BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales


TEMAS

Francisco Javier Contreras Horta

Esta página muestra parte del texto pero sin formato.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (266 páginas, 475 kb) pulsando aquí

 

 

 

 

 

EL SUEÑO DE LA VIDA

El sueño de toda vida está formado por un castillo legendario, un príncipe valiente, una doncella cautiva, un dragón y un final feliz para los protagonistas que implica, desde luego, el castigo para el malo.

El castillo ha de ser real, ha de habitarlo un rey, ha de ser digno de él. Es por tanto el culmen de las aspiraciones de cualquiera, y debe de ser todo lo grande y rico imaginable. Si no colma con creces los deseos de cualquier vanidad, entonces no será castillo; será una edificación cualquiera.

El príncipe ha de verse como el prototipo del hombre ideal: presencia varonil, honestidad a toda prueba, valentía sin arrogancia, prudencia sin cobardía, amor a la justicia: Debe tener el cuerpo que todo hombre desea.

La doncella ha de ser un tanto cuanto víctima, ha de ser presa de la injusticia. Debe ser bella en su apariencia física, pero sobre todo ha de tener belleza espiritual. Cándida, llena de inocencia, ha de ser la pureza andando; un costal lleno de virtudes.

El dragón ha de ser todo lo malo posible. No por el deseo de serlo, sino por oficio. Sin sentimientos. Simplemente una máquina de perjudicar. Servirá para culparlo de todas las calamidades habidas y por haber. Entre más negro el dragón, más blancos e impecables los héroes. Tiene que vivir fuera, de preferencia en un lugar lejano y sobre todo ser mudo; para que no proteste ni se queje, y de esa manera no nos haga sentirnos mal al desear su fin.

De alguna manera, todos forjamos a un príncipe a nuestra medida. Lo adornamos con nuestras virtudes y con su rico manto le cubrimos nuestros defectos. Nos sentimos la cima de la justicia y los buenos deseos, y buscamos invariablemente un dragón en quien descargar la responsabilidad de los males ajenos y propios.

Personificamos al dragón en una institución. (Nos dolería hacerlo con un ser humano al que reconocemos paternidad, familia, etcétera; algo muy semejante a nosotros.) Siendo una institución: empresa, gobierno, nación, partido, etcétera, nos encontramos con un ser abstracto, indefinido o - despersonificado para muchos, Algo que no se puede identificar con un hombre, un padre de familia, y por lo tanto, nuestro padre. Una institución es muda, no puede replicar. ¿Quién hablará por ella? ¿Su presidente? ¿Su encargado de relaciones públicas? A su réplica contestaremos que a él no atacamos, sino a la institución y si a él no le hemos atacado ¿Por qué entonces contraataca?

Al reconocer que no atacamos a persona alguna, nos justificamos para desoír e invalidar los argumentos que nos quieran volver a la realidad. La institución es un dragón con quien nosotros podemos desquitarnos y, al no escuchar ayes de dolor en boca de mudo, quedarnos con la conciencia tranquila.

El final feliz en los cuentos es pura fantasía. Suponemos que al acabar con el dragón se acabó el mal y reinará en adelante a felicidad. Este final lo inventó un tonto que quiso hacerles el rato agradable a otros necios que se lo creyeron; esto es salirse de la realidad, pero sólo mentalmente. Esto es crear uno su propia verdad, vivir ausente de la evidencia, enajenado.

Muchos vivimos esperando el momento en que podamos contribuir a matar al monstruo y deseamos hacerlo con la misma intensidad con que esperamos que eso nos traiga la felicidad anhelada. Lo grave es que después de asestar el golpe mortal al dragón, nos damos cuenta—porque cae hecho pedazos— que le pegamos a un espejo, Unos reconocen haberse equivocado. Otros atribuyen poderes mágicos al dragón y dicen que cambió de forma y siguen sintiéndose el heroico príncipe valiente y buscan un nuevo espejo donde ver al monstruo para justificarse, y hacia él dirigir las críticas.


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Biblioteca Virtual
Servicios
 
Todo en eumed.net:

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet