularlos a su vida práctica formando el hábito de lectura.
3: consolidación. Está encaminado a consolidar las habilidades adquiridas y determinar en la práctica el desarrollo logrado en el hábito de lectura. Sus actividades son todas de aplicación de los conocimientos adquiridos como lectores y la posibilidad de crear a partir de las obras literarias otros textos que permitan el logro del objetivo general de la investigación.
Propuesta de actividades:
Actividad #1 Título. "Dramatizo mi cuento.”
Objetivo: dramatizar un cuento para favorecer la creatividad y la imaginación.
Tipo: exposición
Tiempo: 15 minutos.
Método: elaboración conjunta.
Procedimiento: conversación, análisis, síntesis. 
Participantes: alumnos, profesor guía e instructores de arte.
Lugar: aula.
La actividad se orientará con antelación por el profesor guía que debe ser el responsable. Los alumnos serán agrupados en equipos de 5 integrantes, los cuales escogerán un cuento o historia de su preferencia. El mismo debe ser aprobado por el profesor para realizar su dramatización. Los mejores pueden ser presentados en matutinos, actos, etc. Los actores profundizarán con su actuación y luego en un interrogatorio del público las características de los personajes, por qué fueron escogidos, de qué libro y qué autor les dio vida.
Actividad #2 Título. “Sopa literaria”.
Objetivo: relacionar el autor de un libro con el nombre de su obra.
Tipo: taller.
Tiempo: 20 minutos.
Método: elaboración conjunta.
Procedimiento: análisis y síntesis.
Participantes: profesor guía y alumnos.
Lugar: biblioteca
En la siguiente sopa de letras encontrarás el nombre o apellido de los autores de las obras que damos a continuación.
 a)La Isla del Tesoro b)Viaje al centro de la Tierra c)La Cenicienta d)Moby Dick  e)Historia de la noche  f)Don Quijote de la Mancha g)El Conde de Montecristo h)La Edad de Oro i) La Iliada j)El libro de la Selva k)Robinson Crusoe l)Elpidio Valdés m)Colmillo Blanco.
Esta actividad se realizará en equipos, (cuidando crear un equilibrio de habilidades y afinidad entre ellos) al concluir se hará la revisión en colectivo, estimulando los mejores resultados, desarrollando un debate sobre los conocimientos y sentimientos experimentados en alguna de las lecturas mencionada en la actividad.

Actividad #3 Título “El libro, el mejor calmante para un alma insatisfecha”
Objetivo: comprender el texto “Los libros” mediante un sistema de actividades para fomentar el hábito de lectura.
Tipo: taller.
Tiempo: 20 minutos.
Método: elaboración conjunta.
Procedimiento: análisis y síntesis.
Participantes: profesor guía y alumnos.
Lugar: biblioteca.
Lee detenidamente el siguiente texto:
¡Libros! ¡Libros! He aquí una palabra mágica que equivale a decir: “amor” “amar”, y que debían los pueblos pedir como piden pan o como anhelan la lluvia para sus siembras. Cuando el insigne escritor ruso Fiodor Dostoievsky, estaba prisionero en la Siberia, alejado del mundo, entre cuatro paredes y cercado por desoladas llanuras de nieve infinita, pedía socorro en cartas a su lejana familia, solo decía: “ ¡Enviadme libros, libros, muchos libros para que mi alma no muera! “ Tenía frío y no pedía fuego; tenía terrible sed y no pedía agua; pedía libros; es decir, horizontes; escaleras para subir a la cumbre del espíritu y el corazón. Porque la agonía física, biológica, natural, de un cuerpo por hambre, sed o frío, dura poco, muy poco; pero la agonía del alma insatisfecha dura toda la vida.
El siguiente cuadro se relaciona con el texto que acabaste de leer pero se han borrado lazos fundamentales que unen las opciones correctas, lo cual dificulta su comprensión. Complétalo. ¿Si te encuentras en la situación del escritor Fiodor Dostoievski qué pedirías?

