Diferentes clases de cultivadores y condiciones de cada uno
BIBLIOTECA VIRTUAL de Derecho, Economía y Ciencias Sociales

 

MANUAL PRÁCTICO DE LA PRODUCCIÓN DE LA RIQUEZA

Álvaro de la Helguera y García

 

 

 

 

 

 

Capítulo VI: Diferentes clases de cultivadores y condiciones de cada uno

 

La industria agrícola, que se conoce desde los tiempos más remotos, tiene por objeto la multiplicación y mejoramiento de las plantas y de los animales útiles.

De lo expuesto se infiere que esta industria se divide en dos grandes secciones, que son: la agricultura y la ganadería.

La agricultura se subdivide en arboricultura, horticultura, floricultura, viticultura, labranza de tierras y cultivo de prados.

La ganadería se subdivide en ostricultura, piscicultura, cría de ganados, de insectos útiles, de aves de corral y de palomas diversas.

De todas estas subdivisiones, la más importante por el número de brazos que emplea, la extensión del terreno que ocupa y la entidad de las necesidades que remedia, es la labranza; que tiene por objeto el cultivo de cereales, granos, semillas, legumbres, tubérculos, fibras textiles, plantas alimenticias y raíces tintoreales.

Así como la historia general del trabajo ha ido desarrollándose poco a poco a través de las vicisitudes de los tiempos, así también la historia particular de los labradores ha ido prosperando gradualmente a través de las preocupaciones de los siglos.

Siguiendo el orden cronológico, expondremos a continuación, siquiera sea a grandes rasgos, las diferentes clases de cultivadores y la condición de cada una de ellas.

1. Los primitivos cultivadores que mencionan las tradiciones históricas, fueron los patriarcales o romanos, quienes constituían tribus que labraban la tierra en coman, bajo la dirección del pacer, o sea el jefe de la tribu o cabeza de familia, y luego consumían en junto o repartían entre sí los productos obtenidos.

2. Abandonado el hombre a la bravura de su carácter y a su espíritu de conquista, la guerra le proporcionó vastos terrenos que explotar y muchos seres vencidos a quienes esclavizar, con los cuales fundó la clase de los cultivadores esclavos o mancipia, que hacían el trabajo propio de las bestias en la explotación del suelo, sin ninguna clase de estímulo y sólo ante el temor del castigo, por lo que la producción fue muy poca y mala.

3.1 Más tarde fue suavizándose la condición de los esclavos, como consecuencia del carácter independiente de la conquista germánica y del resultado funesto que dio este procedimiento cruel, y en su lugar se estableció la clase de los cultivadores siervos del terruño, que formaban parte integrante de las tierras y eran con ellas vendidos si bien poseían un albergue y los frutos de algún terreno para atender a su subsistencia, pero con la obligación de trabajar para el dueño cuatro o cinco días a la semana.

4.1 Con el transcurso del tiempo, fue extendiéndose el cultivo y templándose la esclavitud, hasta que en la época del feudalismo apareció la clase de los cultivadores vasallos o siervos corbeables, los cuales trabajaban las fincas del señor en determinados días, a cambio de explotar por cuenta propia un trozo de las mismas, pero sin estar unidos a las tierras ni ser con ellas enajenados.

5.a Las ideas de libertad y progreso de las costumbres, fueron gradualmente reemplazando la dureza de esta servidumbre con la templanza del vasallaje, y en la Edad Media se estableció la clase de los cultivadores tributarios o solariegos censatarios, quienes recibían las tierras del señor para explotar-las por su cuenta, mediante la condición de no poder abandonarlas sin su consentimiento, y de entregarle como canon la parte principal de la cosecha.

6.a Al expirar este período y con motivo del influjo ejercido por la civilización moderna, sucedió al régimen de los vasallajes el de los arrendamientos, siendo la primera manifestación de esta nueva era la clase denominada de los cultivadores enfiteuta o terratenientes cooparticipes, que poseían el dominio útil de los predios, con el carácter de Usufructuarios perpetuos y la condición de pagar una renta anual, o censo convenido, al dueño del dominio directo.

7.a En época más reciente y siguiendo ese nuevo derrotero civilizador, apareció la clase de los cultiva-dores aparceros que en virtud de un contrato con los propietarios, hacían a medias el cultivo, poniendo aquéllos el trabajo, éstos el capital y ambos las semillas, los abonos, los ganados y los gastos.

8.a En fecha todavía más moderna apareció la clase titulada de los cultivadores colonos, quienes contrataban con los dueños el alquiler de los predios para explotarlos por su cuenta propia, durante determinado plazo, mediante la condición de pagarles anualmente cierta cantidad fija en numerario o en especie.

9.a Con posterioridad, se conoció en las comarcas españolas la clase de criados asociados, los cuales trabajaban las tierras del amo bajo la dirección de éste, mediante la manutención de todo el año, algunas fanegas de grano para sembrarlas en provecho propio en terrenos de aquél, cierta pequeña remuneración anual en metálico para atender a sus gastos particulares, y una determinada participación en los beneficios de la casa, fijada en un tanto por ciento.

10.a En algunas regiones inglesas existe una nueva clase de cultivadores, conocida con el nombre de subarrendadores de cultivos, los cuales toman en arriendo extensos terrenos para dividirlos en pequeñas parcelas, que subarriendan a la vez a los labra-dores pobres.

11.a Finalmente, se conoce también una clase de cultivadores colonizadores, quienes se comprometen a explotar los baldíos nacionales que les ceden los gobiernos, por razones políticas, financieras, penales o estratégicas, con el fin de que pueblen y hagan fructíferos determinados territorios.

Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Economistas Diccionarios Presentaciones multimedia y vídeos Manual Economía
Biblioteca Virtual
Libros Gratis Tesis Doctorales Textos de autores clásicos y grandes economistas
Revistas
Contribuciones a la Economía, Revista Académica Virtual
Contribuciones a las Ciencias Sociales
Observatorio de la Economía Latinoamericana
Revista Caribeña de las Ciencias Sociales
Revista Atlante. Cuadernos de Educación
Otras revistas

Servicios
Publicar sus textos Tienda virtual del grupo Eumednet Congresos Académicos - Inscripción - Solicitar Actas - Organizar un Simposio Crear una revista Novedades - Suscribirse al Boletín de Novedades
 
Todo en eumed.net:
Eumed.net

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet