PLAN ESTRATÉGICO DE DESARROLLO DEL CASERÍO MONTECASTILLO 2006 ¿ 2015

PLAN ESTRATÉGICO DE DESARROLLO DEL CASERÍO MONTECASTILLO 2006 ¿ 2015

Víctor Enrique Antón Antón

Volver al índice

 

 

5. EL DESAFÍO CENTRAL DEL DESARROLLO DEL DISTRITO

El Desafío u Objetivo Central del Desarrollo, contiene y sistematiza los grandes cambios que se desean para llegar a la Visión de Futuro, de tal manera que el caserío pueda:

 Aprovechar sus Oportunidades.

 Neutralizar las Amenazas.

 Utilizar y potenciar las Fortalezas y Capacidades.

 Superar y eliminar sus Debilidades.

EL DESAFÍO CENTRAL DEL DESARROLLO permite dar respuesta categórica a la pregunta: ¿Cuál es el gran cambio que se tiene que dar para lograr el desarrollo integral del Caserío de Monte Castillo?

En este sentido, el Desafío Central del Desarrollo, se constituye en la estrategia que lidera y caracteriza el gran cambio que hay que lograr para concretizar la visión del desarrollo; permite consecuentemente, movilizar y concentrar las fuerzas de los principales líderes, actores sociales e institucionales en la dirección del desarrollo futuro que aspiramos y que necesariamente deberá entroncarse con el proceso de Planeamiento Operativo Municipal.

En esta perspectiva, la Municipalidad de Catacaos en su condición de Gobierno Local, afronta el reto de liderar los esfuerzos de los actores locales e implementar estrategias y mecanismos de convocatoria que permitan la participación responsable de las instituciones y sociedad civil organizada, para la gestión concertada del Plan Estratégico de Desarrollo del caserío de Monte Castillo.

En consecuencia, el Desafío Central, claramente definido y consensuado con los actores locales que participaron en el Taller de Planeamiento Estratégico, queda expresado y conceptualizado en el siguiente enunciado.

Impulsar la generación de una actividad productiva diversificada, tecnificada y competitiva para la promoción del desarrollo económico local sostenible, especialmente de la agricultura, la agroindustria, la ganadería y la artesanía, fortaleciendo las capacidades tecnológicas y empresariales de sus productores, que posibiliten la sustentabilidad de una economía agro exportadora y el posicionamiento de sus productos en los mercados regional, nacional e internacional, en concertación con el Gobierno Local, sus Organizaciones e Instituciones, para el desarrollo humano, la superación de la degradación social y el mejoramiento de la calidad de vida de la población.