ESTRUCTURA DEL MERCADO AUDIOVISUAL: RESULTADOS

José Patricio Pérez Rufí (coordinador)

4. Conclusiones.

 
La investigación realizada para la elaboración de este estudio nos llevó a plantear una hipótesis para cada uno de los medios de comunicación audiovisual tradicionales. La base teórica consultada y el análisis de la situación del mercado televisivo y radiofónico nos condujeron a tratar, por separado, la línea analítica de cada una de las cuestiones que nos preguntábamos.
Por una parte, en el caso de la televisión planteábamos que la crisis económica actual y la capacidad de ancho de banda en España frenan el proceso de hibridación, fusión o simbiosis del formato televisivo y el consumo del medio a través de Internet. Nos encontramos que existe una tendencia hacia el consumo de productos televisivos en nuevos dispositivos que tienen la característica de ser equipos para uso individualizado. Con este tipo de uso se plantea la paradoja de que en el audiovisual, hay una vuelta al origen del modo “Edison” de consumo individual, a diferencia del camino por el que optó el cine, y más tarde la televisión de una preferencia por una visión colectiva, un disfrute de las imágenes en grupo o en familia frente a una gran pantalla.
También observamos la tendencia opuesta. Los fabricantes de tecnología para la reproducción de televisión apuestan también firmemente por dispositivos que ofrecen una alta calidad de imagen y sonido. Los formatos de las pantallas domésticas han ido creciendo en pulgadas, en perfección de definición e incluso ofrecen la posibilidad de la tercera dimensión. La idea que se traslada al usuario - consumidor es la de tener la posibilidad de consumir productos audiovisuales con la perfección del cine, en el salón de la casa y para disfrute colectivo, como hasta ahora se ha consumido en el llamado modo “Lumière”. Pero, además de una reproducción en un gran formato, con una técnica que ofrece una definición extraordinaria, se les ha añadido a los televisores la conexión a  Internet, con lo que se obtiene en un mismo dispositivo un todo en uno: el mundo que ofrece Internet a través de una gran ventana y manejado con un mando a distancia. La televisión entra en simbiosis con Internet y ambas se convierten en un solo producto audiovisual. Cambian los conceptos, las definiciones, los hábitos, los actores de la producción y de la emisión. Las televisiones mutan hacia la producción de contenidos y las televisiones emisoras pasan a ser las marcas de los dispositivos.
La oferta de calidad de televisión de alta definición en HD solo es posible su disfrute en condiciones óptimas si las conexiones de banda ancha son veloces y de calidad. El usuario-consumidor está expectante ante el amplio abanico de posibilidades que ofrece tener una gran pantalla de televisión en el salón de la casa conectada a Internet. Ya no es preciso tener un ordenador para acceder a los contenidos que ofrece Internet, como acceder a redes sociales, a las últimas noticias, consultar el correo electrónico, pero también ver películas y contenidos multimedia. O incluso utilizar la televisión para hablar con otras personas a través de skype, cómodamente desde el sofá. Esta dificultad puede afectar también al lanzamiento, de forma masiva, de la oferta de alquiler de películas on line mediante Internet. El espectador que pague por este tipo de servicios exige unos parámetros de calidad al reproducir cine en su gran pantalla del salón.
El problema radica en la conectividad. Una red de escasa capacidad puede ocasionar que las expectativas de disfrutar una televisión en alta definición se vean truncadas y que se tenga que optar por una resolución estándar que evite fallos en la recepción, descargas no instantáneas o microcortes. El espectador-usuario pasa cada vez más tiempo delante de una pantalla, no solo la del televisor. Cada vez es más exigente y quiere disfrutar de una experiencia completa e ininterrumpida, en la que no pierda, en ningún momento, el contacto con sus contenidos, sus redes sociales o cualquier otro servicio que se ofrezca a través de su dispositivo. Las nuevas ventanas al mundo en las que se han convertido las pantallas amplían las posibilidades, pero también se activan las alarmas. Los operadores y los productores de contenido deben satisfacer a un usuario selectivo y familiarizado con la tecnología que no quiere perder ni su tiempo ni su dinero y, por consiguiente, la calidad tiene que ser en todo momento indiscutible.
