ANUARIO DE ENSAYOS DE SUCESOS POLÍTICO-ECONÓMICOS EN MÉXICO Y SU REGIÓN CENTRO

ANUARIO DE ENSAYOS DE SUCESOS POLÍTICO-ECONÓMICOS EN MÉXICO Y SU REGIÓN CENTRO

Ángel Enrique Carrillo Picón y otros

Volver al índice

 

 

 

 

ENSAYO XXV. ¡Ya llegó la Reforma al ISSSTE!

(una trampa para los trabajadores)

PAN y PRI en la Cámara de Diputados, apoyados por el Verde Ecologista y Nueva Alianza (Panal), pretenden aprobar la próxima semana la nueva Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), con el rechazo y oposición de los partidos del Frente Amplio Progresista: PRD, PT y Convergencia.

Esta iniciativa recibió muchas críticas. Se habla de que es un proyecto de la maestra Elba Esther Gordillo, y que fue avalado por las autoridades federales y por algunos sindicatos. Es un proyecto que surge de una larga discusión, de un proceso de negociación convocado por el presidente Felipe Calderón, desde el día en que tomó posesión.

Joel Ayala, diputado del PRI y dirigente de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE), es el creador de la propuesta de reforma a la ley del ISSSTE. Carece del consenso y de la opinión de los trabajadores, los derechohabientes, los jubilados o representantes sindicales.

La propuesta desaparecería la solidaridad del sistema de reparto de la seguridad social, para dar entrada a una de cuentas individuales, lo cual consistiría en que cada trabajador autofinancie su pensión.

La propuesta presentada por Ayala aumenta los requisitos para la jubilación, como son la edad de retiro o los años de cotización. El padre o madre tendrían derecho a los servicios de atención médica curativa, siempre que vivan en el mismo domicilio del trabajador y dependan económicamente de él. En el caso de los hijos se reduciría la edad para recibir los servicios de salud porque en el actual régimen la ley determina que sea hasta los 18 años, o los 24 en caso de que el joven estudie. En la iniciativa de referencia se propone reducir a 16 años la edad límite, se estudie o no.

El trabajador deberá pagar dos seguros: el del propio derechohabiente y otro para sus beneficiarios en caso de fallecimiento; a éste se le llamaría seguro de sobrevivencia.

En el caso de la pensión, ésta se transformaría al emitirse un bono de reconocimiento con el que el gobierno pretende deshacerse de toda su responsabilidad en la seguridad social.

Uno de los aspectos más controvertidos es la propuesta para crear una dependencia que administre las pensiones, que se llamaría Pensionissste, Administraría los derechos pensionarios de los trabajadores que opten por no recibir los bonos de pensión arriba señalados, así como las reservas que se constituyan para garantizar el pago de beneficios y la prestación de servicios relativos a las pensiones.

Con la reforma citada se verían afectados 2.5 millones de trabajadores activos, cerca de 300 mil en condiciones de jubilarse durante el presente año, 550 mil jubilados y pensionados y aproximadamente 11 millones de beneficiarios directos.

El nuevo sistema de pensiones será idéntico al que predomina en México para trabajadores en el sector privado... se espera que el ISSSTE tendrá que seguir las mismas regulaciones en vigor para las instituciones que administran beneficios de seguro para los trabajadores en el sector privado, Afore.

El primer gran atraco del gobierno de Calderón, está a la vista: va a desaparecer el sistema de jubilaciones de la burocracia federal y lo remplazará con un esquema similar a una Afore, aunque con otro nombre, en un inútil intento por despistar a sus futuras víctimas. Hoy día, un burócrata puede jubilarse hasta con el equivalente a diez veces el salario mínimo, cumplidos el requisito de antigüedad y otros. Con el Pensionissste -la loba vestida con piel de oveja- las jubilaciones serán de uno o dos salarios. Aunque enemigos políticos, los dos líderes de la burocracia -la profesora Elba Esther Gordillo y Joel Ayala- no tuvieron empacho para aliarse en la maquinación. Manejarán muchos miles de millones de pesos.

Legisladores del tricolor que están inconformes dijeron: “Se trató de una maniobra orquestada por Emilio Gamboa; el documento nos pasó de noche, no tuvimos oportunidad de leerlo y nos sorprendieron por una candidez de nuestra parte. ¿Acaso no se dan cuenta que los grandes perdedores seremos los priístas?, porque una iniciativa tan impopular le corresponde al gobierno de Felipe Calderón, o en todo caso al PAN. ¿Se ha percatado Emilio que la negociación no está por encima de los intereses del pueblo?”

Diputados del PRD ocuparon parcialmente el lado izquierdo de la tribuna. Ahí desplegaron una manta en la que se leía: “No a la ley ISSSTE de banqueros”. Los perredistas repudiaron a gritos el compromiso contraído por los priístas y, en especial, el de Emilio Gamboa con el gobierno de Felipe Calderón.

El PRD votará en contra e insistirá en la petición a todos los funcionarios públicos de alto nivel de que renuncien a los seguros de gastos médicos privados, con lo que se ahorrarían 3 mil millones de pesos, para destinarse al financiamiento del ISSSTE.

En respuesta, el sindicato del ISSSTE, el STUNAM, el del Gobierno del Distrito Federal, la CNTE y algunas secciones del SNTE, así como organizaciones gremiales afiliadas a la Unión Nacional de Trabajadores (UNT), convocaron a un paro nacional el 27 de marzo, que incluirá el cierre de oficinas del instituto y una serie de acciones cuyo detalle se dará a conocer en los próximos días; por lo que si no quieren perder sus derechos los trabajadores afiliados al ISSSTE, en Lagos de Moreno y la región Altos, deberán exigir a sus dirigentes y participar en el rechazo a la reforma de la citada Ley., ¿Lo harán, o se dejarán avasallar?