BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales
 

 

VENEZUELA, CAPITALISMO DE ESTADO, REFORMA Y REVOLUCIÓN

Edgardo González Medina

 

Esta página muestra parte del texto pero sin formato, gráficos, tablas ni notas.

Puede bajarse el libro completo en PDF comprimido ZIP (320 páginas, 1809 Kb) pulsando aquí


Aterrorizar a la débil dirigencia política y apartar a Pérez

La pugna electoral a la que no llegó Pérez como Presidente, estaba planteada para diciembre de 1993 con un nombre propio, el de Rafael Caldera, cuyas ambiciones de ejercer por segunda vez la Presidencia de la República vienen agitando al país desde hace tiempo. Caldera, al salir de su primera Presidencia en 1974, se dedicó a preparar su retorno, reviviendo su fatum de eterno candidato presidencial. Al pasar diez años, en 1983, como lo establecía la Constitución Nacional de 1961, no habia dudado en llevarse por delante a sus propios discípulos en el partido COPEI, para imponer su candidatura, que resultó derrotada abrumadoramente por Jaime Lusinchi. Al llegar la campaña de 1988, intentó nuevamente ser candidato de su partido, pero el más avezado de sus discípulos, Eduardo Fernandez, había tomado el control de COPEI y logrado la candidatura, suscitando la airada abstención electoral del expresidente socialcristiano. Carlos Andrés Pérez derrotó a Fernandez, mientras Caldera, a quien parecía atormentarle figurar en la historia en un plano secundario, se dedicó a agitar a sus seguidores para preparar una nueva campaña. Jugaba tal vez en su estrategia el convencimiento íntimo –adquirido en la larga comunicación personal con Betancourt -, de la necesidad de prolongar el proceso político democrático burgués y postergar hasta donde fuese posible la agudización de las contradicciones de clase. A estas alturas de la historia, Caldera venía a la retaguardia de la estrategia socialdemócrata, cuyos conceptos parecían haberle invadido o haberle interiorizado adaptándolos a un pensamiento que llamaríamos socialcristianismo nacionalista, por decir algo, ya que el fundador de COPEI mas que ideólogo fue en su vida política un líder pragmático con algunas ideas sagradas e intocables, principalmente las relacionadas con los intereses de la Iglesia Católica en el campo de la educación y la cultura, y el sometimiento a la política internacional de la Curia Vaticana.147

Caldera y Betancourt habían coincidido desde finales del primer quinquenio de Carlos Andrés Pérez, en el intento de liquidar a éste políticamente, a cuyos efectos diseñaron el juicio político contra él en el Congreso Nacional en 1979 por el caso de la compra fraudulenta de un barco mercante, que no le afectó como estaba planeado.148

Un día luego del golpe de Estado del 4 de febrero de 1992, encabezado entre otros por Hugo Chávez y Francisco Arias Cárdenas, Rafael Caldera en medio de la oratoria condenatoria de los sucesos en el Congreso Nacional, pronuncia un discurso justificando moralmente el movimiento militar y con ello conquista para su campaña las simpatías populares de las fuerzas de izquierda y de los militares golpistas. En el desarrollo de la campaña presidencial de 1993 logra la adhesión de estos partidos y la tolerancia de la dirigencia de los líderes militares presos, quienes debieron suponer la promesa del sobreseimiento o indulto. La historia nos dirá algún día si hubo un grado de intervención de Caldera en los prolegómenos del golpe de Estado de 1992; ya que mucho se ha comentado en estos años y un velo de misterio se ha tejido en relación a este punto. Se tiene mayor sospecha, sin embargo, de su intervención en el desarrollo de la estrategia jurídica utilizada para destituir y juzgar en la Corte Suprema de Justicia a Carlos Andrés Pérez, por el uso de fondos del presupuesto de seguridad y defensa – la llamada partida secreta -, en actividades políticas en Nicaragua.

Cuando gobierna Pérez por segunda vez, en medio de un país convulsionado y desorientado, solo un hombre como Rafael Caldera pudo haber tenido presente las palabras de Betancourt en 1978, en discurso pronunciado en un acto de respaldo al candidato Luis Piñerúa Ordaz, cuando señaló – en clara alusión a Carlos Andrés Pérez -, que la democracia venezolana sería fortalecida solo cuando un Presidente pudiera ser juzgado, destituido y llevado a la cárcel, como por esos días había ocurrido con Nixon en los EE.UU. Pérez no fue juzgado en la oportunidad en que quiso Betancourt, pero la idea había quedado allí149.

La destitución de Pérez en 1993, y con ello el comienzo del calvario de AD, no tiene explicación en el golpe de Estado de 1992, como quisieran hacerlo ver algunos románticos chavistas. Tiene mas fuerza explicativa el hecho de las debilidades del sistema político y sobre todo el proceso de contramarcha histórica que la socialdemocracia había tolerado, es decir la feroz pugna por desmontar los mecanismos del Capitalismo de Estado, donde lógicamente interviene el hecho de las luchas de las clases mayoritarias por un mayor control del proceso de inversión y distribución de los recursos del Estado.

En nuestra visión del proceso de desarrollo político venezolano, Rafael Caldera no interpreta los intereses de las clases populares, sino mas bien se enajena a los intereses de la Burguesía, percatada ésta que la apertura económica planteada en el paquete económico del llamado Gran Viraje la liquidaría.


Volver al índice de VENEZUELA, CAPITALISMO DE ESTADO, REFORMA Y REVOLUCION

Volver a la BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales


Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Economistas Diccionarios Presentaciones multimedia y vídeos Manual Economía
Biblioteca Virtual
Libros Gratis Tesis Doctorales Textos de autores clásicos y grandes economistas
Revistas
Contribuciones a la Economía, Revista Académica Virtual
Contribuciones a las Ciencias Sociales
Observatorio de la Economía Latinoamericana
Revista Caribeña de las Ciencias Sociales
Revista Atlante. Cuadernos de Educación
Otras revistas

Servicios
Publicar sus textos Tienda virtual del grupo Eumednet Congresos Académicos - Inscripción - Solicitar Actas - Organizar un Simposio Crear una revista Novedades - Suscribirse al Boletín de Novedades
 
Todo en eumed.net:
Eumed.net

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet