ANUARIO DE ENSAYOS DE SUCESOS POLÍTICO-ECONÓMICOS EN MÉXICO Y SU REGIÓN CENTRO

ANUARIO DE ENSAYOS DE SUCESOS POLÍTICO-ECONÓMICOS EN MÉXICO Y SU REGIÓN CENTRO

Ángel Enrique Carrillo Picón y otros

Volver al índice

 

 

 

 

ENSAYO LIV. ¿Otro error de diciembre, pero en julio, por Calderón?

En diciembre de 1994, se produjo la última devaluación abrupta en nuestro país. Las causas principales fueron por el bajo crecimiento económico, la baja en las reservas internacionales del país, el exceso de importaciones y una baja en las exportaciones (déficit en la balanza comercial), agravado por la fuga de capitales provocada por la incertidumbre política debido a la muerte de Colosio y por la aparición del EZLN, y agudizado por el mal manejo monetario y político del expresidente Zedillo al mal informar a los empresarios, que al prever una posible devaluación, se lanzaron a la compra “loca” de dolares.

Actualmente, el Banco de México (BdeM) determinó el día 17 suspender la subasta diaria de dólares a la banca comercial a partir del primero de agosto y hasta el 31 de octubre próximo, debido a que en los cuatro trimestres precedentes la acumulación de divisas en la reserva internacional del país registró una disminución neta de 8 mil 470 millones de dólares.

Esta reducción, explicó la Secretaría de Hacienda, fue resultado de la compra de más de 12 mil millones de dólares que realizó el gobierno federal hace un año para adelantar pagos de su deuda externa. Pero también influyó el menor ingreso de divisas por la exportación petrolera, como el menor envío de dólares por parte de los migrantes (y así todavía insisten en privatizar PEMEX).

Con esto, en los próximos tres meses habrá menos dólares en el mercado de cambios y es probable que la menor oferta se refleje en un encarecimiento de la divisa estadunidense durante los 66 días que comprende el trimestre del primero de agosto al 31 de octubre próximo.

La suspensión de la venta de dólares a la banca provocará un incremento en las tasas internas de interés para evitar presiones en el tipo de cambio por la menor oferta de divisas, afirmó el especialista Carlos Huerta, asesor económico de la Cámara de Diputados.

“Las causas de esta medida obedecen a que el gobierno ha mantenido un perfil de ingobernabilidad que se ha acentuado por el espinoso camino por el que transita la reforma fiscal del Ejecutivo”, explicó.

El especialista subrayó que en los próximos días habrá un incremento en las tasas de interés internas para reducir la presión sobre el tipo de cambio y con ella una inestabilidad en el sistema financiero mexicano.

Pero existe un ambiente de expectativas negativas, dijo, “principalmente por la forma como está gobernando la administración federal” y esto implica un riesgo para la propia estabilidad que se intenta mantener.

Si los empresarios perciben que estas medidas de las autoridades monetarias son para contener una devaluación del tipo de cambio, el resultado puede ser el contrario a lo esperado al darse cuenta que en este país no existen condiciones económicas, políticas, financieras y de seguridad pública para mantener sus inversiones.

Esto se acentúa más, si los empresarios observan que la reforma fiscal, complemento de la política monetaria, no prospera o consideran que va a afectar sus inversiones.

Además, en mayo de este año, la balanza comercial de México registró un déficit de 848 millones de dólares debido a la disminución de las exportaciones petroleras, informó la Secretaría de Hacienda (SHCP), señaló que de enero a mayo de 2007, la balanza comercial acumula un saldo deficitario de cuatro mil millones de dólares.

En mayo, Hacienda y el Banco de México divulgaron un menor crecimiento de la por sí enclenque economía nacional en 20007. Agustín Carstens, estimó en poco más de 600 mil, el número de empleos que se generarían a lo largo del año en el sector formal de la economía o, lo que es lo mismo, la mitad de la demanda real, no cambia el pronóstico de “crecer” 3 por ciento en 2007.

El gobierno federal de Calderón debe generar empleos, debe promover el crecimiento económico, analizar y aceptar lo positivo de la reforma fiscal que le propone el frente amplio del PRD, PT y Convergencia, y quitarse la idea de seguir “quitando” los derechos sociales a los mexicanos, que le sugieren los funcionarios neoliberales, porque al mismo tiempo, la inestabilidad política que genera el gobierno panista de Calderón, con el escándalo por el financiamiento ilegal asociado al chino-mexicano Ye Gon, con su “engendro” de reforma fiscal, con la represión a los inconformes por: la modificación a la Ley del ISSSTE, por el fraude electoral, a la APPO, a los mineros, etcétera, puede provocar incertidumbre en los inversionistas y éstos empezarían la fuga de divisas, con la consecuente devaluación.