Se ha de tener también en cuenta que a corto y medio plazo, no todos los usuarios harán uso exclusivo de los productos disponibles en la televisión conectada, bien por inadecuación al nuevo formato, por desconocimiento o simplemente por comodidad. Los usuarios pueden querer pasar parte de su tiempo delante del televisor y dejarse llevar por una programación tradicional, sin tener que bucear en busca de contenidos.
La audiencia de radio y televisión sigue teniendo una oferta secundaria de sus productos en Internet. Las páginas web oficiales de las principales cadenas de televisión y radio se encuentran muy bien posicionadas en el ranking de páginas web vistas, con cifras millonarias, en cuanto a número de visitas y páginas consultadas. Publicitariamente supone una complementariedad de los ingresos. Las páginas web de los medios de comunicación son un híbrido de todos los medios, ya que desde una base escrita se introducen todos los elementos posibles de la información: texto, fotografía, animación, infografía, audio, vídeo y también canales de participación de doble vía que permite la interactividad y la personalización, como servicios de productos a la carta, streeming, etc.
Cobra importancia en Internet el concepto de marca como crédito de los medios de comunicación institucionalizados. Las principales cadenas o emisoras de radio y televisión tienen una presencia muy destacada en las búsquedas que se hacen en Internet. La mayoría de ellas se sitúan en los primeros puestos del ranking de webs más visitadas, con la repercusión que conlleva a nivel de promoción de la emisora o cadena, aportes publicitarios complementarios e interactividad con su audiencia. Podemos citar datos de media de visitas a páginas y a la web mensuales durante 2011 de algunas de las radios y televisiones nacionales destacadas entre los 100 primeros puestos: RTVE, 160 millones de páginas vistas, 28 millones de accesos; Telecinco, 74 millones de páginas vistas, 21 millones de accesos, Antena 3, 67 millones de páginas visitadas, 14 millones de accesos, Cadena Ser, 17 millones de páginas visitadas, 5,7 millones de accesos.
Si para el medio televisivo hemos corroborado que la inadecuación de las infraestructuras de Banda Ancha Fija y Banda Ancha Móvil está ralentizando la implantación de los formatos de Smart TV, para la medio radiofónico marcamos como hipótesis que la difusión de la radio a través de Internet puede beneficiar al medio con un aumento de audiencia, ya que permite sumar a las emisiones hertzianas la audiencia proveniente de Internet, no produciéndose simbiosis sino complementariedad.
En el caso de la radio, partimos de la premisa del descarte de la conversión digital con el formato DAB. A pesar de los agoreros que pronostican la muerte del medio cada vez que hay un gran cambio mediático, la radio tradicional hertziana, de momento, no muere. Parece sobrevivir a la presencia de otras tecnologías y de otros medios de intensa y rápida penetración social. En la época actual de transformación digital e inmersión en Internet, la radio encuentra en la nueva tecnología una herramienta de impulso para su renovación, realizar el reajuste adecuado y proseguir con una presencia en la sociedad. No importan tanto los cambios instrumentales como las aplicaciones a la innovación de contenidos y servicios.
Desde el punto de vista económico, las cifras que reflejan la construcción de la Sociedad de la Información española no parecen haberse visto afectadas, al menos proporcionalmente, a la profundidad de la crisis actual. El esfuerzo inversor y los objetivos planteados por los planes de convergencia buscaban posicionar a España como un país líder en la Sociedad de la Información europea. La persistencia de la crisis económica puede afectar a las acciones que debe llevar a cabo el hipersector TIC y, en concreto, el del sector de las telecomunicaciones y su capacidad de inversión en segmentos tan importantes como las redes tanto fija como móvil. Depende de este tipo de infraestructuras la transformación ya sea por simbiosis, por hibridación o por complementariedad de los medios de comunicación tradicionales en su inmersión en Internet.

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

9 al 23 de octubre
VI Congreso Virtual Internacional sobre

Arte y Sociedad: Paradigmas digitales

16 al 30 de octubre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Migración y Desarrollo

1 al 15 de noviembre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Desigualdad Social, Económica y Educativa en el Siglo XXI

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga