EL COMERCIO Y LA MONEDA EN EL MUNDO

EL COMERCIO Y LA MONEDA EN EL MUNDO

Fernando Lafuente (CV)

ferlafu@googlemail.com

Sinopsis

Dejándo atrás al larguísimo y gélido Paleolítico sin abandonar a dos de sus verdaderos homininos cazadores, el Neandertal y el Cro-Magnon, la historia del género Homo entra en la era del Neolítico donde el ser humano, convertido mayormente en sedentario, se dedica a actividades y permutas primitivas de las cuales brota el <comercio neolítico> (ca. 9000 a 4000 años a.C.) como consecuencia del reparto laboral o división del trabajo, llevada necesariamente a cabo para la indispensable subsistencia de la comunidad.
Con la "Revolución Neolítica" progresan la agricultura y el pastoreo, se fomentan la „tecnología“ y artesanía, crece un omnipresente bienestar, lo que lleva a mejorar las condiciones de vida. Dicha revolución se manifiesta ante todo por aquellos territorios del Oriente Próximo y de la cuenca mediterránea. En Iberia se habla de la influencia del Orientalizante. Surge el proceso autoabastecedor conocido como economía natural que abre camino a una etapa superior de la evolución humana denominada economía nacional, donde el <trueque> primitivo se realiza por dinero, intervención pecunaria que divide el cambio en venta y compra.   
Debido a la amplia exposición del tema en cuestión, se opta por presentar una obra en forma de compendio que permita considerar o atender la materia en futuros labores así como posibilitar una mayor comprensión merced a los glosarios históricos y terminológicos que reunen, en total, unos sesenta componentes relativos a territorios, términos, doctrinas y dinastías. La lectura del libro, pues, permite dar una instructiva „vuelta comercial“ al antiguo mundo visitando sus principales creadores.
El texto engloba tres partes principales concentradas en el comercio, la moneda y sus correspondientes apéndices o anexos, dividido en siete capítulos, tal como lo indica el índice. Mientras la parte comercial incluye cuatro áreas condensadas en las cuatro edades históricas provistas de treinta y nueve componentes, la parte monetaria reune a veintiúno. Además de tratar el comercio en las distintas edades de nuestra civilización, el texto se refiere igualmente a aquellas doctrinas universales que durante siglos, y mismo en la actualidad, han dominado los intercambios, las operaciones comerciales y las teorías económicas, a saber: mercantilismo, fisiocracia, proteccionismo y librecambio. 

Sin duda alguna, el libro traslada al lector al mundo histórico de la mercancía. No pretende sacar a relucir una obra puramente científica, pero sí aportar con mayor ímpetu aclaratorio y una debida comprensión al eje central del ámbito comercial y monetario. Obviamente, se hace quimérico querer abarcar o atender el inmenso campo en cuestión. No cabe la menor duda de que quienes le lean atentamente con <vista histórica> y <sabor sazonado>, encontrarán una lucidez sin par que les permitirá abrir unos ojos comprensibles a multitud de cuestiones inexplicables del pasado y de nuestro mundo contemporáneo.