Actividad # 4 Título “El camino de la escritura.”
Objetivo: comprender el texto “La escritura”, mediante un laberinto de palabras.
Tipo: taller.
Tiempo: 10 minutos.
Método: trabajo independiente.
Procedimiento: análisis y síntesis.
Participantes: alumnos y profesor.
Lugar: biblioteca.
1) Lee detenidamente el siguiente texto:
“La escritura”
La escritura es antiquísima. Empezó hace siglos con los dibujos de animales que los hombres hacían en las paredes de las cuevas. Poniendo uno al lado del otro contaron su historia. En Egipto, antiguo país de África, dibujaban figuras llamadas jeroglíficos. En Fenicia, antiguo país de Asia, surgió un sistema de signos o letras, que pasó a Grecia y Roma, en Europa se extendió y perfeccionó hasta nuestros días. Es el alfabeto latino que conocemos y usamos. Hoy leer nos parece sencillo, normal. Sin embargo, hay millones de personas en el mundo que no pueden hacerlo y se quedan sin conocer las maravillas que se han escrito. La escritura se ha perdido en un laberinto, ayúdala a encontrar la salida respondiendo las siguientes preguntas que se corresponden con el texto anterior.

  • El texto leído es:
  • Palabra clave del texto.
  • Adjetivo en grado superlativo que califica como antiguo.
  • Escritura antigua.
  • Cuatro modos de comunicación antiguos que se mencionan en el texto.
  • Sinónimo de viejo.
  • Vocablo que en el texto puede sustituirse por abecedario.
  • Palabra que indica un número muy grande e indefinido.
  • Lugar donde se realizaron las primeras escrituras.
  • Imagina un mundo sin escritura. Descríbelo.

Esta actividad se realizará de forma individual, al concluir se intercambiarán las respuestas para la revisión en colectivo, felicitando y estimulando los mejores resultados.

Resultado
La realización de estas actividades en vínculo estrecho con la biblioteca contribuyó a consolidar  los objetivos que cada una de ellas se proponen y se constató en la práctica educativa su efectividad en el fomento del hábito de lectura logrado en los alumnos de Secundaria Básica. Se evidenció la necesidad de atender el gusto de los estudiantes en cuanto a lo que desean leer y el papel de la biblioteca en su función de promover  la lectura la que constituye sin duda, la más importante adquisición de saberes.
.
BIBLIOGRAFÍA
Alfonso, R, Murrieta, M. C. (ed.). (2000).Programa nacional por la lectura: Promoción de la lectura en compendio de lectura acerca de la cultura y la Educación Estética .LA Habana: Editora Política.
Arias Leiva, M. A .G. (2008).  Hablemos sobre promoción y animación a la lectura. L a Habana: Pueblo y Educación.
Arias Leyva, M. A y otros. (2007). Español 7: Hablemos sobre la comprensión de la lectura .La Habana: Pueblo y Educación.
ChaMeaux, Evelie (1992).  ¿Cómo fomentar los hábitos de lectura? Barcelona:   CEAC.
Garrido, F. (2000). El buen lector se hace, no nace. México: Ariel.
Henríquez Breña, C. (1989).  Invitación a la lectura. La Habana:   Pueblo y Educación.
Herrera, R.L, (2011). Magia de la letra viva. L a Habana: Pueblo y Educación.
Linares Fleites, C. (2003). Es posible crear un lector .Revista Educación, 109,32-333.
Martí Pérez,  J (1991). Obras Completa (t #16). La Habana: Editorial Ciencias Sociales.

 


Recibido: 20/09/2017 Aceptado: 26/09/2017 Publicado: Septiembre de 2017

Nota Importante a Leer:

Los comentarios al artículo son responsabilidad exclusiva del remitente.
Si necesita algún tipo de información referente al articulo póngase en contacto con el email suministrado por el autor del articulo al principio del mismo.
Un comentario no es mas que un simple medio para comunicar su opinion a futuros lectores.
El autor del articulo no esta obligado a responder o leer comentarios referentes al articulo.
Al escribir un comentario, debe tener en cuenta que recibirá notificaciones cada vez que alguien escriba un nuevo comentario en este articulo.
Eumed.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios que tengan lenguaje inadecuado o agresivo.
Si usted considera que algún comentario de esta página es inadecuado o agresivo, por favor, escriba a lisette@eumed.net.
Este artículo es editado por Servicios Académicos Intercontinentales S.L. B-93417426.